Archivo por meses: noviembre 2013

Hikikomori

[Visto: 255 veces]

Tal vez por insuficiencia, porque la han reconocido en ellos y la han reconocido en otros. Insuficiencia en general en los quehaceres y ámbitos humanos, por entender que hay otros que lo pueden hacer mejor. Tal vez también por no causar ni provocar problemas sino más que a sus parientes. También se les tiene en la idea de ser unos seres atormentados, cosa que no creemos sea en todos los casos así, hay de los que tienen cúmulos de basura en sus dormitorios y de los que lo tienen en algún orden que podría llamarse “normal”, uno con más tormentos que el otro; también es posible que unos se entiendan mejor en sus propios desordenes. Razones no son necesariamente excusas ni éstas razones. Uno se puede buscar en otro? Uno se debe buscar en otro? Son quienes parece que solo tienen control para sí mismos y muy limitados para otros, con sus respectivos y distintos niveles particulares. Control también podría ser entendido, al menos eso nos parece en estos casos, como paciencia. Se puede tener opciones, opción o no tener ninguna de las dos. Si bien cada uno es un destino distinto, hay situaciones que no pueden no ser comunes así no se sea el mejor o el peor de los pensantes. Para esas opciones u opción antes tendría que haber una razón o razones por la cual elegir o por la cual descartar; podría ser posible también una elección como el aventarse al vació o como la de adentrarse en algún bosque desconocido. En los destinos de cada uno no podrían no estar presentes sus contextos, así las opciones, las razones y las elecciones no podrían ser las mismas. Esto no podría ser pensando por ellos que si pueden llegar a estar aislados, auto-recluidos, hasta años en sus dormitorios, pero tal vez haya algo en común en los motivos que llevan a uno que puede y hasta gusta estar días, aunque no una semana entera, estar en casa, aunque no solo en su dormitorio, sí más tiempo en este. Cada cosa que parece ser, con algún ápice de consciencia o con ninguna, no puede escaparse al movimiento. Si hubiese quietud en vez de movimiento, tal vez habría más independencia que dependencia. Si están moviéndose voluntaria o involuntariamente, es más probable que que se junten y haya dependencia, que resulten más pedazos de las colisiones y así más caos con ello. Una dependencia crea otra dependencia. A veces es hasta obligación y deber para con uno y para con su sociedad establecer dependencias que hagan otras dependencias. La independencia es, pues, creemos, solo un sueño e ilusión para el hombre. El verdadero independiente tal vez tendría o nada que comunicar o todo que comunicar. Nos parece también que a más movimiento haya, hay también más intervención del azar y de este fortuna o infortunio. Seguro es más fácil contar un rebaño quieto que uno en estampida. No es necesario tampoco la inseguridad por la intención del otro, sino también o por su irresponsabilidad o por verdadera desventura en la que tenga que intervenir alguna persona pero no de forma intencionada. El irresponsable es justamente aquello porque no tiene pues ninguna intención. Fortuna no podría estar más cerca de inseguridad, así como tampoco el infortunio estarlo de seguridad; sin dejar de estar cerca uno del otro, lo que sí puede suceder es que se invierta. Si no hay seguridad en un lado ni en otro por no poder decir con precisión si siempre tendremos fortuna o si siempre tendremos infortunio, no se puede negar que algo en común tengan, su diferencia es solo mínima aunque no terminen siendo lo mismo. Tal vez es por entender que se desaparece y no querer desaparecer a otros. Así como el pensar en matar pueda ser algo malo, seguro no lo es como el cometer el acto. Debe haber una insuficiencia que es más insuficiencia, así como la insuficiencia entre algo que está detenido y entre algo que provoca involución y más si daña la evolución de otros. Insuficiencia que tuerce o elimina.

Sigue leyendo

A Dios y a dicha

[Visto: 306 veces]

No sé. Es contradictorio. No es invención nuestra que dos objetos no se puedan tocar, que no se toquen. Vivir sin tocarte creyendo que te toco. Rozar es distinto que tocar. Tal vez las o solo algunas células se toquen, después solamente hay rozamientos. También luego sabemos que de esos supuestos tocamientos que no son más que rozamientos a veces una cosa se hace otra, alguna cosa hecha de algún barro, alguna sensación. Aun diciendo que siempre estaremos, es hasta un tiempo menor al que uno vive.

Les dije que les diría que el amor no existe, pero incrédulas de lo que les podría decir y más inquietas por su otro objetivo en ese momento, pensé también solo en libar, conversar de cosas más cotidianas. Si hay amor debe haber dos amores. Aunque no a la manera de los Eros de Afrodita Urania o el de Afrodita Pandemo, pero creemos que hay un amor de Hombres y uno que es su causa principal, lo que lo ha ocasionado. Hay una sola causa principal, pero hay muchos hombres y seguro seres. Como en los dioses antiguos, en lo que creemos también esta presente la antigüedad de uno sobre el otro. En cosas ideales parece primar más la antigüedad de algo sobre algo que en cosas que son más superfluas. Si eran dioses no tenían desmerecimiento, así tampoco podría tenerlo si uno proviene del otro. El desmerecimiento como el merecimiento o los vamos afirmando o los vamos dejando. Tocar. Las cosas que se rozan se desgastan. Como desgaste pasajero como ellos mismos o tratan de desgastarse menos o se desgastan hasta más no poder. Seguro también es mejor desgastarse con alguien que quiera desgastarse con uno a desgastar a otro que no quiere que lo desgastes. Dos que se quieran desgastar tal vez se lleguen a tocar. Aunque en el rozar parece imposible que no haya tocamiento, el tocar no desgasta, sino solo se afianza, en lo que puede se vuelve parte de lo que toca hasta que lo dejan, hasta que pueda y hasta que se dejen; terminar desgastándose pero nunca como si algo hubiese sido solo y nada más que rozamiento, tocar no puede desgastar más que rozar. Si no es con lo que deberían tocarse, simplemente se separan y eso que parecía tocamiento no sería más que solo rozamiento, si dejan es porque tal vez haya en vez de tocamiento, rozamiento, desgaste; y no es algo que tenga que estar mal, sino que hasta tal vez sea mejor, de otro modo las cosas que deberían tocarse no se tocarían por estar distraídas tocando lo que no deben. Habría que pedirle quietud a la naturaleza para poder tocar o limitarnos solo a mover el dedo como Crátilo. Si hay cosas que están aunque no sean que duran más tiempo que cosas que duran menos tiempo que además de estar deberían ser, el tiempo de esos que además de estar deberían ser es tan ínfima, tan minúscula y seguro más si en vez de ser y estar terminan solo estando; efecto que no podría no notarse en sus supuestos tocamientos. Aunque ínfimo no tenga nada que ver con infame, tal vez también le calzaría perfecto al tiempo que en vez de estar y ser solo se está. Parecieran no ver, que además de estar como las otras cosas, también son, se les equiparan, nos equiparamos a animales. Su solo movimiento más variado, distinto al movimiento más rígido de los astros, nos hace creer que además de solo estar también son algo y entre los que se entienden seguro los son más, su movimiento que es más guiado del que lo es una materia inerte. Son pues muy distintos una cosa que puede conocer (aprender) y una cosa que nunca va a conocer ni puede conocer. Una palabra ya sea escrita u oral no puede ser otra cosa que una o un conjunto de sinapsis previas y si así no sea no se puede desligar su relación, cambiar el ser por proviene de o es efecto de. Más tocar parece ser también que de las clases de cosas que pueden llegar a aprender haya una que roce a una de las cosas que pueden llegar a aprender o a una de las que no pueden llegar a conocer, una a diferencia de la otra hace algo más intimo dentro suyo, sabe reconocer y al saber reconocer tal vez también sepa esquivar. Tal vez se tope (toque) con el pensar y se roce con o lo físico. Las palabras tal vez se toquen mejor entre ellas que con algo que no puede responder. Al pensar los números con eso tan intimo y perfeccionado nuestro tal vez no hagamos más que percibirlos, distintos son percibir algo y crear algo. Aunque parezca más preciso en algún momento de nuestras vidas, el uno no es uno de nuestros dedos. Amor de cosas que se repelen. Amor de cosas que se tocan. Sincronización de manos (cuerpos) o sincronización de mentes. Ambos, pero uno dura y es más fiable que el otro.

 

Sigue leyendo

De un opinador

[Visto: 266 veces]

Parece sorprendente y sorpresivo para algunos saber que alguien que haya llevado uno que otro curso de Filosofía crea en Dios. Creo que inclusive y sin ninguna ironía hasta un ateo podría estudiar Teología solo para estar informado mejor y rebatir las ideas que no le convenzan. Además de no atribuirle creencia en alguna deidad se le atribuye a la vez alguna filiación política casi hasta por necesidad. El problema que pareciera preocuparles más es lo repetitivo que se llega ser, además de no poder dejar de lado las filosofías anteriores y hacer alguna otra “nueva”. Ni Descartes con su gran y recordado intelecto, aunque si es una apertura el haber dejado de escribir en latín, sobre todo para cuestiones que pueden ser más relevantes y darlas al público. Está la tergiversación de las cosas solo en las personas “comunes” o también en quienes pueden ser encasillados como “académicos”? Llega un punto en que uno para sí mismo, que es hasta lo más importante, va sacando conclusiones, y mal o bien influenciadas por otros, no podría no ser común con otros; llegar a conclusiones parecidas o muy acorde con otras de otros. Al contrario de buscar enemistad con quienes puedan pensar distinto, se debería buscar, aunque no amistad, sí al menos acercamiento, saber lo que saben y poder dar lo se pueda saber. Evitar la miseria ya que ésta no solo tiene que ver con dinero o bienes materiales en general. Si el verdadero Bien se pudiera comprar el hombre ya lo hubiera comprado. El que escribe cree, que a las demás ramas salidas de la Filosofía, se les debería seguir de ello: P, rama de la Filosofía. De seguro no habrá muchas dudas de cuáles salieron de ella y cuáles no, pero debería ser recordado, antes inclusive que cualquier pensador. Recordar aquello sería recordar de forma general al pensamiento del Hombre, su mejor herramienta antes que cualquier fuerza bruta. Llegar a viejo como Sócrates y no dedicarse a otra cosa más que pensar, no pasar al lado de quienes aunque con mucha creencia siguen igual sin saber. Para algunos que no se conforman con alguna respuesta es hasta un martirio y aunque sepan que es algo que los sobrepasa persisten igual. Le dije a mi profesor de Metafísica que sería mejor que haya más filósofos que abogados, como una persona seguro muy consciente y madura me dijo que también hay que buscarse los fréjoles. Y está bien y seguro más cuando ya se tienen otras responsabilidades que uno mismo, que el pensar y luego tratar de pasarlo a otro u otros. Pensamientos de algún otro pensamiento o pensamiento que pareciera ir haciéndose algo nuevo. Aunque nunca se hayan visto, todas las aves han volado el mismo aire aquí o en otros mundos. Lo único novedoso tendría que haber sido eso al inicio de los tiempos, qué pues podría ser ahora una novedad? Unos van tras esa falsa novedad y otro tras esa novedad que estaba y está mucho más detrás, novedad que tal vez ni exista y sea solo puro profundidad. Se puede explicar lo que como especie viva puede explicar, como cosa que empezó luego, cómo podría durar más; de sola partida ya está perdiendo. Los prejuicios y estereotipos son cosas que si no retienen hasta hacen perder. Se pierde algo solo que se ha ganado; eso no es retroceder? Es más miserable uno que no deja sus saberes y experiencias a otros que uno que prefiere que su riqueza se vaya al fondo del mar.

La práctica no se podría dar si antes no se conociera lo que se va a practicar. Como solo está sentado y atendiendo, y si atender, que es seguro con lo que se llega a entender, no es hacer uso de alguna forma innata de práctica, no sabríamos qué otra cosa sería. Eso que se llama teoría, ha tenido que ser e ir creciendo con y como una praxis. La teoría tendría que hacerse sola, sin ninguna forma de movimiento, haber aparecido como por acto magia. Dentro de la teoría hay una práctica que hace a la practica; tal vez también solo sea un juego de palabras. Ahora también hay un problema con el trabajo, parece que se la tomara en un sentido estricto de algún problema de física, W, olvidar que el pensar y en general el uso del cerebro gasta un porcentaje nada obviable ni despreciable de calorías. Qué cosas hasta por más despreciable que haya hecho el hombre no ha necesitado de un pensar previo? Si tratáramos de hablar de realidad, no podría ser menos real dos años que uno, o en el peor de los casos están en un mismo nivel aunque es poco creíble. Entonces si no es por trascender ni se puede trascender por qué es? Diríamos que es hasta por divertimento, ocio, porque hay algunos que leen. Eso creo… Porque tal vez sea una vanidad que no sabemos si pueda ser más o menos vanidad que otras. Porque estamos así compartiendo un tiempo.

Sigue leyendo