El valle del Rímac: Chaclacayo


El club “Los Cóndores” de Chaclacayo, creado por algunos socios del Club Waikiki, que querían fundar un club campestre de invierno (se inauguró en julio de 1952 y la imagen de arriba es de 1964)

Su nombre viene del quechua y significa “solo palos delgados”; también dicen que proviene del aymara y se traduce como al “pie de los carrizos”. Se ubica en la margen izquierda del río y fue nombrada distrito en 1940. Durante los tiempos virreinales, funcionó aquí el corregimiento de la Buena Muerte, donde se formaron los fundos Huascata, Morón, San Bartolomé, La Tuna, Tupacocha, San Damián, Santa Inés, El Juzgado y Buenamuerte, capital del corregimiento. En ellos se cultivaba algodón y los forrajes para ganado vacuno, así como diversos árboles frutales. Durante la República, se fue formando el fundo Chaclacayo, debido a la acumulación de las tierras correspondientes a La Tuna, Tupacocha y San Damián, que eran pertenencias de las comunidades indígenas que habitaban las alturas de Cocachacra, que fueron adquiridas por Raimundo Laymito. La primera lotización que daría lugar a la actual ciudad de Chaclacayo fue impulsada por Vidal Laymito (1931). La primera vivienda edificada fue la de Mario Accinelli, benefactor del distrito. Al iniciarse los servicios del Ferrocarril Central, Chaclacayo se vio impulsado con un paradero (existe hasta hoy y está ubicada a lado izquierdo del ingreso al Club Residencial “Los Girasoles”), donde todos los días se embarcaban porongos de leche y jabas con gallinas para su venta en Lima.

Puntuación: 3.67 / Votos: 3

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *