Archivo por meses: Enero 2014

“CENTRO JAUJA”: ¡ESTOS SON!, ¡AQUÍ ESTAMOS!

Centro Jauja rumbo a la Plaza de Yauyos

Darío Núñez Sovero

Como una esperada y acendrada fecha jubilar, llegó nuevamente nuestra colosal fiesta del “20 de Enero” en Yauyos-Jauja. Los renovados espíritus tunanteros se han puesto de pie para hacer de este acontecimiento una oportunidad de alegría, música, reencuentro y desbordante color.

Es que nadie mejor que los que integran el “Centro Jauja” para saber que nuestra fiesta tiene la significancia de una tradición que hemos recogido, como un valioso legado, de nuestros mayores. Más de una centuria de años de historia tunantera son un aval largamente suficiente para reafirmar nuestras palabras. Los indicadores históricos lo señalan:  la tunantada nació en Jauja, sus cultores aurorales fueron jaujinos y, por razones de ubicuidad, llevaron las fiesta al hoy distrito de Yauyos, que antaño era uno de los barrios más populosos de nuestra querida ciudad. Entre los responsables de estas variaciones de escenarios estaban justamente los hermanos Suárez Zambrano, patricios forjadores de la institución de mayor arraigo en Jauja: El “Centro-Jauja”.

 

Centro Jauja

Desde entonces,  como oleadas promocionales,  nuestra institución ha ido forjando centenas de cultores que, para bien, han creado nuevas entidades tunanteras hasta llegar a constituir el frondoso número que actualmente existe. Por ello es que, como institución decana y rectora, nuestro empeño se centra  en mantener la originalidad y autenticidad de nuestra costumbre, llámese musical con verdaderas tunantadas, el atuendo típico del bailante y el peculiar lenguaje que se escucha en los días festivos que son una proyección jocosa de nuestro dialecto shausha.

En el presente año, es nuestro propósito rendir nuestro reconocimiento a tres distinguidos miembros que ya no podrán acompañarnos más como siempre solían hacerlo. Ellos, con el ejemplo de sus desvelos, nos han enseñado a amar entrañablemente a nuestra institución y a nuestra legendaria Jauja. Melecio Munguía, Miguel Bonilla y Hedith Cáceres han incorporado sus nombres a nuestro obituario tunantero y, desde el más allá, sabrán dispensarnos su generosa sombra para que nuestra fiesta siga teniendo la lozanía y prestancia que siempre sabían expresar. Melecio era uno de los escasos músicos auténticamente jaujinos  que sabía arrancarle a su legendaria arpa las notas lastimeras de nuestros huaynos y tunantadas; Miguel nos había acostumbrado a esperarlo anualmente de sus peregrinajes tunanteros desde Lima hacia la plaza delos  Yauyos cargando la alegría de sus afanes festivos y Hedith  era aquella reposada dama que, tratando de interpretar el sentir de nuestra fiesta, nos regalaba, con su preciosa voz, sentidas canciones que inundaban de regocijo nuestros castigados espíritus. Ellos serán, este y los siguientes años, los grandes ausentes cuyo sentido vacío nos obliga al recuerdo y homenaje justo.

Centro Jauja

Pero como el vértigo de nuestros días nos obliga a mirar el horizonte aprendiendo lo mejor de las experiencias del pasado, a todos nuestros socios, simpatizantes , pueblo tunantero en general  y dignísimos visitantes los saludamos y les decimos desde aquí: ¡felices fiestas del 20 de Enero!, gocemos de estas fiestas siempre bajo la guía magistral del “Centro-Jauja  Erasmo Suárez Zambrano” a cuyos integrantes les decimos al unísono ¡estos son!,  ¡aquí estamos!

¡Bienvenido “20 de Enero”!

Fotos: Martín Valenzuela Gave

 

 

Sigue leyendo