El beso del mundial

[Visto: 800 veces]

Minuto 117. Andrés acaba de convertir el gol tan esperado, el que vale el título del mundo… y simplemente no puedes contener las lágrimas. “Campeón del mundo”, piensas, Iker, para ti… no campeón de juveniles, ni siquiera de la Euro… éste tiene un sabor especial… “Campeón del mundo”…

Atrás del arco, Sara salta de la emoción. Recordar que después de aquel gol de los suizos, ella fue tu único soporte cuando todos los demás la culpaban de la ingrata derrota. “Ya está, no importa”, seguro te dijo aquella noche, “igual te voy a ver a la final”… y ese sentimiento te animó hasta ese once de julio…

Pitazo final y a celebrar con euforia… Cánticos, saludos, medalla y, sí, ahí en tus manos, la copa del Mundo… “Por fin”, exclamas para tus adentros mientras no puedes desatar la alegría contenida en ese grito de gloria… bajas y avanzas por el pasillo que, resignados ante su tercer intento fallado, los holandeses preparan…

Luego de un rato en el campo, te diriges hasta los vestuarios, la última charla grupal con Vicente… y ahora sí, hacia la sala de conferencias… Avanzas por el corredor sin darte cuenta, y Xavi y los demás se retiran apurados dando término a la nota que ahora continúa contigo… Y quien más que Sara para hacerla…

Te emocionas otra vez, y ella hace la primera pregunta… “Agradezco a la gente que me apoyado siempre… a mis padres, a mi hermano”, y te quiebras… “A ti, mi amor”, intentas decir, pero aún ella no está en su rol de novia, sino de reportera… y eso te incomoda… y desespera… “Si antes que jugador soy humano, ¿por qué no puedo compartir mi alegría con ella?”…

Sara trata de pasar a otro tema pero, ¡joder!, ya lo tienes decidido… “Gracias a ti”, susurraste mientras la estrechabas entre tus brazos… y otra vez volviste a tu rol de jugador del equipo… “Me voy”. Los presentes aplaudieron. Sara, con todo su profesionalismo, sólo atinó a decir ante la sorpresa: “Madre mía…”

[Fuente: El Comercio]

Puntuación: 0 / Votos: 0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *