Archivo de la etiqueta: Humanidad

Ego: dueyo duelo vano merecido

[Visto: 409 veces]

Todos. Los que mereciendo lo que merecen, no lo tienen y los que no merecen, tienen. Los que mereciendo tienen y los que no merecen, no. Al que siendo inocente se hace culpable y a éste inocente y hasta recompensado. Los que tienen lo que se merecen. Justicia para con el otro, pero también seguro y más para con uno, antes de que el yo se haga ego y dueño, menos sin serlo, de otros y espacios. Antes de que se haga dueño dueyo duelo vano merecido de alguno o alguna. Un dueño malo de sí. Quién sería primero, los otros o uno? Uno solo se tiene así, a quien quiera y pueda tener y a quienes quieran tenerlo; feliz, feliz si es mutuo. Un tirano podría ser justo? De eso que es solo hay interpretación, los racionales hacen distintas las cosas iguales, cada letra, cada palabra. Quien Es el que Es no tiene nombre y tiene muchos. Tener que recorrer a pie días o meses para hallar algún vecino o familiares, todas las distancias con otros dioses, lenguas y vestimentas, más ricos o más pobres. Todos tienen lo que merecen, un punto en el universo y aún no pueden salir de él. Los racionales si salieran así de morales darían muchos nombres a una misma luna, cuartearían el cosmos con hitos y gubernaturas, pero todos los dueños son finitos y ello es tener lo que merecen. Cuántas fiestas, comida o bebida desperdiciados y contaminaciones. La inocencia en los ojos y en las bocas, más Tierra con Amazonas. Ay! Del ángel a quien su dios le diga que hay cabezas que tienen que caer así haya sido amigo y compañero. Cuánta pena! Cuánta pena! Mas ay! De él si dudara si es o no lo correcto. Ay! De él! Abram antes de ser Abraham. Consciencia, consciencia, todos obtienen lo que se merecen, ellos o sus hijos y sus hijos. Entonces no deberían haber dueños ni unos que gobiernen sobre otros? Todos seguro son lo que son y tienen lo que tienen en sus respectivos tiempos y luego vuelve y vuelven a ser lo que era y eran. Ninguna palabra más ni oídos que oigan, letras otros muros muro. Todos corren la misma suerte. Cuántos veces puede dar vueltas la misma sangre. Alimenta la comida o la sangre? Ambas?

Sigue leyendo

iconoclastía pre-racional: relojes

[Visto: 432 veces]

Algo que quiera ser regla y medida de otro algo distinto a lo primero tendría que ser más acabado. Lo pequeño podría ser escala de lo grande o viceversa? Lo pequeño tendría que copiarse a sí para escalar lo grande y éste hacerse partes. Pero qué forma ha sido primero? Lo que aún no ha sido podría aventajar a lo que ya es y que más a lo que siempre ha sido? Saber algo mínimo a diferencia de nada parece ser una ventaja, el problema aquí es que todos saben algo. Si pudiendo hacer sencilla una cosa, complicarla? Uno diez veces y diez entre sí, como todo lo anterior, no podría ser de otra forma si no fuera por la presencia de cambio. El cambio es lo mismo que el movimiento? Copiarse es un movimiento? Si se copian se mueven pero cambiar o moverse pueden ser de cualquier cosa, no es necesariamente copiarse. O cambio o movimiento tendrían que implicar materia para explicar que haya dos palabras que signifiquen a un mismo objeto. Para qué habrían dos o más palabras aparentemente distintas que refieran a lo mismo? Eliminar los sinónimos? Decir que los colores han pintado las estrellas a decir que ambas son formas de un mismo objeto, sería como un quarks a la estrella más grande que pudo haber existido o que pueda existir. Peleas por quién generó a quien y quién contiene a quien, podrían resultar ociosas, como tarea de gustos y creencias atacar o defender si lo gaseoso fue antes o después de lo líquido. Qué pintaría un pintor sin nada con qué y qué retratar. El pintor hace uso de algo semejante a lo que se quiere pintar para que estos se parezcan y complemente de alguna manera. Eso con que se pinta no es otra cosa que un vástago lejano del sol y éste a su vez de alguna otra estrella en algún otro tiempo. La cosa que es, por más que se le ponga alas y un cuerno no podría ser pegaso o un unicornio. La cosa que es no cambia aun tenga nombre distinto en otros idiomas o sinónimos. Aunque no sepamos si es el cambio o es el movimiento quien implica materia, nos dan la idea de que algo ya no es lo mismo a lo que era, por alguna razón. Lo grande como lo pequeño para el hombre significan dificultades, riñas, y hasta mera imaginación aunque estén en nuestras narices y participemos de ellos. No resistimos poner la cita “la naturaleza ama esconderse” pues poder ser tan colosal-mente grande y ser lo más microscópico posible es una forma de huir sin por ello alejarse, solo esconderse. Negar el LHC o al sol? Solo lo que nos alumbra debe tener muchos reciclajes y si no los tubo los tendrá que tener, las estrellas solo paren estrellas, planetas, asteroides y alguna otra roca cósmica, algún rebelde sin causa. Podría decirse que un asteroide forma un planeta? Formar una estrella? A lo primero tal vez, mas no a lo segundo. Se ven dos estrellas una de otra desde un planeta, en qué momento se alejan? Siempre? Nunca?

Lo que se quiere estandarizar con movimientos astrales no podría ser mejor al cambio atómico como para tomarlo como medida. La estandarización de la hora mundial podría unir más a las personas, pues el tiempo es vital y está siempre presente en nuestros días y quehaceres. Saber que hay otros con los que contactar y que respiran lo que uno, comen en alguna medida lo que uno, reproducirse, etcétera podría hacer solo terrícolas sin ninguna otra denominación más a parte de sus respectivos nombres individuales. Pero como entre los sistemas de unidades de medida ANSI, DIN, etcétera solo persisten por la prepotencia, capricho y costumbres que deberían ser ya desfasadas. Se convierte lo que debería ser solo referencial en cultural y hasta símbolo de orgullo. Es la misma idea de hacer trabajar a uno en un trabajo de dos y a dos en el trabajo de uno. Es un gasto en vano. Es otro de muchos otros orgullos vanos. Lo que parece necesitarse más y con prisa es una mayor y mejor identificación con nuestro planeta, desgastarlo y contaminarlo loca y descontrolada-mente no es precisamente tener identificación.

Sigue leyendo

Regresión

[Visto: 362 veces]

Cuando el hombre se aleja del hombre, algo que hasta parece necesario, debería, primero, haberse conocido para intentar conocer lo de fuera. Si no se ha conocido suficientemente lo externo las capacidades de refino son pobres, material que sirve desechado y dicho desechado mal tratado (estar en un sitio en el que no debería, y es más, hasta habiendo perjudicado una zona útil, doblemente mal). Salirse del hombre se podría ver en las diferencias de un guerrero shaolin muy bien preparado, un soldado romano, sus seis o doce meses de marchas con sus respectivos equipos a personas que no aguantarían un mes. Superado esos percances, ahora con la mirada en el cielo, que de seguro surgió de forma paulatina, se deberían haber pasado con mejores calificaciones. Tener que estar lidiando con penas de muerte, cadenas perpetuas, espionajes, conflictos y disensiones en general. Llevar a Marte lo mismo? Por qué tendría que ser distinto en otro lugar? Por aquí muchas cosas siguen igual. Perderse del hombre es por dar a unos más, quitar a otros igual. En ese aspecto y otros semejantes las capacidades de refino tampoco son óptimas. Como vemos no solo se deben refinar de la mejor forma los minerales o combustibles. Si uno no tiene la suficiente identificación con su planeta, cómo podría tenerlo con el universo? Seguro a algunos les puede sonar exagerado, pero cada sinapsis es parte de. Tratar de hacer alguna ecuación que nos trate de decir qué porcentaje de toda la electricidad que hubo y puede ser producida en el todo a los intercambios químicos neuronales de uno, no podría ser nada pero tampoco todo. De lo que se trata es que cada una en cada tiempo de cada individuo sea la misma y más positiva posible. La llamada “Hora del Planeta”, por ejemplo, es un gran intento, por no decir, también, invento, aunque algunos ni sepan de ello, y peor, que los que sabiéndolo no lo hagan una sola hora. “La Revolución de las Pequeñas Cosas”, en una escala distinta, es también un buen intento, pero como en lo otro, también, algunos ni enterados. De unas dieciocho a veinte mil personas a unas siete mil millones.

Dejar de hacer algo que se hacía hace mucho y de forma muy habitual puede ser doloroso. Por qué en principio dejarlo si es doloroso? Dejar los árboles y empezar a caminar. Con una consciencia aún en desarrollo el dolor tendría que ser atenuado, además de la ayuda del tiempo. En un estado tal las cosas que se debían de hacer eran más limitadas como procrear, defender el territorio, comer, descansar. Aunque de sapiens sapiens todavía se conserva lo mismo, se tiene que andar lidiando con chernóbiles, fukushimas, desastres aéreos y marítimos, etcétera. Ahora se dice que por haber consumido carne, sobre todo cocida, el cerebro creció. Sucedería un proceso inverso al quitar de la dieta la carne y algún otro producto animal? Tomar leche de otros animales o consumirla en variantes es un proceso relativamente nuevo. Como el comer cadáveres es una adaptación según parece. No sería mejor regresar a un estado así? Significaría más ríos con peces siempre, menos animales en peligro de extinción, tal vez un poco menos de ozono perdido, todos los desperdicios en el mar (pañales desechables, toallas femeninas, aguas pesadas, etcétera) como en sitios en general en los que no se le da un tratamiento debido etcétera. Entonces no vivir y hasta auto-eliminarnos? No, tampoco, tal vez solo usar la razón más de vez en cuando. Pero por lo general no nos gusta que se nos rectifique y cosas que no se deberían de hacer se hacen costumbre y rutinarias. Cómo saber lo que se debe hacer o no? Por qué tendríamos que creer en unos o en otros como en política o religión? La creación de éstas creemos tienen un fin bueno y loable (aunque no sé si solo ahora o también en el pasado se encendía un letrero que indique que se tenga que aplaudir, abuchear, etcétera al publico)., pero que sin embargo, si se comete un error en el manejo, se le puede empezar a desvirtuar-se y desvirtuar. Algunos pueden tomar como “normal” inflar gastos públicos y quedarse-los. Hasta podrían querer ablandar el término y ponerle el nombre de “dieta” o alguna otra semejante. Como sus otros fines de algún modo es tratar de englobar lo más que se pueda a las personas y campos de acción en general (para hacerlos participes de su fin bueno y loable), una vez logrado, pero con falencias internas, seguro se parece a una caja de manzanas con algunas no tan buenas que como otras. Al principio, a menos que el que las acomoda las acomode de menos sanas a totalmente podridas, tendrían que ser para el desperdicio y no para una venta o regalo. Por quién más sería si no por sus mismos actores que por descuido o ignorancia se puede estar introduciendo errores. Suelen pasar podridas, siempre pocas al comienzo.

El crecimiento del cerebro parece ser el potenciador, por no decir creador, de además de otros inventos maravillosos, de lo que no debería estar en mal estado. La necesidad de pensar en el pasado, lo actual, y por sobre todo, por los que vendrán y no en nosotros, debería ser un gran motivador. Puede ser que alguna se pudra más rápido que otra por alguna mínima diferencia en el genoma, además del trato recibido desde el exterior. El tratar de organizar de algún modo las cosas en general parece ser mejor que dejarlo al caos, pero algunas organizaciones son más naturales que otras. Por lo general las cosas naturales se mantienen más que las implantadas. Lo implantado, por lo menos hasta ahora, se desgasta muy rápido. Lo implantado tendría que superar por mucho a lo natural. Todavía se gasta mucha energía en vano mas la otra la conserva mucho mejor. Salir de lo natural a lo implantado?

Sigue leyendo

Dolly, conejos y leones

[Visto: 414 veces]

Parece que nada se salva de la relatividad. Alguna cosa en un momento puede ser buena o mala, positiva o negativa. Si fuese solo una polaridad siempre, no se podría percibir nada más. No habría nada que diferenciar, que pueda ser visto, también, como comparar; que se diferencie o pueda compararse con otro, hace que se pueda empezar a conocer. La llamada lucha de contrarios no sería otra cosa más que un espejo y trampolín. Una forma más cercana a ella, una sola fase, sería la no existencia de ser que pueda llamarse vivo. Solo fuego por puntos y frio por otros mas nadie a quien le importe. Pero la existencia de vivos no contradice tampoco necesariamente lo anterior, sino que solo la alarga. De algún modo podríamos decir, que por alargarla, la complica y eso tampoco podría ser necesariamente malo. El tiempo solo existe para nosotros porque sabiendo, algo mínimo, en el peor de los casos, tampoco conocemos todo. Sabemos del movimiento y el tiempo implica al movimiento o es que es éste mismo. Pelear entre si el tiempo es el que hace el movimiento o viceversa es la expresión del cambio ideal o metafísico, que jamás implicara materia alguna. Sin movimiento no habría tiempo y sin tiempo tampoco movimiento. Al ir al tiempo, se tiene que ir con alguien que conozca el camino, moverse es la parte y el tiempo el todo. En ese sentido solo existe opinión siempre, pues aún nos movemos en búsqueda de. Pero como se estudia, ósea se trata, nos da un saber. Con la ayuda del argumento erístico. Si es que conociéramos todo, no debería haber lo que se conoce como estudiar en ningún nivel, mas nos es evidente lo contrario. Como no se conoce, entonces se estudia, por ende no habría conocimiento. El tiempo implica cambio, aunque no necesariamente el de los astros en su movimiento, aunque estos puedan ayudar, su cambio es más bien ideal y lo otro físico pero cambios al fin. Antes de Galileo, para algunos ilusos, de algún modo, el tiempo tenía otra naturaleza. Pero el tiempo en verdad era de otra naturaleza o es que los que trataban de teorizar poseían naturaleza? Parece que ni lo uno ni los otros. Si el tiempo dependiera de los astros éste no sería lo que es. Saber es la parte mejor en la que los que estudian están. Si se tendría que poner un orden sería: conocimiento, saber y opinión. El humano está condenado solo al saber, pero por ello no podríamos decir que no tiene conocimiento. Lo que se sabía antes de Galileo era un saber que ahora es opinión. No es que se la descarte, también tiene la función de hacernos ver lo que era de lo que es. Tenemos un traspaso de saber a opinión y superada la opinión que se creía saber a saber otra vez. Para estar más cerca al conocimiento se tendría que lograr la inmortalidad. Dolly nos parece un tipo de inmortalidad, la mejor sería preservar la misma carne y alma por un tiempo hasta que uno mismo decida acabar. No alentamos jamás, en este contexto actual, al suicidio. Tal vez después de conocer y pisar algún planeta de Andrómeda o alguna otra galaxia, sí. Si se halla la aguja en el pajar del ADN, esto podría dejar de sonar a ciencia ficción y locura. Al hallarlo tendría que ser una ética distinta obligatoriamente. Pero como hallarla y aceptarla si aún y aun no se halla completamente o es que existen deambulando muchas peleando por implantarse. Dolly misma tiene debates y defensores. Dolly es un tiempo y saber. Como cuando se cuentan épocas pleistocénicas, paleolíticas, cambios históricos en general, si el hombre logra contarse por medio de planetas colonizados, debería ser porque ya no hay patrias (partes), al igual que la superación de las lenguas, sería que ya se entienden solo como lo que son: hombres. Seguir con lastres que solo recuerdan guerras y con ella muertes entre “iguales”? Porque se pueda cambiar de planetas, sobre explotarlos y luego simplemente marcharse? Con este planeta se hace algo así, se le sobre explota, pero en este caso todavía no pueden simplemente largarse. Sobre explotarlo es también creerse conejos además de leones. Lo que come el león y lo que come lo que come éste, tampoco vienen solos. Ahora, lo peor, que el león se crea conejo. Cuántas bocas! “Sean fecundos, multiplíquense, llenen la tierra y sométanla”, sin razón, es el fin.

Sigue leyendo