Paciente en la habitación 21 (capítulo final)

[Visto: 518 veces]

(viene del capítulo anterior)

“Hola Laura”, le dijo Luis mirándola con tristeza. Ella no entendía por qué estaba echada sobre la cama del hospital, con una sonda y varias vendas… y Luis tan sano, parado al pie de la cama. Hizo el intento de levantarse pero el dolor que sentía en los huesos era demasiado.

“¿Por qué me duele tanto el cuerpo? Apenas si me desmayé”, replicó ella hablando con dificultad y sin entender lo que sucedía. “No te desmayaste: ¡te tiraste del puente!”, respondió Luis entre molesto y quejumbroso.

“¿Qué estás diciendo? Tú te quisiste suicidar. Sibila y Abelardo me ayudaron a entender por qué lo hiciste”, habló ella haciendo un gran esfuerzo. “Mírame, estoy sano… y tú estás delirando con tus padres”, respondió Luis evitando ser ofensivo.

Laura no logró comprender esa respuesta, hasta que vio entrar a Sibila y a Abelardo abrazados. La mujer se le acercó y le acarició el cabello, llamándola “hijita mía”, pidiéndole que esté tranquila, que ya la observaría el médico.

Mientras el doctor auscultaba su condición, Laura empezó a recordar poco a poco los momentos antes de la caída: su búsqueda obsesiva de las supuestas profecías, su alejamiento de sus padres y de Luis, la desesperación intensa, la decisión de quitarse la vida, el arrojo…

Cayó en la cuenta que su cerebro había tramado una historia para mitigar su dolor durante su inconciencia, para escapar de lo que le había ocurrido. Pero no pudo más: era hora de rendirse ante la realidad. El doctor salió junto con los padres y con Luis al pasillo.

Ella no pudo escuchar nada, pero por los gestos de dolor que vio en su madre a través del vidrio de la puerta, le dejaron en claro que no sobreviviría por mucho tiempo. Laura cerró los ojos y decidió anular su dolor. Poco a poco, comenzó a sentir nada, nada, nada…

Puntuación: 0 / Votos: 0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *