Impulsemos un norte común

[Visto: 101 veces]

Puede parecer innecesario o poco realista, pero como van las cosas en el país y estando en campaña electoral, pareciera que primara más un deseo y apetito de poder de parte de cada sector político, especialmente del Congreso, más que entrar de lleno a las necesidades y preocupaciones más urgentes de modo ordenado y cerrando filas como corresponde a una circunstancia de grave riesgo como la pandemia que llevamos viviendo casi un año (y otros temas colaterales).

¿Tenemos incapacidad de aprender y tomar prioridades sumando esfuerzos entre unos y otros? ¿Qué nos impide de modo reiterado bajar el tono de “tener la razón” o descalificar al otro que piensa o plantea una iniciativa frente a problemas comunes y urgentes como la pandemia, la educación o los ingresos alicaídos de la población? ¿Por qué nos distraemos con tanta facilidad de lo principal y estamos constantemente calculando “mi propio interés”?

Si desde los espacios políticos no se hace posible un diálogo constructivo para encarar las urgencias de nuestro país, debiéramos procurar desde diversos espacios de la sociedad civil llegar a dicha posibilidad. Necesitamos hoy más que nunca generar consensos mínimos, acuerdos institucionales básicos de cómo vamos a transitar los próximos 6 meses y establecer compromiso al respecto. Más aún, estando en nuestro año bicentenario que para muchos políticos no debe de significarles nada porque viven fuera de la historia o creen que el cosmopolitismo diluye las propias raíces e identidad.

Siguiendo con ese mismo razonamiento, considero que es fundamental que promovamos una plataforma de convergencia nacional, en aras a garantizar y aportar a la construcción de una sociedad más fraterna y justa en la situación que nos encontramos, centrándonos en las siguientes urgencias:
(1) Atención común y prioritaria de la pandemia.
(2) Garantizar el mejor retorno a clases escolares a nivel nacional.
(3) Apoyo económico del Estado a los ingresos de la población, sus ollas comunes y sus iniciativas económicas según regiones.
(4) Garantizar elecciones limpias el 11 de abril.
(5) Promover un voto más consciente y responsable que garantice la elección de autoridades y una representación política mejor.
(6) Generar un movimiento cultural concertado y común de celebración de nuestro bicentenario.

Es momento que desde la sociedad civil se pueda promover iniciativas diversas encaminadas a dar estos pasos vitales. Sumando a las fuerzas políticas, instancias como el Acuerdo Nacional, organizaciones eclesiales diversas y el propio Estado, en función de lograr darnos un norte común sobre el que todos cerremos filas y propósitos.

Guillermo Valera Moreno
Magdalena del Mar, 14 de febrero de 2021

Puntuación: 0 / Votos: 0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *