Cristo del Pacífico

[Visto: 6366 veces]

Cristo del Pacifico

La Conferencia Episcopal Peruana agradeció al Presidente Alan García, por la construcción del Cristo del Pacífico y destacó su “enorme gesto” que representa “una manifestación de fe y contribución a los valores que engrandecen el alma peruana”.
El agradecimiento fue extendido mediante una carta firmada por el Arzobispo de Trujillo y Presidente de la Conferencia Episcopal, Miguel Cabrejos.
“Con profunda satisfacción los peruanos creyentes hemos escuchado la noticia que una imagen de nuestro señor Jesucristo, redentor del mundo, habrá de ser colocada en el morro solar como símbolo de fe y testigo luminoso de los que creen en él. Esta imagen será inevitablemente un símbolo, el símbolo revela los aspectos más profundos de la realidad que solo él puede expresar en toda su amplitud”, dice el documento.
“Pertenece a la sustancia de la vida espiritual y jamás se le podrá extirpar del alma humana ya que el hombre en su psicología más profunda vive de imágenes”, agrega.
Más abajo destaca el gesto del presidente Alan García y califica a la obra como un “regalo a la catolicidad”.
“Consideramos ese enorme gesto suyo señor presidente como una manifestación de fe y una contribución a los valores que engrandecen el alma peruana más allá de las fronteras, algunas de ellas muy lejanas del sentir popular. La Conferencia Episcopal quiere decirle gracias por este regalo a nuestra catolicidad y pedimos que Jesucristo el señor de la historia del tiempo y la eternidad lo bendiga y proteja siempre”, finaliza.
Inauguración de la imagen del Cristo del Pacífico
En este día, Fiesta de San Pedro y San Pablo, Día del Papa, saludo la presencia del Señor Nuncio Apostólico Monseñor Bruno Musaró representante en el Perú del Santo Padre el Papa Benedicto XVI.
Esta noche, invitados para inaugurar la imagen de Nuestro Señor Jesucristo, símbolo de la fe cristiana y expresión de las raíces más profundas de nuestra identidad nacional, los invito a reflexionar sobre la riqueza del símbolo.
Conocer y comprender la riqueza del símbolo es sumergirnos en uno de los rasgos distintivos de toda cultura humana. El símbolo es consustancial al ser humano y es anterior al lenguaje y a la razón discursiva. El símbolo remite a experiencias, aspiraciones y niveles profundos de la existencia humana y de la realidad cósmica y nos introduce en algo de lo que él mismo ya forma parte, por eso, el símbolo no es para contemplarlo desde fuera cual espectador ajeno sino hay que entrar en su dinámica. El símbolo es revelador del ser humano, por eso podemos afirmar que ser persona es «simbolizar la existencia».
En el cristianismo, Jesús de Nazaret, descrito en la carta a los Colosenses es «imagen (ícono) de Dios invisible» (Col 1, 15), considerado entre los teólogos de los primeros siglos como «rostro del Padre», definido en el Concilio como «sacramento del encuentro con Dios». El es el centro de la historia, es el Camino, la Verdad y la Vida. Es el abrazo de Dios eterno y Omnipotente con el hombre su frágil criatura, y objeto de su amor y de su Providencia. El, es el Señor del tiempo, de la historia y de la eternidad, ante el cual, como dice el Apóstol: “se doblará toda rodilla y toda lengua proclamará Jesucristo es el Señor para gloria de Dios Padre”.
Al congregarnos en torno a esta imagen de Cristo Redentor, recogemos las expresiones de la multitudinaria fe católica que reúne los sentimientos de los diversos pueblos de nuestra querida Patria. El Perú es una Nación Cristocéntrica: una nación cuya alma se conmueve ante la imagen del Cristo sufriente, cuyo corazón ama y perdona al contemplar la imagen del Cristo Crucificado, cuya voz se eleva justamente en la imagen del Nazareno azotado, cuya ternura se conmueve ante el dolor de la Virgen María su Madre, y cuya esperanza renace, en la aurora del domingo, adorando a Cristo Resucitado.
La Conferencia Episcopal Peruana, haciendo eco de la fe que ha sembrado las semillas del Evangelio, en la historia e idiosincrasia de nuestra Patria, ve en esta imagen un “signo de los tiempos” y lo acoge como un desafío para reavivar nuestra fe en Cristo Redentor y consolidar nuestro compromiso con los hombres de todos los rincones de nuestro País especialmente con los más olvidados y necesitados y por eso los predilectos del Señor.
Estimado Señor Presidente, un profundo agradecimiento del Perú Católico que ve en esta Imagen el símbolo de la presencia de Dios Padre que envió su Hijo al mundo para Salvarnos y encuentra en este gesto suyo un signo de fe y de esperanza compartido con genuina peruanidad. Que en el arco del tiempo los brazos de este Cristo bendigan su persona y su familia con benignidad y como Usted lo acaba de decir, que bendiga a todo el pueblo Peruano, ya que como dice Cristo en el Evangelio “todo aquél que me reconozca ante los hombres Yo lo reconoceré delante de mi Padre Celestial”.
Desde este histórico Morro Solar, a la sombra del Cristo del Pacífico, se ha de difundir cual epifanía de salvación y eco del Perú Católico, una confesión de fe, que como el Centurión Romano proclame ante el Crucificado: “Verdaderamente este Hombre es el Hijo de Dios”; un canto de triunfo que brote incontenible proclamando “Jesucristo es el Señor!” “Él es el Alpha y la Omega, el principio y el fin”, “suyo es el tiempo y la eternidad”! y una certeza de esperanza que proclame su divinidad, porque Cristo tiene las llaves de la Vida y de la muerte.
Termino con las palabras del Apóstol que dice: “para que al nombre de Jesús toda rodilla se doble en los cielos, en la tierra y en los abismos y toda lengua confiese que Cristo Jesús es el Señor” (Fil 2, 10-11).
Así sea.
+ Mons. Miguel Cabrejos Vidarte OFM
Arzobispo Metropolitano de Trujillo
Presidente de la Conferencia Episcopal Peruana

Cristo de la Concordia Morro Arica

El próximo 29 de junio, Solemnidad de San Pedro y San Pablo, se inaugurará el Cristo del Pacífico, una monumental imagen de 37 metros de altura que será colocada en el Morro Solar en el distrito de Chorrillos, en la ciudad de Lima (Perú).
La inauguración del Cristo del Pacífico fue anunciada por el Presidente del Perú, Alan García, quien explicó que “mi sueño fue siempre hacer en el Morro un Cristo similar al de Corcovado (Brasil), al que he denominado Cristo del Pacífico (…), y el 29 de junio, Día del Papa y de San Pedro y San Pablo, inauguraremos esta obra”.
La inauguración se da también en el marco del 60° aniversario de ordenación sacerdotal del Papa Benedicto XVI, quien recibió las órdenes sagradas el 29 de junio de 1951 junto a su hermano Monseñor Georg Ratzinger en la Catedral de Freising (Alemania).
El Presidente Alan García indicó que en el Cristo del Pacífico no se ha usado dinero del Estado sino que se conformó un Patronato, al que no sólo han contribuido empresas, entre ellas brasileñas, sino también él mismo “con 100 mil nuevos soles de sus propios ahorros”.
“Quiero que sea una figura que bendiga a Perú y proteja a Lima”, dijo en declaraciones a RPP Noticias.
La imagen del Cristo del Pacífico muestra a Jesucristo Resucitado con los brazos extendidos en ademán de abrazar. Tendrá un sistema de iluminación de 26 colores diferentes, que iluminará todas las noches el litoral de la ciudad y que por su ubicación podrá observarse desde toda Lima.
García comentó además que millones de personas de San Juan de Miraflores, Villa María del Triunfo y los edificios altos de Barranco, Miraflores y toda la Costa Verde podrán ver la imagen iluminada permanentemente y sentirán la protección y bendición de Cristo.
El Presidente detalló también que la escultura fue trabajada por partes en Brasil y traída a Perú en barco.
La escultura tiene una base de 15 metros de concreto puro y la figura en sí misma mide 22 metros de alto, revestida con una capa de acrílico para protegerla de la humedad.
El ex presidente de la Conferencia Episcopal Peruana monseñor Luis Bambarén pidió superar las diferencias en torno a la instalación del monumento denominado Cristo del Pacífico, en el Morro Solar, en Chorrillos, y dijo que la efigie debe unir a todos los peruanos.
Consideró, en ese sentido, que este monumento debe significar la concordia de todos los peruanos en un solo sentimiento y compromiso de trabajar por un Perú mejor y sin corrupción.
“Debemos darle no sólo un sentido decorativo, sino de compromiso con Cristo y con el Perú de trabajar todos unidos para engrandecer nuestra Patria. Hay que superar confrontaciones y divisiones para tener todos los peruanos un solo sentimiento que se llama Perú, pero todo eso vinculado a Cristo”.
Asimismo, Bambarén pidió a quienes se oponen a la instalación del Cristo del Pacífico tener un corazón grande para superar sus diferencias. “Pudieron haber errores, pero hay que tener un corazón grande para superar todo eso”.
También consideró que esta monumental obra puede convertirse en el futuro en un centro de peregrinación religiosa “o de ceremonias para que Cristo nos una”.

Soldado desconocido

Cristo del Pacífico es reconocimiento a caídos en batallas de San Juan de Miraflores y Chorrillos
En el Morro Solar existe el monumento al Soldado Desconocido. El Ministerio de Cultura consideró que el levantamiento del monumento Cristo del Pacífico, en el Morro Solar de Chorrillos, constituye un reconocimiento tangible en memoria de los caídos en las batallas de San Juan de Miraflores y Chorrillos.
En un comunicado, dicho portafolio dijo que el referido monumento es compatible con el carácter histórico y patrimonial del área, además de ser compatible con los valores religiosos de gran parte de nuestra sociedad.
“La efigie estará ubicada en un punto estratégico, que permitirá su visión desde distintos puntos de Lima, y no sólo desde la Costa Verde”, anota el ministerio.
Añade que la construcción de un monumento conmemorativo, cualquiera sea su naturaleza, en zona de uso restringido, en este o en cualquier caso, no le resta valor al sitio histórico.
“El monumento Cristo del Pacífico se perfila como una muestra de la puesta en valor social y económica de la zona, además de ser compatible con los valores religiosos de gran parte de nuestra sociedad.”
Finalmente el comunicado indica que la autorización para la ejecución del Cristo del Pacífico es una competencia municipal. Sin embargo, agrega, esta decisión se ejerce sobre la base de autorizaciones técnicas previas de las instancias correspondientes, entre ellas la del Ministerio de Cultura.
El presidente de la Sociedad de Urbanistas del Perú, Vladimir Arana, consideró que la construcción del llamado Cristo del Pacífico sobre el Morro Solar, en Chorrilllos, no tendrá un impacto negativo en el paisaje ni atentará contra el ambiente de la zona costera de Chorrillos.
“No existen impactos ambientales negativos, no atentará contra las corrientes marinas, no generará nuevos vientos ni condiciones climáticas, ni ahuyentará a las especies de flora y fauna”.
Agregó que, por el contrario, esta imagen ocultará y dejará en segundo plano a las antenas que se encuentran sobre el Morro Solar, que sí tienen un impacto negativo sobre el paisaje.
Arana Ysa consideró que socialmente puede generar una mayor cohesión y celebración religiosa en la población.
En tal sentido recordó que esa zona de la Costa Verde es visitada por el pueblo y por los recién casados, que van a celebrar y tomarse fotografías en el lugar.
“El perfil urbano de Lima visto desde el mar es predominantemente plano, a excepción de la zona de Miraflores y sólo vista desde el mar. Probablemente una ciudad como Lima, la capital de un país en auge, necesita más belleza y más monumentalidad”.
Recordó además que la figura de un Cristo con los brazos abiertos es usada en la Iglesia Católica, por lo que está muy presente en el imaginario peruano.
Por otro lado indicó que las licencias de construcción privadas son emitidas por la respectiva municipalidad distrital, teniendo la provincial facultades sólo en el Cercado de Lima.

Fuente: ACI Prensa y Agencia Andina de Noticias.

Puntuación: 5 / Votos: 97

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *