Archivo de la etiqueta: tiempo

Vamos

[Visto: 293 veces]

Qué día? Hasta se calcula, años, meses, días, horas, minutos, segundos… Pero lo que sucede tal día no. Quién contiene a quien? Esa forma de calibración o las cosas que suceden? Tal vez haya seres sin tiempo porque tal vez hayan podido vivir sin él. Su única importancia es otra, solo otra. El mejor de sus ángeles y lo humanamente mejor posible decía algo así. Hablaba sobre un camello que pasa por el ojo de una aguja. Los corrientes entenderían de otra forma aquello, algo corriente como ellos mismos y por ello mismo no entender. Si es tu preocupación el dinero, el tiempo, uno mismo (metrosexual), cosas más vánales aunque relativas a lo anterior como la moda, lo gourmet dónde está tu dios Dios? El hombre tiene que vivir y hacer sus quehaceres. Querer dejar de ser distinto a otro lo hace torcer. Los que no tienen tiempo seguro tampoco andan pensando en quién es mejor que el otro. Entienden de algún modo mejor su etereidad y con ello siempre entender que solo uno es quien sobrevive siempre y por quien cada cosa se hace. Tampoco es que se ande preguntando cuánto durará su existir y hacer de ello otra preocupación, algo que no deberían, así como tampoco forzar a las cosas a crecer. Tal vez como su preocupación no es el tiempo se les conceda todo él. Un día mil años, mil años un día. Como con el tiempo vienen los espacios, también se les sea concedido. Otros todavía no salen de sus puntos ni individualmente ni socialmente. Peleando por tierras y aguas y lo que hay dentro de ellas, racionales, racionales. Solo saben persignarse, buscar figuras y oír para no oír, mas lo que se les pide es más que eso. Olvidan siempre que son iguales. La única igualdad a la que deberían tender es a su Dios, se les pide menos, a su prójimo y ni ello lo hacen. Si no amas a tu prójimo cómo pretender amar a tu Dios. Panteísta o no Él es todos ellos, si no quieres a la parte tampoco al todo, pero aun así hay perdón. Se entienden las épocas y creencias pero éstas deben acortar más las distancias, todas ellas, uno mismo. Se les ha ordenado no alzar su nombre en vano (y eso seguro implica en todos los sentidos “omg, omg”) y como los amuletos que suelen llevar quieren trocar a su suerte y enfadarlo más. Como niño pidiendo algún capricho y como quienes rasquetean y hasta queman libros, olvidando que aun muertos podría servir a otros, gentes que quieren algún puesto olvidan su compartir. Qué entenderán ellos del camello y la aguja? Como lo rasqueteado hay quienes tienen menos posibilidades de fungir de hilo que un camello que no van a dejar que movilidades ecológicas se masifiquen, esperamos errar o hasta no acabar no se está tranquilo. Tabaco, alcohol con ninguna otra razón más que el disfrute y divertimento a lo que hasta en dosis puede ser recomendado, industrialmente bien usado, sembrado en tu jardín y solo se quema para contentar a algunos ojos, algunas leyes y beneficiar a otros. Cuántas tabacaleras, cuántas licorerías, cuántas petroleras. Razón. Fin.

Sigue leyendo

Dolly, conejos y leones

[Visto: 396 veces]

Parece que nada se salva de la relatividad. Alguna cosa en un momento puede ser buena o mala, positiva o negativa. Si fuese solo una polaridad siempre, no se podría percibir nada más. No habría nada que diferenciar, que pueda ser visto, también, como comparar; que se diferencie o pueda compararse con otro, hace que se pueda empezar a conocer. La llamada lucha de contrarios no sería otra cosa más que un espejo y trampolín. Una forma más cercana a ella, una sola fase, sería la no existencia de ser que pueda llamarse vivo. Solo fuego por puntos y frio por otros mas nadie a quien le importe. Pero la existencia de vivos no contradice tampoco necesariamente lo anterior, sino que solo la alarga. De algún modo podríamos decir, que por alargarla, la complica y eso tampoco podría ser necesariamente malo. El tiempo solo existe para nosotros porque sabiendo, algo mínimo, en el peor de los casos, tampoco conocemos todo. Sabemos del movimiento y el tiempo implica al movimiento o es que es éste mismo. Pelear entre si el tiempo es el que hace el movimiento o viceversa es la expresión del cambio ideal o metafísico, que jamás implicara materia alguna. Sin movimiento no habría tiempo y sin tiempo tampoco movimiento. Al ir al tiempo, se tiene que ir con alguien que conozca el camino, moverse es la parte y el tiempo el todo. En ese sentido solo existe opinión siempre, pues aún nos movemos en búsqueda de. Pero como se estudia, ósea se trata, nos da un saber. Con la ayuda del argumento erístico. Si es que conociéramos todo, no debería haber lo que se conoce como estudiar en ningún nivel, mas nos es evidente lo contrario. Como no se conoce, entonces se estudia, por ende no habría conocimiento. El tiempo implica cambio, aunque no necesariamente el de los astros en su movimiento, aunque estos puedan ayudar, su cambio es más bien ideal y lo otro físico pero cambios al fin. Antes de Galileo, para algunos ilusos, de algún modo, el tiempo tenía otra naturaleza. Pero el tiempo en verdad era de otra naturaleza o es que los que trataban de teorizar poseían naturaleza? Parece que ni lo uno ni los otros. Si el tiempo dependiera de los astros éste no sería lo que es. Saber es la parte mejor en la que los que estudian están. Si se tendría que poner un orden sería: conocimiento, saber y opinión. El humano está condenado solo al saber, pero por ello no podríamos decir que no tiene conocimiento. Lo que se sabía antes de Galileo era un saber que ahora es opinión. No es que se la descarte, también tiene la función de hacernos ver lo que era de lo que es. Tenemos un traspaso de saber a opinión y superada la opinión que se creía saber a saber otra vez. Para estar más cerca al conocimiento se tendría que lograr la inmortalidad. Dolly nos parece un tipo de inmortalidad, la mejor sería preservar la misma carne y alma por un tiempo hasta que uno mismo decida acabar. No alentamos jamás, en este contexto actual, al suicidio. Tal vez después de conocer y pisar algún planeta de Andrómeda o alguna otra galaxia, sí. Si se halla la aguja en el pajar del ADN, esto podría dejar de sonar a ciencia ficción y locura. Al hallarlo tendría que ser una ética distinta obligatoriamente. Pero como hallarla y aceptarla si aún y aun no se halla completamente o es que existen deambulando muchas peleando por implantarse. Dolly misma tiene debates y defensores. Dolly es un tiempo y saber. Como cuando se cuentan épocas pleistocénicas, paleolíticas, cambios históricos en general, si el hombre logra contarse por medio de planetas colonizados, debería ser porque ya no hay patrias (partes), al igual que la superación de las lenguas, sería que ya se entienden solo como lo que son: hombres. Seguir con lastres que solo recuerdan guerras y con ella muertes entre “iguales”? Porque se pueda cambiar de planetas, sobre explotarlos y luego simplemente marcharse? Con este planeta se hace algo así, se le sobre explota, pero en este caso todavía no pueden simplemente largarse. Sobre explotarlo es también creerse conejos además de leones. Lo que come el león y lo que come lo que come éste, tampoco vienen solos. Ahora, lo peor, que el león se crea conejo. Cuántas bocas! “Sean fecundos, multiplíquense, llenen la tierra y sométanla”, sin razón, es el fin.

Sigue leyendo

Cambio terminado

[Visto: 366 veces]

Estás muy contento, disfrutas lo que comes, ves a quienes quieres, mas en segundos eso que era no es más. Has dejado listas tus cosas? Me rio si dices que sí. Con todos sus legados ningún hombre completa su tarea, el que diga que esto es falso es un insensato. Pero entonces qué importa o quiere decir dejar lista las cosas. La primera sería dejar acabado algo, algo listo está acabado y viceversa. Pero para poder decir que se pueda acabar algo primero habría que empezarlo. Nacer de algún modo es el comienzo de algo. Si ni se piensa en uno por estar pensando en algo externo no podría terminarse satisfactoriamente. Tampoco es el caso que se tenga que estar pensando en uno siempre. No se puede evitar lo externo ni su presencia, salvo se sea una consciencia muy elevada que ya ve algunas cosas como inservibles y por ello hasta dañinas. Cuya subsistencia no sea como la de cualquiera, “no se puede vivir del amor”, si el Amor es Todo. Cómo dejar de comer sin morir en el intento. El solo hecho de confundir el ayuno con el matarse de hambre es ya un indicador. Una es hecha de forma consciente, la otra forzada. No alentamos a la Bulimia o Anorexia pero creemos que con la mentalidad suficiente se podrían vivir cuarenta días o más en un desierto; tampoco es que seamos el caso pues se es insuficiente aunque se haga lo que a uno agrada en grado. Hablamos de dejar listas las cosas y terminamos hablando de un desierto. Qué tienen que ver una con otra? Que el comienzo de un hombre al hacer algo es primero intentar conocerse, un hombre que se conoce sabe cuándo comer y cuando no, festejar o llorar algo, saber hasta declinar. Si no se sabe de esto se llega a ser intemperante. Si se entiende mucho de sí mismo se puede llegar a creer que los otros deben hacer lo que uno, una libertad olvidada. Se puede por ser muy entregado terminar haciendo todo lo que dicen los otros, otra libertad olvidada. Examinar el resto (paisajes, amigos, vivencias en general) es parte también de los otros, habría que decir, entonces, que se deben saber llevar ambas cosas en armonía. Una diferencia que hace entre entenderse o no, se ve hasta en un papel, cáscaras o un escupitajo en el piso. Se olvida uno del otro y no se empieza a notar hasta hacerse desmonte. “Bueno, es solo un papelito”. El hombre es ávido al cuidar sus cosas y a quienes quiere y es a la vez e igual de ávido, también, para dañar y perjudicar a los otros. Esclavos, guerras, pobres y más nos apoyan.

Lo que está terminado es consecuente, ya no exige ni existe cambio alguno en ello. Lo inconsecuente aún va en pos de algo que hasta se desconozca o ni exista. Uno es más hallable que el otro. La cosa terminada tampoco admite excepción. En ese sentido una excepción es una inconsecuencia. Si fuesen objetos totalmente distintos la consecuencia e inconsecuencia solo se mostrarían entre ellas y una no sería fin de la otra. Si todo tendiese a un fin, la consecuencia seria la finitud de la inconsecuencia. Entre los hombres siempre hay algunos que saben diferenciar mejor los extremos, se les llama justos y los justos son o deberían ser los filósofos. Éstos en medida deberían ser los más objetivos, pero tampoco vender sus creencias por poco, y en estos casos no es dinero u honores. Pidiéndole la cama a Spinoza? De algo se vive obviamente. La consecuencia como la constancia son lineales. Las curvas como los desmontes se hacen más visibles a más desvíos, pero en una se acepta excepción y en la otra no. Un papel tirado podría ser un descuido. Con dinero de corrupción entre uno que tenga solo lo suficiente para vivir, uno podría vender sus creencias, el otro, no tiene para ello. Cómo corromperlo? Uno hace las leyes, el otro, en el peor de los casos, solo lanza opiniones. Uno afecta a otros directamente, el del otro, si fueran excepciones (alguna opinión valida en un instante) se desechan por abuso, pero como devolverle los días perdidos a un inocente o su vida. Cicuta a Sócrates, por, en peor de los casos, tratar de salvar sus creencias. Corromper a los jóvenes, acaso éstos no tenían otros tutores que apaguen las que podrían ser mentiras e idealismos vanos de un ateniense algo entrado en vejez? No se pagan ideas con venenos o rejas, sino, seguro, alguna otra idea, que en el peor de los casos sea solo otra falsedad bien argumentada y con venia legal y de costumbre. Crucificar a alguien solo por decir la verdad, algo que es lo que se busca en la multiplicidad, algo de lo que alguien quiere saber, algo terminado en sí.

Sigue leyendo

Iconoclastía pre-racional: Lucy y féretros

[Visto: 394 veces]

Que podría resultar ventajoso, práctico y que no acarree posibles inconvenientes haciendo que por una vida perdida se pierda una más o varias? Tratándose de grupos reducidos en la que un hombre más o menos pueda hacer la diferencia contra la extinción o algún grupo rival. Tener que llevar los despojos a una distancia lejana o cavar un pozo. Recorrer muchos kilómetros podría ocasionar más problemas a cavar. Llevar solo el cuerpo y dejarlo a la intemperie, entre llevarlo a una distancia cercana y enterrar. Entre dejarlo la intemperie y lo otro nos parece ya una forma de reconocimiento no solo con un cuerpo que ya no se mueve y que antes se movía con nosotros. Empezar a dar nombres a las relaciones sanguíneas o cualquier otra a dejar un cuerpo al acecho de un carroñero, seria relegarlo de estatus y hacerlo igual a otros animales. Dejar de comer con la mano y empezar a usar instrumentos para dicho trabajo, es como lo anterior, diferenciarse de los otros. Ya no solo se ve a uno que ruge muy fuerte y que podría usarte su antojo, sino que se le observa en todas sus costumbres para poder enfrentarlo, en cambio, él, con la inteligencia y experiencia que pueda tener, y que aún parece servirle, solo ve un presa. Si todavía le sirve es porque unos con ametralladoras, cañones y fisión nuclear, que lo podrían acabar, mas lo dejan, algo de razón les debe de quedar. Como rey, en su medio, ciego de lo de afuera, no tendría por qué tener que estar estudiando a los otros. Se le da un nombre mas él seguro solo huele sangre. Tal vez se hacían ambas cosas, enterrar a una distancia y en ocasiones llevar lejos, y que también, a veces, habría que moverse, en ese sentido daría igual alejar o alejarse. Ver su futuro en el inmóvil podría llegar a ser estresante. De los sepultados y con ello, alguna endeble protección contra el tiempo, o un cuerpo solo de cal. Con lo primero se podría “sobrevivir” algún tiempo más. No nos podríamos olvidar de Lucy u otros restos importantes. Pero creemos que hasta Lucy y a otros se les perderá aun con tanto anhelo y esfuerzo de preservación. Criogenización? Al primer Big Bang? Tal vez sea mejor estudiar lo que se deba de lo que se pueda y dejar sentimentalismos. Aunque, claro, uno nunca sabe cuándo podría necesitar una pita, cerillo, o lo impensado. Estudiar y con ello tentar el conocimiento, tarea interminable, se suele confundir solo con tener memoria, aunque, claro, eso también es parte de. Somos los que más modos de rememorar a quienes se quería y respetaba tenemos y lo que con ello, como todo en exceso, puede resultar un lastre. Otros solo tienen que seguir marchando o morir. Una vela o una flor no creemos sea la verdadera expresión de cuanto se pueda haber querido y amado. Lo mejor que se podría hacer mientras se sinapsa es explotarlo y preguntar, no dejarlo ir. Se trata de recordar con algo tan frio como el que ya no habla y con algo que aunque encendido se apagara igual.

Sigue leyendo

Ego: ego

[Visto: 726 veces]

Dos cosas no pueden estar a la vez en el mismo lugar. El ego es una cosa, existen multiplicidad de egos que quieren vencer. Vencer es una posición con respecto a otro, ésta puede ser limpia o amañada. El mejor ego, creemos, es el que sabe ocupar su posición y deja al otro en su posición. No existiría la competencia? No creemos en ella. Si buscamos la igualad y a la vez la competencia (y con ello lo “mejor”) nos parece un error garrafal. Lo que muchas veces nos duele es el tener que escoger uno. Por alguna razón el ego quiere estar en donde está otro como cuando teniendo pieles se busca las de otros, con ello, matar. El ego por lo general siempre está buscando el más allá. Un ego equivocado confunde el antojo del hambre. Un ego más equivocado solo conoce el antojo aunque por ello tenga que matar o sacrificar algo. El ego en algún grado estable, por que nunca lo está, prefiere el silencio a la bulla. La suma de egos buenos no buscaría jamás una guerra. Es justa una guerra? El ego inestable quiere todo para sí y con ello desconoce el compartir. El miedo es como lo vacuo que cambia puede inflamar o hundir al ego y hacer un héroe o un cobarde. Cuando dos egos se quieren unir el miedo casi siempre está presente, más, seguro, en uno primerizo. Si es que la diversidad es lo que más impera, parece que como casi con todo, queremos romperla y buscar lo resaltan-te. Confundido el antojo del hambre, éste último ya no es lo que importa y resalta, si no el contrario: obesidad. Si alguien se queda con la comida que podrían comer dos o tres? El ego inestable confunde y mal usa su libertad. El peor ego es el que no entiende que cada cosa tiene su tiempo y su lugar.

Sigue leyendo

Bulla

[Visto: 379 veces]

Un primer sonido en todas las frecuencias posibles. Un primer sonido en una frecuencia especifica que inunda y crea otras. De esos primeros sonidos solo podríamos saber dos cosas, o es que siguen sonando o es que ya en un tiempo cesaron. Para haber tenido que lograrse seguro debió ser el mejor y más audaz de los sonidos: el que pueda romper al silencio y matarlo de algún modo. Si el sonido es algún tipo de fuerza, por ende, propiciador de cambios, para alejar al silencio y con el tal vez al vacío mismo, debe ser lo suficientemente superior. Podría ser ese silencio en dónde el sonido se despliega para ser? Si fuese así éstos no serían contrarios, sino solamente complementarios. De esos sonidos también solo podríamos saber que, o de él salieron otros o es que es el mismo solo que en tiempos distintos; podría ser el caso también que salieron otros y que es el mismo a la vez sin que por ello halla tenido que dejar su lugar, sino más bien, ser el sustento y en lo que los otros se basan par ser. Se puede en la práctica y puede ser empíricamente comprobable que se pueda retornar a ese sonido inicial? Para querer llegar a ese sonido inicial creemos que se tendrían que remontar más océanos y estrellas en velocidades muy atroces. Desde que ya existe una ventaja inicial, si se volviese aunque sea una milésima parte hacia a ese sonido inicial, muchos no deberíamos estar aquí. Si antes del silencio no había más que ello y si es que lo que aún conocemos, y parece más cercano, el sonido, es por qué es todo éste que podrá haber o es qué éste aún está persiguiendo al silencio. La otra posibilidad es que el silencio esté totalmente vencido. Parece que como la línea y otras cosas semejantes el silencio es solo ilusión y lenguaje, lenguaje de algo que fue pero que aún vive. Debió haber sido una buena batalla aquella entre la bulla y el silencio. Podría ser también el caso que ese sonido inicial esté en cada uno de los que participan de él. Ese sonido inicial en cada una de las palabras que se dijeron y se dirán.

Ahora, lo que se puede denominar mejor y bueno, o debería tener un vencido o es que aún hay guerra entre bandos. Parece que algunos saben que como tiranos pueden gozar del recuerdo histórico, desear que a uno se le recuerde parece ser instintivo y hasta natural en el hombre. Los graffitis o jeroglíficos del tipo que sean, por ejemplo, son una muestra. Ese primer sonido, tirano o no, parece tener una trascendencia tal: mantenerse el recuerdo de la forma que sea. El sonido como los números, por ejemplo, están en todos lados aún no hayan sido inventados los instrumentos musicales o calculadoras. Para mantener el recuerdo, lo más intacto que se pueda, el sonido debe seguir como cuando inició o tener replicas lo más exactas posibles. Si fuese lo suficientemente bueno y mejor de todo, el sonido tendría que ser el mismo hasta que el silencio vuelva a imperar; así, tampoco, no podría ni debería cambiar. Por qué algo que supuestamente es bueno debería de cambiar? Creemos que solo se cambia lo malo. En cada toc toc de una puerta podríamos encontrar a ese sonido inicial. Tal vez lo que lo haga hasta ahora persistente y presente sea el hecho de poder existir compartiendo espacios con el silencio sin que uno tenga que imperar en el otro.

Sigue leyendo