Archivo de la categoría: Entrevistas

Urgente remoción

[Visto: 204 veces]

Presidenta de Federación de Enfermeras MINSA: “Una bachiller en Enfermería ha muerto SIN RECIBIR SU PRIMER SUELDO, y no sabemos si accedió al seguro de vida”

En entrevista, Mónica Ríos, decana del Colegio de Enfermeros, denuncia: “Zamora fue asesor de la exministra Liliana La Rosa, y por esto ella lo apoya usurpando cargo de decana”:
Mónica Ríos, Decana del Colegio de Enfermeros
1.- “Zamora fue asesor de la exministra Liliana La Rosa, y por esto ella lo apoya usurpando cargo de decana del Colegio de Enfermeros del Perú”.
2.- “En Iquitos existen QUINCE colegas con oxígeno, dos colegas con soporte de respiración mecánico y una colega muerta”.
3.- “Me aúno al pedido del decano del Colegio Médico para que renuncie Zamora”.
Zoila Cotrina, presidenta de la Federación de Enfermeras del MINSA
1.- “Mañana cierra el Hospital de Iquitos porque ha colapsado”.
2.- “Lo más grave es que dentro los cuarenta días de su gestión, el ministro Zamora nunca se reunió con la Federación de Enfermeras del MINSA”.
3.- “Seguimos buscando una reunión con Zamora sin ningún resultado”.
4.- “Esta noche en el Hospital María Auxiliadora todo el personal de salud del área de triaje estuvo fuera por falta de implementos básicos de protección”.
5.- “En Iquitos están tercerizando enfermeras. Una bachiller en enfermería ha muerto SIN RECIBIR SU PRIMER SUELDO, y no sabemos si se benefició con el seguro de vida universal dispuesto por el gobierno”.
6.- “No existen medicamentos protocolizados por el MINSA”.
7.- “No estamos sintiendo seguridad para prestar nuestro ejercicio profesional”.
8.- “Exigimos un ministerio que tenga capacidad de liderazgo, con medidas de sanción para funcionarios que no gastan presupuesto asignado a salud”.
Fuente: Político.pe

Colegio Médico pide remoción de Víctor Zamora y le abre proceso ético por declaraciones

El Colegio Médico del Perú (CMP) anunció que solicitará al presidente Martín Vizcarra que remueva de su cargo al ministro de Salud, Víctor Zamora, por sus declaraciones respecto al pedido de evacuación a Lima de los médicos que resultaron infectados con el COVID-19 cuando cumplían sus labores en regiones.
Además, informó que se iniciará un proceso indagatorio ético-disciplinario a Zamora por dichas expresiones.
“Como un acuerdo unánime del Consejo Nacional (del CMP), hemos decidido pedir al presidente de la República la remoción del cargo de Víctor Zamora como ministro de Salud”, expresó Miguel Palacios, decano del Colegio Médico del Perú, en conferencia de prensa.
“(Vamos) a encargar y comisionar al Consejo Regional de Lima (del CMP) para que elabore el documento mediante el cual se puede proceder al proceso indagatorio ético-disciplinario al doctor Víctor Zamora”, agregó.
¿Qué dijo Zamora?
En una entrevista con radio Exitosa, el ministro de Salud señaló, al ser consultado sobre el traslado prioritario a Lima de los médicos infectados con COVID-19, que “desde el punto de vista legal, constitucional, todos los profesionales son igual de ciudadanos que el resto de nosotros. Entonces, las decisiones éticas por las cuales se traslada a uno u otro paciente grave con COVID-19, son muy difíciles de tomar ”.
Fuente: Diario El Comercio.

Aprendo comunismo en casa

Colectivistas del Minedu destruyen el futuro de los niños

Los sectores colectivistas y comunistas del Ejecutivo –sobre todo anclados en los sectores de Salud y de Educación– han lanzado una feroz ofensiva en contra de la inversión privada en la educación, que comprende un tercio de la matrícula en la educación básica y dos tercios en la superior. En el reciente Decreto Legislativo N° 1476 se establece la norma anticonstitucional de que los centros privados informen sobre sus costos variables y fijos, ante la urgencia de dictar clases digitales y ante el hecho de que las pensiones se valoran con criterios de clases presenciales. Según los comunistas del sector Educación, los centros privados ahorrarán mucho dinero con las clases virtuales, sin considerar que el 90% de los gastos de un centro privado está en los 15 sueldos que se pagan a los docentes y administrativos, y apenas un 10% comprende los pagos debidos a infraestructura física.
Ahora bien, ¿es un exceso hablar de una ofensiva contra el sector educativo privado de parte de comunistas que se han apoderado del Ministerio de Educación (Minedu)? De ninguna manera. En una de las clases virtuales que el Minedu imparte –¿no debería también devolver los impuestos gastados por no dictar lecciones presenciales?– una voz que presume de ciencia y conocimiento dice lo siguiente ante nuestros pobres niños: “La discriminación lingüística es una de las tantas discriminaciones que existen en nuestra sociedad, al lado de la discriminación de la raza, el género, la cultura y el nivel socioeconómico. Esta situación se debe a que los sectores que controlan el poder político y económico imponen sus ideas y costumbres –es decir, su cultura– como la única válida y legítima en la sociedad. De esta manera las manifestaciones culturales que son diferentes a las de los grupos de poder son juzgadas negativamente”.
Aunque no lo crea, no se trata de una perorata senderista en un aula universitaria. Es parte del programa “Aprendo en casa” del Minedu. Pero allí no queda la cosa. Luego la voz que presume de sabiduría y ciencia agrega: “… las diversas variedades de castellano que no coinciden con las expresiones lingüísticas de los grupos de poder son discriminadas y marginadas. La variedad de castellano de los grupos de poder es la ‘llamada variedad estándar’ y es a la que se accede a través de instituciones educativas privilegiadas”.
¿De dónde sacan estas teorías? ¿Acaso el idioma castellano (o español) no es una lengua estandarizada por la Real Academia Española con regionalismos, modos y dejos? En el Perú se hablan diversos castellanos por los regionalismos evidentes del país. Claro que se habla un español, culto, ilustrado, universitario en Lima, Cusco, Arequipa, Tumbes, Loreto, dependiendo de las universidades. Pero, ¿de dónde se saca que los dejos provincianos o no clasemedierios en el Perú son marginados? Alberto Fujimori y Alejandro Toledo fueron elegidos jefes de Estado hablando un español que no era clasemediero para nada. El racismo a la inversa que promueven los comunistas tiene un claro objetivo: desatar el resentimiento social de la mayoría de niños de origen andino contra los sectores sociales citadinos. Una verdadera brutalidad comunista desde cualquier punto de vista.
Pero el video tiene más sorpresas. Una lingüística comunista, Virginia Zavala, de Proeduca GTZ, confirma la tesis de “la voz científica” y señala “que hay una élite letrada que impone una manera de hablar como la más correcta, la más superior, la más normal, y relega a otras variedades como no correctas”. ¿A que élite letrada se refiere? ¿Acaso al Comité Central de Sendero Luminoso que degollaba a los peruanos rurales cuando ellos no hablaban “el español estandarizado” por el Comité Central que el mando senderista proclamaba? Lo peor de todo es que la voz que presume de ciencia termina diciendo que los defensores del español de los poderosos no utilizan “criterios científicos”.
El comunismo está de vuelta, con el objetivo de controlar la educación en el Perú. De allí la embestida anticonstitucional en contra de la educación privada. De allí los paros estudiantiles a la chilena que se promueven contra los mejores colegios privados emergentes (Trilce, Fermín Tangüis, Clemente de Althaus, San Clemente, Innova Schools, entre otros). De allí este aterrador video que hoy comentamos como parte del programa “Aprendo en casa”.
Nunca debemos olvidar que las masacres senderistas y terroristas de los años ochenta nacieron del control comunista de la escuela pública. Finalmente, fue una guerra de maestros y estudiantes con “español estandarizado”.
Fuente: Editorial Elmontonero.pe

Umberto Jara: Retiro de Víctor Zamora del Minsa es “impostergable”

El periodista y escritor Umberto Jara afirmó que “el ministro Zamora no toma decisiones de salud pública; toma decisiones políticas”.
El periodista y escritor Umberto Jara señaló que el retiro del ministro de Salud, Víctor Zamora, es “impostergable”. A través de una extensa publicación de Facebook, el también abogado señaló que los errores del principal hombre de confianza del presidente Martín Vizcarra en asuntos de salud han causado daño a la sociedad.
“El retiro del ministro Zamora es impostergable para evitar que siga causando más daño con sus diversas decisiones equivocadas y sus constantes mentiras —¿acaso no reportó menos muertos de los que realmente existen?—. ¿Cómo se puede pensar que con disculpas o autocríticas el ministro Zamora va a volverse de pronto capaz?”, sostuvo, en Facebook.
Para Jara, el ministro se ha dedicado a tomar decisiones políticas y no en beneficio de la salud pública. “Nadie repara en un detalle inaceptable: el ministro Zamora no toma decisiones de salud pública; toma decisiones políticas. Es un hombre de izquierda con una agenda que comparte con el primer ministro Zeballos”, describió.
“Es por este sesgo político-sociológico que Zamora, desde el inicio de su gestión, con inmensa irresponsabilidad, no quiso tomar en cuenta la opinión de los especialistas, de los médicos, de los epidemiólogos y entró en conflicto con el Colegio Médico. ¿No recuerdan que cuando empezaron a salir en televisión críticas de especialistas como el Dr. Ciro Maguiña, recién los convocó, no por convicción sino por razones de imagen, y siguió insistiendo en no admitir sus consejos? Basta revisar las noticias”, agregó.
Fuente: Diario EXPRESO.

Camaleones

Los legisladores Edgar Alarcón, Javier Mendoza, Rubén Ramos, María Isabel Bartolo y Jim Mamani renunciaron a la bancada de Unión por el Perú (UPP) y forman bancada Frente Patriótico Etnocacerista

Por – Diario El Comercio.
Cinco congresistas renunciaron a la bancada de Unión por el Perú (UPP) para crear su propio grupo parlamentario denominado “Frente Patriótico Etnocacerista”. El grupo liderado por José Vega Antonio (Lima) se queda con ocho miembros y el Congreso 2020-2021 pasa a tener un total de 10 bancadas.
Los legisladores que integran el “Frente Patriótico Etnocacerista” son Edgar Alarcón (Arequipa), Javier Mendoza (Ayacucho), Jim Ali Mamani (Ayacucho), Rubén Ramos (Puno), y María Isabel Bartolo (Áncash). Según el documento entregado a la Oficialía Mayor del Congreso, Alarcón Tejada será el portavoz titular de dicho grupo parlamentario.
El legislador Mendoza confirmó a El Comercio esta noticia y aseguró que se busca afianzar la propuesta electoral del Frente Patriótico liderado por Antauro Humala. “A nivel de una visión del Frente Patriótico y el etnocacerismo vamos a plantear puntos esenciales como una nueva constitución, servicio militar obligatorio, entre otros de interés nacional”, afirmó.
También dijo que están abiertos a recibir más miembros siempre y cuando estén alineados a su agenda. En ese sentido, Mendoza fue enfático en señalar el liderazgo de Antauro Humala.
Otra fuente allegada al grupo explicó que la ruptura con UPP respondió a que la propuesta de Antauro Humala, no era promovida por José Vega. “Ahora se va a imponer realmente la propuesta del etnocacerismo. Es un bloque que impulsará la agenda que no fue manejada correctamente con UPP”, comentó una fuente.
En lo que respecta la ausencia de los legisladores Posemoscrowte Chagua (Huancavelica) y Roberto Chavarría (Junín), quienes siempre se han mostrado cercanos a Antauro Humala, otras fuentes explicaron que ambos legisladores se encuentran “sancionados”. Este Diario intentó comunicarse con Chagua, pero hasta el cierre de esta nota, no contestó nuestras llamadas ni mensajes.
De esta manera, el Parlamento ahora tendrá diez bancadas parlamentarias. El “Frente Patriótico Etnocarista” será el grupo parlamentario con el menor número de miembros. La correlación de fuerzas parlamentarias queda de la siguiente manera:
Bancada y número de miembros
Acción Popular: 25
Alianza para el Progreso: 22
Frepap: 15
Fuerza Popular: 15
Podemos Perú: 11
Somos Perú: 11
Partido Morado: 9
Frente Amplio: 8
Unión por el Perú: 8
Frente Patriótico Etnocacerista: 5
No agrupados: 1

Loco del martillo

[Visto: 378 veces]

Jorge Montoya: Vizcarra vive en un mundo de fantasía

En sus conferencias de prensa, el primer mandatario presenta una realidad inexistente, sostiene el ex jefe del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas:
-Era un hecho que existía un sector de la población que estaba de paso, ya que vivían en el interior del país o estaban en Lima para trabajar y enviar dinero a sus hogares. ¿Por qué cree que el Gobierno no previno esta situación?
Al Gobierno se le ha ido de las manos el tema del retorno de los peruanos a sus lugares de origen, era una situación que iba a suceder en cualquier momento porque todo se quedó congelado a partir del inicio del anuncio de la cuarentena y había mucha gente en tránsito por diferentes lugares de manera temporal y no se podían quedar más tiempo de lo que podían soportar; eso tenía un límite, en algún momento esa gente iba a dejar de tener recursos para seguir sobreviviendo en Lima y tenían que volver a sus lugares de origen.
-Entonces, ¿qué pasó?
Lo que pasa es que se ha buscado tapar responsabilidades porque el Ejecutivo dice que los gobiernos regionales son los responsables de este hecho, y no es así. El gobierno central es el que debió prevenir esta situación y dirigir su traslado, debería haber un programa de retorno efectivo para que la gente sepa cuándo pueden regresar a sus hogares y se quede tranquila. Mientras que esa gente no tenga cómo regresar y no tenga dónde comer y dónde vivir, va a estar intranquila. Entonces también se tiene que pensar cómo se va a alimentar a esa gente y darles un sitio donde vivir.
-¿Qué se debió hacer?
Este es un problema complejo que lo deben resolver las organizaciones que tengan criterio suficiente e infraestructura para poder actuar. Lo que yo digo es que no se ha llamado al Consejo de Seguridad de Defensa Nacional para que las Fuerzas Armadas ocupen el espacio que deben ocupar. Y es que están haciendo tareas que les ha encargado el Gobierno pero eso no significa que esa sea toda su capacidad. Un ministerio no va a poder resolver este tipo de situaciones, se requiere una organización que pueda movilizar gente en volumen y se están perdiendo los esfuerzos que se realizan porque no tienen un resultado positivo.
-Hay ciudadanos que están caminando hacia sus pueblos porque ya no pueden esperar que los trasladen…
Hay gente tirada en la pista, caminando, niños llorando no solo en Lima sino en otras partes del país que también quieren salir del lugar donde están. En la situación de organización actual no se puede solucionar el problema; el Consejo de Seguridad de Defensa Nacional tendría que tomar cartas en el asunto, hacer un planeamiento con el comando conjunto, que sea aprobado, y allí se puede efectuar la ley de movilización que permite la requisa de bienes cuando el Estado los necesita.
-¿Cómo funciona?
Se le paga por los bienes a esas empresas y eso va a servir para el traslado de las personas a sus lugares de origen, yo creo que si se conversa bien con las empresas, las empresas mismas van a hacer el programa para transportarlos porque quieren tener trabajo.
-¿Y los gobiernos regionales?
Tiene que armarse campamentos temporales para recibirlos, ocupar los hoteles y lugares de alojamiento que existen porque no van a ser suficientes. Se trata de una tarea macro, gigantesca. Así como están las cosas se ve que hay una desidia de parte del Gobierno que no toma acción.
-¿Cree que hay falta de experiencia del Presidente o no tiene la asesoría adecuada?
No lo sé, él cree que está tomando acciones porque sale a hablar [en las conferencias de prensa] y cree que estamos en el mejor de los mundos, dice que ya se habló con los gobiernos regionales, que ya se hizo tal cosa, pero no hay resultados y eso se ve en vivo y en directo, porque la gente está allí, en las calles, no es que haya que buscarla.
¿Cómo ve el trabajo de la Policía?
La policía está haciendo detenciones que para mí son el show para los medios televisivos, porque no son reales ni efectivos; no se puede desperdiciar esfuerzos en pelear con una persona para llevarla a la comisaría por incumplimiento de una medida, porque se estaría generando otro foco de contagio. ¿Para qué provocar un contacto directo entre la policía y la persona? ¿Con qué objeto? Se le debe poner la multa correspondiente y que regrese a su casa caminando. Ese tipo de acciones no son efectivas, no generan ningún tipo de disuasión ante la población porque estoy seguro que esa persona tiene mil excusas que plantearle a la policía después. Ese tipo de medidas estorban, gastan esfuerzos y hacen que los policías tengan una mayor exposición para el contagio.
-¿Y los militares están bien protegidos?
Los militares tienen elementos de protección, lo usan y no tienen tanto contacto con la gente como sí lo tiene la policía.
MINISTRO DEBE IRSE
-¿Qué opinión le merecen las muertes en los penales y los motines como protesta por la falta de medidas de protección contra el coronavirus?
En un show mediático han movido cajas que contenían mascarillas para que vean cómo un ministro le entregaba a otro ministro los tapabocas, y eso me parece una pérdida de esfuerzo para entregar 100 mil mascarillas. ¿Cuántos presos tenemos? Casi 100 mil, es decir, se ha dado una mascarilla por preso y ¿cuánto les va a durar? ¿Acaso son inacabables? No se ha pensado cómo se va a proteger a los presos de manera permanente. Eso denota falta de planeamiento y que el problema no ha sido visto. Y cuando revienta y explosiona, allí recién se toman acciones, eso es lo que se aprecia.
-¿También faltó planeamiento?
Sólo hay que analizar los sucesos y la fecha de cuando empezó este problema que fue en marzo y estamos en mayo, no se ha tomado ninguna previsión para ver cómo se maneja el hacinamiento de los presos. Se puede hacer ampliaciones temporales en la infraestructura para que los reclusos no estén tan juntos, es decir se pueden hacer muchas cosas y aquellos presos cuyas investigaciones están en proceso y no están sentenciados, hay que ver la forma como se agilizan sus casos para que se vayan a sus casas.
-Más de tres bancadas del Congreso han solicitado que el ministro de Justicia, Fernando Castañeda, dé un paso el costado. ¿Lo debería hacer?
Hay muertos, tiene que haber un responsable político, ha habido motines en los penales, es decir el ministro debió irse hace rato; y no es porque queramos desestabilizar a nadie, sino que son responsabilidades políticas que deben ser asumidas.
SALIDA DE MORÁN
-¿Qué opinión le merece la salida de Carlos Morán del Ministerio del Interior?
Ha habido un acto de corrupción muy grande en la Policía y siempre hay un responsable político, me imagino que es por eso que se le ha retirado. Cuando se presentan actos de corrupción continuos y se ve un pésimo manejo del personal del Hospital de la Policía tiene que haber un responsable político, independientemente de los responsables orgánicos que puedan caer, tienen que ser sancionados, no se puede pasar por agua tibia, son actos muy graves efectuados en medio de una emergencia.
-El Gobierno ha dispuesto que los adultos mayores no ingresen a los mercados, ¿qué le parece la medida?
Me parece una medida no pensada. ¿Acaso los adultos mayores no tienen derecho a comer? Yo vivo con mi esposa, y ambos somos adultos mayores y, según esta disposición, no podríamos ir a comprar. No se les puede prohibir ir a comprar alimentos; lo que se debería hacer es darles preferencia y no acercarse a ellos. Hay que ponerse en todos los escenarios por más cuarentena que haya. Hay que tener criterio, la supervivencia individual hay que resguardarla. Yo no le puedo prohibir a la gente alimentarse. Con seguridad que es una norma hecha por cuarentones que no tienen la menor idea de cómo viven los adultos mayores.
-¿Hay improvisación?
Es incapacidad para situarse en el problema y dar soluciones válidas.
-¿Qué opina sobre las multas impuestas a aquellos que no lleven mascarilla, que manejen sus carros sin tener permiso de trabajo, entre otras?
Vi en días pasados que detenían a una persona que vivía en una urbanización donde no pasan carros y estaba manejando rumbo a su trabajo y le pusieron una multa de 6 mil soles, lo que no es razonable porque los montos son exagerados. ¿Qué peruano promedio gana lo suficiente para pagar esa multa? Con el agregado de que se le aplica justamente a los que no pueden pagar y se le genera un problema al ciudadano.
-¿A qué atribuye todas estas equivocaciones?
Es que están actuando fuera de la forma orgánica que tiene el Estado para trabajar en emergencias. En ese tipo de situaciones se convoca al Consejo de Seguridad de Defensa Nacional, se hace la planificación y las Fuerzas Armadas guían todo el proceso. No es que queremos militarizar al país. Las FFAA ayudan a que el planeamiento sea mejor, que las medidas que se tomen sean analizadas y que sean efectivas.
¿Cómo está la situación pensionaria de los militares?
Lo que debe buscarse, cuando se salga de la pandemia, es que las remuneraciones sean más justas y hacer una regulación de las cosas que están mal en el tema pensionario de las Fuerzas Armadas. El tema pensionario dejado por Ollanta Humala es desastroso, los grados jóvenes que son los que están interactuando con la población, están sujetos a la nueva ley de pensiones por la cual si el titular fallece, su viuda y sus hijos reciben la mitad. Con ese tipo de defensa para su familia, la gente pierde el entusiasmo porque su familia queda desprotegida. Es inaceptable que las Fuerzas Armadas tengan una situación de desventaja tan grande. En el continente no hay ningún país en donde pase algo así.
-¿Qué ley es?
Se trata de la Ley N° 1133 [de diciembre del 2012] por la cual a los que entran al servicio a partir del 2013, se les aplica el nuevo régimen pensionario que es fatal porque le quita la seguridad a los familiares.
-¿Este gobierno o el nuevo Congreso no han enmendado ese error?
Ese es un problema que está pendiente y hemos hecho todas las gestiones para que se pueda cambiar la norma, pero nadie ha tomado la bandera de esta lucha. Y aprovecho esta oportunidad para que las autoridades reflexionen. Responsables son los políticos de turno, los que dan las leyes [el Congreso] y el Ejecutivo también; todos deben ponerse a pensar que este sistema no puede seguir. Las Fuerzas Armadas son una sola, no hay tres Fuerzas Armadas diferentes, y todos debemos tener los mismos beneficios y estar bajo el mismo régimen. En este caso nos han partido en tres: lo que pasaron a retiro antes del 2012, los que han pasado al retiro después del 2012 y los que han entrado al servicio a partir del 2012, entonces son tres situaciones diferentes que no pueden seguir así.

Gato encerrado en los bonos del MEF

Por Plinio Esquinarila- Diario EXPRESO.
Presentan como triunfo una tasa de interés de 2.7% cuando en todo el mundo se ofertan a tasas de menos del 1% y tasas negativas.
El 16 de abril la ministra de Economía y Finanzas, María Antonieta Alva, anunció la concreción de “una exitosa emisión de bonos en los mercados internacionales”, logrando obtener financiamiento “a tasas mínimas históricas” de 2.39% y 2.78% en dos líneas del llamado Bono Global por un monto de unos US$3,000 millones.
Este optimismo se vio reforzado con la versión de que los inversionistas del mercado de bonos le habían ofrecido al Perú un monto mayor al solicitado, es decir US$25 mil millones, añadió en su red social preferida, Twitter.
“El éxito de la operación es aún más sobresaliente, ya que se realizó en un periodo en el que la crisis del Covid-19 ha impactado fuertemente las economías del mundo, lo cual demuestra la ratificación del Perú como el nuevo activo libre de riesgo de la región”, añadió Alva.
La campaña de las supuestas bondades de los citados bonos soberanos fue reforzada este domingo por el aparato mediático y de encuestas ligado al oficialismo porque la popularidad de la ministra Alva Luperdi fue elevada al 75%, según Ipsos. Hasta aquí la posición del MEF que recibió, el sábado, el espaldarazo público del presidente Vizcarra, en su mensaje habitual después del mediodía. La pregunta que saltó de inmediato en círculos que conocen del mercado financiero es la siguiente: ¿Cómo no van a reaccionar de esa forma en el mercado financiero si los emisarios peruanos están ofreciendo pagar tasas de interés de entre 2 y cerca del 3% cuando en todo el mundo, por la naturaleza excepcional del coronavirus, hay tasas de interés de menos a uno por ciento y hasta tasas negativas, como sucede en Estados Unidos y Europa?
¿O es que en el MEF no están enterados que, por ejemplo, en el viejo continente, Christine Lagarde, exdirectora del FMI y actual presidenta del Banco Central Europeo (BCE), ha anunciado créditos para la eurozona nada menos que de 750 mil millones de euros. Y que su antecesor había fijado la tasa en negativa como lo ha hecho la Reserva Federal (FED) de Powell de los EE.UU. y muchas otras entidades en el mercado de bonos?
Es obvio que ese monto gigantesco es para paliar la crisis causada por la pandemia que ha suscitado enorme desempleo, lo que será contrarrestado con líneas de crédito con tasas bajas y hasta negativas, se dice hasta -3%, con el único objetivo de levantar la economía europea, la que ya venía arrastrando su propia crisis y que la pandemia que azota al mundo la ha terminado de colapsar. Circunstancias parecidas, como ya hemos señalado, a la política crediticia aprobada por la FED de Estados Unidos que, con posterioridad a la decisión de poner una tasa de referencia de 0.25%, se debe sumar las últimas medidas de esta entidad. Nos referimos a los 2 billones de dólares adicionales para reactivar su economía probablemente a tasas ínfimas.
MEDIDAS DE EXCEPCIÓN
La prensa especializada de esos países señala con precisión que esas medidas –en que se compra hasta ‘bonos basura’- son de excepción para financiar principalmente a sus empresas e impedir el cierre total y mantener fuentes de trabajo, todo ello por lo inusitado de la pandemia que ha trastocado toda la producción y los servicios.
Dicho de otra forma, no son las salidas convencionales y de ley que hasta ahora han regido sus sistemas financieros, tanto es así que han echado a caminar lo que llamaríamos “la maquinita” o dinero fiduciario, sin respaldo, que ya ha empezado a inundar el mundo –y la misma Bolsa de Wall Street- con las citadas tasas negativas.
Es obvio que no solo la FED y el BCE están en esa velocidad sino todo el sistema financiero mundial, como se puede ver en el cuadro adjunto, donde los tenedores de bonos de Estados Unidos lo ofertan en tasas negativas de -0.01 y -0.001, aunque en otros casos la tasa es mínima: +0-14, +0.031 y +0.053.
Las circunstancias son parecidas en Gran Bretaña, donde los bonos se ofertan algunos en positivo mínimo (+0.002 y +0.001) y otra en negativo (-0.001). En un país que tiene el mismo grado de inversión que el Perú, Tailandia, la mayoría de sus bonos tiene tasas negativas y solo uno positivo y mínimo, como en otros países.
Y no se diga, según el especialista Dennis Falvy, que la tasa para países del tercer mundo, como el Perú, no puede ser igual que el de los países del primer mundo por el factor riesgo-país.
“Cuando hay este tipo de pandemias y situaciones excepcionales, no hay riesgo, con mayor razón si se dice que la economía peruana ha mostrado su solidez macroeconómica y una probada capacidad de pago”.
“Más si le han hecho creer al país que tenemos las espaldas financieras suficientes para cubrir los 12 puntos del llamado PBI y afrontar la crisis sanitaria y económica, lo que significa unos US$27,000 millones o su equivalente a 95 mil millones de soles, que algunos lo quieren estirar hasta 20 puntos del PBI. Eso es locura y amor al dinero sin escrúpulos”, subraya.
ÚLTIMO RECURSO
Para otros expertos como Carlos Repetto Castro, asesor financiero registrado, Series 66 y 7 2003-2012 de Estados Unidos, los bonos se pueden usar como último recurso para reactivar la producción y no para gasto corriente.
“Pero el titular del Banco Central de Reserva, Julio Velarde, ha liberado recursos, con seguridad incluido para el programa Reactiva Perú, por S/30,000 millones, ¿por qué entonces se han ido al tropel al mercado financiero de bonos para conseguir los US$3,000 millones, si el mismo tiempo Velarde ha anunciado que está gestionando un crédito stand by por US$18,000 millones? No hay otra explicación que la comisión en el negocio de los bonos, una comisión que se paga por adelantado”, desliza Repetto en una columna que publicamos en esta edición.
Dicho de otra forma, dicen que en el Perú nos sobra la plata, que nuestra capacidad de endeudamiento es alta, pero se usan prácticas convencionales y tradicionales para conseguir el crédito anunciado por Alva Luperdi. Además, en circunstancias en que en el mundo sí está inundado de dinero para créditos baratos, como está más que claro en Europa y Estados Unidos, afirman.
Vivimos pues, añaden los especialistas, una situación anormal que nunca se ha visto en el mundo en la que bancos centrales como el europeo han pasado a ofrecer los créditos más baratos y de tasas negativas de la historia.
¿Los técnicos del MEF no podían acogerse a esta nueva realidad? ¿Por qué escogieron los métodos convencionales? Esa es la pregunta que deberían responder a cualquier comisión de Economía si el Congreso de la República funcionara como es debido.
El hecho de no recurrir a las tasas baratas del mercado de bonos nos dice que acá hay gato encerrado o comisión millonaria, “al mejor estilo de PPK y sus discípulos ya conocidos y vividores de los bonos, incluso con más de 6 % de tasas de interés en tiempos de superávit fiscal”, se escribe en las redes sociales. ¿Quién está tras todo este affaire? ¿Jaime Saavedra y Hugo Ñopo, ambos ligados a la ONG Grade? ¿Alonso Segura? ¿El estudio Echecopar?
SE PUDO CONSEGUIR A TASAS MAS BAJAS
Para el exministro de Economía Jorge Baca Baca Campodónico, las tasas de interés de los bonos conseguidas por la actual titular del MEF parecieran haber sido pactadas “en una situación previa a lo que estamos viviendo ahora [como la pandemia]”.
Además, Baca Campodónico enfatizó que el Gobierno pudo conseguir tasas más bajas, debido a la situación económica que se vive a nivel mundial.
“En teoría, debería haberse podido conseguir una tasa más baja, para que reflejara las circunstancias actuales del mercado. Por eso creo que estos bonos se han estado elaborando mucho antes de todo este tema que vivimos actualmente”.
SON COSAS DISTINTAS
En cambio, el economista Manuel Romero Caro sostiene que no se puede comprar la tasa de referencia de la FED con la de los bonos peruanos. “La tasa de 0.25% es una tasa de corto plazo para los bancos americanos, que le ponen además sus tasas y comisiones propias”, afirma.
“Otra cosa muy distinta son las tasas para bonos en dólares a más de 10 años. Son dos productos diferentes”, agrega.
También Romero pone como ejemplo a Chile, “con un riesgo país similar al peruano [que] en enero colocó US$1,400 millones de bonos en dólares a una tasa de 3.407%. Panamá colocó $2,500 millones a una tasa de 4.5%, pero a un plazo de 50 años”, subraya. 

No nos culpabilicen

Por Mariella Balbi- Diario EXPRESO.
Un mandatario suplente como Martín Vizcarra –no fue elegido y gobierna desde el 2016–, que dio un golpe de Estado disolviendo arbitrariamente el Congreso (por más que cuatro cuestionados miembros del TC lo avalaran), no puede culpabilizarnos diciendo que nos contagiamos vertiginosamente y morimos por incumplir la irreal cuarentena que nos ha impuesto.
Menos aún endilgarles a gobiernos anteriores la responsabilidad del desastroso sistema de salud que tenemos. El pez por la boca muere. Hace un año dijo que entregaría ochenta hospitales, dos por semana. Insistir en imputarnos la expansión del coronavirus por no meternos al clóset revela que no tiene una estrategia clara para enfrentar la pandemia. Que se dé una vueltita por Villa El Salvador, hay un hospital magnifico inaugurado por el expresidente García que está abandonado por mezquindad política e inutilidad en la gestión. Ojo, Vizcarra postuló por el APRA en el 2006.
Debería explicarnos cómo se contagiaron los alumnos de la Escuela de la PNP, los numerosos miembros de las FF. AA. y Policiales, así como la población penitenciaria donde la propagación del COVID-19 es de mecha corta. Vemos que hay corrupción generalizada en torno a las compras sanitarias. En el Ministerio de Salud, en la Policía hay sobrevaloraciones, productos pasados o que no llegaron. Pero poco se dice. Gracias al manejo mediático Vizcarra tiene suerte.
La informalidad del Perú llega al 70%. Entonces se debe gobernar para esa realidad. La mayoría de peruanos es pobre y se les dice que no salgan al mercado todos los días. Se da un bono ¡en dos partes! y la aglomeración, junto con la desesperación, propaga inevitablemente el coronavirus.
Vizcarra tiene poca empatía con los peruanos. Podría acordarse de los comedores populares, donde se recogen porciones, que descongestionarían los mercados. O utilizar las ‘súpercarpas’ y la logística que tienen las FF.AA. y Defensa Civil, y atender a quienes requieren de atención inicial y tomar pruebas. No es tan difícil. Pero las colas son largas y nos devuelven a casa.
Nadie encuentra atención cuando tiene síntomas. La gran desgracia actual es que entre la corrupción en compras y la nula planificación del gobierno NO HAY PRUEBAS, ni moleculares ni serológicas. Es exclusiva responsabilidad del Ejecutivo. Se empeñó en las pruebas rápidas (PR), cuando toda la comunidad científica le dijo que no detectaban el coronavirus.
Además ha creado un zafarrancho de irreales estadísticas al mezclar unas pruebas con otras. Es impostergable que se adquieran pruebas moleculares y se apliquen a discreción. Que nos diga claramente por qué no las compra y no se soslaye más una explicación a la ciudadanía sobre este crucial tema.
¿Imagina el funcionamiento del transporte cuando termine la cuarentena? Culpabilizarnos por salir a comprar ha generado racismo. Ya ‘cholearon’ y adjetivaron a los sectores populares, imputándoles la propagación del coronavirus.

Ciro Peraloca

[Visto: 242 veces]

Colegio Médico: “Para el 10 de mayo la cuarentena se va a levantar sí o sí, no podemos esperar más”

Por – Diario Correo.
Ciro Maguiña, infectólogo de la Universidad Cayetano Heredia y vicedecano del Colegio Médico del Perú, afirmó que la cuarentena por el nuevo coronavirus, COVID-19, debe terminar el 10 de mayo y que no tiene sentido ampliarla más si la ciudadanía no obedece.
“Para el 10 de mayo la cuarentena se va a levantar sí o sí, ya no podemos esperar más. Ya estamos en la octava semana, la curva termina en 11 semanas. Si con todas las medidas que hemos hecho, la gente no colabora, qué cosa se hace manteniendo. Ya no tiene sentido mantenerlo”, expresó en diálogo con Correo.
La historia juzgará
Asimismo, Maguiña lamentó que el Gobierno no haya acogido su propuesta de que se aplique el toque de queda de manera interdiaria y dijo que “la historia juzgará”.
“Ahora a resistir, que hayan más camas, más tratamientos médicos, que hayan más ventiladores. Toca resistir, ya no queda otra opción. Eso debió aplicarse el lunes, se ha perdido esta semana. Dije la vez pasada que si no se iba a hacer caso, la historia juzgará, lo dije con el Colegio Médico, pero no lo ha querido hacer, son decisiones de otra índole”, indicó el vicedecano a este diario.
Nueva estrategia
Ciro Maguiña recomendó otra estrategia para evitar que el coronavirus continué propagándose en el país: los cercos comunitarios. ¿De qué se trata esto? El infectólogo lo explica.
“Los cercos se hacen en las comunidades. Vas a un barrio de 50 casas, encuestas con la prueba rápida y si encuentras un caso positivo, todas familiares se quedan en cuarentena obligatoria Para ayudarlos les damos sus víveres”, precisó el especialista.
Según Maguiña, los cercos comunitarios deberían aplicarse desde esta semana y durante todo este mes para contener la propagación del COVID-19.
“Que se apliquen los cercos, la medida más importante que no se ha hecho todavía, o se ha hecho poco, para todo este mes. ¿Cuál es el objetivo? Si tú determinas 500 focos en Lima, multiplicas por 1000 personas, que te dé medio millón focalizado con cuarentena obligada y no circulan en Lima. Al no circular no contagian”, indicó.
¿Para cuándo bajará la curva?
El vicedecano estimó que la curva estaría bajando entre la primera y segunda semana de mayo, pero que todo depende de los ciudadanos para evitar que los casos de coronavirus sigan aumentando.
“Entre la primera semana y segunda semana de mayo debemos estar bajando un poco. La curva no depende de los matemáticos ni de los epidemiólogos, sino de la población. Si hacemos los cercos, si la gente deja de ser chicha y de movilizarse vamos a bajar”, comentó.
“Pasado el 11 de mayo es insostenible. Si la población esta semana sigue circulando ya no tenemos 60 mil, sino 80 mil. Todo está en función a la población. Desde el punto de vista científico, hacer la cuarentena todo mayo, ya no tiene sentido”, agregó.

Traficando con la vida

Por Mariella Balbi- Político.pe
No tendremos el martillazo anunciado por Martín Vizcarra en profusas pseudoconferencias de prensa. La razón es simple y escalofriante: al mandatario y a su ministro de Salud no les da gana de tomar PM masivamente.
El COVID-19 asola al mundo y nos deja inermes frente a la muerte. Son más los gobiernos que cometen yerros al enfrentar la pandemia, menos los que tienen aciertos. Las medidas para combatirlo son conocidas: distanciamiento social, lavado de manos, mascarilla y toma masiva de pruebas moleculares (PM) para cercar al Coronavirus. Solo así podrá reactivarse la economía.
Las medidas deben adaptarse al país informal que somos. Sin embargo, nuestra curva de contagiados sube vertiginosamente. No tendremos el martillazo anunciado por Martín Vizcarra en profusas pseudoconferencias de prensa. La razón es simple y escalofriante: al mandatario y a su ministro de Salud no les da gana de tomar PM masivamente. No hay justificación alguna. Plata no falta, la está regalando a chorros.
Se adquirieron pocas PM a 200 soles aproximadamente, cuando se venden a 80 soles y es posible obtenerlas. El proveedor incumplió con el pedido de mascarillas N95 para los médicos; además, se adquirieron con sobreprecio. Los respiradores malogrados pasan de Tacna a Ate para luego ser desechados. Hace una semana había enfermeras impagadas. Todo huele mal.
Abriendo la faltriquera, dinero de todos, no se resolverá el severo problema económico. Se anunció un nuevo bono familiar: tendremos, como ya vimos, una aglomeración de gente y un probable contagio. Igualmente, permitir el ‘delivery’ u otras actividades es riesgoso e irresponsable. Tendrían que pasar por una PM, y no por una PR, pero ello no ocurrirá.
El sistema de salud ha colapsado. El personal médico trabaja en condiciones indecorosas. Los cadáveres están apilados. Los galenos dicen que quedan solo 50 camas UCI, el gobierno dice 189. La realidad manda, la gente pasa un calvario. Nos anuncian 1000 camas nuevas. Pudieron preverse desde el inicio. Para eso se gobierna. Pero el régimen busca responsabilizar al peruano por el crecimiento del contagio.
No basta decir “quédate en casa”. Sin cerco del coronavirus seguirá el incremento de contagiados. Además las PR no permiten cifras ciertas y son escasas. La comunidad científica duda del descenso del contagio. Eso resta credibilidad al régimen.
Irresponsablemente se envía a provincias a personas que han pasado únicamente la prueba rápida (PR), que solo detectan la enfermedad a la semana del contagio. Se incrementarán casos en las regiones. ¿Los incluirán en las mediciones?
Los ministerios delegan sus funciones a los municipios sin asignarles recursos adicionales. Están sobrepasados y son quienes tienen contacto directo con la población: recogen la basura, desinfectan las calles y auxilian al vecino en caso de coronavirus u otra emergencia. Como no hay recaudación despiden personal, pero tienen que distribuir las canastas alimentarias. El gobierno les sopla la pluma.
La doctora Pilar Mazzetti goza de la confianza y el respeto de la comunidad científica. Ella debería informarnos sobre el avance del coronavirus. La política no puede ir contra la medicina.

La cuarentena se quebró

Por Ricardo Vásquez Kunze- Político.pe
El ministro de Salud, en medio de serias denuncias que lo involucran en tergiversación de cifras, le ha echado la culpa a los migrantes que quieren regresar a sus regiones, diciendo que son ellos los que “cambiaron la curva epidemiológica” prevista por el gobierno.
La naturaleza se abre paso, y no hay ley humana que la detenga. En toda Lima, han estallado protestas de miles de personas que quieren salir en éxodo de la capital hacia sus regiones, y para quienes el Estado se ve impotente de dar siquiera un atisbo de solución. Encima la ministra del Ambiente advierte que llegará un momento en que la policía los tendrá que obligar a pasar la cuarentena en zonas de aislamiento, como en una suerte de campos de concentración.
Cuando llegue ese “momento” ya no habrán protestas sino motines. Tal como viene ocurriendo esta semana en los penales con un saldo de 9 muertos, todos presos, mientras los trabajadores del Inpe siguen contagiándose por la negligencia del Estado en proporcionarles la mínima protección. Este 28 de abril circularon en las redes videos presuntamente actuales de miles que inundaban los mercados de la capital y de grandes avenidas atestadas de autos circulando como si nada en plena prohibición.
El #YoMeQuedoEnCasa fracasó rotundamente, y la especie solo la repite la prensa como un mantra vacío y sin sentido debido a la “agenda propia” de los medios de comunicación, que se han convertido en agencias de relaciones públicas del gobierno. El ministro de Salud, en medio de serias denuncias que lo involucran en tergiversación de cifras, le ha echado la culpa a los migrantes (¡el señor es de izquierda!) que quieren regresar a sus regiones, diciendo que son ellos los que “cambiaron la curva epidemiológica” prevista por el gobierno.
En medio de este caos que pone al gobierno al desnudo, sin alternativas y sin brújula –rebasado completamente por los acontecimientos–, algunos médicos atarantados proponen reforzar una cuarentena que hace agua. En un delirio absurdo, el doctor Ciro Maguiña pide un toque de queda de 24 horas intercalado por pares de días, cuando el antecedente de la salida de hombre un día y mujeres otro día ya demostró su más absoluto fracaso. Lo que pasaría si se llevase a cabo la propuesta de Maguiña es que durante los dos días que todos pueden salir las aglomeraciones en los mercados y comercios serían colosales, alimentando aún más el virus y manteniendo intacta la curva que el doctor pretende bajar (si es que esta no sube). Un disparate por donde se le mire, fruto de la desesperación de no saber qué hacer.
Cierra este desastre de gestión pública que hasta la fecha el gobierno no ha hecho de conocimiento de la PEA las fases de reapertura de la economía, causando incertidumbre y pánico en millones de peruanos a solo una semana de que termine oficialmente la cuarentena.
Opino que la cuarentena ya no tiene ningún sentido. Como lo dije hace más de un mes, esta debió hacerse a la inversa para proteger solo a la población de riesgo mientras los que no lo están debieron seguir produciendo bienes y servicios. También dije que si no se sabía cuál era la cepa de coronavirus (virulento europeo o menos virulento chino) estábamos dando palos de ciego en materia de prevención y tratamiento. No me cansé de afirmar que si la cuarentena era para ganar tiempo para equipamiento del sector Salud, el tiempo transcurrido ha demostrado que fue un lapso tirado a la basura que para lo único que sirvió fue para hacer promesas y retrasar un mal rato que ya habría pasado como pasan todos los virus.
Finalmente, la labor de la prensa ha sido deplorable, como furgón de cola del poder y el dinero del Estado actuando como instrumento de propaganda política y vetando cualquier voz opositora a la oficial. Este es el balance de la cuarentena Vizcarra.

Prevención

[Visto: 149 veces]

Gustavo Medina: “En Puno no vemos campañas educativas para una prevención adecuada del Covid-19″

Por Miluska Pizarro- Noticias SER.pe
En comunicación con Noticias SER, el decano del Colegio de Sociólogos de Puno Gustavo Medina Vilca, advirtió que se aproxima una crisis económica y social en todas las regiones del Perú, por ello propone que se deben abrir espacios de diálogo y trabajo, integrada por autoridades y colegios profesionales a fin de tomar decisiones que ayuden enfrentar la post emergencia del covid-19.
¿Cómo Colegio Profesional han buscado mecanismos de diálogo con autoridades?
Desde el Consejo Regional de Decanos de Colegios Profesionales de Puno se ha buscado sostener diálogos con el Gobernador Regional; sin embargo, no se ha tenido el ámbito donde puedan aportar de manera interdisciplinaria. El aislamiento social ha generado diversas posiciones en el país, unos se han mostrado a favor ya que tienen la posibilidad de mantenerse, en cambio la población que está en contra es porque sus condiciones económicas no le permiten afrontar la cuarentena. Los problemas sociales se van originar por la poca discusión de las medidas que se toma durante este período de emergencia sanitaria, por eso como colegios profesionales hemos querido participar en instancias de toma de decisiones pero los gobiernos no nos han tomado en cuenta.
El presidente del Perú, Martín Vizcarra, el último jueves 23 de abril, indicó que el 75% de la población no contaba con un ingreso fijo ¿a qué reflexión nos conlleva este dato?
Con este dato nos damos cuenta de cómo está la situación económica real de las familias en nuestro país, donde muchos no tienen ingresos fijos. Aparte de la informalidad, las familias se dedican más a la agricultura, ganadería, minería artesanal, actividades de servicios, entre otras, por eso la desesperación y el desacato a las medidas por parte de la población.
El Gobierno dijo que asignará el Bono Familiar Universal, ¿está de acuerdo con este subsidio?
Sí, este Bono Familiar Universal de 760 soles, a hogares que no cuentan con ingresos suficientes, debió ser el único bono, y no estar focalizando.
¿Esta pandemia empeorará el nivel económico de las familias?
Definitivamente, con esta crisis el desempleo aumentará y las actividades económicas no serán las mismas, los negocios se deberán ajustar a la nueva realidad otros negocios tendrán que cerrar y buscar actividades que ayuden a generar ingresos. La situación se pone más tensa, aunque en las próximas semanas las actividades económicas irán reactivándose y deberán adecuarse a las nuevas formas de hacer negocio; otro punto, que debe abordarse es la renovación de contrato del personal que está laborando en el sector público, no sabemos en qué situación se encuentran.
¿Qué factores conducen a las familias el retorno a su lugar de origen?
Desde que se inició el estado de emergencia miles de familias, en todo el Perú, los pobladores han emprendido viajes a sus lugares de origen, esta situación se debe al miedo y a la falta de ingresos que puedan ayudar a la subsistencia. Con esta pandemia estamos evidenciando las brechas de desigualdad, la precariedad de nuestro sistema de salud, el limitado acceso a los servicios básicos, todo eso explica la migración.
¿Qué acciones se deberían implementar para la prevención del Covid- 19?
Hay una debilidad, que es la deficiente comunicación que existe entre autoridades y pobladores, en Puno no vemos campañas educativas que den las recomendaciones adecuadas para cuidarse del Covid-19. Las autoridades deben impartir educación a la ciudadanía informando sobre cómo es el procedimiento con las personas que llegan de otros lados, a las personas hay que mostrarles que se han acondicionado ambientes, garantizarles que su salud no se verá perjudicada; en todo este período no he visto en los mercados material gráfico alguno que de forma didáctica informe sobre cómo cuidarse o como se debe accionar cuando un familiar está con el covid-19.

Fiscalía barata

[Visto: 310 veces]

Enrique Ghersi: En 5 años la Fiscalía no ha podido armar un solo juicio oral

Por PLINIO ESQUINARILA- Diario EXPRESO.
Usted ha dicho que la justicia entendida como venganza desata ciclos de persecución perpetua en el Perú. ¿Cómo es esto, Dr. Ghersi?
Es lo que sucede inevitablemente en el Perú. No hay castigo. Lo que hay es simplemente persecución. Mire el caso de Martín Belaunde Lossio. Él es un primo lejano mío. Lo digo para que no me saquen en cara que no lo he dicho. Mi tío, el padre de Martín, era primo segundo de mi padre. Al margen de simpatías o antipatías, el hecho es que Martín Belaunde ha estado preso cinco años sin acusación fiscal. No lo han acusado de nada. Este hombre, insisto, independientemente que sea culpable o no, ya ha purgado una condena y ni siquiera ha sido acusado. Es un hombre al que lo persiguen, lo extraditan, lo encarcelan y nadie lo acusa de nada hasta el día de hoy. Francamente es un caso que desacredita tremendamente el sistema de justicia.
-¿Qué otros casos como el de Belaunde Lossio?
Bueno, el de los Humala. Los Humala estuvieron presos hace dos años. Los libraron, incautaron su casa, después se la devolvieron, y hasta ahora no presentan la famosa acusación fiscal. Hay por ahí un proyecto de acusación fiscal y están en control de acusación, pero no empieza el juicio oral. También está el caso de Keiko Fujimori, donde hemos llegado a una situación en que el Tribunal Constitucional también la ha declarado libre, ¿no es cierto?, pero hasta ahora la Fiscalía no presenta una acusación contra ella. Y en lugar de acusarla pretenden nuevamente solicitar prisión preventiva. Eso no solamente es un abuso sino una perversión del concepto de justicia. Esto porque la prisión preventiva está hecha para asegurar la investigación. Si el Ministerio Público dice que cuenta con suficientes elementos de juicio, ¿por qué no los causa?
-Algunos observadores dicen que no acusan por no tener pruebas suficientes porque los dichos de los colaboradores eficaces no bastarían para que un magistrado, digamos, los sentencie.
Eso es correcto. Yo el otro día escuchaba a Martín Tanaka, con quien obviamente no coincido en muchas cosas, pero sí en una de sus apreciaciones: le hace un flaco favor a la justicia esta perpetua prisión preventiva al que se quiere someter a la gente sin que tengamos hasta ahora juicio oral. Es indispensable, además, por mandato de la Constitución, que los juicios orales sean públicos. Todo el país debería tener el derecho de escuchar los argumentos no solo de los fiscales -que tienen el monopolio de la información porque cierta prensa le da todas las tribunas- sino también los argumentos de la defensa de los investigados.
El país ya necesita que estos procesos se ventilen en juicio oral.
-Pero no han podido corroborar las versiones de los colaboradores eficaces…
Si no han podido, eso es responsabilidad exclusiva de los fiscales. Ellos tienen que afrontar los juicios con las pruebas obtenidas. Si no han acusado, y han tenido detenida a gente sin acusación, eso -de acuerdo con la ley- puede dar lugar a responsabilidades económicas del Estado peruano. Ya tenemos abundantes sentencias de la Corte Interamericana de Derechos Humanos en casos de personas que han denunciado, por ejemplo, abusos de casos de jueces sin rostro o de prisiones sin justificación en la lucha antiterrorista. Los afectados de hoy pueden tener todo el derecho del mundo a recurrir a la Corte Interamericana para que el Estado peruano sea condenado a pagar indemnizaciones.
-También se habla de que hay abuso del uso de los colaboradores eficaces; resulta que el 70 o el 80 % de los resultados de las investigaciones proceden de los colaboradores eficaces. Y la investigación propiamente fiscal está apenas entre 20 y 30 %. ¿Cómo ve este tema?
La colaboración eficaz está muy criticada en todas partes. Los inventores de la técnica son los norteamericanos. Es muy común en Estados Unidos que los fiscales celebren acuerdos de colaboración con los investigados. También en el país del norte esta figura está muy criticada porque mucha gente dice que no es posible que una persona que admite el reconocimiento de un delito no reciba ningún tipo de sanción. Mucho se ha escrito sobre sobre el tema. De otro lado, los partidarios del sistema dicen que es la única manera de conocer la verdad.
-Como el juez Sergio Moro…
Así es. De otro lado se discute mucho porque en el Perú no era así. Lo modificaron a raíz de la experiencia brasileña porque los cabecillas en la ley anterior no se podían acoger. Como han modificado la ley, ahora en el Perú los cabecillas sí se pueden acoger. El tema yo creo que está sujeto a evaluación. El punto es su efectividad práctica.
-¿Cómo así?
Ya la Corte Interamericana ha establecido las reglas de la compensación para valorar la corroboración de un colaborador eficaz. No basta su palabra ni la declaración de otro colaborador eficaz. Las reglas de la compensación para corroborar las declaraciones de un colaborador eficaz se hacen con hechos. Es decir la versión de un colaborador eficaz puede ser gravitante, pero tiene que corroborarse con hechos, repito. Además debe valorarse la contradicción porque si una persona dijo A y luego como colaborador dice Z, ¿a quién le creo?
CASO OVIEDO PICCHOTITO
Ya las reglas de la compensación para la corroboración de las declaraciones de los colaboradores eficaces forman parte de la jurisprudencia nacional, porque en la casación de Oviedo Picchotito la Corte Suprema de la República ha establecido que es obligación de los fiscales valorar -bajo las reglas de la compensación- las colaboraciones eficaces.
Como no han presentado ninguna acusación, porque estamos en el misterio, no sabemos cómo van a justificar los fiscales dichas colaboraciones. Pero ya se les pasó el tiempo. Es decir, llega un momento en el cual un abogado, un fiscal o un juez tienen que enfrentar la realidad y presentar su caso. Y este es el momento, creo yo, que los fiscales, que tienen un compromiso con el país, tienen que presentar su caso. Y todo el Perú los está esperando.
-¿Qué balance haría del año que pasó en el emblemático caso Lava Jato?
Creo que está por verse porque no hay ninguna acusación. Los fiscales han montado un gran drama ante la opinión pública y eso es lo que es, un gran drama. La empresa ha hecho lo suyo, que es defender sus intereses que es lo más lógico y natural, los abogados de la defensa han querido salvar a sus clientes. Estoy esperando que presenten una acusación para escuchar la teoría del caso, para que comience la película. En estos momentos estamos en los documentales, en los cortos, aún no empieza la función. Que los señores fiscales de una vez empiecen un juicio oral para que todos los peruanos nos sentemos ahí y sepamos lo que está sucediendo. Han pasado cinco años y es un exceso. Me llamó mucho la atención, reitero, que un hombre de izquierda como Martín Tanaka, en el programa de Mávila Huertas, llamara la atención a los fiscales y que dijera que ya es tiempo que empiecen los juicios porque si no el país no les va a creer. Eso es lo que está pasando, mira este ensañamiento con Keiko Fujimori, donde ya hay incluso una sentencia del Tribunal Constitucional.
-Es lo mismo que dijo Rosa María Palacios, Álvarez Rodrich, el núcleo…
Es cierto y hay un grupo de gente que tiene conciencia que se están cometiendo excesos graves y que ya había sucedido en el caso de los árbitros y que ha sido corregido por el Poder Judicial. No puede ser posible que después de cinco años, los fiscales sean incapaces de llevar un caso a un tribunal. Acá hay un punto central y creo que ese es el temor del Ministerio Público por el cual no presentan sus casos y no acusan, ni empiezan los juicios. ¿Son legales los aportes de campaña hechos en efectivo o no registrados en la campaña del 2011? Si el Poder Judicial dice que no son ilegales ni representan un delito, se terminó el caso de la Fiscalía, salvo el del caso Toledo donde hay sobornos. En Brasil, los aportes no son delitos. En Perú, creo que tampoco lo es. Lava Jato será una función cómica, no dramática, si es que pasa eso.
-El problema es que en un tema financiero, como el de Lava Jato, se han centrado en los aportes a los partidos, que apenas superan los US$10 millones y han dejado de lado los sobornos que deben estar por encima de US$200 millones o las sobrevaluaciones en las obras que estarían por los US$15,000 millones.
En la sobrevaloración soy bastante crítico porque lo que he visto es que la Fiscalía se basa en la Contraloría. Lo que se presenta como sobrevalorizaciones son bastante discutibles y siempre tendrá que discutirse y decir que fue excesivo, pero los fiscales lo evaden. Yo creo que van a tener dificultades y no probarán nada. En materia de sobornos, salvo el caso de Toledo, la fiscalía no tiene nada, tiene cosas superficiales. Creo que la Fiscalía tiene que reenfocar todo su trabajo, no sé quién le sugirió esta idea de ir por los aportes y buscar lavado de activos. Claro, es muy teatral hacer desfilar a los líderes de la Confiep por el despacho fiscal, pero puede ser irrelevante. ¿Y por qué no hacen lo mismo con las candidaturas de partidos de izquierda? Sería interesante ver desfilar a las ONG…
-Y cuánto han recibido sea de Brasil o de Venezuela chavista.
Claro. La justicia está pues desequilibrada y quita legitimidad y seriedad a todo esto.
JURISTA LIBERAL ACUSA: CRISIS DE REPRESENTATIVIDAD
Hay fallos del TC que los fiscales no acatan. Magistrados del Ministerio Público se denuncian entre ellos, también los procuradores y funcionarios de menor jerarquía se rebelan ante sus superiores.
Hablando del tema judicial, usted señalaba que entre fiscales se denuncian, entre procuradores se denuncian, hay fallos del Tribunal Constitucional que no acatan en el mismo sistema de justicia. ¿Qué está pasando?
Vivimos una gran crisis de institucionalidad. Cuando vemos que un procurador denuncia a otro, cuando vemos que los fiscales se denuncian recíprocamente, ¿qué está pasando? Y fallos del máximo tribunal de justicia, el Tribunal Constitucional, son abiertamente desacatados por funcionarios de menor jerarquía, como los fiscales provinciales, que además se toman la libertad de decirlo públicamente, más allá del derecho constitucional de crítica a las resoluciones judiciales, pregonando que los fallos se declaren inejecutables. La frase de uno de los fiscales ante la reciente sentencia del TC [del caso Keiko Fujimori] es porque nos encontramos ante una anomia institucional; las instituciones se están disgregando.
CRISIS DE REPRESENTATIVIDAD
Uno ve guerras civiles en todas las instituciones. El TC dividido, la Fiscalía dividida amargamente, el Poder Judicial con constantes problemas de legitimidad. Hemos escuchado la noche del lunes que dos magistrados -uno de la Corte Suprema y una conocida magistrada de la Corte Superior- están involucrados en nuevos audios con el señor Hinostroza. Y vemos permanentes pleitos entre procuradores. Entonces, la única explicación que nos queda es que el Estado tiene una crisis de representatividad. Las personas que ejercen los cargos públicos cruciales en el aparato represivo del Estado, en realidad no representan a la voluntad general. Representan voluntades particulares enfrentadas unas con otras, políticamente, lo cual preocupa enormemente…
-Hay una politización de la justicia.
Evidentemente, y eso afecta el Estado de Derecho. Los ciudadanos en general debemos estar notoriamente preocupados porque los que administran justicia están divididos de esta forma porque nadie tiene la seguridad de nada. La justicia no es venganza, tampoco es el punto medio; la justicia, decían los romanos, es dar a cada quien lo suyo. Mucha gente cree que la justicia es el punto medio, y no es así. Si a ti te roban, el punto medio no es darle la mitad al ladrón y la otra mitad para ti, es devolverte todo. La justicia no es el equilibrio, sino darle a cada quien lo suyo, lo que le corresponde. Esto a veces implica decisiones que son complejas y duras. No da la impresión que eso esté pasando.
NUCLEO JACOBINO
Hay una cosa que a mí me llama profundamente la atención como abogado y observador. Mientras que tenemos una justicia anticorrupción draconiana y unos procesos judiciales que se parecen a los de Moscú, el resto de la justicia sigue siendo lo mismo. Para ejecutar una hipoteca te demoras cinco años, nadie paga sus letras. La corrupción, es notorio, campea en el Poder Judicial, en el Ministerio Público y en la Policía. La prensa informa todos los días de estos escándalos. Pero hay un pequeño núcleo jacobino que quiere ejecutar a todo el mundo y poner penas de 30 o 40 años como mínimo y el resto de la justicia sigue igual que siempre. Entonces, esto incrementa la desigualdad y el desequilibrio y la gente se da cuenta que esta justicia desequilibrada, politizada, es una representación política, no un acto de justicia verdadero, sino un ajuste de cuentas entre grupos políticos rivales.

Pedro Salinas

[Visto: 233 veces]

El Caso Pedro Salinas: De denunciante de abusos a mancillador de honras

Este 6 de noviembre, el doctor Percy García Cavero, conocido abogado peruano, presentará su más reciente publicación titulada “El caso Pedro Salinas: De denunciante de abusos a mancillador de honras”. En este trabajo, García Cavero resume los aspectos más importantes que, desde su punto de vista, sucedieron durante la querella por difamación que le interpusiera el Arzobispo de Piura y Tumbes, Monseñor José Antonio Eguren Anselmi, al periodista peruano Pedro Salinas Chacaltana.
“He tomado la decisión de hacerlo porque el trabajo profesional que tuve que realizar con ocasión de dicha querella me ha mostrado cómo el mundo de los medios de comunicación puede llegar a deformar de una manera espantosa la realidad y llevar a la opinión pública a apreciaciones sesgadas por una falta de conocimiento sobre cómo efectivamente sucedieron los hechos judicialmente examinados”, dice el autor cuando explica las razones que lo llevaron a realizar este trabajo.
Como manifiesta Percy García Cavero al inicio del libro, su objetivo principal no es presentar una obra académica ni especializada, sino que el público en general conozca un caso de clara violación al derecho a la honra disfrazado de libertad de opinión o de prensa.
“No hay duda de que la libertad de expresión, sea en su faceta de libertad de información sobre hechos de interés público o en su faceta de libertad de opinión sobre la valoración de esos hechos, constituye un pilar esencial de la democracia. Sin embargo, no significa que esta libertad sea absoluta, pues quien se excede o abusa de ella tiene que responder legalmente si es que lesiona ilegítimamente otros derechos de relevancia también constitucional. La libertad de expresión tiene que ejercerse de una manera responsable, esto es, sin lesionar ilegítimamente el honor o la intimidad de las personas”. Y esto es algo, que según el autor, fue lo que se trató de defender durante la querella.
“Siento que, al final de todo, muchos no tienen realmente claridad sobre las afirmaciones ofensivas que sustentaron la querella, las razones por las que finalmente Monseñor Eguren tomó la decisión de querellar, el proceso mediático paralelo que impulsó Pedro Salinas como estrategia de defensa, el lado eclesial del caso y los motivos que llevaron a Monseñor Eguren a tomar la decisión de desistirse de la querella, pese a la condena que se le impuso a Pedro Salinas en primera instancia. De todo esto quiero dar mi testimonio presencial y dejarle, de esta manera, al lector mayores elementos de juicio para hacerse, por sí mismo, una idea cierta de lo que realmente ocurrió”, afirma el autor.
Este libro se publica en un contexto muy importante, en donde en distintas instancias nacionales e internacionales, se viene debatiendo el tema de la libertad de expresión y del ejercicio libre del periodismo, así como la objetividad de los medios frente a la publicidad estatal.
“El Caso de Pedro Salinas es un claro ejemplo de abuso de la libertad de expresión por parte del periodismo. No solo por lo que este periodista dijo respecto de Monseñor Eguren, sino también por la manera como sus colegas periodistas lo apoyaron, asumiendo acríticamente lo que les decía. Amicus Plato sed magis amica veritas: Platón es mi amigo, pero más lo es la verdad. Es hora de exigir que la información que recibimos de los medios sea acorde con la verdad, no con determinados intereses. Y una forma de conseguirlo es responsabilizando legalmente a quien no cumple con hacerlo”, dice García Cavero.
Finalmente, el autor advierte que su libro no tiene ningún interés en cuestionar el trabajo que viene realizando Pedro Salinas a nivel personal: “No pienso discutir, ni cuestionar la investigación de Salinas sobre los abusos al interior del SVC contenida en su libro Mitad monjes, mitad soldados. Lo que me propongo abordar es, más bien, el comportamiento difamatorio que, sin pruebas, ha desplegado de diversas formas contra Monseñor Eguren y también contra todos los que, por haber creído que no es posible denigrar la honra de las personas tan desfachatadamente, hemos merecido su desprecio y sus insultos públicos”.
Fuente: Diario EXPRESO.

Prontuario de RMP

-El año 1991 trabajó con Alfonso de los Heros, primer ministro de Fujimori.
-El año 1993 trabajó en Indecopi, después del golpe del 5 de abril.
-El año 1996 trabajó para Alberto Pandolfi Arbulú que era primer ministro y quien distribuía la publicidad a los medio afines.
-Trabajó eventualmente en Cable Canal de Noticias un canal que tenía un contenido a ultranza fujimorista y que fue cerrado por Valentín Paniagua al demostrarse su vinculación con Vladimiro Montesinos.
-El año 1998 trabajó para un proyecto de reforma del estado a pedido de Víctor Joy Way. En agosto del mismo año trabajó activamente en la campaña de Juan Carlos Hurtado Miller a la alcaldía de Lima, que contó con más de 200 mil dólares de financiamiento otorgado por Vladimiro Montesinos.

La historia de Rosa María Palacios y Hurtado Miller

Encontramos esta historia que fue publicada en internet el año 2011. Copiamos íntegramente el texto, agradeciendo a su autor Javier Fernández por dejarnos conocer esta historia con la ayuda del archivo de internet que permite acceder a lo anteriormente borrado.
Javier Fernández- Blog personal no político y muy cínico. Lleno de historia y no apto para políticamente correctos.
Sábado, 16 de abril de 2011
LA VERDADERA HISTORIA DE ROSA MARÍA PALACIOS CON HURTADO MILLER Y VLADIMIRO MONTESINOS
La abogada Rosa María Palacios, actual conductora de Prensa Libre, integró, planificó y fue activa colaborada del equipo de asesores que promovió en 1998 la campaña electoral del entonces candidato edil fujimontesinista Juan Carlos Hurtado Miller, ex Presidente del Consejo de Ministros y titular de Economía del régimen fujimontesinista que era financiado por Vladimiro Montesinos.
Por un pago, que fluctúa entre los 6 mil y 8,750 dólares, Palacios prestó sus servicios a Hurtado Miller, conjuntamente con Leonie Roca (esposa de Pedro Salinas), Roxana Pajuelo y Javier Pacheco) Este cuarteto era el que planificaba la campaña electoral del actual prófugo Hurtado Miller, bajo la supervisión y seguimiento de Montesinos.
Así lo confirmaron los esposos Juan Carlos Hurtado Miller y Leonor De Asín de Hurtado, quienes han señalado que Palacios tuvo una participación profesional en la campaña en forma activa, acudiendo al local de campaña en forma diaria; local en el que laboraban más de 70 personas, entre periodistas, encuestadores, personeros, abogados y demás quienes, al igual que Palacios, fueron contratados y remunerados.
CARTA DE ESPOSA DE HURTADO MILLER
En una carta dirigida a Palacios, la señora Leonor De Asín de Hurtado se queja de un artículo de Palacios publicado en el tabloide Correo el 23 de octubre último, en el que dice Palacios tergiversa los hechos reales de su participación en la campaña de 1998.
Precisa que su esposo conserva en su poder los 3,219 recibos originales del dinero pagado a sus colaboradores, entre ellos a Palacios. Entre dichos recibos se encuentran cinco girados a nombre de Palacios, por US$1,750.00 cada uno, con su rúbrica en original. Sin embargo, Palacios dijo que sólo recibió 6 mil dólares por sus servicios.
“Por ello faltas a la verdad al manifestar en tu artículo que desconoces los recibos en mención, y que, por tanto, nunca pudiste haberlos firmado, pues los originales, que consigna tu rúbrica, son parte del expediente judicial del proceso seguido contra mi esposo, y cuyas copias legalizadas guardo en mi poder”, le dice la señora a Palacios.
PALACIOS CONOCÍA QUE EL DINERO ERA CANALIZADO POR MONTESINOS
En la misiva la esposa de Hurtado Miller afirma que los fondos de la campaña fueron canalizados a través del doctor Montesinos. “Es algo que sabían perfectamente todos los que, como tú, tenían una labor importante dentro de la campaña”, le dice la señora a Palacios.
Asimismo, señala que la vinculación de Montesinos, de Absalón Vásquez, así como del publicista Daniel Borobbio en la campaña de Hurtado Miller fue siempre conocida por las principales personas que laboraron en la campaña, entre ellas la propia Palacios.
“Es más, al local donde laboraste por más de dos meses y medio, acudió en repetidas ocasiones tanto Absalón Vásquez como Daniel Borobbio, así como también llegó el automóvil del SIN a recoger a mi esposo las cuatro o cinco veces que él se reunió con el doctor Montesinos, le dice la señora Hurtado a Palacios.
CENA DE “CELEBRACIÓN”
La señora de Hurtado recuerda que al finalizar la campaña, Palacios acudió con su esposo, y con Leonie Roca, igualmente con su esposo, el columnista Pedro Salinas, a su casa a cenar, con el fin de “celebrar” con su esposo el porcentaje obtenido en las elecciones, muy por encima de lo calculado; reunión en la que también estuvo ella con su familia, “y en la que comentaron ustedes ampliamente las anécdotas de la campaña, mencionándose en más de una ocasión al doctor Montesinos, al ingeniero Absalón Vásquez, así como al señor Borobbio”.
DECLARACIÓN EXTEMPORÁNEA A LA SUNAT
La señora de Hurtado recuerda que la declaración que hizo Palacios a la Sunat por parte de los ingresos que recibió por su labor en la campaña en el año 1998, recién la efectuó en el año 2001, es decir tres años después, cuando se hizo público el video en el que su esposo aparece recibiendo dinero de Montesinos, y se inició el proceso en su contra, y no en el año 1998, cuando debió declararlo.
LA PALABRA DE HURTADO MILLER
En una entrevista publicada el 21 de junio de 2001 en la revista Caretas, y desde la clandestinidad, Hurtado Miller manifestó que cuando Absalón Vásquez le propuso ser candidato a la alcaldía de Lima por Vamos Vecino, le dijo que el coordinador general de la campaña a nivel nacional era Vladimiro Montesinos.
“Nunca había visto a Montesinos ni hablado con él -revela Hurtado- hasta ese mes de agosto de 1998. Montesinos manifestó en esa oportunidad que iba a eliminar del presupuesto la partida destinada a dos vehículos puesto que él me iba a dar uno. Luego, me citó para el 11 de agosto y me entregó, en sobres específicos (para cada partida), que los tengo archivados, 334,000 dólares. En el vídeo se puede apreciar que saca el dinero de un sobre, lo cuenta y lo vuelve a guardar y así sucesivamente. Luego, yo firmo un recibo”, dijo.
Según se observa en el video grabado ese 11 de agosto de 1998, se aprecia al ex asesor de Inteligencia Vladimiro Montesinos entregándole más de 200 mil dólares a Hurtado Miller, con el fin de financiar su campaña electoral para la Municipalidad de Lima, en 1998.
Entre agosto y setiembre de 1998, Hurtado señala que tuvo “cuatro o cinco” reuniones más con Montesinos. En todas ellas participa Daniel Borobbio y, de acuerdo a él, sólo tratan temas relacionados a la campaña.
RENDICIÓN DE CUENTAS
Dijo que presentó una rendición de cuentas, en diciembre de 1998, por la suma de 639,000 dólares a Vamos Vecino y a Vladimiro Montesinos.
“Acá tengo los recibos de todos los gastos. Acá están los pagos que les hice a mis asesores. (Según él, su equipo técnico lo conformaron Leonie Roca, Rosa María Palacios, Roxana Pajuelo y Javier Pacheco). Yo tuve que aportar los 300 mil dólares de diferencia. Es decir, finalmente me engañaron, no me pagaron esa diferencia y me abandonaron al final de la campaña”, añade Hurtado.
PALACIOS CONFIRMA PARTICIPACIÓN EN CAMPAÑA PERO PRECISA QUE SOLO RECIBIÓ 6 MIL DOLARES
En una carta de respuesta a la señora de Hurtado Miller, la abogada Palacios señala: “Mi participación en la campaña de su esposo en 1998 jamás ha sido negada. Es más, he dicho y me reafirmo en que su esposo es un hombre inteligente, articulado y muy agradable. En 1998 tenía un récord político impecable y parecía un candidato con serias aspiraciones presidenciales. Por ello el trabajo para el que fui convocada tuvo el atractivo de tratarlo, cuestión de la que guardo un buen recuerdo. Recuerdo también que él estuvo satisfecho con el texto del Plan de Gobierno en el que participé y por el que fui remunerada como todo profesional contratado”.
“Efectivamente, como usted dice, fueron muchas las personas que colaboraron con su marido a las cuales jamás se menciona y sólo se nombra a aquellos que hoy, por otras circunstancias, estamos en el periodismo. Es por eso que para mí era imprescindible saber el origen de unos recibos exhibidos al vuelo por el congresista porque era evidente que mis cifras no coincidan con las expuestas en un programa de televisión. En ese programa se exhibieron hasta 7 recibos. Ahora resulta que son 5. Yo guardo un registro de mis ingresos, al igual que su esposo. El hecho es que yo tengo un recibo de honorarios profesionales por 6,000 dólares que registré, en el orden correlativo de mis recibos de honorarios en octubre de 1998, en donde consta esa cifra por el total de mi trabajo. Y a esa cifra me atengo aunque usted señale ahora que el monto total sea de 8,500 dólares. Me alegro que tenga los originales, puesto que, de las copias que me envía no me queda nada claro que fuera yo la que firmase esos recibos al ver las firmas que los acompañan. Lo que sí recuerdo perfectamente es que se me pagó en dos partes, al inicio del trabajo, y al final del mismo y firmé los recibos de entrega correspondiente. No recuerdo haber firmado cinco, sino, en todo caso, dos cargos”, manifiesta Palacios quien no recuerda haber firmado cinco recibios, a pesar de que en ellos aparece su rúbrica.
PRESENTACIÓN DE CANDIDATURA DE HURTADO MILLER
Hurtado Miller, fue presentado el viernes 24 de julio de 1998, en el Hotel Bolívar, como el candidato oficial del movimiento Vamos Vecino a la Municipalidad de Lima. En su primera aparición retó a polemizar al entonces burgomaestre, Alberto Andrade, de quien dijo que no había resuelto el 58% de las necesidades de la gran Lima. Cerca a él estaban, muy radiantes, las inseparables Rosa María Palacios y Leonie Roca. El agente de prensa que convocó al periodismo fue el ahora encarcelado Augusto Bresani, colaborador estrecho de Montesinos.
Miller fue presentado por el secretario general nacional de Vamos Vecino, Rolando Reátegui. Entre sus simpatizantes se encontraban los candidatos distritales ya proclamados por ese movimiento y los congresistas oficialistas María Jesús Espinoza, Anselmo Revilla y Francisco Ramos Santillán, entre otros.
JAVIER VALLE RIESTRA
En esos días se desempeñaba como presidente del Consejo de Ministros, Javier Valle Riestra, quien abrió fuego contra el alcalde de Lima Alberto Andrade, a quien tácitamente acusó de no ser un verdadero demócrata, por no respetar los derechos de los trabajadores y no acatar el fallo del Tribunal Constitucional que ordena la reposición de aquellos que fueron despedidos injustificadamente.
DEMORA EN EXPONER PLAN DE GOBIERNO
Hurtado se demoró en exponer su plan de gobierno, lo fue exponiendo de semana en semana, y si en un primer momento sorprendió la belicosidad de Leonie Roca, su mejor carta en la lista de regidores, luego se vio que el dúo Hurtado-Roca sólo podía ser comprendido por un reducido grupo elitista.
El lunes 28 de setiembre, a 14 días del la fecha de los comicios municipales, Hurtado Miller recién presentó formalmente su plan de gobierno en la Escuela Superior de Administración de Negocios (ESAN).
TESTIMONIO DE ALBERTO ANDRADE
“En 1998 le ganamos las elecciones a Juan Carlos Hurtado Miller que pretendía presentarse como; independiente; cuando su campaña era financiada con los fondos del Servicio de Inteligencia y sostenía reuniones de coordinación con Vladimiro Montesinos para elaborar la estrategia electoral que destruiría la imagen de SOMOS PERÚ y Alberto Andrade. Hoy, Hurtado Miller, es un prófugo de la justicia”.
CONFESIÓN DE MONTESINOS
Al ser enjuiciado en este caso, en el que inexplicablemente no están comprendidos Palacios, Roca, Pajuelo ni Pacheco, Montesinos reveló que el ex Presidente y actual prófugo Fujimori le ordenó que pagara con fondos estatales medio millón de dólares a Hurtado Miller para la campaña electoral, es decir Palacios, que ahora funge de moralista, cobró dinero de todos los peruanos.
En su segunda declaración ante la Sala Anticorrupción “A” por el tema de los pagos para la campaña de Vamos Vecino a la alcaldía de Lima, Montesinos señaló que “naturalmente, Fujimori sabía de la entrega del dinero. Él lo ordenaba y yo procedía a hacer la entrega del dinero. Estoy admitiendo mi responsabilidad”.
Indicó que entregó el dinero a Hurtado Miller en agosto, en dos partes, y éste le firmó dos recibos que cursó el SIN: “Recibió el dinero de la institución, no lo recibió de mi bolsillo, los recibos eran para darle cuenta después al presidente (Fujimori) y demostrarle que se habían hecho los pagos”.
“Yo le mostraba los recibos de los pagos y luego él (Fujimori) firmaba la resolución suprema para justificar los gastos”, sostuvo.
Precisó que Hurtado Miller era también objeto de seguimiento de inteligencia en sus dos locales de campaña, por eso sabía quiénes apoyaban la campaña y quiénes eran sus asesores, entre ellos mencionó a Rosa María Palacios.
PERIODISTAS INDEPENDIENTES ACOSADOS POR LA DICTADURA
Mientras Palacios colaboraba intensamente con la candidatura de Hurtado Miller en el local partidario de Vamos Vecino, la Coordinadora Nacional de Derechos Humanos renovaba su solidaridad con los hombres y mujeres de prensa que día a día se arriesgaban por los valores democráticos del país.
La Coordinadora recordaba, en un comunicado, las agresiones sufridas por la prensa independiente durante 1998, como el caso de los periodistas de investigación Angel Páez y Edmundo Cruz Vílchez y Fernando Rospigliosi, de La República, así como Cecilia Valenzuela y Ricardo Uceda.
“En los últimos meses, estos periodistas han sido víctimas de una campaña tendiente a desacreditarlos, utilizando para ello distintas publicaciones en periódicos informales”, señalaba la Coordinadora.
DENUNCIA DE CESAR HILDEBRANDT
En tanto, el periodista César Hildebrandt denunciaba en su programa de televisión, el lunes 20 de agosto de 1998, que una fuente del Servicio de Inteligencia del Ejército, SIE, se acercó a sus oficinas para advertirle de la elaboración de un operativo cuya finalidad sería la de acabar con su vida.
La dirección del “operativo de reglaje” estaría a cargo de la misma agente del SIE que hace unos meses fue sindicada por Leonor La Rosa como la principal responsable de la ejecución del “Plan Bermuda”. Se informó, asímismo, que dicha agente habría sido vista por las inmediaciones del canal de TV donde trabajaba Hildebrandt.
En aquel tiempo Fujimori contaba con una desaprobación mayoritaria de la ciudadanía a su gestión gubernamental, que alcanzaba en una encuesta de la Universidad de Lima el 59.60 % contra un 33.10 % a su favor.
HIPOCRESÍA A GRANEL
Por las declaraciones de los esposo Hurtado Miller, de Montesinos, y de la propia Palacios, está confirmado que Palacios tuvo activa participación en la campaña de Hurtado Miller como integrante del equipo directriz de campaña y que no fue una simple colaboradora.
Por ello, desde el punto de vista ético, nos parece injusto e hipócrita que ahora, la abogada Palacios pretenda actuar como una incisiva moralizadora, cuando tiene un tremendo rabo de baja, tal como lo hicieron notar anoche en el programa que conduce, aunque de manera no tan directa, Fernando Olivera y el general EP (r) Bobbio.
Fuente: www.medium.com

Un sistema perverso

Comentario a propósito del estreno de la película Spotlight (En primera plana)

Por Gracia Angulo Flores- Diario Exitosa.
Spotlight (En primera plana) narra la historia de una exhaustiva investigación periodística de The Boston Globe que destapó el abuso a menores perpetrado por 249 curas solo en la arquidiócesis de Boston. Sin embargo, el mayor mérito de esta investigación ganadora del premio Pulitzer en el 2003 es que puso al descubierto un sistema perverso de encubrimiento cuyo responsable fue el cardenal Bernard Law, amigo de Juan Pablo II, quien sigue agazapado y protegido en el Vaticano.
La película es durísima, y asquea e indigna, pues junto con los periodistas vamos descubriendo cómo la complicidad de toda la estructura eclesiástica fue la principal responsable de que millones de niños alrededor del mundo pierdan la inocencia y la fe en manos de quienes se presentan como sus ejemplos y guías. Gracias a un sistema retorcido que trasladaba a los pederastas de parroquia en parroquia aduciendo problemas de salud y con negociaciones privadas que ofrecían indemnizaciones ridículas e imponían un acuerdo de confidencialidad a las víctimas, la Iglesia acalló sus escándalos.
Conmueven los testimonios las víctimas como Phil Saviano (Neal Huff), activista de SNAP, la red de sobrevivientes de abusos cometidos por sacerdotes. Duele su rostro desencajado al narrar cómo su aspiración por “ser alguien”, terminó situándolo en las puertas del horror: “Cuando se es un chico pobre de una familia pobre, la religión cuenta mucho. Y cuando un sacerdote te presta atención, es algo grande. Es como si Dios te pidiera ayuda”. Junto a Saviano, muchas víctimas han sobrevivido a la culpa, a la vergüenza y a la depresión y han salido a denunciar estos abusos, pero muchos más se mantienen en silencio.
No resulta difícil establecer paralelismos entre la historia que cuenta Spotlight y el escándalo que han destapado Pedro Salinas y Pao Ugaz acerca de los abusos sexuales y psicológicos causados por los miembros del Sodalicio, los mismos que permanecen impunes, con Figari resguardado en Roma y con los demás pederastas gozando de una santa vista gorda. Sin embargo, aunque la verdad tarde en revelar sus frutos, tal como dice Baron Marty, la cabeza detrás de esta investigación, este es el tipo de historias por las que un periodista se dedica a este oficio. Vayan a verla.

Pedro Salinas Chacaltana: Crónicas sobre un odiador

Por Uri Ben Schmuel– www.cafeviena.pe
Hacia finales de febrero de 2019, más de un centenar de obispos de todo el mundo se dio cita en la ornamentada Sala Regia del Vaticano para dar inicio a una histórica conferencia de cuatro días de duración. Oficialmente denominada “Protección de menores en la Iglesia”, esta cumbre convocada por el Papa Francisco, la primera de su tipo en dos milenios, buscó un punto de inflexión frente a lo que el portavoz de la Santa Sede, Alessandro Gisotti, llamó, antes de la inauguración, “un monstruo” que ha causado “terribles” heridas.
“El pueblo santo de Dios nos está mirando y no espera de nosotros una simple condena sino medidas concretas y efectivas para poner en práctica”, dijo Su Santidad en un duro discurso de apertura en el que no dejó dudas sobre el motivo del cónclave: “El flagelo de abuso sexual perpetrado por hombres de la Iglesia en detrimento de menores”. “Que la Virgen María nos ilumine para tratar de sanar las terribles heridas que el escándalo de la pederastia ha causado tanto en los creyentes como en los pequeños”, dijo además el Papa frente a los obispos asistentes —24 de toda América, 32 de Europa, 36 de África, 18 de Asia y 4 de Oceanía—. Junto a ellos participaban en el evento 14 líderes de iglesias católicas orientales, 22 superiores de órdenes religiosas y una decena de los principales miembros de la curia vaticana.
A este encuentro en Roma también acudieron sobrevivientes de abusos de distintos países. Durante esos días, un grupo de ellos se reunió con el arzobispo de Malta, Charles Scicluna, exfiscal vaticano para crímenes sexuales y uno de los organizadores de la conferencia, y otros altos prelados. Participó también en la cumbre el cofundador de ECA (Ending Clergy Abuse), una ONG de la que se hablará más adelante. Y por eso hacemos especial hincapié en mencionarla.
Al encuentro con monseñor Scicluna asistió un peruano que se presentó a si mismo ante los medios como “el único participante que no ha sido víctima de abusos sexuales”. Y es aquí donde entra en escena el protagonista de esta historia que publicaré por entregas: Pedro Salinas Chacaltana. Protagonista, claro está, en el sentido etimológico del término, es decir, un actor que se trepa a un escenario diseñado y levantado por activistas de izquierda con jugosos e indescifrables presupuestos.
Como a todo actor, a Salinas le fascinan los reflectores. “Me sentí escuchado [por el obispo Scicluna] con mucha atención”, diría luego a los medios un Salinas con anteojos oscuros. Actor, además, en una obra cuyo libreto él cree escribir, aunque en realidad sólo sea parte de un guión más vasto que otros redactan. Y que guarda relación con la trama que trataremos de desvelar en las semanas que vienen.
Pero vayamos por partes. Hoy solo quiero contarles que vengo trabajando hace algunos meses en esta investigación que tiene como objetivo central que los lectores conozcan cuáles son las verdaderos motivos que movieron a Pedro Salinas a convertirse, según él, en el justiciero eclesial del Perú. ¿De verdad le importan las víctimas? ¿Es cierto que él es una de ellas? ¿Quiere resarcir errores o crímenes de ciertos agentes religiosos o en realidad lo mueve algo más? ¿Actúa solo? ¿Tiene una red de “amigos”?

Nuevo orden mundial

[Visto: 184 veces]

‘El nuevo orden mundial se basa en la destrucción de los valores cristianos’

La advertencia es de Jaime Mayor Oreja, exministro del Interior de España durante la administración de José María Aznar. En diálogo con SEMANA dijo que los cristianos van camino a ser una minoría y que la recuperación de valores pasa por volver a penalizar, entre otras cosas, el aborto.
Que los cristianos van camino a ser una minoría; que la crisis actual más que política y económica es de valores; que no deben existir Estados confesionales, pero falta una mayor defensa de los valores cristianos; que para superar la crisis hay que acabar con el aborto, la eutanasia, la ideología de género y las leyes LGBTI; que hay un marxismo cultural que es la moda dominante; y que en todos los procesos de paz la contrapartida son las armas por el poder.
Así, directas y volcadas hacia la derecha del espectro político, pero alejándose del extremo, son las tesis que defiende el exministro del Interior de España Jaime Mayor Oreja, un político del Partido Popular (PP) de la línea de José María Aznar que dirige organizaciones “pro vida” en las que convergen casi todos los sectores de la derecha europea y algunos latinoamericanos. Estas son One of Us, Fundación Valores y Sociedad y la Red Política por los Valores.
Ha combatido al grupo terrorista ETA, promueve marchas y foros multitudinarios contra el aborto, desde el Parlamento Europeo ha sido incisivo en lo que considera es la defensa del derecho a la vida, cree que el extremismo yihadista ataca a países del viejo continente porque ve a sus sociedades débiles y quiere destruirlas, y asegura que se identifica con las posturas de los expresidentes colombianos Álvaro Uribe y Andrés Pastrana. Habló con SEMANA.
-SEMANA: ¿Cuál es el origen de lo que usted llama crisis?
-Jaime Mayor Oreja: Todo lo que viene a continuación de la legalización y por ello legitimación del aborto como derecho, tanto como la ideología de género, los vientres de alquiler o la eutanasia, pues tiene su causa y origen en el momento en que el significado profundo de la vida se pierde.
-SEMANA: ¿Lo que ha llamado “ausencia de valores” nace al dar protección legal a estos temas?
-J. M. O.: Claro. Cuando se legaliza y se legitima el aborto, es decir cuando se pierde el significado profundo de la vida, llega un conjunto de falsos y nuevos derechos; supuestos nuevos derechos. Al final se está al servicio de la comodidad, en la que nos hemos instalado y, por ello, solo interesa inventarse nuevos derechos, aunque sean falsos. Y eso es exactamente lo que arranca desde los años 60 y 70 con aquél debate, singularmente en Francia y Estados Unidos, sobre la legalización del aborto. Es una especie de marxismo cultural que hoy, en nuestros ámbitos, constituye una moda dominante.
-SEMANA: ¿Cuáles son los propósitos de las organizaciones “pro vida” que usted dirige?
-J. M. O.: La concienciación de que la crisis que vivimos está en la persona. Es una crisis de principios y valores. No es una crisis estrictamente económica y política. Lo que pretendemos es concienciar de la causa de la crisis, de la gravedad de la situación y de que hay un nuevo orden mundial que se fundamenta y se basa en la destrucción de los valores cristianos. Lo que tratamos es de explicar la profundidad y causa de la crisis, y cómo debemos afrontarla, fundamentalmente en un cambio de actitud personal.
-SEMANA: ¿Quién o quiénes están detrás de esa crisis?
-J. M. O.: El nuevo orden mundial es la moda actual dominante, que está fundamentada en la nada, en el relativismo; en la socialización de la nada. Ese nuevo orden mundial es fruto de sociedades muy cómodas, que fundamentalmente han dejado de creer. Ese orden mundial tiende a asentarse con más fuerza que nunca en Europa, aunque el mismo debate de valores que tenemos aquí se da en América.
-SEMANA: ¿Qué son “valores cristianos”?
-J. M. O.: Pues hay muchos. El cristianismo no es solo una religión, que también lo es; es fundamentalmente una civilización, y nuestra civilización y sociedad se han asentado en raíces cristianas, en valores cristianos, como la dignidad de la persona, la defensa de la familia, del matrimonio, el valor de la austeridad, del sacrificio y de la generosidad. Es decir, alejados de la indolencia o de la comodidad. Esos valores han presidido la fundación de la Unión Europea, que nace tras la tragedia de la guerra y de los totalitarismos del nacional-socialismo y del comunismo. Otra cosa es que la Unión Europea está hoy dominada por el relativismo, presidida en buena medida por la nada. Esto en términos de valores.
En la imagen, Jaime Mayor Oreja a la izquierda Álvaro Uribe Vélez, en la tumba de los reyes católicos en Granada (España).
-SEMANA: ¿Eso es lo que se está perdiendo?
-J. M. O.: Esto pasa en la vida cuando se dejan arrastrar por la comodidad, porque se presenta un plano inclinado que lleva a la nada. Curiosamente, buena parte de lo que ahora se defiende como algo dominante en Europa, se defendía como instrumento para acabar con las civilizaciones occidentales desde la Unión Soviética en 1917. Estamos hablando en términos culturales, no políticos. Es una crisis antropológica que sacude a nuestras sociedades.
-SEMANA: ¿Esto quiere decir que el aborto, el matrimonio igualitario y muchos otros temas como la eutanasia deberían acabarse para recuperar el rumbo?
-J. M. O.: Básicamente, sí. Esos son falsos nuevos derechos, pero todos al final se cimientan en la comodidad. ¿Es que ahora vamos a definir el sexo como queramos, vamos a definir el género, vamos a sustituir el sexo por el género y vamos a ser hombres o mujeres según lo que nos interese a cada uno de nosotros? Eso es lo que venden como supuestos nuevos tiempos, pero son expresiones de una crisis de extremo egoísmo.
-SEMANA: Sus críticos dicen que sus posturas son igual de radicales a las que expresan los radicales islamistas…
-J. M. O.: El problema que tenemos no es de interdismo (prohibicionismo). Es que el adversario nuestro ha sido el relativismo. No hay cosa peor que engañarse con el adversario que tenemos en cada tiempo. Hoy, en nuestra civilización, el adversario que tenemos es que lo relativizamos todo; todo es igual, no hay referencias permanentes. No sé si en una o dos décadas el adversario será el extremismo, o el interdismo, o el radicalismo, pero hoy no lo es.
-SEMANA: ¿Eso qué tiene que ver con que los comparen con los extremistas islamistas?
-J. M. O.: El islamismo tiene otro ciclo y es otra cultura. No tienen nada que ver. Es evidente que hay tanto terrorista yihadista en la Europa occidental porque nos ven débiles, sin valores, sin cohesión y sin creer en nada y los radicales extremistas islamistas nos atacan; no es por la radicalización del islamismo. Nos ven débiles y sin protección en el seno de nuestra sociedad.
-SEMANA: ¿Cuál es el fin de atacar esta sociedad?
-J. M. O.: Destruirla. Su interés siempre ha sido destruirnos e invadirnos. El terrorismo yihadista es un deseo de aniquilar una civilización. Nos golpean ahora, y no antes, porque nos ven débiles. Hay una ecuación que se debe trazar: a más valores, menos yihadismo; y a menos valores, menos cohesión y menos principios, pues habrá más yihadismo. Es como la ecuación que tracé cuando combatí a ETA: a más España menos ETA, pero a menos España más ETA.
-SEMANA: ¿Cómo hay que defenderse?
-J. M. O.: Con más cohesión en el seno de nuestra sociedad. Lo que no puede ser es que el nuevo orden mundial tenga obsesión por erradicar los cimientos y valores cristianos en todos los ámbitos de nuestra vida. Nadie pretende que en Europa todos seamos cristianos, no. Lo que sí pretendemos es que aceptemos nuestras raíces cristianas y, al mismo tiempo, que no se persigan como pasa ahora. Lo que hay ahora es una brecha entre los que se llaman progresistas y los conservadores; es una brecha suicida. Creo que tienen que haber conservadores y progresistas, cristianos y no cristianos. Lo que no es posible es la obsesión persecutoria de todos los valores sobre los que se ha edificado nuestra civilización.
-SEMANA: ¿En todo esto el mismo cristianismo tiene algo de responsabilidad?
-J. M. O.: Seguro. Está la falta de autenticidad, la falta de ejemplo. Mucha parte de la crisis es por quienes dicen tener ciertos valores, pero que en la práctica no son coherentes. Lo que pasa es que la solución no es socializar la nada. Lo que hay que hacer es aceptar los valores y no abrazarse al nuevo orden mundial. Por muy dominante que sea nunca es solución entregarse al adversario, pareciendo alguien acomplejado. Una cosa es decir y aceptar que en esto tenemos responsabilidad quienes hemos defendido determinados valores, pero otra cosa es abrazar otra civilización que, además, va a fracasar. Y va a fracasar porque todos los valores que ellos defienden se asientan en la nada. Una sociedad no se puede asentar en la ideología de género, ni tampoco se puede aceptar en la potenciación de todas las leyes LGBTI, o de la eutanasia, o del aborto; eso son negaciones. Eso es cultura de muerte o de crisis.
-SEMANA: Suena contradictorio defender la diversidad y también querer eliminar leyes como las relacionadas con el aborto…
-J. M. O.: Una cosa es que haya diversidad y otra es que se vulneren derechos absolutamente básicos como el de la vida. Es decir, la generalización del aborto no es un ejemplo de pluralidad, significa la destrucción del derecho a la vida. La legalización de la ideología de género es un disparate. No se pueden confundir nunca las reglas con las excepciones. Es que, por ejemplo, lo que ha pensado tradicionalmente la iglesia (católica) sobre el matrimonio o la eutanasia no se puede cambiar. El que la moda dominante sea otra cultura no quiere decir que nosotros tengamos que quedarnos callados. Hay una obsesión por destruir nuestras instituciones.
-SEMANA: Usted ha dicho que “hay que formar católicos en la vida pública”. ¿La iglesia católica debe tener un papel político más activo?
-J. M. O.: No hay que confundir la religión y la civilización. Un cristiano o católico tiene en el catolicismo o el cristianismo una religión, pero nadie quiere Estados confesionales; yo eso no lo quiero porque eso sí es de otra época. Lo que quiero es que no olvidemos nuestras raíces ni nuestros principios. Aunque claro que hay que educar en valores y debe haber universidades que se caractericen en esto. En el debate cultural hay que aceptar otras posturas, pero nuestra presencia también debe ser aceptada.
-SEMANA: Eso no responde la pregunta…
-J. M. O.: Pues no. La iglesia está para lo que está, es una institución. Nadie plantea que la iglesia sea la protagonista del debate político, ni ella misma lo pretende. Ahora, la iglesia sí tiene que saber estar presente en todo este debate cultural. Pero en la defensa de los valores creo que los laicos tenemos la obligación de jugar un papel mucho más activo que la misma iglesia. Aunque los obispos son conscientes del debate que estamos viviendo.
-SEMANA: ¿Qué tanta acogida tiene su postura y, por supuesto, la de sus organizaciones?
-J. M. O.: Este mundo ha cambiado tanto que está todo por hacer. Ese nuevo orden mundial asentado en la nada o en el relativismo nos lleva a una nueva situación, en la que para poder defender determinados valores hay que iniciar casi desde cero. Hay que fortalecer la idea de la minoría activa, creativa, con la que tenemos que estar en la vanguardia de esta batalla cultural.
-SEMANA: ¿El cristianismo es una minoría?
-J. M. O.: Los cristianos en Europa seremos más minoría, evidentemente vamos a menos en número. Hay una moda dominante asentada en los valores contrarios.
-SEMANA: ¿Qué piensa del proceso de ruptura que se vive en Cataluña?
-J. M. O.: Allí se ve que ETA no fue vencida de forma definitiva. Es que ETA no es solo un grupo terrorista, es un proyecto de ruptura de España. Cuando ETA sufre por el avance del estado de derecho cambia de estrategia; necesita hacer treguas y pactos con otros partidos nacionalistas para dar un salto a Cataluña. Es que ETA, después de hacer un pacto con el nacionalismo vasco tradicional, llega a Cataluña impulsado por el proyecto de ruptura. Es que hasta vimos a un líder de Batasuna presidiendo en Cataluña la Diada (día de esta comunidad), porque hay consciencia de que ese proyecto político está hoy por hoy en Cataluña en términos de vanguardia.
-SEMANA: Usted es cercano a varios sectores de derecha en Colombia, incluso algunos pertenecen a sus organizaciones. ¿Cómo ve a este país y la polarización que atraviesa?
-J. M. O.: Mi opinión está alineada con lo que significaron los expresidentes Álvaro Uribe y Andrés Pastrana. Tengo la experiencia de que los procesos de paz siempre suelen significar lo mismo: tú dejas de matar, yo cambio la sociedad y luego tú puedes alcanzar el poder. Básicamente en los procesos de paz la contrapartida son las armas por el poder, a veces con mayor o menor plazo. En el fondo siempre existe la misma ecuación. Por ejemplo, ETA dejó de matar porque hubo un pacto, un proceso de paz encubierto, no como el de Colombia que está a la luz.
Fuente: Revista www.semana.com

Mercedes Araoz Presidenta

[Visto: 350 veces]

Por Sebastian Ortiz Martínez y María Alejandra Campos- Diario El Comercio.
Desde que escuchó al presidente Martín Vizcarra anunciar que enviará un proyecto para adelantar las elecciones generales, la vicepresidenta Mercedes Araoz guardó silencio. En entrevista con El Comercio consideró que el jefe del Estado y el Congreso deben terminar su mandato en el 2021.
— ¿Se entera durante el mensaje a la nación de la propuesta del presidente Martín Vizcarra para adelantar las elecciones generales?
Me enteré en el Congreso y, como todos, me quedé bastante sorprendida.
— ¿Y cómo interpreta que el presidente Vizcarra no haya coordinado con usted esta medida?
Me imagino muchas cosas, pero el que no hayamos podido conversar es lamentable, creo que le pude haber dado mi mirada sobre el tema y una opinión, quizás la tomaba o no, pero la hubiera escuchado.
— ¿Cree que el jefe del Estado no le tuvo confianza?
El presidente suele ser una persona reservada, no lo voy a criticar, pero cada uno toma sus decisiones independientemente. Ahora, creo que él tenía toda la posibilidad de hacer este pedido, está dentro del marco de la Constitución. Esta lo faculta a hacer propuestas de reforma constitucional.
— Los ministros Salvador del Solar y Vicente Zeballos han señalado que el presidente no tenía por qué coordinar con usted. ¿Comparte esa posición?
No, porque somos parte de un equipo que fue electo conjuntamente. Recordemos que entramos en una plancha con el presidente Kuczynski […]. Fuimos electos por cinco años para defender los intereses del pueblo. Creo que me tocaba darle, por lo menos, la mirada [al anuncio de adelantar elecciones]. De repente no podíamos estar de acuerdo, pero sí darle la mirada.
— ¿Y cuál es la opinión que le hubiera dado al presidente?
Tengo mi lectura del Congreso y también del Ejecutivo, mi lectura es que somos corresponsables de la crisis política, no es un tema solamente del Congreso como tampoco es solo del Ejecutivo, como algunos lo están diciendo. El último año ha sido tenso y difícil y ni el Ejecutivo ni el Legislativo han estado a la altura para encontrar un espacio de diálogo. […] Hemos utilizado de manera frívola dos instrumentos constitucionales: uno que es la vacancia presidencial y el otro que es la cuestión de confianza. Hemos tenido a presidentes que han tenido actuaciones fatales. Por ejemplo, Alan García en su primer gobierno, hiperinflación y terrorismo y no se le vacó; o Toledo, quien tuvo un actuar ligero y no usamos la vacancia. También tuvimos congresos terriblemente malos donde había narcotraficantes identificadas y no hemos planteado el voto de confianza. Esto genera inestabilidad política, que genera otro fenómeno más grave: la inestabilidad económica.
— Carlos Ganoza, exjefe de Gabinete de Asesores del MEF, escribió en una columna en El Comercio que “es el fin del milagro peruano”, porque este había consistido en la estabilidad más que en las altas tasas de crecimiento…
Espero que no sea el fin, yo espero que todavía tengamos un espacio en el que demostremos que somos responsables. Lo vuelvo a decir, [la crisis] es responsabilidad de los políticos tanto del Ejecutivo como del Legislativo. Debemos sentarnos a conversar y encontrar un espacio para el diálogo, un proceso que nos lleve, inclusive, a que el presidente Vizcarra termine su mandato en el 2021, sería lo ideal. Debemos esperar la continuidad del mandato del presidente y del Congreso hasta el 2021.
— ¿Está en contra de adelantar las elecciones, como el presidente Vizcarra lo planteó en su mensaje a la nación?
Es una idea que tenemos que revisarla, yo no la he leído, porque todavía no ha llegado [el proyecto] al Congreso. Probablemente, él [Vizcarra] ha pensado que es una salida adecuada [a la crisis política] dado que la crispación habría llegado al límite, imagino que habrá revisado todos los escenarios, pero a mí me surgen dudas. ¿Cómo será el proceso electoral [en el 2020]? ¿Con las reglas de la reforma o con lo que ya teníamos? Será triste [si es bajo lo último], porque yo esperaba tener implementada la paridad y la alternancia…
— Desde Fuerza Popular y el Apra le han pedido al presidente Vizcarra y a usted que renuncien y que sea el titular del Congreso, Pedro Olaechea, quien llame a elecciones. ¿Está dispuesta a dar un paso al costado?
El presidente no ha manifestado un interés en renunciar. Segundo, digamos que me pusiera en esa situación en la que él renuncia, que también genera inestabilidad. Quiero que tengamos claro que [si yo también renunció] volveríamos a lo que la gente no quiere, que es que presida [el país] el [titular del] Congreso y que el Congreso siga, porque lo que van a hacer es llamar a la elección del presidente para que complete el mandato y no se cambiará el Congreso. ¿Qué estamos buscando? Yo le pediría a mis amigos y colegas de las diferentes bancadas que lo pensemos con más calma y que veamos de qué manera podemos lanzar una rama de olivo para decir: “Por acá podemos coordinar juntos por el bien del país”. Hay que sentarnos y trabajar como estadistas por el bien del país.
— ¿El presidente Vizcarra tomó la reforma política como excusa para entrar en un nuevo capítulo de confrontación con el Parlamento o realmente había un interés?
No he hablado con él, pero de las conversaciones que he tenido [con] el primer ministro [Salvador del Solar], este me ha dicho que está preocupado por esta confrontación que parece no tener fin. [El presidente] ha optado por proponer que los dos [Ejecutivo y Congreso] salgan de escena. No sé si ha hecho toda la evaluación de los efectos que esto tiene, pero de repente ha dado una muestra de renunciar para que podamos salir de este entrampamiento y ver cómo resolvemos y nos quedamos todos hasta el 2021, pero con diálogo.
— La crisis no se produce con el anuncio de Vizcarra, sino que esta viene desde el 2016. ¿Cuál es la receta para superarla? ¿Por qué Fuerza Popular va a cambiar ahora?
Hay que darle la oportunidad a nuestro país. Antes que nada nosotros no hemos sido elegidos para servirnos, sino para servir a la patria. Hay muchas personas dentro de Fuerza Popular que tienen esa voluntad, algunos son un poco más rabiosos, pero [de esta clase de políticos] hay en todas las bancadas. Tenemos que serenarnos y dar la serenidad al Perú. Hay que sentarnos y pensar cómo encontramos [la salida] a esto, porque el Perú es primero y no es un cliché del presidente ni un eslogan, es real, tenemos que sentirnos comprometidos con nuestra patria.
— ¿Esa voluntad todavía es posible, luego del mensaje del presidente Vizcarra?
Las cosas todavía están muy crispadas, lo veo difícil, no voy a mentir, pero nosotros tenemos que actuar con responsabilidad.
— ¿El mandatario no ha actuado con responsabilidad?
No estoy diciendo eso, estoy diciendo que [la crisis] es corresponsabilidad del Ejecutivo y Legislativo, los dos en los últimos tres años hemos actuado de manera irresponsable. Sí se han hecho leyes y se ha avanzado, pero la confrontación ha distraído mucho de las reformas importantes. El crecimiento económico es un tema que me preocupa y también el desarrollo […]. El riesgo de este proceso [una eventual elección en el 2020] es el populismo, porque al final la gente dice: “Que se vayan todos y que venga el que ponga orden”. Y el riesgo populista es [de] cualquier orden, de derecha radical o izquierda radical. Prefiero tener el diálogo en el Congreso con una izquierda responsable, con la que se puede tener puntos de encuentro.
— ¿Diría que las opciones de Vizcarra lindan con lo populista?
No quiero ponerle adjetivos a la actitud del presidente, de repente puede ser una actitud en la que hay un desprendimiento real [del cargo] y eso lo hace popular. […] El camino es calmarnos otra vez y buscar salidas. Si no salen, la verdad que lo mejor será recibir este proyecto e ir al adelanto de elecciones y ya no hay posibilidad de diálogo.
— ¿Usted está conforme con la reforma política aprobada por el Congreso?
En el único tema en el que yo diría que no estoy en ningún grado de acuerdo es en lo que pasó con la inmunidad. Yo creo que algunos [dictámenes] han sido conversados y negociados con la PCM, entonces no perdían la esencia, sino generábamos el enriquecimiento del debate. Probablemente, al Ejecutivo no le gusta [cómo quedó] la paridad y alternancia [que mantenía el voto preferencial]. Sin embargo, creo que a veces hay que entender que tiene que haber momentos en los cuales hay que conceder y que esta concesión tenía un correlato con la realidad. Iba a haber 24 partidos que probablemente no hagan internas. ¿De qué manera metíamos a los ciudadanos a la elección? A través del voto preferencial, eso era una solución intermedia mientras íbamos a una mejor regla para la participación de la mujer en la política.
— Si vacan al presidente Vizcarra, ¿usted asumiría el cargo?
Vamos a ver el momento, yo espero que no se dé la vacancia y que podamos culminar el proceso como nos lo mandó el pueblo, el pueblo nos eligió para llegar al 2021, tanto al Ejecutivo como Legislativo.
— Pero no descarta asumir el rol de presidenta de la República.
Habrá que verlo, no sé cuál será la situación de ese momento, todo depende de las circunstancias. No es que yo me quiera quedar, la verdad tengo todo tranquilo. Para mí, el tema es lo que sea mejor para el país.
— ¿Sigue siendo una aliada del presidente o la relación está rota?
Como todas las relaciones, inclusive entre amigos, puede haber momentos de tensión, pero lo importante en este momento no es saber cuál es la relación que tengo con el presidente, que se ha hecho tan vital, sino cómo [de] ahora en adelante reconstruimos nuestra democracia, que está en una situación de crisis.
— Justamente para salvaguardar nuestra democracia y en un escenario de crisis como el que se va a dar cuando se presente el texto del presidente, si es que en cualquiera de los escenarios le toca a usted asumir la presidencia. ¿Asumiría la función?
Depende, depende de las circunstancias. Vuelvo a decir que yo no me aferro a un puesto, no tengo una ambición especial. Es más, no es muy grato recibir una papa caliente, la situación sería muy complicada. Muchas cosas pueden pasar en ese momento, hay que ver los escenarios y estudiarlos con tranquilidad. Pero sobre todo vuelvo a insistir, yo personalmente voy a tratar de convencer [a Vizcarra] de que permanezca hasta el 2021, porque creo que es lo más saludable para nuestro país.
— ¿Cuáles fueron las palabras que intercambió con el presidente Vizcarra en la parada militar?
“Buenos días” y “hasta luego”, nada más.
— ¿Sintió como un desplante que el presidente no se acercara a despedirse de usted en el desfile militar?
Mira, nada, yo creo que más bien se puso nervioso. Se despidió, me hizo una venia porque se sentía apurado de salir porque ya lo estaban apurando. No creo que haya habido un desplante, necesariamente. Todo es interpretación.
— En estos días, luego del mensaje, ¿ha habido alguna comunicación con el presidente para reunirse o llegar a algún consenso?
No, no hemos conversado. Yo solo he conversado con el primer ministro.
— Y en esa conversación con el primer ministro, ¿qué temas se abordaron?
Del tema de las salidas democráticas que podamos tener. Eso es lo que hemos conversado. Cuáles son las mejores salidas, cuáles son las dificultades, escenarios…
— ¿Del Solar también está de acuerdo con la decisión del presidente o está más de su lado, del diálogo?
No voy a entrar en detalles de la conversación, creo que ameritan un trabajo interno. El primer ministro ha acompañado al presidente en todas sus decisiones, entiendo.
— En caso el proyecto de reforma constitucional que presente el Ejecutivo llegue a ser aprobado en el Parlamento, ¿usted evaluaría postular en las eventuales elecciones del 2020?
Lo difícil es que yo no estoy en un partido político que me respalde. Entonces, sería muy difícil.
— Pero antes ya ha postulado como invitada.
Sí, por supuesto que lo he hecho. Habrá que evaluarlo. Mi hija me va a decir que no y probablemente le haga caso porque creo que el momento no es el más fácil para mí.
— ¿Con Pedro Olaechea al frente del Congreso, usted ve viable que se retome este diálogo, que se vea una salida democrática?
Olaechea es un caballero, es de buenas maneras, es dialogante. No veo por qué él sería un impedimento para el diálogo.
— Pero usted no votó por el señor Olaechea en la Mesa Directiva. ¿O sí?
No, no voté por él. La solución para mí era muy difícil, no estaba muy contenta de votar. Fue muy difícil, pero por una decisión de bancada apoyé a Daniel Salaverry.
— ¿Cree que el desenlace hubiera sido distinto si es que Salaverry ganaba la Mesa Directiva?
Ojalá no se hubieran presentado ninguno de los dos. No lo digo por Pedro. Pedro acompañado de otra composición de repente hubiera sido más fácil. Una composición que pareciera más dialogante. En el caso de que no fuera Salaverry sino otro que también tuviera esa capacidad de ser esa especie de enlace entre nosotros, los legisladores, una persona que pudiera establecer esos vínculos, que pudo haber sido de cualquier partido como Acción Popular, APP, no sé. Y también tener esa posibilidad de tender los puentes con el Ejecutivo.
— ¿Incluso esta nueva versión de Pedro Olaechea ultraconservadora?
Yo me río mucho porque no comparto esa mirada. Él siempre ha sido conservador, nuestra bancada era muy diversa. Siempre ha sido conservador pero siempre me decía: “Bueno, acepto, Meche”.
— ¿Cree que Pedro Olaechea tiene aspiraciones presidenciales?
Y a buena hora si las tiene. Cada quien tiene derecho a tenerlas. Si dentro del Congreso hay políticos que tienen el deseo de llegar a ser presidentes, es un derecho legítimo.
— Si el Ejecutivo insiste en este proyecto para ir a elecciones el próximo año, ¿cuál es la posición que va a tomar? ¿Se alejaría? Hay un antecedente con Marisol Espinoza.
No lo sé todavía. No me he puesto en esa situación todavía porque, como digo, todavía estoy en un proceso de evaluación, meditándolo, hay que ver todos los escenarios. No lo sé todavía. No es que me aferre, lo vuelvo a decir, pero tampoco sé si tenga que optar por una determinada posición.
— ¿Cree que las personas a las que escucha Martín Vizcarra son las que debería o, tal vez, tendría que ampliar un poco su espectro de asesores?
Bueno, sería bueno que no únicamente vea un solo espectro de asesores, creo que sería bueno que tuviera un mapa más amplio. No sé. Como no conozco quiénes son sus asesores, la verdad es que conozco a la secretaria general [Mirian Morales], a Maximiliano [Aguiar], pero no sé si Maxi está todavía…
— Pero con Maximiliano Aguiar estuvo en la campaña de PpK, y los asesoraba a Vizcarra y a usted…
Sí, sí, sí, sí. Por eso digo, conozco a algunos, ¿no? Pero a otros que no los conozco, sé que van, conversan con él [Vizcarra], pero no los conozco. Creo que debería ampliar la mirada con otras personas, evidentemente. Y también creo que su Gabinete, ¿no? Me imagino que tendrá esas conversaciones políticas con él. Siempre le dije: “Busquemos conversar con más gente, hay que buscar acá”…
— ¿PPK le ofreció inicialmente la primera vicepresidencia a usted, pero regresó de México y encontró a Martín Vizcarra en ese lugar?
No, no ha sido así. Hubo, efectivamente, algunos cambios, pero la relación con Martín Vizcarra [es buena]… Es más, yo fui una de las personas que lo recomendó, está en el libro de la señora Rafaella León porque, es verdad, lo conocí antes y me encantó. Tenemos una coincidencia total, y yo lo recomendé como una de las personas que podría tener presente para estar en la plancha y también le dije después, cuando hemos trabajado, hicimos un trabajo de campaña muy cercano entre los dos. Hemos sido muy cercanos. Y bueno, luego de eso, también. Hemos sido compañeros de trabajo como vicepresidentes, él como ministro y yo como vicepresidenta que no tenía cartera, o al revés. Hemos hablado. Hay momentos de tensión cuando fue el tema de la vacancia obviamente y luego la renuncia del presidente [PPK], que fue muy difícil, pero aun con las diferencias nos hemos respetado, nos hemos tratado bien, ha habido momentos de mucho trabajo y nuestra preocupación por el país es primero.
— PPK, cuando conforma la plancha, le dice a usted inicialmente que va a ser la segunda vicepresidenta, ¿o cómo fue?
No me dice eso, pero las decisiones son del candidato, entonces conversamos, lo debatimos, vimos opciones y, bueno, yo tampoco tenía por qué aferrarme a ser la primera vicepresidenta. No había una postura de: “Yo quiero este puesto y punto”; si no, hubiera renunciado. Yo decidí, ante las razones que me arguyó el presidente, la posibilidad de tener a una persona con los valores que tenía Martín que podría ser el primer vicepresidente. De ahí en adelante trabajamos juntos, tanto es así que nosotros dos establecimos un vínculo tan grande que creo que fuimos determinantes para el proceso de la campaña, para demostrar que había un equipo tan sólido.
— ¿Sigue yendo a visitar a PPK?
Sí.
— ¿Está mejor de salud?
Está, digamos, es una persona mayor. Su salud no está resquebrajada al nivel de estar en una cama ni mucho menos, lo podemos visitar, pero tiene cuidado permanente. Tiene dos enfermeras, está con vigilancia médica continua, tiene que cuidarse. Y yo creo que la operación que le hicieron ayudó muchísimo. Fue un momento muy fuerte, esa operación lo ayudó. Él está viviendo un momento muy difícil. Por humanidad hay que estar acompañándolo, no dejar de ser su amiga.
— ¿Ha conversado con PPK a raíz del mensaje de 28 de julio?
Brevemente, ¿no? Porque yo el 28 de julio fui a su casa, almorcé con él. Estuvimos solos. Él no tiene a nadie en su casa, yo tampoco, así que le dije: “Te acompaño en el almuerzo”. Almorzamos juntos y tratamos de distraernos, no dedicarnos a solo hablar de política.
— Y cuando sí hablaron de política, ¿cuál fue el diagnóstico de Kuczynski?
No, nada, la preocupación por la estabilidad del país y su desarrollo. Siempre su preocupación primero es el país.
— ¿Kuczynski le pidió que se quede?
No me ha dicho nada, no hemos hablado de eso.
— ¿En el hipotético caso que usted termine sentada en el sillón presidencial cree que el fujimorismo la dejaría gobernar?
Todo es posible en la viña del señor, como se dice, pero no sé, y no me quiero poner a discutir sobre cosas que son hipótesis, que hay que evaluarlas con mucho cuidado y, también, por supuesto, yo prefiero volver a insistir en entrar en una situación en la que los dos [Congreso y Ejecutivo] terminen el mandato que dio el pueblo en el 2021.
— ¿Hay algunos congresistas que ya la han tanteado para ver si se quedaría o no?
No.
— ¿Cuál de los siguientes escenarios prefiere: llegar al 2021, con dos años más de confrontación entre el Ejecutivo y el Congreso, o ir a elecciones y repartir las cartas nuevamente?
Bueno, en los dos casos son [escenarios por] lo malo. No me has dado la tercera [opción], que es la posibilidad de un encuentro de diálogo, entonces las dos son situaciones de crisis irremediables. Los dos son malos [escenarios].
— ¿Cuál es el mal menor de esos escenarios?
No veo ninguno como mal menor, los dos [escenarios] los veo como situaciones de incertidumbre tales que te dejan fuera cualquier posibilidad de asegurar, por más que hagamos el esfuerzo desde el MEF. Confío mucho y tengo buena relación con el MEF. Por más que hagamos el esfuerzo con un buen plan de infraestructura, de competitividad, que estoy segura buena parte puede implementarlo porque es [a través de] decretos supremos, en adelante creo que va a ser difícil, ¿no? Porque la confianza está resquebrajada. Uno porque hay crispación y el otro caso porque hay una situación de incertidumbre de quién es el que viene. La posibilidad la estamos viendo en otros países desarrollados como Estados Unidos, estamos viendo la presencia de un populista. Lo vemos en Brasil, en México, en Italia, en el Brexit; o sea, todo esto genera un ruido muy fuerte. Son de todos los colores: izquierda, derecha, donde la presencia de las actitudes populistas y autoritarias están presentes. Hay que ser muy cuidadosos en escenarios más internacionales débiles como los que tenemos ahora, que hay problemas de conflictos económicos entre países y también algunos conflictos, por ejemplo, el tema de las migraciones en Sudamérica, que son graves, y las otras migraciones en Europa, las migraciones a Estados Unidos, conflictos de otros tipo. Hay que tener todo eso presente en el escenario en el que estamos.
— ¿Cuál cree que es el escenario más posible?
En este momento yo te digo que es bien difícil predecir porque la situación está muy crispada. Y de repente no salimos de la crispación. Ese es un escenario bastante posible. Es un dilema de prisionero, hemos caído en la trampa del dilema de prisionero. Me voy por el lado más duro y no me voy por el lado de las concesiones mutuas.

DELIA MUÑOZ

¿Cómo evalúa el mensaje presidencial en general y la propuesta de adelanto de elecciones en particular?
“El mensaje presidencial tiene por objeto, conforme a lo prescrito por el Inciso 7 del artículo 118 de la Constitución, presentarse ante el Congreso para en detalle informar de la situación del país y presentar las propuestas de reforma necesarias, discurso y propuesta que deben estar aprobados por el Consejo de Ministros.
Ayer, hemos tenido una presentación de ideas de nuevas normas para ejecutar acciones futuras, esencialmente de pagos y beneficios diversos a los ciudadanos, para concluir con un anuncio de reforma constitucional, de recorte del plazo del mandato presidencial y congresal.
Hasta allí el resumen, ahora váyanos a los comentarios: primero los formales, el Premier admitió que el discurso y propuesta NO ha sido aprobado por el Consejo de Ministros y, NO se llevó propuesta legal alguna al congreso.
Evidentemente, la decisión hecha pública NO es jurídica sino una de tipo político, para dar salida a una crisis de gobierno más que política de ejecución presupuestal y solución de conflictos sociales.
La propuesta que se anuncia, cuyo contenido NO conocemos, entraría en colisión con las reformas aprobadas recientemente y haría muy difícil su ejecución. A Lo cual si se suma los problemas formales anotados líneas arriba, estamos en una situación de generación de crisis política para buscar una salida en esa ruta.
Y sobre el particular resulta irónico, que invocando a la Constitución se invoque como precedentes las decisiones adoptadas, en la crisis del dos mil, que nos llevó a un Gobierno de Transición Democrática.
Las rutas jurídicas serán amplias y los debates mayores, pero en esta situación de “que se vayan todos” las salidas deben ser esencialmente políticas y, lo jurídico dará el marco legal.
Pretender buscar una solución en base a los preceptos y disposiciones que tenemos en nuestro orden constitucional, que sería lo propio, sería utilizado como una opción obstruccionista y, así agravar más la crisis.
La salida, que debe ser negociada pasa en forma rápida por una renuncia presidencial y, de la Vice presidente, para en ese contexto el Congreso convoque a elecciones.
La ejecución de una reforma constitucional, se mezclará con obligaciones y pasos, previstos en las reformas adoptadas que complicará su ejecución.
A esta penosa situación, le aplicó la frase de Edmond Thiaudiere “La política es el arte de disfrazar de interés general el interés particular”.

Vizcarra y Aráoz, de lejitos no más

La distancia que separa al presidente Martín Vizcarra y la vicepresidente, Mercedes Aráoz, parece ser más extendida que la Av. Brasil, donde se encontraron esta mañana para la Gran Parada Cívico-Militar.
A su arribo, Vizcarra saludó a las autoridades presentes. Con cordialidad estrechó las manos a los mandos militares y los representantes de la iglesia. Inclusive el saludo con el flamante presidente del Congreso, Pedro Olaechea, fue amistosa.
Conforme fue avanzado, saludó al presidente del Poder Judicial, José Luis Lecaros, quien le dio una palmadita en la espalda, al Arzobispo de Lima, Carlos Castillo. Hasta ahí todo bien.
Acto seguido, le estrechó la mano a Meche Aráoz, quien, según las imágenes se pudo ver que lo recibió con frialdad y aparentemente solo atinó a decir “hola”. La siguiente persona en el estrado, fue la congresista de Fuerza Popular, Karina Beteta, una crítica de su gobierno, pero este saludo se notó inclusive más amigable.
¿Qué ha pasado? Al parecer, Aráoz no estaba al tanto de que el presidente Vizcarra anunciaría el proyecto de reforma constitucional para adelantar en un año las elecciones generales. El malestar se confirma también con las imágenes transmitidas ayer desde el hemiciclo donde se puede ver que Aráoz no aplaudió el discurso del mandatario.
En entrevista con el programa ‘Cuarto Poder’, el ministro de Justicia, Vicente Zeballos, dio a entender que Aráoz no estaba al tanto de estos planes porque “no había participado en los consejos de ministros”.
Al finalizar el desfile militar, el presidente Vizcarra se despidió de algunas personalidades, pero claramente no de Mercedes Aráoz.
Fuente: Revista CARETAS.

Psicoanálisis

[Visto: 242 veces]

Por Patricia Wiesse– Directora de la Revista Ideele y Gerardo Saravia– Editor de la Revista Ideele.
Podría estar disfrutando de su jubilación, atendido por un mayordomo en una casa con piscina, y salir a pasear con su chofer cada vez que lo desee. Pero la decisión que tomó Jorge Álvarez Calderón, hace muchos años, llevó su vida a un camino sin retorno: la opción por los pobres desde el sacerdocio. Hoy vive en un asilo regentado por monjas, y se dedica a su pasión: la formación de laicos. Hablar con él es recorrer la historia de la teología de la liberación en el Perú.
¿Cómo nació tu inclinación religiosa?
Mi madre fue una mujer muy religiosa, pero también tenía muchas inquietudes sociales. Nosotros vivíamos en Miraflores, y ella organizó ahí una comisión de ayuda social. Recogía alimentos y medicinas para la gente pobre de Miraflores y de Surquillo. Era muy devota y solía decir: “yo no quiero entrar en beaterías”.
Por otro lado, en la iglesia que se encuentra en el Parque Kennedy el párroco creó el Centro Católico de Miraflores, que era para laicos. Ahí mi hermano, que era cuatro años mayor que yo, se vinculó con los obreros de Surquillo. Eso me provocó ciertas inquietudes. Después, cuando yo tendría unos 15 años y era el fin de la segunda guerra mundial, entré a la Recoleta. Ahí un curita francés a cargo de segundo de media quería convocar a un grupo de chicos con una formación cristiana más profunda para hacer ser algo así como civiles de nueva vida. Eso me hizo pensar en lo que me dijo mi madre. Yo tampoco quería beaterías, sino una vida cristiana preocupada por los demás.
¿Y quién influyó en tu madre para que desarrolle ese tipo de pensamiento?
Tengo la impresión de que viene de mi abuela que era de la oligarquía pura y había tenido un hermano que murió muy joven. Ella tenía ese sentimiento de servir en forma paternalista. También, por esa época, visitaban mi casa los cooperadores salesianos. Ese tipo de cristiano servidor fue lo que me marcó.
Pero cuando postulaste a la Universidad Agraria no tenías en mente ser cura.
No, quien iba a ser cura era mi hermano. Durante sus tres años de universidad se decidió. Él estudió Filosofía y Derecho en la Universidad Católica. Él era de ese tipo.
¿Cómo de ese tipo?
Filósofo y legalista; yo no era ni lo uno ni lo otro.
¿Cómo eras tú?
Yo tenía un garabato en la cabeza. Pero fue en la UNEC (Unión Nacional de Estudiantes Católicos) que encontré a ese grupo de universitarios de diferentes universidades con quienes compartí las mismas inquietudes religiosas y sociales.
¿Por qué estudiaste en la Agraria?
Como me gustaba el campo me metí a Agronomía. Si les decía a mis padres que quería estudiar filosofía iban a sospechar porque yo no tenía cualidades de filósofo. Llegué a hacer tres años, pero dónde más aprendí fue en la UNEC. Era la época del presidente Bustamante, quien dio testimonio de un nuevo tipo de político: servidor. A los 18 años eso marca.
¿Cómo te definías políticamente en esa época?
Yo estaba aún dormido.
¿Y tu familia?
Ahh, de ultraderecha.
Pero Pardo, que fue un familiar tuyo, fue un presidente interesante, civilista.
Mi abuela guardaba la camisa ensangrentada de Pardo; a partir de eso yo le tenía una especie de simpatía. Pero su hijo, José Pardo, fue más bien conservador.
¿Qué te dejó el gobierno de Bustamante?
Descubro en él a otro tipo de político. Cuando cayó, entró Odría, y más tarde vino la revolución. Yo me acuerdo que el sitio donde estaba la UNEC quedaba a una cuadra de la Plaza San Martín donde habitualmente habían manifestaciones, y nosotros íbamos a ver.
¿A ver o a participar?
A ver, a ver. Y ahí se fortaleció mi inquietud social.
¿Y tu mamá no les decía nada? ¿O ustedes no le contaban?
(Ríe) Creo que no le contábamos.
¿Cómo se relacionaban con sus padres?
Con mi madre teníamos más relación. Todo lo que se enteraba mi padre era por lo que nosotros le contábamos a ella. Él era un excelente contador de cuentos. Nos metía a su cama y nos quedábamos horas escuchando sus relatos; pero no conversábamos de otras cosas.
¿Y tu hermana María?
La pobre ha sido víctima de la época en que vivió. Cuando ella terminó el colegio quería estudiar medicina, pero mi familia no se lo permitió por ser mujer. “Cómo te vas a meter con cholos”, le decían. Mi hermana se aburría en la casa. Ha sido muy doloroso ser mujer, sobre todo en la oligarquía. Cuando se casó, se buscó un enamorado ultraconservador que felizmente nunca se metía con nosotros.
Continuemos con tu “camino de Damasco”.
Cuando estaba en tercer año de la universidad me decidí. Pero yo no quería ser cura de parroquia. Yo quería ser cura para formar laicos, y esa idea la he mantenido hasta ahora.
¿Cuándo estudias en Lovaina?
Mi director espiritual, y el de mi hermano, había sido formado en Francia, en Lyon. Ahí fue donde comenzó todo el movimiento de renovación eclesial. Estamos hablando de 1952-1953 del siglo pasado. Él fue quien habló con el cardenal Guevara para que nosotros no fuéramos a Roma, porque ese era el esquema: el que se iba a Europa se iba a Roma. Él quería que nosotros fuéramos a Francia, y eso el cardenal nunca lo iba a aceptar. Pero mis padres, que eran ricos, dijeron: “nosotros pagamos”, y ahí recién nos dieron la libertad de ir.
¿Cómo tomó tu familia la decisión de sus dos hijos hombres de optar por la vida religiosa?
Para mí fue un problema porque mi hermano entró antes y yo, siendo muy unido a él, nunca le había hablado de mi vocación, ni cuando él me confesó que quería ser cura. Esa noche no pude dormir. Me preguntaba cómo iba a ser ahora conmigo, porque mi padre era muy machista. Me fregó. Aún me acuerdo del día en que mi padre me invitó a caminar por el malecón. Resulta que mi viejo había hecho todo un plan para mí. Me dijo: “Tú quieres ser agrónomo y estoy contento con eso. He calculado cuándo vas a terminar y quiero que cuando lo hagas tengas la hacienda de Pisco. Después de tres años de trabajar ahí, tendrás la madurez suficiente para ocuparte de la otra que tenemos en Huacho”.
¿Cómo fue que se enteró de tu opción?
Me acuerdo de que un domingo, después de almuerzo. Le dije a mi papá que quería conversar con él. Creo que sospechó porque no me llevó al malecón, sino a su cuarto. Se echó en un sofá y me pidió que me sentara. Como me moría de vergüenza, me senté de tal manera que yo lo veía, pero él no podía verme. Después que terminé de sincerarme me dijo que nunca se iba a oponer a mis decisiones. Sólo me puso como condición que esperara a ser mayor de edad. En esa época era a los 21 años y sólo me faltaban algunos meses. Y yo, obviamente, acepté.
Tu papá pensaría: ¿quién va a administrar todo lo que tengo?
Ha debido de ser un golpe muy fuerte. Éramos dos hijos hombres y los dos nos íbamos. El final de su vida ha debido de ser muy duro, pero nunca se opuso.
¿Entonces te retiraste de la Agraria?
Si, recuerdo que fui a ver al rector y me dijo: ¡Pero si estábamos tan contentos contigo!
Nunca te llegó a gustar la carrera, ¿no?
No, la verdad yo fui un poco para esconderme. Ellos tenían idea de que era muy buen estudiante. La verdad es que era chancón.
Cuando tú hablas de que en esa época te gustaba el campo, ¿te refieres a tus haciendas?
Sí, pero nosotros nunca hemos vivido en las haciendas, sólo íbamos de vacaciones, de visita. Era más una cuestión romántica. Me gusta el campo, pero ¿de ahí a ser agrónomo? Para mí la universidad ha sido la UNEC.
¿Qué recuerdos tienes de la UNEC?
Recuerdo un hecho en especial. Un día llegaron un grupo de religiosas invitadas por un sacerdote jesuita. Mi director espiritual, el padre Alarco, me pidió que las llevara a conocer las invasiones en la camioneta que me dieron mis padres. En es época yo ni sabía que había barriadas. Las hermanitas de Jesús eran muy interesantes. Conocimos el cerro San Cosme: el comienzo de lo que fue después La Parada. Yo nunca había visto algo así. Mientras subíamos el cerro, las monjitas preguntaron: ¿no habrá un sitio donde podamos vivir nosotras? Entonces se realizó una asamblea en la que leyeron el proyecto de las monjitas. La gente les dijo: “Ustedes no se van, se quedan acá de todas maneras y este sitiecito es para ustedes”. Eso a mí me convirtió. Pensé que el evangelio de Cristo no está sino en los pobres. El ver la alegría de los más pobres al recibir a las monjitas e inmediatamente darles un sitio fue para mí una conversión. Ya después en el Concilio se habló de la opción por los pobres.
¿Dónde te envían cuando sales del seminario?
En esa época Dammert, quien era obispo auxiliar en Roma, y había sido uno de los tantos asesores interesantes que habíamos tenido, llamó a mi hermano para preguntarle dónde me podían poner, y como Carlos era radicalón y jodido le dijo: “No lo mandes a Lima porque en Lima Jorge va a ser un burgués. Mándalo a una barriada”.
Y te mandan a la barriada.
Así es. Danmert habló con el arzobispo y de esa manera me convertí en el único sacerdote diocesano en las barriadas. Después de años me di cuenta de que así como yo fui enviado a Lyon porque mis padres tenían plata, también me enviaron a las barriadas porque tenía plata. (Ríe). Cuando llegué casi todos vivían en chozas. No sabía qué hacer. Una familia Checa, más o menos cristiana, me prestó una casita por el fondo del Malecón Checa, en Huachipa. Era una casita que no tenía ni agua ni luz ni nada. Ahí me fui con otro sacerdote francés que había llegado. Los domingos iba a visitar a mi familia. Yo les llevaba una cantidad de ropa para que me la laven y ellos me daban alimentos para la semana.
¿No te chocó cuando saliste de tu mundo de Miraflores a vivir a un asentamiento humano? Era como salir de un palacio.
Yo le llamaba “salir de mi burbuja”. ¿Qué cosa era sino la casa del Malecón Armendáriz? Estaba escondido; ni sabía lo que era Lima. Yo tenía 13 años cuando mis padres nos llevaron a Huancayo a ver a una tía que era Hija de la Caridad en Tarma. Como buenos oligarcas, teníamos un vagón solo para cinco personas. Yo nunca había visto campesinos y campesinas vestidos con sus trajes típicos, con sus polleras. Fue para mí una experiencia bella: mi primer conocimiento de la sierra.
Has escrito que cuando regresaste a Perú, luego de tu viaje a Francia, te fuiste a vivir a un lugar humilde: “a los pocos días encontré una casita y traté de arreglarla lo más simple posible, respetando mis debilidades”. ¿Cuáles eran esas debilidades?
Un día, en una reunión que había organizado el cardenal con todos los misioneros de diferentes congregaciones, conocí a un cura francés que se había instalado por ese lugar. Le conté que yo estaba en una barriada y le pedí su consejo acerca de cómo hacer para vivir ahí. Él me dijo: “No te hagas problemas, anda al mercado y busca unas cuantas esteras y palos. En una semana tuve mi casa así”. No quería tener una casa burguesa, pero tampoco irme al otro extremo. Entonces me fui a hablar con un jesuita, el padre Toledo, quien me dijo: “Jorge, yo te conozco y sé que si te decides lo vas a hacer, pero la consecuencia de eso es que te vas a sentir muy orgulloso de que un Álvarez Calderón esté en una choza, y eso no te va a hacer bien”.
Claro, porque te iba a envanecer.
Claro, me convertiría en santo. Me dijo también: Tú tienes que ser algo sencillo, pero según tus posibilidades. Tú eres un burgués y la gente se da cuenta de eso, y nunca te van a juzgar. Intenta de ser lo más cercano posible”. Eso me liberó. Esa misma semana encontré una casita que tuve que mejorarla un poco. Mandé a hacerle algunos arreglos con un arquitecto de la Acción Católica. Cuando estuvo lista, invité al cardenal para que la bendijera: era la primera casa de sacerdotes diocesanos en barriadas. En algún momento escuché el comentario de una vecina que me impactó: “¿Han visto? ¡Qué belleza! Tiene una especie de closet con puerta”.
Lo que para ti era rustico, para los vecinos era un lujo.
Claro, no había agua, tampoco desagüe; solo una acequia.
¿Qué era lo que más extrañabas de tu vida burguesa?
Nada. Era la época de la radicalidad, así que estaba feliz.
¿Ni la comida?
No, porque encontré a una señora que cocinaba riquísimo.
¿Tu mamá fue a visitarte alguna vez?
Una vez. Hice una tontería horrible: mi madre y mi padre fueron en un carrazo, con chofer y todo. Me daba mucha vergüenza. Me acuerdo que vieron mi casa un ratito y luego fuimos a ver la iglesia del pueblito de San Juan de Lurigancho. Por suerte los llevé con el carrito que me habían regalado ellos. Llegamos allá, les enseñé un ratito la capillita y les dije que me tenía que ir porque tenía una reunión, y zas, me escapé. Fui un bruto. Los dejé solos ahí. (Ríe).
¿Te seguían dando plata?
Yo vivía de lo que me daban ellos, pero no me daba cuenta. Solo recuerdo que mis padres me pidieron que abriera una cuenta y de ahí sacaba, pero nunca hablaba de plata con ellos.
Para tu padre fue un golpe. ¿Y para tu madre?
Yo creo que en el fondo estaba orgullosa.

Lucha de clases

¿En qué momento comenzaste a cuestionar tu situación privilegiada?
Eso lo descubrí ahí también. Una de las haciendas que visitaba era la de la familia Palacios, que eran muy amigos de mi familia. Un día sus trabajadores me contaron cómo los explotaban. Los puse en contacto con un sindicato católico. Al enterarse los dueños me prohibieron la entrada y también dejaron de contribuir con la parroquia. Yo le dije a la gente que no podía dejarlos sin la eucaristía, así que les propuse dárselas en el campo. Ahí fue donde descubrí la lucha de clases. La teoría que yo sabía a través de mi hermano la vi en la práctica. Por esa época, comenzó también el Concilio Vaticano II y la opción por los pobres de Gustavo Gutiérrez. Todo se juntó en esa época.

Neocapitalismo

Para retomar el tema de la teología de la liberación, ¿qué tan vigente consideras que es? El mundo ha cambiado muchísimo.
Claro, pero también hay que darse cuenta que ahora el neocapitalismo es más deshumanizante y los partidos políticos están en una crisis horrible. Hay que reconstruir la sociedad, liberarla.
¿Cuáles son los nuevos retos de la teología de la liberación?
El tema es cómo ser profeta hoy. Cómo hacer recordar los grandes principios cristianos y cómo ponerlos en práctica. Cómo ser un abogado de los más pobres; cómo ser un maestro de los más pobres.
Y cómo actuar en un contexto en que la iglesia evangélica gana cada vez más terreno.
Creo, más bien, que lo que hay que plantear es cómo ayudar al ecumenismo. Los creyentes en Jesucristo no deben de estar en pleito. Lo que hay que tratar es de encontrar qué cosas buenas hay en uno y otro lado.
Buscar puntos de convergencia, pero, ¿cuáles son los límites? Muchos de esos grupos son excesivamente conservadores.
Claro, pero ese es el drama que tenemos nosotros con Cipriani. Juan Luis Cipriani y Carlos Castillo son dos mundos distintos.
Quizás Castillo encuentra mayor convergencia con un luterano que con Cipriani.
Si, ese es el drama que tenemos ahora. Juan XXIII tuvo tres objetivos para el Concilio: primero, cómo ser fieles el cristianismo en el mundo capitalista. Segundo, cómo ser fieles a Jesucristo en el mundo subdesarrollado. Tercero, cómo llegar a una unión entre cristianos: el ecumenismo. El papa Francisco fue elegido, en gran parte, porque América Latina fue la que mejor asimiló el Concilio. Lo que quiere francisco es promover iglesias regionales que sean la luz del mundo en cada región, y eso me parece muy rico.
¿Cipriani le ha hecho mucho daño a la Iglesia católica?
Claro, con los cristianos de “Con mis hijos no te metas”, a nivel político y eclesial. Para mí es una gran alegría ver que se está retomando lo que yo viví en mis primeros años. Tuve la suerte que justo cuando iba a entrar Cipriani se produjo la división de las diócesis y yo opté por la de Lima Este. Yo siempre digo que lo que más me salvó es estar al otro lado del río. Y eso fue la diócesis de Chosica.
¿Él nunca intentó controlar su trabajo?
Nunca, porque yo estoy en otra diócesis y él estaba en la de Lima.
¿Y como arzobispo?
El arzobispo es arzobispo de esa parte de Lima.
¿A quién tenías tú?
Al monseñor Norberto Strotmann. Cipriani nunca pudo entrar ni a Lurín, ni a Chosica, ni a Carabayllo, ni al Callao donde había alguien peor que él.
Qué difícil para ustedes.
Hemos estado aislados.
¿Cuál es tu diferencia con el movimiento “Con mis hijos no te metas”?
Ellos tienen una visión muy cuadrada que se basa en Adán y Eva. Literal: hombre-mujer. En esa época no se sabía que la homosexualidad no es una opción, sino que es genética. No se les puede aislar. En ese punto nos separamos de Cipriani y compañía. Por suerte, la sociedad hoy día está aceptando nuestra posición.
¿Cómo ves a Francisco?
No lo conocía, tenía mucho miedo por todo lo que se decía. Ahora he descubierto que uno de los motivos de su nombramiento fue que lo obispos se dieron cuenta de que la única iglesia regional en el mundo es la de América Latina, que es la que mejor ha asimilado el Concilio. Toda esa primera gran aventura la inicia el Concilio, pero Juan Pablo la deshizo.
¿Cómo fue el pontificado de Juan Pablo II?
Juan Pablo tenía dos facetas muy distintas: por un lado era el Papa que salía a los viajes. Sus discursos en los diferentes países eran muy buenos; pero, por otro lado, deshizo la organización eclesial. Hay un teólogo que dice que los grandes concilios en la Iglesia católica han demorado 50 años antes de ser asimilados. Precisamente, Francisco viene 50 años después del Concilio.
Destruyeron todo el trabajo de la iglesia del sur andino, ¿cómo lo hicieron?
El nombramiento venía de Roma. Los sectores conservadores han estado apoyando a los opus, a los sodalicio y a los neocatecumenales que están en el Callao. Ahora Francisco está deshaciendo eso.
La iglesia está atravesando una crisis tremenda por la cantidad de casos de pederastia que se están destapando.
A lo largo de todos mis años, no había conocido de estos casos. Sí sabía de curas que han estado con mujeres, pero de pederastia no. Eso me ha impresionado mucho. Cuando yo veo cómo son formados los seminaristas, pienso que se puede esperar cualquier cosa de estos muchachos. Miren, en una diócesis como la nuestra la mitad de los seminaristas ordenados se han ido. Tú no puedes meter en una abadía todo el tiempo a sacerdotes que van a ser del mundo. No pueden estar enjaulados.
¿Los seminarios están condenados a desaparecer?
Los seminarios nacen en una época en la que el clero y los obispos estaban en una decadencia terrible. Los obispos eran los señores feudales y los curas hacían de las parroquias su lugar de negocio con tierras. Cuando se comienzan a hacer las reformas, se hizo el esfuerzo para que existieran otros tipos de curas, y se tomó la decisión de fundar los seminarios. Éstos tenían la forma de convento de monjes: los metían en una casa y ahí los tenían ocho o nueve años. Ese esquema funciona más o menos así hasta ahora: una especie de convento para gente cuya misión es trabajar con el pueblo. Pero los curas no son monjes. Un diocesano está hecho para estar con la gente, y si tu formación de jovencito la haces entre cuatro paredes, viene la tentación de la mujer, la tentación del dinero. Para mí lo mejor es que los curas sean primero universitarios u obreros y que cuando tengan 25 o 30 años, entren a formarse.
Que vivan antes.
Claro, que vivan y que su opción sea a partir de esa vida.
¿Piensas que se deberían revisar aspectos como el voto de castidad?
Claro.
¿Estás de acuerdo con que un sacerdote se pueda casar y tener hijos?
Yo creo que a eso va Francisco: a que hayan sacerdotes que opten por el celibato y otros sacerdotes que no. Por ejemplo, hay un proyecto que se llama “Sacerdotes de Barrio” y me parece muy lindo. Los sacerdotes de barrio son un señor o una señora que tienen familia, con un trabajo afuera y que cumplen un papel religioso, pero no en una parroquia. Pueden dar comunión, bautizar y otras tareas más. Eso todavía no está hecho, pero están llegando ese tipo de propuestas al Vaticano.
¿Y sobre las mujeres?
También. Antes eso era impensable porque había una cultura machista, pero ahora ya no. En Alemania he asistido a un culto luterano que era una maravilla. Vimos a una mujer que dirigió la liturgia dominical.
¿También mujeres obispos?
También, claro. Todo eso va a venir.
¿Y temas como el aborto?
Yo no he estudiado mucho ese tema, pero para una mujer a la que han violado debe ser horrible tener un hijo. Pienso que todo hijo tiene derecho a tener un padre y una madre, aunque no estén juntos. Pero que sea voluntario, no con esa barbaridad.
Francisco debe de tener oposiciones terribles dentro de la jerarquía católica.
Yo admiro en Francisco el coraje que tiene de vivir en un sitio ultraconservador.
¿Has estado en el Vaticano?
Nunca estudié ahí. He ido de visita. He estado en el palacio del Papa y yo pensaba: “qué terrible debe ser vivir acá”. Los papas anteriores vivían solitos ahí. Este Papa se metió a la casa de Santa Marta y está viviendo una vida más normal.
¿Llegaste a renunciar a tu herencia?
No, yo la recibí, pero he creado una especie de fundación llamada “Amelio Plascencia” para ayudar a la gente comprometida de la iglesia, sea laica o religiosa. Nuestros recursos salen precisamente de una playa de estacionamiento que recibí como herencia.
¿A ustedes les expropiaron sus haciendas en la época de Velasco?
Si, aunque quedaron reducidas al mínimo. Por ejemplo, la hacienda Cavero.
Podrías estar ahorita en una casa atendido por un mayordomo. ¿No extrañas ese tipo de vida?
No. Este es el sentido de mi vida. Por ejemplo, a veces me invitan a la casa de mis sobrinos, y yo voy ahí solo para no pelearme. Ellos no tienen la culpa de ser como son.
¿Cuándo conoces a Gustavo Gutiérrez?
En la época de la UNEC. Nos conocimos en las reuniones que Dammert hacía en el palacio arzobispal.
¿El Concilio influyó en la teología de la liberación o corrieron en paralelo?
Gustavo ya tenía esas preocupaciones, y también tenía contacto con los teólogos que estaban asesorando en el Concilio. Fue una etapa de muchos cambios.

Muy mala formación

¿Cómo fue ese proceso de cambio en el Perú?
Fueron cambios muy fuertes también en el Perú, muy cercanos al golpe de Velasco. Hubo un sacerdote jesuita, junto con unos sacerdotes diocesanos mayores, que hicieron un primer llamado para analizar cuál iba a ser nuestro papel en esos cambios. Ahí es que se fundó el grupo ONIS (Oficina Nacional de Información Social). Uno de los curas, el padre jesuita Romero Luna Victoria, tenía mucha inquietud pero muy mala formación. Él, en el fondo, lo que quería era hacer una célula de la Democracia Cristiana y Gustavo se opuso. Lo nuestro es profético, no político. Gustavo decía: “No queremos ser el brazo eclesiástico de un partido político”.
Como sí sucedió en Colombia y Argentina.
Exactamente. A Gustavo su formación teológica es lo que le permitió tener claridad. Una vez lo invitaron a dar una charla sobre teología del desarrollo. En ese momento, desarrollo significaba desarrollo capitalista nativo. Él dijo no, y de ahí le puso teología de la liberación, que es lo contrario. Así comenzó. Esta teología nace con gran cantidad de misioneros. Los únicos curitas que teníamos algo de formación éramos Gustavo, Carlos y yo, porque Felipe Zegarra todavía no estaba.
Pero, ¿cuál era su idea de un sistema de económico y político diferente al capitalismo?
Para Gustavo el partido debía de salir del laicado. O sea, los laicos tenían que definir cuál era su opción. Creía en una especia de socialismo, pero no la Democracia Cristiana.
En esa época ustedes ya tenían una definición ideológica clara. ¿Nunca estuvieron en la disyuntiva de optar por la vía armada como Camilo Torres en Colombia?
Ahí quien ayudó mucho fue Gustavo. Conocí personalmente a Camilo Torres cuando vino a consultarle a Gustavo. Fui testigo de esa conversación. Él ya estaba metido, pero quería conocer su opinión.
Obviamente Torres no le hizo caso.
Así es, él ya estaba muy metido. Gustavo le hizo ver que una cosa era el compromiso político y otra el compromiso profético, pero él ya estaba con el compromiso político. Fue muy doloroso.
¿Cómo se entiende el compromiso profético?
En base a la opción por los pobres: debe ayudarse a la gente a tomar opciones sin darles consignas. Nosotros les dábamos principios teológicos.
Pero se les acompañaba en su lucha.
Claro, nosotros tenemos que ver cómo se puede hacer un desarrollo sociopolítico en base a los principios cristianos. Gustavo hizo esa distinción: tenemos la opción por la justicia social pero no damos la receta de qué organización integrar. Los laicos deben de buscar eso.
En esa época ya estaba en debate el tema de la lucha armada.
Claro, y nosotros no estábamos de acuerdo porque justamente implica matar al otro. Tenemos que llamarle la atención, tenemos que promover que las víctimas se reúnan y hagan una sociedad.
Pero, ¿creían que se podía pasar de un modelo capitalista a uno socialista sin una revolución?
No, con una revolución.
¿Pacífica?
Éramos conscientes que era muy difícil hacer una revolución pacifica. Por eso tenía que haber una opción por los pobres, y eso implicaba no aceptar el capitalismo explotador. Lo que teníamos que buscar era una hermandad y un compromiso político que la promueva.
Pero una revolución significaba que iba a haber muertos. En esa época se pensaba así.
Bueno, pero Gustavo no entraba en ese tema. Él sabía que no debíamos, y lo decía; pero también decía que era importante pensar en una organización política que ayude al ser humano a que llegue la justicia, la dignidad, la solidaridad. Cuando había marchas de los trabajadores, yo me turnaba. Un rato estaba con los de Vanguardia Revolucionaria, otro rato con los de Patria Roja; y así pasaba por las diferentes organizaciones para que no digan que tenía preferencia por alguna.
¿Tu familia sabía que estaban en las marchas?
No, nunca se los dije. Ellos también fueron lo suficientemente discretos como para no preguntar.
¿Tuviste muchas discusiones sobre este tema con ellos?
Una vez con mi padre. Habíamos hecho un comunicado que salió en el periódico y él me increpó por las partes con las que no estaba de acuerdo. Me llegué a distanciar de mi familia, aunque seguía visitando a mis padres una vez por semana.
De todas maneras, tu padre era bastante abierto. Otro te hubiera dicho: “no te quiero ver más”.
Recuerdo que una vez mi papá iba a tener reunión con otros ricachones, y como lo vi muy solo decidí acompañarlo. Sufrí como no tienen idea.
O sea, nunca hubo discusión con tirada de puerta.
No.
¿Y tus amigos?
Recuerdo que una vez me llamaron para dar una conferencia en la Parroquia de Fátima en Armendáriz. Ahí me encontré con uno de los antiguos amigos de Carlos que se paró en medio de la conferencia y se fue en contra de mí. Para ellos yo era un comunista. No me volvieron a invitar. Yo también tomé distancia. Solo iba a Miraflores para ver a mi papá y mi mamá los domingos, y a veces donde mi hermana. Nada con el resto de la familia.
En todo este tiempo, ¿nunca te pesó haber optado por este camino?
Nunca. El haber podido hacer realidad mis grandes opciones fue para mí una salvación. Cuando he estado más triste fue la vez que me tocó ser párroco de una parroquia grande en San Juan de Lurigancho..
Pero también era un lugar pobre.
Claro, pero ya estaba bastante urbanizado.
¿Tu hermano Carlos dónde estaba?
Era asesor de la Juventud Obrera Católica (JOC), vivía en Lima. Mi hermano, que era muy inteligente y muy buen orador, reunía a todos los misioneros que llegaban a su oficina que quedaba cerca a la iglesia San Pedro. Ahí íbamos una vez por semana y él nos mostraba toda la reforma teológica del Concilio. La teología la recibía en la JOC con los misioneros.
Dices que Carlos era bastante radical, ¿nunca discutiste con él por esa razón?
Al contrario, él me alimentaba a mí. Yo sentía que Gustavo y Carlos eran como mis hermanos mayores. Carlos tenía una gran inteligencia y era un excelente orador. Pero era loquito.
¿Cómo así?
Tenía la misma enfermedad que Alan García, y por eso tuvo que dejar el sacerdocio.
¿No lo dejó por su compromiso con Nelly Evans?
No, él lo dejó por su problema. Carlos podía ser muy radical, pero también sumamente escrupuloso. Vivía entre una religión opresora y un deseo de liberación.
¿En qué sentido era escrupuloso?
Él creía que todo lo que hacía era pecado.Era como un profeta para otros y un dictador para sí mismo. Eso lo hacía sufrir mucho. Le vino una crisis horrible. Yo dejé mi parroquia para acompañarlo. Él se había peleado con mis padres. En realidad, yo mismo le dije que debía de cortar con mis padres. Cuando él almorzaba con ellos, lo hacía en silencio, no les hablaba. Entonces le dije; “Carlos, un día tú vas a matarlos”. También lo animé a entrar a una terapia, y yo también lo hice. Por un tiempo compartimos el mismo psiquiatra.
Entonces Carlos renuncia, pero no recupera sus privilegios.
No, fue una tortura horrible. Los escrúpulos lo fueron deshaciendo, y en un momento dado el cuerpo no lo aguantó. Fue una pena, porque era un hombre brillante. Se le recuerda mucho por sus discursos en los retiros. Lo seguían muchas personas.

Sendero Luminoso

¿Cómo fue la relación de Carlos con Nelly Evans?
Al inicio estuvo bien porque Nelly había sido católica. Él la había conocido como monja y luego militó en Vanguardia. Carlos se enamoró de ella. Tuvo la suerte que cuando la toman presa, él estaba internado en una clínica debido a un cuadro depresivo.
¿Ellos seguían siendo pareja?
Si, pero ya estaban muy alejados. Carlos vivía entre la atracción y el rechazo.
¿Carlos vivía con la culpa de haber dejado de ser cura?
Algo de eso. No saben cuánto he pensado en Carlos durante todo el problema de Alan García. Ellos tenían la misma enfermedad, pero García tuvo la posibilidad de consumir litio. Mi hermano, en cambio, lo rechazaba. Nunca pudo tener tratamiento. Me pregunto qué sería de su vida si hubiera podido consumir litio.
¿Le chocó mucho el apresamiento de Nelly?
Es que ya estaban muy separados. Lo que le hizo sufrir mucho fue que tenían a sus hijos adoptivos. En realidad quien los tuvo que educar fue Carlos a pedido de Nelly.
¿Qué fue de los chicos?
Felizmente los chicos fueron acogidos por unas amigas profesoras que había tenido Nelly. Cuando la llevan presa, ellas se ofrecieron.

Organización criminal

¿Has tenido contacto con Nelly?
En una época cuando estában juntos sí, después no. Cuando estaba presa la fui a visitar dos o tres veces. Ahora voy a tener que ir al mismo sitio por Susana Villarán.
Eres amigo de Susana Villarán, ¿no?
Si, desde la época del movimiento de profesionales católicos. La conocí con su pareja, tuvimos muy buena amistad. Nos íbamos de vacaciones a Huacho con sus hijos. Soy padrino de uno de los chicos.
Fue muy duro lo que ha pasado con ella.
Claro, todo su proyecto de vida se le vino abajo. Termina sola, incluso sin el partido que ella fundó.

Difamador condenado

[Visto: 407 veces]

Pedro Salinas

“José Antonio Eguren no niega los abusos y las víctimas en el Sodalicio”

Por Carlos Chunga– Diario El Comercio.
El arzobispo de Piura y Tumbes, José Antonio Eguren Anselmi, ha evitado pronunciarse durante todo el proceso penal contra el periodista Pedro Salinas, a quien denunció por un supuesto encubrimiento en torno a los casos de abuso en el Sodalicio de Vida Cristiana.
En su lugar ha hablado su abogado, Percy García, quien dialogó con El Comercio luego de que la Corte Superior de Justicia de Piura condenara a un año de prisión suspendida y al pago de S/80 mil a Salinas, por el delito de difamación en contra de Eguren.
¿Esto es un logro del Sodalicio o de José Antonio Eguren?
Créeme que a monseñor Eguren le apena esta condena, porque él nunca hubiera llegado a este momento. Él quería que el señor Salinas diga que se le pasó la mano y todo arreglado. Este proceso tuvo una etapa de conciliación, y el día que nos sentamos (a conciliar), Pedro Salinas dijo que no había nada que conciliar.
Pero marca un precedente para la libertad de expresión.
No, porque ya hay condenas a periodistas que se excedieron en (el ejercicio de) su libertad de expresión. Todo ejercicio profesional tiene límites. Un periodista no puede realizar su labor de información sin respetar determinados límites, propios de la dignidad humana. Pedro Salinas puede pensar muchas cosas, pero si no tiene elementos que corroboren lo que dice, no puede hacer afirmaciones. Él ha abusado de su derecho.
El abogado Carlos Rivera señaló que en la decisión judicial pudieron influir factores “extrajudiciales”.
No sé qué quiere decir. ¿Que el monseñor Eguren digita los fallos del Poder Judicial? El señor Salinas se ha encontrado con una jueza objetiva y que no tiene temor.
La defensa va a apelar, ¿qué futuro prevé usted?
Veremos cuáles son los argumentos y esperemos que la sala (de apelaciones) confirme el fallo. Yo creo que la reflexión de todo esto es que los periodistas deben distinguir el buen periodismo del mal periodismo.
¿Por qué Eguren no ha dado la cara en todo este proceso?
Porque no ha querido, a diferencia del señor Pedro Salinas, interferir en el Poder Judicial. Ha preferido que el proceso sea sin ningún tipo de interferencia, declaración, afirmación o presión.
¿Eguren deslinda responsabilidad con los abusos cometidos en el Sodalicio?
Monseñor Eguren en ningún momento pretende señalar que todo lo que se ha dicho y se ha investigado sobre los abusos en el Sodalicio sea falso, y que no haya víctimas. Claro que las hay, pero no podemos hacer una imputación generalizada. No podemos decir que todos (los miembros del Sodalicio) fueron abusadores.
¿Deslinda o no responsabilidad?
Es que no lo ha dicho él, sino la fiscalía.
¿Entonces se reconoce el aporte del libro ‘Mitad monjes, mitad soldados’?
Sí, no soy un crítico. Posiblemente se hizo algo meritorio. Monseñor Eguren nunca niega el libro, solo que no nos hemos ocupado de él. Si hay responsables, deberán asumir las consecuencias. Cuando yo le pregunto (a Eguren) por qué, con todo esto, aún sigue en el Sodalicio, me contesta que uno siempre debe pertenecer a la familia que Dios le dio, aunque los padres no hayan sido buenas personas.
Pero aquí no hablamos de buenas o malas acciones, sino de delitos.
Bueno, hablamos de personas que cometieron cosas que no están bien.
¿Qué le diría a Pedro Salinas?
Él cometió un error, estamos aquí porque él no quiso rectificarse al pedido a través de una carta notarial. En lo que se refiere a monseñor Eguren, (Salinas) erró de cabo a rabo.

Condenan a Pedro Salinas por difamar a Arzobispo de Piura

El 8 de abril la Corte Superior de Justicia de Piura (Perú), condenó al periodista Pedro Salinas a un año de prisión suspendida, el pago de 80 mil soles (cerca de 24 mil dólares) y 120 días multas, por el delito de difamación agravada contra el Arzobispo de Piura y Tumbes, Monseñor José Antonio Eguren Anselmi.
La jueza del Primer Juzgado Unipersonal Penal de Piura, Judith Cueva Calle, señaló en su sentencia que la “libertad de expresión no es absoluta, tiene límites: el honor de las personas”, indicó el diario Expreso.
Cueva Calle informó que la sustentación de la sentencia se realizará el 22 de abril, pero adelantó el anuncio del fallo debido a que las afirmaciones de Salinas “evidencian menosprecio” contra Monseñor Eguren y “afectan la buena reputación”.
Pedro Salinas es coautor del libro “Mitad Monjes, Mitad soldados”, publicado en 2015, que da cuenta de los abusos sexuales, físicos y de poder cometidos por el fundador del Sodalicio, Luis Fernando Figari, y otros miembros de esta institución a la que pertenece Monseñor Eguren.
El 15 de agosto Monseñor Eguren presentó una demanda por difamación agravada contra Salinas por haberlo comparado en el artículo “El Juan Barros Peruano”, publicado el 20 de enero de 2018, con el obispo chileno Juan Barros, a quien se acusó de encubrir los abusos sexuales del exsacerdote Fernando Karadima.
En el artículo, Salinas también acusa a Monseñor Eguren de traficar tierras en la ciudad de Piura, para lo cual cita un reportaje de la cadena islámica Al Jazeera titulado “The Sodalitium scandal” (El escándalo Sodalicio).
Carlos Rivera, director del Instituto de Defensa Legal (IDL) y abogado de Salinas, indicó que el 22 de abril apelarán cuando se dé lectura al texto íntegro de la sentencia.
En declaraciones a Perú21, Pedro Salinas criticó la sentencia y dijo que le sigue pareciendo poco creíble que Monseñor Eguren no haya tenido “nada que ver con un maltrato psicológico ni con el sistema” del Sodalicio. 
El abogado de Monseñor Eguren, Percy García Cavero, dijo a la prensa que “el señor Salinas puede pensar muchas cosas, pero si no tiene elementos que corroboren lo que dice, no puede hacer tales afirmaciones”.
“Eso no es libertad de expresión, es abuso del derecho expresión y eso evidentemente está prohibido”, dijo García, y agregó que Salinas es “una persona que aún el día de hoy no termina de entender que cometió un error”.
“Hoy estamos aquí porque él no quiso rectificarse ante el pedido de la carta notarial”, afirmó el abogado.
El abogado negó que este fallo sea un precedente contra de la libertad de expresión en el país, pues “ya existen condenas a periodistas que se han excedido de la libertad de expresión en casos como el de Magaly Medina con Paolo Guerrero”, por tanto este “no es un precedente nuevo”.
“La libertad de expresión no es absoluta. Un periodista no puede realizar su labor periodística sin respetar determinados límites de la dignidad personal”, señaló.
Más adelante, pidió revisar lo publicado en medios de comunicación, donde “uno se puede dar cuenta que el señor Salinas escribía semanalmente en La República contra Monseñor Eguren”, así como en otros medios.
“Hay una ‘saga’ que se llama ‘El Obispo Amnésico’ con seis escritos contra Monseñor. Sin contar otros como ‘Eguren versus Ugaz’, ‘Gracias, Mario’, ‘Lo que Eguren no dice’, ‘Si me tocas, chillo’, ‘El Sodalicio de siempre’ y las entrevistas dadas a Mijael Garrido Lecca, Milagros Leiva, Jaime Chincha, Glatzer Tuesta, en fin”.
“La pregunta es: ¿este señor ha tenido limitada su libertad de expresión? Para nada, la ha ejercido plenamente y ha dicho cosas falsas”, dijo García.
El abogado sostuvo en Monseñor Eguren no dio declaraciones durante el tiempo que duró el proceso judicial “porque no quiso, a diferencia del señor Salinas, interferir en el Poder Judicial, porque quiso respetar que el proceso no tenga ningún tipo de interferencia, declaración, afirmación o presión” de su parte.
“A Monseñor Eguren le apena esta condena, porque él nunca hubiera llegado a este momento. Él quería que el señor Salinas diga que se le pasó la mano y todo arreglado. Este proceso tuvo una etapa de conciliación, y el día que nos sentamos (a conciliar), Pedro Salinas dijo que no había nada que conciliar”, lamentó el abogado.
En la audiencia del 18 de diciembre de 2018, García pidió que si Salinas resultaba culpable no debía recibir condena de cárcel, sino determinar únicamente si había cometido difamación.
Finalmente, García dejó en claro que Monseñor Eguren “en ningún momento pretende señalar que todo lo que se ha dicho y se ha investigado sobre los abusos en el Sodalicio sea falso, y que no haya víctimas”.
“Claro que las hay, pero no podemos hacer una imputación generalizada. No podemos decir que todos (los miembros del Sodalicio) fueron abusadores”, concluyó.
El Sodalicio de Vida Cristiana es una sociedad de vida apostólica fundada en el Perú a la que pertenece el director de ACI Prensa, Alejandro Bermúdez.
Fuente: ACI Prensa.

La libertad de expresión en su sano fuero

La resolución de una querella en la que un periodista ha sido encontrado culpable de difamación agravada, ha suscitado airadas reacciones en un sector del gremio periodístico. En realidad, el unívoco argumento es el que se ha venido escuchando desde hace meses: “El obispo de Piura, al querellarlo, ha transgredido el derecho del periodista Pedro Salinas a expresarse libremente”.
Ahora, con el proceso finiquitado, se afirma que la resolución de la querella viene a consagrar una práctica corrosiva para el periodismo y tira por los suelos la mentada libertad de expresión. Esta línea de argumentación la inició el mismo Salinas en abril del 2018. En un artículo publicado en un diario de circulación nacional, en relación con el pedido de Eguren a Salinas para que se rectifique de las afirmaciones que consideraba difamatorias, comentó que su “desaforada pretensión” (de Eguren) evidenciaba “una ignorancia inexcusable en materia de libertad de expresión”.
Desde entonces el argumento ha estado en el centro de las intervenciones de Salinas, y muchos otros periodistas le han tomado la posta. Incluso se han hecho eco de su perspectiva organizaciones internacionales como la Sociedad Interamericana de Prensa o Amnistía Internacional. Se ha visto que sus esfuerzos por presentarse como víctima de un abuso encontraron tierra fértil en algunos sectores.
Lo que muestra la sentencia no sería, sin embargo, una mordaza a la libertad de expresión. Más bien, la sitúa en su sano fuero. La condena muestra que en nombre de la libertad de expresión no se pueden transgredir otros derechos también reconocidos en la Constitución y en otros cuerpos jurídicos. En este caso, el sistema judicial ha reconocido que en el ejercicio de su profesión el periodista Salinas ha cruzado una línea que no debió cruzar: ha dañado el derecho inalienable al buen nombre de otra persona. Y ese acto conlleva una responsabilidad y una pena proporcional. Eso es lo que se podía apreciar en el iter del caso, y ahora su conclusión confirma.
Nadie niega que la libertad de expresión se encuentra amenazada de formas diversas ni que esta sea un derecho fundamental que contribuye a la salud de una sociedad democrática. Quizá lo que el caso Salinas evidencia es que también la prensa, cuando se atribuye facultades sin demarcación, puede abusar de su poder. Y habría que recordar que la prensa tiene, tal vez hoy más que antes, un poder efectivo entre manos que debe ser utilizado con responsabilidad.
El resultado de este caso, como en todo caso de abuso, es que hay víctimas. Y eso es lo que ha reconocido la justicia: el obispo Eguren ha sido víctima de un abuso. Las consecuencias de sus actos los tendrán que asumir los que la justicia ha determinado.
Por estas razones consideramos que en este proceso judicial el gran beneficiado es el periodismo. La sentencia no solo reconoce el papel fundamental que cumple en la sociedad la libertad de expresión sino que recuerda, también, algo fundamental: que hay líneas que no pueden transgredirse en su genuino ejercicio.
Fuente: Político.pe

PEDRO SALINAS: CONDENADO POR DIFAMADOR

Por Luciano Revoredo– La Abeja.pe
Hace meses que Paola Ugaz viene profetizando la “crónica de una sentencia anunciada” con relación al caso de la querella que afronta Pedro Salinas en Piura. No ha tenido mucho éxito en sus conjeturas, por cierto. Primero dijo que la sentencia se venía para finales de enero, luego que febrero y finalmente que todo estaba cocinado para marzo. No le atinó a ninguna, y llegó en abril. Pedro Salinas ha sido condenado por difamación agravada por la jueza Judith Cueva con lo que se cierra el caso Eguren vs. Salinas. La condena es a un año de prisión suspendida, 120 días multa y un pago de 80,000 soles de reparación civil.
Desde aquí queremos aplaudir la finalización de este caso que, en lo que se aún se pueda, restituye a Monseñor Eguren su honor mancillado. No tardarán en levantarse las protestas de los allegados a Salinas por lo que seguramente considerarán un ultraje al periodismo. Pero esperemos que tampoco se hagan esperar voces de apoyo a una persona que, en este caso, ha sido víctima de un atropello.
No vamos a repetir la sarta de mentiras que a lo largo de este proceso Salinas ha repetido, tratando de manipular información a su favor, negando cosas que antes afirmaba, etc. Algunas hemos ido reseñando en esta columna, pero todo eso ya queda en el anecdotario de su perfil periodístico. Sí creo que es oportuno aprovechar la ocasión para evidenciar un asunto que puede ser de interés general. Salinas en todo momento ha tratado de enlodar a Monseñor Eguren asociándolo de forma genérica y determinante a la “cúpula” del Sodalicio. Como se recordará llegó a afirmar, difamatoriamente según confirma la sentencia recién emitida, que Eguren fue creador del sistema de abusos físicos, psicológico sexuales en el Sodalicio. Hoy sabemos que Salinas difamó a Eguren y por tanto el dato pierde relevancia en sí mismo. Lo importante es individuar la manera de proceder de Salinas.
Podríamos caracterizar su técnica como “generalizar para confundir”. O dicho de manera más coloquial: “meter todo en un mismo saco”. Hasta el cansancio Salinas -y Paola Ugaz a coro- han dicho en diversas ocasiones que la querella que le puso Monseñor Eguren era una respuesta al libro “Mitad monjes, mitad soldados”. Ha intentado bajo todos los medios de hacer ver la acusación de difamación como parte de una respuesta articulada por el Sodalicio en su contra. La realidad, y lo hemos corroborado, es que no es así. Eguren ha hecho lo que ha hecho por su cuenta, pues consideró que las afirmaciones de Salinas faltaban a la verdad y lesionaban su buen nombre. No hubo tal “confabulación sodálite” contra Salinas.
Dentro de su estrategia de “generalizar para confundir”, Salinas ha logrado instalar la idea de que las cosas son blanco o negro. No hay lugar a grises ni a matices. Si Eguren fue sodálite tiene que haber actuado así o asá. Y resulta que no. La realidad es mucho más compleja y resulta aventurado, por decir lo menos, apegarse a ese tipo de generalizaciones, sobre todo, cuando de por medio está el nombre y la honra de personas. Por ahora, este caso ya le pasó su factura a Salinas. Esperemos que sirva para revisar un modo de proceder que no augura buenas cosas.

“José Antonio Eguren no niega los abusos y las víctimas en el Sodalicio”

Denuncian injerencia de ONG en querella contra Pedro Salinas

Percy García Cavero, abogado del arzobispo de Piura, monseñor José Antonio Eguren, denunció un intento de amedrentamiento y chantaje de las ONG Coordinadora Nacional de Derechos Humanos y Amnistía Internacional-Perú contra la jueza Judith Cueva Calle, titular del Primer Juzgado Penal Unipersonal de Piura.
El letrado explicó que estas presiones se hicieron evidentes en la última audiencia en la querella por difamación interpuesta por monseñor Eguren a Pedro Salinas, ante calificativos injuriantes del periodista tanto en diversos medios de comunicación como en su blog.
García Cavero calificó de injerencia inaceptable que estas organizaciones vinculadas ambas al IDL, que ejerció la defensa legal de Pedro Salinas, hayan remitido cartas a la jueza advirtiendo su presencia en la audiencia.
“Son instituciones vinculadas a IDL que ejerce la defensa legal de Salinas; el día hábil anterior de los alegatos finales, tanto la Coordinadora Nacional de Derechos Humanos como Amnistía Internacional-Perú le envían una carta a la jueza diciendo que, cuidado, ellos van a estar presentes en la audiencia. Los juicios son públicos, no necesitan anunciarse, cualquiera puede asistir. Las cartas tenían como finalidad la intimidación institucional”, dijo.

LIBERTAD DE EXPRESIÓN

Señaló que la decisión de la jueza Cueva Calle no sienta ningún precedente que afecte la libertad de prensa y expresión, fuera de lo que ya está determinado por fallos de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, del Tribunal Constitucional y acuerdos plenarios de la Corte Suprema: la libertad de expresión y prensa tiene límites y uno de ellos es la honra de las personas.
El abogado afirmó que la querella interpuesta contra Pedro Salinas no está relacionada con su libro “Mitad monje, mitad soldado”, como él pretende, sino por expresiones y artículos que Eguren consideró agraviantes, difundidas desde enero de 2018, primero el que lo acusa sin sustento que vinculan al arzobispo de Piura con el tráfico de terrenos y después de haber fundado los sistemas de abusos en el Sodalicio.
Además, remarca García, “el señor Salinas ha hecho uso de expresiones absolutamente denigrantes como ‘Que se joda Eguren’, ‘Eguren quiere salvar el culo’, ‘Depredador con suerte’, entre otros. Un conjunto de afirmaciones que son innecesarias para un periodista que quiere hacer algún tipo de juicio crítico sobre cualquier persona”, sostuvo.

Ugaz querellada

La periodista Paola Ugaz también fue querellada por monseñor Eguren. Ella fue denunciada por siete tuits en el que se acusa al religioso, dijo García Cavero, de encubridor de abusos sexuales y traficantes de tierras. Estos tuits fueron publicados en ocasión de la visita del Papa Francisco al Perú y en el que se le encargó dar las palabras de bienvenida en Trujillo.
Actualmente, la querella ya fue admitida y fue respondida. En este momento, se está resolviendo en segunda instancia si debe ser vista en Piura o en Lima.
Fuente: Diario EXPRESO.

El arzobispo Castillo junto a Efraín Gonzales de Olarte, actual rector pro tempore de la PUCP; Felipe Mac Gregor SJ (1914-2004), rector de la PUCP durante el período 1963–1977; y Augusto Beuzeville Ferro, obispo auxiliar de Piura y Tumbes (Foto: Archivo PUCP).

MONSEÑOR CABREJOS: UN JUDAS CON SOTANA EN LA CONFERENCIA EPISCOPAL PERUANA

Por Luciano Revoredo– La Abeja.pe
La condena por difamación del periodista Pedro Salinas Chacaltana ha levantado voces en diversos sectores. Como era de esperarse, un ala de la prensa, fundamentalmente progresistas y anticatólicos, ha manifestado su disconformidad por tratarse, según ellos, de una injusticia y un atentado contra la libertad de expresión. Otros más bien se muestran conformes y valoran la sentencia como un necesario recordatorio de los cauces por los que se tiene que desarrollar el periodismo incluso, y quizá con mayor razón, en casos complejos y delicados.
Lo que no se esperaba es que por el hecho judicial se fuese a lanzar al ruedo mediático el presidente de la Conferencia Episcopal Peruana (CEP). Monseñor Miguel Cabrejos, presidente del órgano colegiado, acaba de emitir un comunicado expresando su apoyo a… ¡Pedro Salinas! Así como se lee.
La Conferencia que representa a los  Obispos del Perú apoya de manera institucional a un periodista que acaba de ser sentenciado por haber difamado a uno de sus “hermanos” obispos. Cuando uno cree que ya lo vio todo, la realidad se encarga de recordarnos que siempre hay capacidad de superación.
Surgen dos preguntas inmediatas. Primero, ¿por qué tiene la CEP que pronunciarse al respecto? Y, segundo, hacerlo en contra de un obispo peruano, ¿qué mensaje deja para la feligresía?
No es un secreto para nadie la fractura que se vive al interior de la CEP, pero este pronunciamiento ya escala a mayores. Y esto por no mencionar que, de refilón, un comunicado de esta naturaleza está inmediatamente poniendo en cuestión la validez de la sentencia judicial.
Esperemos que el Señor Nuncio, el Vaticano, o el Papa hagan algo, por el bien del pueblo católico, respecto de este inusitado acto de exposición pública de una fractura episcopal que nunca debió traslucir. Y eso, no es un atentado a la transparencia. Es evitar el escándalo, sobre el cual el Jesús en el Evangelio es bien claro. ¿O no, Monseñor Cabrejos?
Se sabe que Monseñor Cabrejos es muy empático con Salinas. Lo recibió junto a algunas “víctimas” del Sodalicio. En esa reunión declaró sentirse también una víctima de la institución por haber sido discriminado, según dicen, a causa de su extracción social.
También tenemos conocimiento  que en Semana Santa se lavaría los pies a un grupo de víctimas, también del Sodalicio. ¿Y las víctimas de Borea, o las de los curas de Trujillo de los que Monseñor Cabrejos no sabe y no opina? ¿No cuentan? ¿O acaso está usando a las víctimas del Sodalicio para seguir chancando a ese sector de la Iglesia peruana situado en la vereda del frente?
Habría que recordarle a la Presidencia de la CEP que el mismo Santo Padre ha denunciado hace unos días los pecados del periodismo. Y la difamación es uno de ellos, además de la coprofilia que consiste precisamente en ese amor al escándalo ajeno, del cual se vive. A la mugre, a la caca dijo el Papa. En ambos señalamientos de S.S. Francisco, Pedro Salinas destaca. ¿Una mirada selectiva y acomodaticia a los mensajes pontificios, Monseñor Cabrejos? O peor aún, un uso abusivo y fuera de contexto de las palabras del Santo Padre.
No queda claro dónde están las prioridades del presidente de la CEP. Se manifiesta con rapidez frente a una sentencia por difamación y, sin embargo, su silencio es ensordecedor respecto de la crisis producida por la implementación de las políticas de género en la educación nacional. Un asunto que involucra de lleno a la labor educativa en la que la Iglesia tiene mucho que decir.
¿Es más importante lucirse ante las cámaras en Las Bambas? ¿O es que considera que la lucha por la defensa de la familia es un asunto de “derechas”? ¿Cómo hará para conciliar la doctrina católica sobre moral y sexualidad con las propuestas de sexo anal que ahora promueve el Ministerio de educación entre la niñez peruana? ¿Por qué no dice nada ante esta y las otras aberraciones que estamos presenciando? Su silencio es una traición a Cristo y su doctrina, propia de un Judas con sotana.
Una cosa queda clara en todo este pandemónium: Monseñor Cabrejos, como presidente de la Conferencia Episcopal de un país que se declara 80% católico, no está representando los intereses de la inmensa mayoría de padres que no quieren que se les vulnere el derecho a ser los primeros educadores de sus hijos. Gracias a Dios ya nunca será Arzobispo de Lima ni Primado del Perú.
El comunicado también lo firma el Arzobispo de Lima Monseñor Carlos Castillo. De él nos ocuparemos más adelante.