Tráfico de influencias

[Visto: 582 veces]

Aprueban acusar a Martín Vizcarra por los presuntos delitos de tráfico de influencias, peculado doloso y obstrucción a la justicia

La Comisión Permanente del Congreso aprobó, por unanimidad (25 votos) el informe final de la Denuncia Constitucional 196 (antes 451) que acusa al expresidente de la República, Martín Vizcarra Cornejo, por la presunta comisión de los delitos de tráfico de influencias agravado, en calidad de autor; delito de peculado doloso por apropiación para tercero, en calidad de instigador, negociación incompatible; y obstrucción a la justicia.
De acuerdo con el inciso g del artículo 89 del reglamento del Congreso de la República, el titular del Parlamento Nacional, Alejandro Soto Reyes, propuso a la presidenta de la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales, Lady Camones Soriano, para que integre la Subcomisión Acusadora que sustente el informe y formule acusación ante el Pleno del Congreso.
La propuesta también fue aprobada por unanimidad: 25 votos.
Los delitos por los cuales es acusado Vizcarra Cornejo se configuraron por haber utilizado su alto cargo para que se contrate al proveedor Richard Cisneros Carballido en el Ministerio de Cultura (nueve órdenes de servicio por un monto de 155 mil soles, lo que causó un perjuicio económico al Estado), a pesar de que no contaba con el perfil adecuado para la función que se requería.
El informe final también acusa, por los mismos hechos, a la exministra de Cultura, Patricia Balbuena Palacios, por la presunta comisión del delito de peculado doloso por apropiación para tercero agravado, tipificado en el segundo párrafo del artículo 387 del Código Penal, en calidad de autora. Sin embargo, pasa al archivo por caducidad.
Asimismo, se decidió archivar la denuncia contra las exministras de Cultura, Ulla Holmquist Pachas (por unanimidad: 24 votos) y Sonia Elizabeth Guillén Oneeglio (por unanimidad: 24 votos), por la presunta comisión del delito de peculado doloso por apropiación para tercero agravado, tipificado en el segundo párrafo del artículo 387 del Código Penal.
Previo a la sustentación del informe final, por parte de la presidenta de la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales, Lady Camones Soriano, se dio lectura de un nuevo documento del expresidente Martín Vizcarra en el que reitera su renuncia a la prerrogativa del antejuicio; asimismo, se leyó un documento de la exministra Patricia Balbuena en el que manifiesta el uso de su derecho de no acudir a la presente sesión.
La Mesa Directiva, en palabras de su presidente, Alejandro Soto Reyes, calificó dichas inasistencias como injustificadas.
Fuente: www.congreso.gob.pe

La más noble de las profesiones

“Según Villanueva, las investigaciones emblemáticas del Caso Lava Jato habrían tenido algunas motivaciones que no tendrían nada que ver con la persecución del delito”.

Diana SeminarioPor Diana Seminario– Diario El Comercio.
Los testimonios de Jaime Villanueva, el exasesor de la suspendida fiscal de la Nación Patricia Benavides, no solo son importantes en la búsqueda de la verdad, sino que resultan preocupantes porque confirmarían el modo en el que se viene manejando el Ministerio Público, la institución encargada de perseguir el delito.
Según los dichos de Villanueva, las investigaciones emblemáticas del Caso Lava Jato habrían tenido algunas motivaciones que no tendrían nada que ver con la persecución del delito.
Pero ahora se ha agregado un nuevo ingrediente a esta trama y es la participación de la prensa y de un periodista en particular: Gustavo Gorriti, director del portal IDL-Reporteros.
Según el testimonio de Villanueva, en una conversación con el fiscal Rafael Vela, este la habría dicho: “Jaimito, he hablado con Gustavo y le he cobrado lo de Alan García porque yo le di toda la información para cercar a García”. La misión de un periodista no es cercar a nadie, sino buscar la verdad.
Además, la versión de Villanueva afirma que fue el periodista Gustavo Gorriti quien habría diseñado “la estrategia de investigación” del llamado Caso Cocteles, que no es otra cosa que la investigación por lavado de activos que se sigue al partido Fuerza Popular y que llevó a prisión a Keiko Fujimori hasta en tres oportunidades. Según el exasesor, los fiscales José Domingo Pérez y Rafael Vela habrían acudido a la casa de Gorriti para este fin, tal como lo consigna una nota aparecida el jueves en este Diario bajo el título de: “Jaime Villanueva arroja más sombras sobre el equipo fiscal Lava Jato”.
Ayer, Gustavo Gorriti conversó con la abogada Rosa María Palacios en radio Santa Rosa. En esta entrevista, contó que los fiscales Vela y Pérez lo buscaron porque él y su equipo periodístico ya venían investigando el caso de corrupción de las constructoras brasileñas incluso antes de que estallara el Caso Lava Jato.
“En determinado momento la gente de la fiscalía nos llama, como se ha hecho en otros casos”, dijo.
Respecto a las reuniones en su casa –tal como alega Villanueva–, Gorriti respondió: “Yo converso con mucha gente, en algunos casos, por razones de conveniencia de la misma entrevista, eso ha tenido lugar en muchos sitios, algunos de los cuales ha podido ser mi casa”.
Si bien se entiende que lo natural de un periodista es contar con fuentes de información, esta interacción profesional no podría transformarse en “dirigir una investigación fiscal”, como lo asegura el testigo Villanueva, cuyos dichos deben corroborarse.
La misión del periodista ha de enfocarse en la búsqueda de la verdad más allá de cualquier activismo. Por eso, “el periodismo, según como se ejerza, puede ser la más noble de las profesiones o el más vil de los oficios”.
*En el diálogo con Palacios, Gorriti confirmó que padece cáncer. Esperamos que pueda superar esta situación.

«Gorriti puso a Vela como jefe del equipo Lava Jato para encubrir a Odebrecht»: asegura ex fiscal supremo Tomás Gálvez

Por Aaron Salomón– Diario EXPRESO.
Jaime Villanueva develó todo el poder que tiene Gustavo Gorriti dentro del Ministerio Público. El exasesor de Patricia Benavides dijo, entre varias cosas, que él es quien dirige la investigación del caso Cócteles. ¿Qué opina?
He revisado las denuncias que yo formalicé contra Pablo Sánchez, Domingo Pérez y Rafael Vela, y todos estos hechos que ha revelado Villanueva yo ya los había denunciado porque eso era evidente.
Entonces, para mí, estas revelaciones de Villanueva solo corroboran lo que yo dije. Yo lo denuncié ante la Fiscalía de la Nación, la Junta Nacional de Justicia y el Congreso, pero todos lo archivaron, a pesar de que presenté abundantes pruebas. Este caso y la actuación de Pablo Sánchez tiene como fundamento encubrir a Odebrecht y Vizcarra.
También Sánchez, dirigido por Gorriti y con la anuencia de Vizcarra, inventaron el caso ‘Los Cuellos Blancos’, comprendiendo a fiscales y vocales supremos.
Se sabe que Pablo Sánchez le dio los audios a Gorriti.
Justamente se sirven de las fiscales del Callao, Sandra Castro y Rocío Sánchez, quienes le entregan a Pablo Sánchez todo el material de los audios de las interceptaciones telefónicas, donde se dice que hay más de 70 mil conversaciones.
Y Pablo Sánchez le entrega los audios a Gorriti, y eso lo dice un colaborador eficaz que declaró ante Rocío Sánchez y Sandra Castro. Lo grave es que Pablo Sánchez no estaba investigando eso, no tenían por qué darle las fiscales informes, sino al fiscal de la Nación, que era Pedro Chávarry. Pero no solo eso, sino que, para encubrir a Odebrecht, previamente Sánchez había nombrado a Rafael Vela como fiscal de lavado de activos.
Villanueva dijo que fue Gorriti el que le exigió a Chávarry que ponga a Vela como coordinador del Equipo Especial Lava Jato.
Cuando entra Chávarry como fiscal de la Nación, ya había explotado el caso de los audios de ‘Los Cuellos Blancos’, en donde lo comprenden injustamente.
Chávarry ya estaba totalmente amedrentado y obedecía a cualquiera que lo pueda ayudar o menguar la presión de ese momento.
La investigación del caso ‘Los Cuellos Blancos’ ya era dirigida, en ese entonces, por Pablo Sánchez.
¿Se puede decir, entonces, que Gorriti puso a Vela como jefe del Equipo Especial Lava Jato?
Obviamente, porque quería encubrir a Odebrecht y, de pasada, a Vizcarra. Entonces, Pablo Sánchez, cometiendo delito, cambió irregularmente el título de fiscal penal común de Vela al de fiscal de lavado de activos, con lo que capturaron esa investigación. El detalle es que Vela dirigía la investigación, él viajaba, cuando, en realidad, no tenía que hacerlo, porque quien dirige la investigación es el fiscal provincial. Acá el mismo fiscal superior estaba dirigiendo la investigación. Lo pusieron a él para que dirija y controle la investigación, porque no confiaban mucho en Domingo Pérez, a quien llamaban loco.
Vela lo llamaba loco.
Así es, el mismo Vela y todo el mundo, porque parece un inimputable.
También Villanueva ha dicho que Vela y Pérez se reunieron en casa de Gorriti para diseñar la estrategia del caso Cócteles. ¿Tiene asidero esa afirmación?
Gorriti ha mostrado su interés total por encubrir a Odebrecht y lo que dice Villanueva seguramente es verdad.
¿En el tiempo que usted estuvo en el Ministerio Público, supo que Romina Mella, periodista de IDL, tenía un escritorio en la oficina de Pérez? 
Eso no lo puedo afirmar, pero esos eran los rumores, porque la información salía en tiempo real en la página de IDL. Tenía que estar alguien ahí para que salga directamente en tiempo real en las redes de IDL. Lo más probable es que había una empleada de IDL procesando ahí información.
El fiscal Hamilton Castro denunció que, cuando se reunió con Gorriti, a pedido de Sánchez, este lo grabó a escondidas.
Hamilton Castro puede esclarecer totalmente este caso. Cuando lo asignan a él como responsable del caso Lava Jato, él va a buscarme, porque ha sido mi alumno, y yo le dije que tenía que buscar la autorización del juez para que haga allanamientos y pueda llevarse los documentos y computadoras, con lo que tenía el caso resuelto en dos patadas. Solo tenía que procesar esa información.
¿Sin necesidad de la colaboración de Brasil?
No necesitaba colaboración eficaz, pero no lo hizo y a mí me pareció sospechoso, e, incluso, yo me distancié de él, porque pensé que él estaba queriendo encubrir a Odebrecht. Ahora sabemos que Gorriti buscaba dirigirlo, pero no hizo caso. Hamilton Castro no le dio valor a la declaración en colaboración eficaz de Barata, lo que significa que no estaba trabajando con ellos.
Lo que se conoce es que Hamilton Castro no quería firmar el acuerdo de colaboración eficaz.
Eso se supo porque él mismo lo ha declarado. Es por eso que sacan a Hamilton Castro y lo hacen leña en la prensa, porque tenían que poner un fiscal a su medida.
¿A la medida de Odebrecht?
A la medida de Odebrecht y ese no era Hamilton Castro, porque si bien no realizó las diligencias urgentes, sí estaba investigando. En cambio, estos otros entraron exclusivamente a encubrir y para que Odebrecht saque todo lo que tenía en el país.
Esta campaña surgió en IDL.
Sí, pero no solamente fue IDL, sino un grupo importante de medios periodísticos que manejan esa misma idea.
Los mismos que hoy defienden a Gorriti.
Ya se sacaron la careta, porque antes quería mostrarse como independientes, pero ya sabemos que juegan para el mismo equipo.
Gorriti declaró a la prensa que Odebrecht era una empresa reformada.
Quería santificar a Odebrecht para que siga contratando con el Estado. Hay un punto clave que todavía no se está tocando, que es al procurador Jorge Ramírez, quien tiene tanta responsabilidad como Vela y Pérez, porque él debió buscar que se logre que se embarguen los bienes de Odebrecht para se pague la reparación civil y no aceptar que se pague la reparación de 610 millones de soles en 15 años. Eso ha sido grave. Cuando se vendió Chaglla por unos 5 mil millones de soles, Ramírez tuvo que buscar que ese dinero se embargue, pero le entregaron ese dinero a Odebrecht.
¿Y Silvana Carrión también?
Claro, porque ella era la adjunta de Ramírez. Ella sigue ahí porque nadie tiene que levantar polvo. Cuando se presentó el riesgo de que saquen a Pérez y Vela del Equipo Especial Lava Jato, atacaron a Patricia Benavides, a quien no estoy defendiendo, pero, si no tocaban a Vela y Pérez, nadie decía nada. Eso revela que aún, a la fecha, Odebrecht sigue manejando la administración de justicia en el país.
¿Pone y saca fiscales de la Nación?
Así es, definitivamente, Odebrecht pone y saca fiscales de la Nación.
Ni bien suspenden a Vela, sale a la luz una investigación que estaba encarpetada desde mayo.
Iban a perder el control de Lava Jato y eso los aterraba.

El Filósofo y la Caja de Pandora

Por Berit Knudsen- El Reporte.pe
Luego de 3 años de sospechas y un presidente hoy presidiario, las denuncias explicando por qué no se investigaba a muchas instituciones del Estado siguen apareciendo, Jurado Nacional de Elecciones incluido.
Pero este capítulo se inicia el 27 de noviembre de 2023, con la “Operación Valkiria V”, cuando Jaime Villanueva, alias “Filósofo” –asesor de la Fiscal de la Nación Patricia Benavides–, fue detenido preliminarmente por el Equipo Especial de Fiscales contra la Corrupción del Poder (Eficcop), liderado por Marita Barreto y la Diviac con Harvey Colchado. Villanueva fue acusado de influir ilícitamente en decisiones para remover a los titulares de la Junta Nacional de Justicia (JNJ), designación del defensor del pueblo y la inhabilitación de Zoraida Ávalos como Fiscal de la Nación.
El 7 de diciembre, la Junta Nacional de Justicia (JNJ) suspendió por 6 meses a la Fiscal de la Nación Patricia Benavides, basados en mensajes de WhatsApp que resultaron ser hojas impresas, adulteradas e incompletas. Así, la tesis de Barreto y Colchado se desmoronan.
Para evitar la cárcel, el Filósofo es colaborador eficaz y desde el 14 de enero ha realizado 7 declaraciones, con testimonios que han sacudido los cimientos de la Fiscalía, Poder Judicial, JNJ, sumando al Jurado Nacional de Elecciones (JNE).
Las denuncias del “Filósofo” son más que abundantes, involucrando al Fiscal de la Nación Pablo Sánchez, así como a los Fiscales Rafael Vela y José Domingo Pérez, investigadores del caso Odebrecht. Estos fiscales han sido señalados por presuntamente manipular acusaciones y motivar juicios contra adversarios políticos de IDL como Keiko Fujimori y el expresidente Alan García, relacionándolos con su suicidio.
Se ha denunciado al periodista Gustavo Gorriti por su acceso “privilegiado” a Informes Fiscales y contacto con Fiscales Supremos, a los que incluso impartía órdenes. Gorriti es parte del Instituto de Defensa Legal e IDL reporteros, acusados por ingresos y gastos recibidos de la ONG de Soros. Mencionados en los célebres WhatsApp, pero no los investigan.
También se implicó a Vladimir Cerrón, secretario general del Partido de gobierno Perú Libre –prófugo de la justicia–, con otros congresistas como Ruth Luque, destapando acusaciones que vinculan al presidente del Jurado Nacional de Elecciones, Jorge Salas Arenas. El “Filósofo” afirma que el Fiscal Rafael Vela estaba al tanto de lo que se decidía en el Jurado Nacional de Elecciones a través de Janet Talavera. Después del allanamiento a la casa de Talavera, Vela se sintió preocupado por las conversaciones contenidas en el teléfono incautado, “hablaba de la estrategia que el jurado nacional de elecciones estaba diseñando para que no salga la señora Fujimori. Incluso me comentaba que se discutió el tema de la salida del doctor Arce”, quien renunció durante el proceso electoral, aduciendo irregularidades entre los magistrados.
El nombre de Jorge Salas Arenas, presidente del JNE y artífice del Gobierno del hoy presidiario Pedro Castillo, sigue resonando, pero la Junta Nacional de Justicia no investiga. Este magistrado vulneró los artículos 111 y 179 de la Constitución. Sin embargo, la JNJ, única instancia autorizada para investigar y sancionarlo también está en entredicho, siendo investigada. Es sumamente grave que un Magistrado desprestigiado sea responsable de fiscalizar a los partidos que participarán en las próximas elecciones, admitiendo como candidato a un asesino de policías.
El testimonio del “Filósofo” ha abierto una caja de Pandora involucrando a Pedro Castillo y Dina Boluarte con favores para sacarlos de investigaciones fiscales. Las denuncias llenan los titulares con interminables reportajes periodísticos. Sin embargo, nos preguntamos, quién investigará a los responsables de las investigaciones, evidenciando la urgencia de una verdadera reorganización del sistema judicial. Mas grave aún, ante un posible adelanto de elecciones, no podemos confiar en el sistema electoral. Estamos advertidos.

Puntuación: 5 / Votos: 40

Un pensamiento en “Tráfico de influencias

  1. Muhammad Qouran

    The advancement of technology and the increasing demand for online education has become a viable option for educators around the world.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *