JAUJA AGRADECIÓ A ‘TAYTA’ PANCHO POR EL LOGRO DE NUESTRO AEROPUERTO

[Visto: 1279 veces]

Francisco Carlé

Mausoleo de Francisco Carlé que se aprecia en el Cementerio General de Jauja

Darío A. Núñez Sovero

Evidenciando un profundo sentimiento de gratitud y que la memoria del pueblo está activa para los hechos nobles, el día de ayer, las autoridades de Jauja, encabezados por el Alcalde Sabino Mayor Morales rindieron un sentido homenaje a la memoria y obra del querido “Tayta” Pancho (que es el modo como el pópulo llamaba cotidianamente al Reverendo Padre Francisco Carlé, Párroco de Jauja hasta la década de los 70 del siglo anterior).

En la ceremonia de homenaje además de los discursos de estilo que estuvieron bajo la responsabilidad de Luis Ramírez Peralta y Pablo Salazar Cóndor y los protocolos habituales, se depositó una ofrenda floral en el busto que se erige en el atrio de nuestra Iglesia Matriz y luego se realizó un romeria hasta el camposanto de Jauja donde descansan los despojos de nuestro santo padre. Justo reencuentro para un pro hombre de Jauja.

Este homenaje de gratitud se rindió en virtud de que en la década de los 40 y desde su labor pastoral, nuestro ilustre personaje incentivó y organizó a la comunidad de Jauja para que pueda construir su aeropuerto en el lugar que actualmente ocupa. Muchos de los que hasta ahora tenemos la dicha de vivir, entonces éramos niños, recordamos con arrobadoras imágenes cómo, por barrios y con cronograma especial, íbamos hasta el campo de aterrizaje para realizar labores de aplanamiento y retiro de todo el material obstaculizador. “Tayta” Pancho, con mirada inquisitiva pero a la vez tierna, supervisaba la faena popular y sabía brindar palabras de aliento.

Esa gesta, que al principio fue incipiente y casi artesanal, con el tiempo iría cobrando forma, especialmente con el apoyo de la tecnología, hasta convertirse lo que hoy es uno de los productos emblemáticos del orgullo xauxa. El futuro de nuestro aeropuerto es convertirlo en uno de jerarquía internacional y para ello debemos seguir trabajando pues quedan tareas muy arduas como el lograr su ampliación física y su implementación adecuada. Mientras tanto el recuerdo de “Tayta” Pancho seguirá siendo el acicate para acometer nuevas responsabilidades.

Puntuación: 4.50 / Votos: 4

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *