Impostor

[Visto: 122 veces]

30 de setiembre de 2019: Golpe de Estado

Por Aaron Salomón- Político.pe
Tuvieron que pasar 27 años para que un presidente de la república aseste un nuevo golpe de Estado. El último lunes, Martín Vizcarra, como ocurrió el 5 de abril de 1992, disolvió inconstitucionalmente el Parlamento al considerar denegada de manera “fáctica” la cuestión de confianza para modificar la elección de los miembros del Tribunal Constitucional.
“Ante la negación fáctica de confianza, decidí disolver el Congreso y llamar a elecciones de congresistas de la república”, dijo en su Mensaje a la Nación.
Vizcarra “interpretó” que la confianza le fue rechazada porque el Congreso continuó con el proceso de designación de nuevos tribunos –que inició en noviembre del año pasado– antes de que el entonces premier Salvador del Solar expusiera los argumentos por los que el Gobierno planteaba por tercera vez el recurso constitucional.
Sin embargo, en ninguna parte de la Constitución dice que se puede considerar una confianza rechazada sin que esta haya sido presentada formalmente en el Pleno.
Mientras el jefe de Estado anunciaba en Palacio de Gobierno el cierre del Parlamento, al mismo tiempo en el Hemiciclo se aprobaba la cuestión de confianza. Al mandatario jamás le interesó cambiar las reglas para la elección del TC, así como tampoco le importaron las reformas políticas y judiciales, y menos el adelanto de elecciones generales (¿acaso ha renunciado tras la dimisión de Aráoz a la vicepresidencia?): su objetivo siempre fue cerrar el Congreso de mayoría opositora para escalar en las encuestas.
Las fuerzas democráticas, encabezadas por Pedro Olaechea, suspendieron un año al dignatario por incapacidad temporal –una acción, vale decir, que también se ubica en la nebulosa constitucional–, ya que había disuelto el Congreso de forma ilegal. Así, Mercedes Aráoz juró como presidenta interina de la República. Por primera vez en la historia, una mujer ocupaba el máximo cargo público.
En este juramento, por supuesto, no estuvieron presentes los representantes de las bancadas de izquierda, quienes pretenden eliminar el capítulo económico de la Constitución. Y es que realmente el comunismo es el sistema más igualitario que hay: a todos los vuelve pobres. Martín Vizcarra, por su parte, nombró a Vicente Zeballos –el mismo que le reza al póster del asesino Ernesto ‘Che’ Guevara– como primer ministro.
El partido estaba empatado hasta que los altos mandos militares y policiales se arrodillaron ante Vizcarra. Son tan torpes que hasta se tomaron una foto mostrando los dientes. Esa misma postal servirá para enviarlos a la cárcel junto al presidente golpista. ¡Cobardes!
Las calles celebran el cierre del Congreso. No es novedad. Le festejaron igual a Alberto Fujimori. Es harto paradójico: los antifujimoristas resultaron más albertistas que los propios fujimoristas. Apunten los nombres de TODOS los que apoyan este nuevo golpe de Estado. La historia los juzgará, pues ya estamos, señores, en una DICTADURA.
Otrosí: Demasiada bonanza ha idiotizado a los peruanos de mi generación. Mis coetáneos –antifujimoristas ellos por culpa de caviares infiltrados en el sector educativo y engañados por la prensa vendida– apoyan agenda izquierdista. Ya los quiero ver haciendo colas por un pedazo de pan. ¡Comerán piedras!

Confiep rechaza disolución del Congreso: “Es una violación a la Constitución”

La Confiep, el gremio más importante del país, rechazó la medida del presidente de la república, Martín Vizcarra de disolver el Congreso y advirtió que esto sumerge al país en una profunda incertidumbre.
“Los peruanos, sin distinción alguna, estamos obligados a cumplir la Constitución y las leyes. Los empresarios, agremiados en la Confiep expresamos nuestro enérgico rechazo a la violación de la Constitución y al sistema democrático que ha perpetrado el Presidente de la República, Martín Vizcarra, con un argumento inconstitucional”, señala el gremio de gremios en un comunicado.
La Confiep sostiene que la cuestión de confianza solicitada por el Presidente del Consejo de Ministros al Congreso de la República, fue debatida y aprobada dentro del tiempo que establece el reglamento del Congreso.
“La decisión del Presidente de interpretar la Constitución para disolver el Congreso, ha sumergido al país en una grave incertidumbre. En estos difíciles momentos, los peruanos debemos reafirmar nuestro compromiso por un Perú unido, desarrollado y democrático”, agrega el gremio.
La Confiep finaliza el comunicado señalando que los peruanos no merecemos un nuevo retroceso como el que estamos presenciando.
Además, indican que no abdicaran en continuar trabajando por una nación próspera, unida y con oportunidades para todos. Invocamos a la ciudadanía a mantener la serenidad y la calma en estos momentos cruciales para el país.
Fuente: Radio Programas del Perú.

GOBIERNO ACEPTA ENTREGAR S/524 MILLONES A ODEBRECHT COMO “COMPENSACIÓN”

Ahora que ya no hay Congreso que haga control político y se oponga a la medida, Procuraduría recula y dice que permitirá el pago para que continúe la colaboración eficaz, no obstante las gruesas mentiras y ocultamientos en que ha incurrido la empresa en el caso del Gasoducto Sur Peruano.
El procurador ad hoc del caso Lava Jato, Jorge Ramírez, defendió el acuerdo de colaboración eficaz suscrito entre el Ministerio Público y la Procuraduría con la empresa brasilera Odebrecht y anunció, finalmente, que no se opondrá a que el Estado entregue S/ 524 millones en “compensaciones” a la citada constructora brasileña.
Cabe señalar que este pago había sido observado por el Poder Judicial, dado que la empresa Odebrecht tiene investigaciones abiertas por corrupción, y también por el Congreso de la República, que había convocado al procurador Ramírez a través de la Comisión de Fiscalización.
Sin embargo, la disolución inconstitucional del Parlamento, ordenada por el presidente de facto, Martín Vizcarra, acabó con toda la oposición al acuerdo y ahora, transcurridos dos días, el gobierno le asesta una puñalada al país y demuestra que el más beneficiado con la permanencia del golpista es Odebrecht.
Según indicó esta millonada otorgada a la empresa que robó miles de millones de soles al país en obras sobrevaloradas y mal ejecutadas, incurriendo para ello en el soborno a altos funcionarios -incluidos presidentes- busca obtener a cambio información sobre los proyectos ejecutados por la compañía.
“La Procuraduría, en el ejercicio de su autonomía, respalda el acuerdo firmado por el Ministerio Público y la empresa Odebrecht en todos sus extremos. En ese sentido, se está prefiriendo que prevalezca la verdad y tener información de quiénes han cometido estos graves crímenes contra el Estado peruano”, señaló.
El procurador Ramírez se ratificó en su postura de que se cumpla con el acuerdo y, en virtud de esto, se disponga la devolución de los más de S/524 millones a la empresa brasileña por la venta de la hidroeléctrica de Chaglla (Huánuco) a un consorcio estatal chino.
Esto, luego de que el abogado de Barata revelara que la empresa enfrenta problemas económicos que le dificultan colaborar con las autoridades peruanas.
El procurador precisó que el objetivo de las colaboraciones eficaces es “tener información y las pruebas de quiénes han cometido delitos”.
Asimismo, mencionó que la ley que creó este mecanismo estableció beneficios a cambio de la información, como la posibilidad de que la empresa que se acoja -Odebrecht en este caso- pueda concursar en licitaciones públicas y, en caso estas le sean adjudicadas, pueda contratar con el Estado.
“Estos beneficios se dan con la idea de no quebrar a las empresas y que puedan seguir operando en el país para seguir reportando las pruebas y colaborando con la justicia peruana”, señaló en entrevista con RPP.
Fuente: www.manifiestoperu.com

Tartuffe

Orgón es un personaje bastante importante que ha caído bajo la influencia de Tartufo (Tartuffe es el nombre dado a la trufa, un hongo escondido bajo tierra), un falso devoto, que busca quedarse con todos los bienes de Orgon. De hecho, los únicos que no se han dado cuenta de la verdadera naturaleza de Tartufo son Orgón y Madame Pernelle, su madre. El mediocre y ladino Tartufo exagera la devoción y ha llegado a ser el director espiritual de Orgón. Este aventurero está tratando, además, de casarse con la hija de su benefactor, al tiempo que trata de seducir a la segunda esposa de éste, Elmíra, mucho más joven que su marido. Una vez desenmascarado, tratará de aprovecharse de unas donaciones (firmadas) que Orgón le ha transmitido para tratar de echar a éste de su propia casa. Va incluso ante el rey, pero éste, hace que Tartufo sea detenido debido a que se da cuenta de que Tartufo es un estafador.
La obra fue presentada ante el Rey antes de su estreno en una versión inconclusa con sólo tres actos. Aun así, consigue indignar al partido de los devotos por su contenido. La Compañía del Santo Sacramento utilizó su influencia para conseguir que la obra se prohibiera. Veían en ella un ataque frontal a la religión y a los valores que ellos propugnaban. Es cierto que tras la crítica de la hipocresía, que es el tema principal de la obra, se esconde también un ataque al papel demasiado influyente que tenían algunos devotos directores espirituales, que en realidad eran saqueadores de herencias.
El arzobispo de París, Hardouin de Péréfixe, llega a amenazar con la excomunión a cualquiera que represente o escuche la obra, a la que acusa de ser un virulento ataque a la religión. Hay que esperar hasta febrero de 1669 para que Luís XIV de Francia autorice a Molière a representar su obra, que recupera además su título original de Tartufo.
El personaje Tartufo describió de manera tan excelsa al ser hipócrita que este nombre es utilizado ahora en el Diccionario de la Real Academia Española para definir a la persona hipócrita y falsa.
Fuente: Wikipedia.

Puntuación: 5 / Votos: 42

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *