El arte de ser ciudadano

[Visto: 361 veces]

Por Martha Meier Miró Quesada- Diario EXPRESO.
Ser ciudadano es un arte que no se ha aprendido en el Perú. El poeta César Vallejo (1892-1938) reprochó a su propia generación, al escribir: “Acuso a mi generación de impotente para crear un espíritu propio, hecho de verdad, de vida, en fin, de sana y auténtica”. ¿Cree alguien en su sano juicio que esta generación nuestra o las dos que nos siguen serán algo parecido a lo que añoró Vallejo de la suya?
Aquí es deporte nacional señalar la pérdida moral que aflige a nuestras instituciones democráticas, como si buena parte de nuestra sociedad no hubiese caído en esos mismos vicios. Las empresas privadas involucradas en el hurto más grande de la historia del Perú, el caso Lava Jato, ¿acaso no han catequizado al resto sobre cuán podridos estamos como país? Una buena parte de los periodistas ¿no han sido parte de ese mecanismo y han sido bien engrasados? ¿La izquierda caviar no ha demostrado estar agusanada hasta la médula con Susana Villarán a la cabeza? ¿Buena parte de la élite nacional no está acaso inmersa en los más aberrantes vicios y el negocio no fuera sinónimo de componenda bajo la mesa? ¿Y esa mazamorra de gente diversa revuelta por Vargas Llosa y Kuczynski no se alió con el diablo mismo para cercar al dos veces presidente del Perú, Alan García, empujándolo a quitarse la vida antes de ser humillado, y quieren seguir investigando cuando ya es polvo de estrellas? ¿Estos mismísimos no son los que celebraron que Keiko Fujimori fuera arrestada tres veces, en base a chismes y titulares de periódicos con algún socio que merece estar tras las rejas?
Es tanta la inmundicia y se da en tantas esferas que es imposible esconderla bajo la alfombra. Ahora ya no es necesario poner “el dedo para que salga el pus”, como lamentaba el notable intelectual y político Manuel González Prada, porque ahora el pus salta solo.
El Perú es carente de civismo, porque hace mucho que una buena parte de compatriotas decidió que lo virtuoso es inservible. Esta es la razón por la que los buenos ciudadanos activos, son los menos. Para Bill Gates uno debe exponerse a la vida con una sólida base de valores, un entendimiento de los sistemas que hacen al mundo girar (esto es al poder y a la sociedad) y contar con las habilidades necesarias que les permitan perseguir metas e inspirar a otros para unirse a ese propósito, es decir avanzar a la meta deseada siendo buenos ciudadanos.
Los que salen a protestar violentamente y con insultos al poder de turno, creen que son buenos ciudadanos, puros e impolutos cuando no son más que la podredumbre de lo que quejan, y si llegaran a tales alturas del poder, serían mucho peores que aquellos a los que señalan con dedo acusador.
Hay que aprender y enseñar el arte de ser un buen ciudadano, sino pasarán las generaciones y otros Vallejo escribirán: “Acuso a mi generación de impotente para crear un espíritu propio, hecho de verdad, de vida, en fin, de sana y auténtica”.

Pérez y Vela

Por Harold Salinas– Diario EXPRESO.
Abogados penalistas afirmaron que el Ministerio Público (MP) debe expulsar a los fiscales José Domingo Pérez y Rafael Vela, del Equipo Lava Jato, tras revelarse que anularon una deuda de S/568 millones de Odebrecht con la Sunat, según un documento de la Autoridad Nacional de Control (ANC) del MP.
Para el letrado Wilber Medina, la ANC debe destituir a ambos fiscales y agregar el caso de la venta de la hidroeléctrica Chaglla, en Huánuco, hecho finiquitado por la corrupta constructora brasileña en 2019, por la cual recibieron 524 millones de dólares, según su información.
Deben ser destituidos, debe seguirse el proceso que le ha iniciado la Autoridad Nacional de Control que deben notificarle los cargos, ellos harán sus descargos. Finalmente, dada la gravedad de los hechos, la ANC debe proceder a destituir a estos sinvergüenzas. Creo que si le dan el impulso necesario, no debe tardar más de dos meses”, dijo Medina a EXPRESO.
El abogado explicó que Vela y Pérez faltaron a la verdad porque cuando el Estado les preguntó si había más procesos contra esta empresa internacional, ellos aseguraron que no existían.
Vela y Pérez faltaron a la verdad porque Odebrecht no solo ha coimeado en cuatro procesos, sino en 60 procesos de contratación con el Estado que ha tenido. Ellos faltaron a la verdad, indujeron al error al Ministerio de Economía y soltaron el dinero, por eso también deben ser investigados”, recalcó.
Resaltó que cada uno de ellos podrían ser condenados a 35 años de cárcel, sumando todos los casos que encubrieron para beneficiar a la constructora Odebrecht.
Los delitos son organización criminal y cohecho, a las finales terminarán presos por todas las barbaridades que han cometido; 35 años les corresponden a cada uno”, dijo.
Por su parte, el penalista Luis Pacheco Mandujano precisó que ambos fiscales ocultaron documentación y bienes que constituyen pruebas sobre delitos cometidos por la constructora brasileña y los exfuncionarios que participaron en esta trama de corrupción.
El acuerdo de colaboración suscrito con Odebrecht es por cuatro casos; Vía Expresa del Cusco, Interoceánica, Línea 1 del Metro de Lima y Vía Expresa de la Costa Verde. La deuda con la Sunat no entra en ninguno, por eso es delito”, explicó. Emplazó a la Sunat a tomar acciones legales.
El procurador de la Sunat debería realizar una denuncia penal contra ambos personajes. Pero con o sin esta, el fiscal de la Nación ya debería separar de sus cargos a estos dos fiscales, porque su presencia en el equipo especial no garantiza ninguna persecución eficaz contra la megacorrupción de Odebrecht”, sentenció.
Medina dijo que la Comisión de Fiscalización debe tener las facultades de grupo investigador para este caso. “Vamos a descubrir que los mejores abogados de Odebrecht se llaman José Pérez y Rafael Vela”, añadió.

La dupla del filósofo y el ingenioso del sur

¿Cómo se conocieron Giancarlo Valer y Jaime Villanueva? Ambos trabajaron en la Universidad Nacional Tecnológica de Lima Sur (UNTELS), Villanueva como docente nombrado y Valer como director general de Administración. Y acá surge un antecedente importante que Villanueva conocía de Valer.
En marzo del 2021, el Poder Judicial dictó 18 meses de prisión preventiva contra  Giancarlo Valer Enciso. ¿El motivo? La Fiscalía Superior Especializada en Delitos de Corrupción de Funcionarios de Lima Sur, a cargo del fiscal superior Alfonso Barrenechea Cabrera, lo acusó de liderar la organización criminal “Los Ingeniosos del Sur”.
Según la tesis fiscal, los funcionarios públicos de la Untels, junto a terceras personas vinculadas a Giancarlo Valer Enciso, “venían ejecutando una serie de ilícitos penales relacionados a las adquisiciones de bienes y servicios en beneficio de determinados proveedores; adquisiciones que se habrían realizado en perjuicio de los administrados y estudiantes, con participación de los funcionarios a cargo de la oficinas administrativas entre ellas: Planeamiento y Presupuesto, Abastecimiento y Almacén”.
Es decir, Giancarlo Valer direccionaba los contratos de bienes y servicios de la universidad, a través del pago de coimas con los funcionarios públicos de la universidad y los representantes de las empresas proveedoras.
El caso fue un escándalo en la universidad debido a que el Ministerio Público allanó las oficinas de los funcionarios. Era imposible que Jaime Villanueva, docente de la casa de estudios, no se enterara. Dos años después, ambos volvieron a verse para supuestamente integrar una nueva organización criminal.
A su salida del Ministerio Público, Jaime Villanueva solicitó su reincorporación a la UNTELS, luego de haber cumplido su licencia sin goce de haber en la casa de estudios.
Según la resolución emitida por el consejo universitario en marzo de este año, el ex asesor de Benavides ha vuelto a su labor de docente a tiempo completo del programa Estudios Generales.
Fuente: Epicentro.tv

Puntuación: 5 / Votos: 5

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *