Nota sobre el plagio: presentación del Turnitin

20121024-1234.jpg

El ámbito académico es un espacio de diálogo constante, donde las ideas se comparten, se reutilizan y se reformulan. Sin embargo, este hecho natural de las discusiones académicas también plantea un grave problema: el plagio.

De acuerdo con el Diccionario de la Real Academia Española, ‘plagiar’ significa “copiar en lo sustancial obras ajenas, dándolas como propias”. Por esta razón, plagiar se convierte en una especie de hurto académico y la persona que plagia no solo comete una falta de honestidad, sino, también, demuestra su incapacidad creativa para elaborar ideas propias. Un ejemplo de plagio es el conocido caso del laureado escritor Alfredo Bryce Echenique quien fue acusado de plagiar dieciséis artículos de quince autores diferentes, por lo cual fue sancionado por Indecopi (Instituto nacional de defensa de la competencia y de la protección de la propiedad intelectual) con una multa de S/. 71.000.

El plagio plantea no solo un problema ético, sino también epistemológico: dificulta la identificación de los caminos que ha seguido una argumentación académica para llegar a concluir la validez de una postura. Por ello, la imagen que se crea de la dinámica que ha tenido la elaboración de las ideas es, finalmente, falsa. Dentro de los centros académicos, el plagio resulta ser un problema recurrente entre el conjunto del cuerpo estudiantil y docente. Muchos son los casos en los que, por factores como la presión o la falta de tiempo, alumnos, y también profesores, hacen uso de esta práctica ilícita que quita validez al desempeño de una casa de estudios. Para evitar este problema se cuenta, actualmente, con una aplicación en línea que permite cotejar el contenido de un trabajo con el de una gran cantidad de información: el Turnitin.

20121024-iv.jpg

Este programa, creado por iParadigms, tiene como función detectar si un trabajo contiene, dentro de su contenido, algún tipo de plagio. Para esto, realiza una revisión de las frases y los sinónimos utilizados en este a través de un escaneo del documento. Esta revisión se realiza a través de la comparación del documento con billones de páginas de Internet actuales y archivadas, trabajos enviados anteriormente y bases de datos comerciales de artículos y revistas. De este modo, su función es detectar las citas que se hayan realizado, las cuales deben determinar las fuentes exactas de donde se han extraído. Por ello, si es que este software encuentra, dentro del trabajo revisado, partes iguales de otras fuentes en las cuales no se han consignado el debido registro bibliográfico estas serán consideradas un plagio. Al terminar con el proceso, el programa entrega un porcentaje de lo plagiado; así como también, muestra el documento original de donde se han extraído las ideas. Así, el Turnitin se convierte en una herramienta eficaz que ayuda a los docentes a detectar algún plagio cometido por los estudiantes.

20121024-turniplagio.jpg

20121024-i.jpg

20121024-ii.jpg

20121024-iii.jpg

No obstante, si se desea evadir este problema académico es fundamental recurrir a una estrategia que permita utilizar las ideas ajenas sin plagiar: el citado. Al citar, se admite que se utilizan las ideas de otras personas para sustentar y reafirmar las propuestas de manera personal. Por esta razón, la PUCP ha iniciado hace algunos años la campaña “No te comas la comillas” que busca fomentar el uso del citado y así evitar el plagio académico y las sanciones correspondientes. Esta es también una estrategia que ha sido tomada en cuenta por parte de las demás universidades que conforman el Consorcio de Universidades (PUCP, Cayetano Heredia, Universidad de Lima y la Universidad del Pacífico).

 

Fuente de la imagen:
http://icunimet03.wikispaces.com/Plagio
http://www.bedfordstmartins.com/technotes/hccworkshop/missedplagiarism.htm
http://blog.pucp.edu.pe/blog/bienvenidalaintegridad

Elaborado por Pablo Ávila, Flor de María Mallqui y Luis Rubio

Puntuación: 5 / Votos: 2

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *