Epitafio a Sérvulo

[Visto: 809 veces]

Sérvulo, Sérvulo,
he reservado para ti
el premio ansiado,
la dádiva perfecta.

La he adornado
con ocasión del triunfo
tuyo, imperecedero,
constante y memorable.

Ay Sérvulo,
lo has rechazado
como el mar a las olas,
como el sol a la noche.

Has dejado que se imponga
tu sinrazón y malicia,
que oscura refleja
la rebelde escoria.

Sérvulo, al exilio
hoy te tienes que marchar,
fuera de mi dicha y mi lumbre,
de mi vida y mi hogar.

Puntuación: 3.00 / Votos: 1

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *