A continuación, se presenta un texto de tres párrafos: un párrafo de introducción, un párrafo de desarrollo y un párrafo de cierre. Los tres se encuentran interreparrafalmente e intraparrafalmente.


Ejemplo de texto sobre

factores sociales de la violencia juvenil*

En los últimos años, la inseguridad ciudadana se ha convertido en un problema que aqueja a toda la población y una de sus manifestaciones es la violencia juvenil. Esta cada vez aumenta por causa del desempleo, falta de empleo, deserción escolar, maltrato familiar, búsqueda de identidades con grupos delictivos, etc. En el Perú, por ejemplo, la población de jóvenes crece rápidamente al mismo tiempo que aparecen menores de edad en abandono que se dedican a robar o delinquir. Asimismo, el aumento de las zonas urbanas en la ciudad va creando condiciones de desigualdad social y se acentúa la exclusión de grupos en extrema pobreza. Estos factores sociales conducen a la ira y frustración entre los ciudadanos generando desconfianza entre ellos. De esta manera, es importante conocer las causas que originan la aparición de la violencia pandillera. A continuación, se explicarán los causantes sociales principales que conducen a los adolescentes a propiciar violencia en las calles.

Al respecto, los factores sociales que han producido la presencia de delincuencia juvenil son prioritariamente dos. En primer lugar, la desigualdad de ingresos económicos demuestra la aparición de grupos delictivos que lleva consigo el aumento de muertes. Cada vez las sociedades ocasionan disparidades en la distribución de la riqueza económica, unos se vuelven más ricos que otros, y entre los pobres, algunas veces, solo queda robar o asesinar para obtener dinero a cambio o simplemente para realizar un ajuste de cuentas. Según Gartner, en un estudio de 18 países industrializados entre 1950 y 1980, la brecha social generó un efecto disparador de tasas de homicidio. Es decir, a la vez que el país se industrializaba, los ciudadanos optaban por aniquilar a otros. También, la tasa de crecimiento de PBI explica el incremento de bandas delincuenciales en el sentido de que los beneficios producidos ocasionan discrepancias en la población. Las personas que se encuentran empleadas, especialmente aquellas que cuentan con un seguro social, disfrutan de la calidad vida que le brindan sus ingresos, pero aquellas que están desempleadas sufren los embates de la economía, lo que podría repercutir en sus decisiones para cometer actos vandálicos. En segundo lugar, los cambios demográficos e infraestructurales en las urbes ocurridos en los últimos años han suscitado varios conflictos y con ello el aumento de ataques juveniles. El aumento de la población ha ocasionado que los puestos de trabajo sean exclusivos para algunas personas candidatas; de esta manera, aparecen grupos de personas abandonados a su suerte. A la vez, la emigración que trae el terrorismo o la pobreza de un sector a otro repercute en el desarrollo social. Ejemplo de ello es la capital del Perú, Lima, que registra un sinnúmero de adolescentes pandilleros, quienes rechazados por la sociedad han decidido buscar pertenecer a una pandilla, puesto que sus padres, muchos de ellos migrantes, los han descuidado educativamente. Además, la infraestructura de varias residencias ha conducido a la fragmentación social, en otros términos al deterioro de la interacción y la confianza social. Las ciudades que se ven más favorecidas que otras se agrupan y se autoexcluyen impidiendo la circulación por sus avenidas o casas; en relación con ello, la gente más pobre intenta encontrar alguna salida, pero frente a ello el resentimiento social los puede conducir a perpetuar agresiones contra estos. Por ejemplo, las localidades que reciben mayores tributos cuentan con alumbrados públicos, zonas recreativas y educativas, seguridad con cámaras, etc., mientras que sus contrapuestas carecen de todo ello, por lo que en estas suelen aparecen jóvenes delincuentes.

En síntesis, los factores sociales de riesgo han provocado que los jóvenes actúen con violencia y agresión. Como hemos visto en los párrafos anteriores, la discrepancia de ingresos y el aumento del PBI han causado más homicidios y actos delictivos. Asimismo, el incremento de la demografía y la urbanización produjo el desempleo y una pobreza desorbitada que ha generado criminalidad. En mi opinión, los Estados deben establecer leyes que contribuyan con reducir la desigualdad de ingresos y otros problemas de fondo; así, se restaría el número de grupos vandálicos. También, los países deben brindar apoyo social a los adolescentes, particularmente quienes se han dedicado a delinquir, con programas de ayuda que los oriente y piensen cómo pueden colaborar con la seguridad ciudadana.

  • Este texto fue escrito por la alumna Natalia Salvatierra y editado por el profesor Marco Lovón.

 

Puntuación: 3.63 / Votos: 19