Archivo por meses: Noviembre 2015

Nuevo libro: Kohlberg revisited

Kohlberg revisitedRecomiendo este libro. Buena lectura para todos los interesados en el campo del desarrollo moral, especialmente en el trabajo clásico y siempre necesario de Lawrence Kohlberg. Aquí un anticipo.

Aprovecho para recomendar toda la serie Moral Development and Citizenship Education, de Sense Publishers. Tiene libros muy buenos.

La filosofía en la educación

Reiteradas veces he tocado el tema del lugar esencial e irremplazable que ocupa la filosofía en la educación. Los tiempos no le son favorables, lamentablemente, así que nunca está demás seguir abogando por ella. Aquí un buen artículo sobre esta problemática de elmundo.es.

Más filosofía y menos sandeces como el emprendedurismo, es lo que nos hace falta.

Nuestra ponencia en Santos, Brasil 2015 (with English version)

OLYMPUS DIGITAL CAMERALa 41 conferencia de la Association for Moral Education fue especial por varias razones. La primera es que por primera vez fue en un país latinoamericano, Brasil (ciudad de Santos, estado de Sao Paulo), un tremendo logro para una asociación poco acostumbrada a realizar sus conferencias en el hemisferio sur. Lo segundo es que esta vez conseguimos ir con dos de nuestros aliados del pueblo Asháninka, Reyder Sebastián y Benigno Vicente, y así, ellos y nosotros (el profesor Enrique Delgado y yo) tuvimos un simposio conjunto.

Aquí el resumen de nuestras cuatro ponencias: » Leer más

Non Tsinitibo: Juegos del pueblo Shipibo y su uso pedagógico

Estoy muy feliz por este artículo que acaba de salir. Es muy significativo por varias razones: primero, porque es el primer artículo colectivo que producimos en el G-CAD, el grupo de investigación que yo coordino.

Segundo, porque la autoría la compartimos con dos profesores del pueblo Shipibo, Gamaniel Monteluisa y Verena Valera. Es parte de nuestro compromiso con los pueblos con los que trabajamos contribuir a ponerlos en la agenda pública, y crear conocimiento no sobre ellos sino con ellos. Es un orgullo tenerlos de co-autores.

Tercero, y esto es poco usual en la academia, estoy feliz porque el artículo incluye párrafos en Shipibo, lo que nos llena de orgullo y satisfacción. Es la única manera de reivindicar las lenguas originarias, y agradezco mucho a la revista que comprendió la necesidad de hacerlo y lo aceptó.

No digo más. El artículo se descarga aquí.

 

 

¿Cuantos “valores” hay aquí?

A Paulo le dejaron en el colegio como tarea escribir una historia que tuviera un “conflicto de dos valores”. Me pidió ayuda porque no entendía bien lo que debía hacer, y en base a una noticia que habíamos escuchado el día anterior, lo orienté de esta manera:

Imagínate que hay un perro muy maltratado, amarrado en la azotea de la casa de tu vecino, sin comer ni beber por varios días, expuesto al sol. Y a ti te conmueve y te enoja su situación y crees que lo correcto es salvarlo. Pero para salvarlo, tendrías que meterte en la casa del vecino, de alguna manera violentar su propiedad, y además, robar al perro que no es tuyo. Estás frente a un conflicto porque para salvar al perro tienes que robarlo“.

Con esas ideas y una breve explicación sobre lo que significa un conflicto moral, Paulo escribió su cuento.  ¿Resultado? la profesora lo desaprobó.

Lo que me preocupa de este asunto no es la calificación de la profesora, porque eso la verdad a mi me tiene sin cuidado. Lo que me preocupa y molesta (y mucho), son las razones de la desaprobación: la profesora le dijo a Paulo que su historia solo tenía un valor, salvar la vida del perro, porque robar no era un valor.

Creo que no hace falta razonar demasiado para darse cuenta de que si robar no le parece un valor, entonces todo lo que debía hacer era invertir la idea, identificar su negativa (p y ~ p) para darse cuenta de que respetar la propiedad privada (o no robar, para hacerlo más concreto) sí lo es. La verdad es que los profesores tendrían que prepararse más, o estar abiertos a recibir críticas y sugerencias cuando se equivocan. Decirle a un niño que está equivocado cuando no lo está, y encima desaprobarlo por ello, es injusto. Es además una mala práctica pedagógica y una evidencia de  que no se domina el tema que se está enseñando. Sobra decir que ninguna de estas cosas debiera pasar en ningún colegio, a ningún niño.

 

Sobre la identidad moral

He escrito varias cosas sobre la identidad moral en este blog. Ahora lo que quiero hacer es dejar este artículo:

Wainryb, C.  & Pasupathi, M. (2015). Saints, and the Rest of Us: Broadening the Perspective on Moral Identity Development.  Human Development 58, 54-163

Es una respuesta a un artículo previo, y cuestiona la teoría de la centralidad, que es la que prima hasta ahora en el estudio de la identidad moral. Se lee: aquí.