Serie nostalgia: Saudade, anhelo de algo sin retorno

Publicado el : 31 Julio 2010 – 8:00 de la mañana | Por Mariângela Guimarães (http://www.rnw.nl)

Nostalgia: ese deseo a veces melancólico, a veces doloroso – de sentirse al amparo de lo conocido. Puede sucederle a cualquiera. Los emigrantes que abandonan su país natal. Niños que se encuentran por primera vez fuera de casa. Personas mayores para las que los cambios suceden a veces con demasiada rapidez. Este verano, Radio Nederland ofrece una serie de artículos y sugerencias en torno al tema de la nostalgia, el sentimiento universal de añorar lo que ya no se tiene.

‘Saudade’, anhelo de algo sin retorno

Incluso la gente que no habla portugués conoce la palabra ‘saudade’: la nostalgia para algo o alguien que, probablemente, nunca volverá.

Saudade no se puede traducir con una sóla palabra. El sentimiento está presente en la vida diaria de quienes hablan portugués y es un tema constante en la música de Brasil, Portugal y Cabo Verde. Pero para quienes vivan alejados del terruño, el término adquiere un significado mucho más poderoso.

La palabra, generalmente considerada intraducible, es parte de la herencia de la época colonial portuguesa.

“El sentimiento de culpa que está relacionado con el catolicismo es muy fuerte en la península ibérica, y esto aumenta el sentimiento de melancolía en Portugal”, dice el músico brasileño Nelson Latif. “En Brasil se mezcla la melancolía de los portugueses con la de los africanos, los esclavos que vivían en terribles condiciones sin posibilidad alguna de regresar a su patria. Esto se traducía en un sentimiento de saudade que pasaba a formar parte de tu propia piel. Los brasileños sienten mucha saudade”, dice Latif.

Artículos relacionados
Nostalgia del hogar: la mejor medicina es la atención
Nostalgia: Sheryl no ve crecer a sus hijas
Serie Nostalgia: Añoranza por el Congo en Bruselas
Serie Nostalgia: Bélgica, el legado de la minería valona
Serie nostalgia: entre Holanda y Serbia
Serie nostalgia: redes sociales para combatirla
Añoranza de uno mismo

Latif ha vivido muchos años en el extranjero, en Corea del Sur, Indonesia, Portugal y Holanda, y en consecuencia experimenta ese sentimiento de forma muy intensa. “El inmigrante siente saudade por uno mismo y eso es muy difícil. Sientes añoranza por todo aquello de lo que formabas parte, de una sociedad como eras antes, una sociedad que ya no existe. Es un sentimiento engañoso, porque es una manera de negar la realidad. Creas un idilio – la niñez, la juventud que tenías – y puede ser muy complicado porque ansías volver a algo que solamente existe en tu mente”.

En su libro ‘Ignorancia’, el escritor checo Milan Kundera, esribe que este sentimiento te alcanza cuando has tomado distancia de tí mismo, hasta ya no saber qué pasa a tu alrededor – estás fuera.

El fotógrafo Neyde Lantyer, quien vive desde hace casi diez años en Holanda, hace referencia a esta experiencia: “vivir en el extranjero crea un sentimiento de desconexión, y creo que es eso lo que duele. Me siento mal por no vivir, por no estar presente en lo que está pasando en Brasil hoy día”, dice Lantyer. “Estoy en un estado constante de saudade, no solamente añoro a Brasil, sino también al pasado”.

Según la portuguesa Maria de Fátima, cantante de fado, quien vive en Holanda desde hace 29 años, saudade es un deseo por algo que nunca volverá. Un sentimiento que ella entona en muchos fados.
“Casi todas las canciones de fado tratan de saudade. Saudade por un amor perdido, por el pasado. Es la palabra más importante en el fado y gracias al fado la palabra se conoce en el mundo entero”.

Paradoja
Para estos tres inmigrantes – y probablemente para muchos otros – una cosa es cierta: la distancia de la patria, curiosamente se acorta más a través del sentimiento de saudade y de la música.

“Cuando siento saudade, canto. Es la única manera de lograr que duela menos. Canto para expresar mis sentimientos. Traspaso mi saudade a mi público y ellos lo sienten”, dice Maria de Fátima.

Aunque pertenece al campo de las artes plásticas, Neyde Lantyer comenzó un proyecto de música brasileña en Holanda, ella cree que lo ha hecho inconscientemente para estar más cerca de Brasil. “Paradójicamente, el mayor encuentro que una persona pueda tener consigo mismo es cuando abandona sus raíces y se aleja de su propio ser”, piensa la artista.

Radio Nederland Continúa leyendo “Serie nostalgia: Saudade, anhelo de algo sin retorno”

Perú: 180 suicidios en lo que va del año

la ola de suicidios sigue liderando los varones, creo que ello se debe a que a los hombres nos cuesta expresar lo que sentimos en lo más profundo de nuestro ser, nos cuesta expresar el dolor, el llanto, casi no podemos llorar y todo ello termina en suicidios. Por ello es necesario compartir lo que sentimos con alguien que nos inspire confianza, pero ese compartir debe ser sin licor de por medio.

======================================

Los conflictos de pareja, la crisis económica y los estados depresivos son las causas más comunes para que las personas decidan quitarse la vida.

Casi el 70% de los suicidas fueron hombres. (USI)
En lo que va del año, un total de 180 personas se suicidaron en el país, de los cuales 122 fueron varones y 58 mujeres, siendo los conflictos de pareja, crisis económicas, estados depresivos y enfermedades físicas, las principales causas que motivaron la decisión.

Así lo informó Freddy Vásquez, jefe del Programa de Prevención de Suicidio del Instituto Nacional de Salud Mental Honorio Delgado-Hideyo Noguchi, quien destacó la importancia de identificar las señales de riesgo de suicidio en la población.

Entre ellas destacó los cambios de personalidad, insomnio, pérdida de interés en los amigos, desesperanza en el futuro, problemas de parejas, consumo de alcohol o drogas, pérdidas recientes por muerte, divorcio y aumento de apetito.

Las edades en que ocurren los suicidios están entre los 15 y 40 años. Aunque es mayor el número de varones suicidas, las mujeres son más vulnerables a los problemas depresivos y a la violencia familiar.

Perú21 Continúa leyendo “Perú: 180 suicidios en lo que va del año”

Discapacidades Intelectuales: inclusión de nuevos criterios diagnósticos para nuevas intervenciones.

Posted on 17/07/2010

by Xhavier Velásquez

Redefinición: sustitución del término Retardo Mental por Discapacidad Intelectual

Hasta hace poco la Discapacidad Intelectual (DI) era conocida como Retardo Mental. Entre las razones por las cuales se está revisando la definición de esta(s) enfermedad(es), está la de buscar un término más respetuoso para las personas que la padecen en consonancia con los nuevos avances científicos en el área (Luckasson & Reeve, 2001). Actualmente, hay una gran diversidad de disciplinas que intervienen en el campo de las DI’s, por lo que su comprensión y clasificación tiende a ser compleja ya que cada una aporta su visión e inclusive su definición particular (Luckasson & Reeve, 2001). Sin embargo, la diversidad de puntos de vista proporcionan una amplia gama de información, que aportan datos relevantes para la investigación y el trabajo clínico. (Carulla, 2009).

La nueva definición tendría que mantener los aspectos clásicos relacionados con: el funcionamiento presente del individuo, el funcionamiento intelectual inferior al normal, las limitaciones en las habilidades adaptativas, y su desarrollo durante estadios tempranos evolutivos. Además de incluir: la diversidad lingüística, cultural, comunicativa y conductual, el contexto comunitario y grupo de pertenencia y por último, la coexistencia entre las limitaciones y fortalezas adaptativas del individuo (Luckasson & Reeve, 2001).

Anteriormente, un aspecto exclusivamente definitorio era el Coeficiente Intelectual (CI). Actualmente aumenta el interés por otros aspectos (Burack, 2009), cuestión que se evidencia en las siguientes definiciones:

* “Son aquellas personas cuya capacidad de entender, evaluar y comunicar información y la capacidad para responder de forma adaptativa a hechos o situaciones se encuentra deteriorada de tal manera que necesitan ayuda de los demás”. “International Association for Scientific Study of Intellectual Disabillities” (IASSID, 2009).
* “Síndrome que detiene el desarrollo de la mente, o dicho desarrollo es incompleto caracterizado por puntajes bajos sobre el CI y dificultades en la adaptación social. Suele manifestarse antes de los 18 años de edad y coexiste con otros trastornos o enfermedades físicas” (Chinese Classification of Mental Disorders, 2009).

La clasificación de las DI’s: la inclusión de nuevos criterios.

Limitaciones del Coeficiente Intelectual (CI) como criterio único

Originalmente el CI era usado para distinguir que personas podían o no beneficiarse del sistema educativo. La utilización exclusiva del CI en el terreno de las DI’s, hace que se pierda mucha información clínica. Dentro de éste marco referencial, las puntuaciones bajas representan un retraso en el proceso de desarrollo normal, sin embargo, no toma en cuenta las funciones no intelectuales como la edad, el contexto cultural y socio-emocional, y por último la función social de adaptación (Burack, J. 2009).

La inclusión de nuevos criterios supone dificultades en la clasificación de las DI’s, ya que no son un trastorno unitario con una sola causa (Reed, 2009), sino que su origen puede ser por varias causas como por ejemplo: anomalías en el desarrollo del sistema nervioso central, factores genéticos, deficiencias nutricionales, infecciones, exposición a tóxicos durante el embarazo, traumatismos, complicaciones durante el embarazo, entre otras, (Durkin, 2002). Su manifestación y evolución afecta diversas áreas del funcionamiento, por tales razones tendría que plantearse un modelo alternativo que satisfaga la necesidad de clasificar tanto la presencia, como también los problemas de funcionamientos específicos asociados a la DI.

Inclusión de los aspectos funcionales

El actual Sistema de Clasificación Internacional Estadística de Enfermedades (CIE-10) se ocupa más de la definición de la enfermedad sin tomar en cuenta la repercusión que pueda tener sobre el funcionamiento del individuo. Investigaciones recientes han mostrado que los problemas de comportamiento que presentan comúnmente los adultos con DI, tienen un impacto importante sobre su funcionamiento general, extendiéndose a su entorno social e interfiriendo en su integración (O’Brien, 2003). Por tal motivo la OMS ha desarrollado diversos sistemas de clasificación diseñados para recoger información sobre las condiciones de salud asociados al estado funcional y las intervenciones sanitarias pertinentes, a fin de permitir la recopilación de datos a nivel mundial (Hollenweger, 2009).

También, se ha observado que las interacciones entre el paciente y el medio ambiente pueden aumentar o disminuir las capacidades funcionales de un individuo en las áreas cognitivas, sociales y motoras (Hollenweger, 2009), como se ha evidenciado dicha relación y una aparente mejora en las áreas mencionadas en investigaciones relacionadas con la participación y adiestramiento de padres para el cuidado de sus hijos con DI (Kurani, et. al. 2009). Una de las clasificaciones más importantes desarrolladas por la OMS es la “International Clasification Funtioning of Health” (ICF), la cuál contempla el funcionamiento de un individuo y la discapacidad dentro de un mismo contexto (Hollenweger, 2009)

Incluir los estados funcionales, como por ejemplo: las funciones y estructuras corporales, las actividades y participación social, y los factores ambientales (criterios ya contemplados por el ICF) (Hollenweger, 2009), permitiría evaluar las posibles áreas de desarrollo y las limitaciones funcionales en general, clarificando qué servicios e intervenciones son necesarios para éstas personas (Weber, G. 2009). Al respecto es importante destacar la alternativa de clasificación que propone la AAIDD 11º ed. (American, Asossociation on Intellectual Development and Disabilities), la cual considera de igual manera al CI y a la conducta adaptativa.

Este sistema de clasificación supone que las limitaciones deben ser evaluadas con respecto a la comunidad, toma en cuenta la diversidad cultural, sugiere que las limitaciones individuales a menudo coexisten con las fortalezas individuales, y además desarrolla “programas de apoyo”, ya que parte de la base de que las funciones en general pueden mejorar cuando estos “soportes” son proporcionados (Luckasson, 2009). Esto significaría que de haber problemas de adaptación social, originados por problemas de conductas, como las conductas agresivas y autolesivas, podrían acelerar la disminución de su frecuencia de aparición de ser programado un buen “soporte”. De hecho, se ha podido observar en las investigaciones realizadas por Cooper (2009) y sus colaboradores, que hay una remisión significativa tanto de las conductas agresivas como autolesivas con el paso del tiempo. Por lo tanto, la revisión debe orientarse hacia la producción de un sistema que incluya varios niveles descriptivos y pueda integrar la definición de la enfermedad y su descripción e impacto sobre los aspectos funcionales (Reed 2009).

Inclusión de los problemas de conducta (fenotipos conductuales)

Los fenotipos conductuales por su parte, son algunas conductas específicas o patrones conductuales que pueden formar parte de algunas enfermedades genéticas (Clarke, 2009). Como se ha sugerido en el apartado anterior, los problemas de conducta, son factores que tendrían que ser tomados en cuenta dentro de la revisión de la clasificación de las DI. Ya que se ha observado una alta prevalencia de éstos problemas conductuales entre individuos con DI’s. Cooper y colaboradores (2009), encontraron conductas autolesivas asociadas con un nivel de capacidad bajo, con el autismo, con trastornos de comunicación y con ciertas causas genéticas asociadas a la DI, como por ejemplo: el síndrome de Lesch-Nihan, el síndrome de Smith-Megenis, el síndrome de Down, el síndrome de Cornelia de Lange y el síndrome de Prader-Willi.

Reconocer éstos problemas de conducta puede servir para evaluar el impacto de las conductas adversas sobre el individuo. El sistema de clasificación denominado “Diagnostic Criteria for Psychiatric Disorders for use with Adults with Learning Disabilities/Mental Retardation” (DC-LD) es el único que posee la inclusión de los problemas de conductas como diagnóstico. Éste refleja la ocurrencia de conductas comunes entre personas con DI que son perjudiciales para sus vidas y sus contextos más próximos (hogar, objetos, personas, etc.). Lo que significa que ofrece nuevas oportunidades para clarificar el grado y naturaleza de los problemas de conducta (O’Brien, 2003).

Inclusión de los trastornos psiquiátrico y sus dificultades

Además de los problemas de conductas están los fenotipos psiquiátricos, que engloban aspectos emocionales, conductuales, cognitivos y anormalidades en el lenguaje asociadas con los trastornos genéticos (Clarke, 2003). Las DI’s a menudo coexisten con varios síndromes y trastornos psiquiátricos, como por ejemplo el autismo, el síndrome de Down, la depresión, psicosis, el síndrome de X frágil, Neurofibromatosis, Mielomeningocele, síndrome de Prader-Willi, el síndrome Velocardiofacial entre otros, los cuales tiene repercusión sobre aspectos conductuales y emocionales (Greydanus & Pratt, 2005).

Cooper, S. y colaboradores (2007) han observado una mayor aparición de Trastornos Depresivos entre personas con DI, debido a numerosas desventajas sociales, biológicas y psicológicas en comparación con las personas que no presentan DI. También se han encontrado diferencias significativas en la presencia de trastornos esquizofrénicos y fóbicos entre adultos con DI moderada y media con respecto a personas que no la presentan (Deb, 2001). La nueva estructura de clasificación tendría que facilitar la coexistencia de diagnósticos entre síndromes y trastornos psiquiátricos.

La alta prevalencia y los niveles de trastornos psiquiátricos sobre las DI en gran medida son resultado del grado de deterioro intelectual. La evaluación psiquiátrica debe tener en cuenta las observaciones de la conducta y la presentación de los síntomas. Pero esto es complejo de registrar debido a las bajas habilidades comunicativas y cognitivas del paciente, la presentación enmascarada de los síntomas, la vulnerabilidad neurovegetativas y una débil capacidad para hacer frente a pequeñas perturbaciones del entorno (Bertelli, 2009). Por ejemplo, los trastornos de personalidad son rara vez diagnosticados en el contexto de la discapacidad intelectual. Cuando se identifica, el diagnóstico no está bien definido ni tampoco es confiable en el tiempo, además de ser dificultoso distinguirlos de los problemas de comportamiento. De los diagnósticos que suelen hacerse entre las personas con DI, los de mayor frecuencia son: el de trastorno disocial y el de trastorno de personalidad limítrofe (Tyrer, 2009).

Revisión de los aspectos del desarrollo

La nueva clasificación tendría que considerar temas comunes para personas con DI en los diferentes estadios de desarrollo. La información etiológica específica podría abordar que funciones se espera que se mantengan estables o se deteriorarían a través del tiempo. Por lo que es necesario incorporar un enfoque neuroevolutivo.

La evolución del deterioro cognitivo entre niños y adultos con DI se desarrollan de maneras distintas, tal es el caso de las demencias, muy frecuentes entre personas con DI en edades avanzadas. Por lo que hay dos grandes aspectos a tomar en cuenta, de un lado están los trastornos neurocognitivos y por el otro los trastornos de la infancia los cuales engloban áreas específicas del aprendizaje y algunos trastornos del desarrollo. Esto ayudará a garantizar un lenguaje coherente y conceptualizaciones que subyacen bajo los esquemas de clasificación (Reed, 2009)

Con relación a el aprendizaje, existe una amplia gama de edades dentro de una determinada edad cronológica. Las personas de aprendizaje lento son propensos al fracaso escolar y vulnerables a otros problemas del desarrollo cognitivo y social. Estos alumnos lentos, sin embargo se pondrían poner al mismo nivel que sus compañeros más tarde, y otros alcanzarían niveles medios de desarrollo y de funcionamiento intelectual en una etapa evolutiva posterior (Rydelius 2009). Es importante destacar que los problemas específicos de aprendizaje no tendrían por que considerarse dentro de la DI.

También está la condición que asume que la DI se manifiesta y aparece antes de la edad de 18 años. Éste criterio es arbitrario. Una sugerencia es distinguir entre los trastornos que aparecen en el inicio de la infancia de aquellos que se superponen a un proceso más completo del desarrollo normal (Cooper, 2009). Sin embargo, trazar la línea divisoria no es un tema que éste claro hasta el momento.

Por último, los temas relacionado con el envejecimiento de las personas con DI, son aspectos que tendrían que contemplarse. Se ha observado que con el paso del tiempo su funcionamiento en general tiende a deteriorarse rápidamente y de manera muy distinta de las personas que no tienen DI, presentando problemas de salud importantes, como por ejemplo signos de depresión, problemas cardíacos, respiratorios, agudización de los problemas de conducta, aumento del riesgo de demencia, etc. (Seltzer, 2004).

Aspectos sociodemográficos

Los factores sociodemográficos juegan también un papel clave sobre la aparición de todos los grados de DI (leve, moderado y profundo). Las causas biomédicas específicas son poco usadas en el desarrollo de planes de salud pública. Una perspectiva biosocial puede ser utilizada para: a) una planificación y prevención más efectiva, b) identificar a los grupos de población de alto riesgo o áreas geográficas de posible intervención y c) proporcionar datos de referencia que pueden ser usados para evaluar efectivamente las medidas de control y prevención (Chapman, D., et. al. 2008).
Posted in Discapacidad Intelectual | Tagged Coeficiente Intelectual, Psicólogo Barcelona, Retardo Mental | Dejar un comentario
Reflexiones sobre la pareja. I
Posted on 17/07/2010 by Xhavier Velásquez

“… Después se nos hizo tarde, los dos nos teníamos que marchar, pero fue magnífico volver a ver a Annie. Me di cuenta de lo maravillosa que era y de lo divertido que era tratarla… y recordé aquel viejo chiste del tipo que va al psiquiatra y dice: doctor mi hermano está loco, cree que es una gallina… y el doctor le responde: pues porque no lo mete en un manicomio… y el tipo le responde: lo haría pero necesito los huevos… Pues… eso es más o menos lo que pienso de las relaciones humanas saben… son totalmente irracionales y locas y absurdas pero… supongo que continuamos manteniéndolas porque la mayoría necesitamos los huevos”

Woody Allen (1977)

Algunas definiciones iniciales

El DSM IV denomina a los conflictos de parejas con el nombre de “problemas conyugales” dándole la siguiente definición: “un patrón de interacción entre cónyuges o compañeros caracterizado por una comunicación negativa (p. ej.: críticas), una comunicación distorsionada (p. ej.: expectativas poco realistas) o una ausencia de comunicación (p. ej.: aislamiento), que está asociado a un deterioro clínicamente significativo de la actividad individual o familiar o a la aparición de síntomas en uno o ambos cónyuges” (Masson, s.a., 1995).

Pero, ¿qué es una pareja? Y ¿para qué vivir en pareja?, según Linares y Campo (2002) una pareja son dos personas de familias distintas, que deciden vincularse afectivamente para compartir un proyecto común, dónde debe ser imperante la solidaridad, un espacio propio que excluye a terceros pero inevitablemente interactúan con el entorno social. La respuesta a la segunda pregunta, para vernos mejor. Bucay y Salinas (2000) dicen que el más preciso y cruel de los espejos, son las relaciones de parejas: único vínculo donde podrían reflejarse de cerca los peores y los mejores aspectos de uno mismo.

Familias de origen

Como punto de partida, varios teóricos de las relaciones de pareja dicen que muchos de los patrones que aprendemos para relacionarnos con los otros se ubican en la familia de origen. Es un eslabón de una larga cadena biográfica, empezando por nosotros ejerciendo el rol de pareja, el cual aprendimos de nuestros padres, a su vez, nuestros padres lo aprendieron de nuestros abuelos y así sucesivamente. Hellinger ha trabajado con las llamadas constelaciones familiares, centrándose en la herencia de dichos patrones de aprendizaje adquiridos consciente e inconscientemente de generación en generación, los cuales repercuten en nuestras vidas, incluyendo nuestras relaciones de pareja. Es allí, en la familia de origen, dónde aparece el primer modelo de pareja que adquirimos, de nuestros padres, de nuestros abuelos.

El enfoque relacional da un peso importante a las familias de origen. Linares y Campo (2002), se ocupan de la relación de cada uno de los cónyuges con su propia familia de origen y con la familia política, entienden que allí existen gran parte de los problemas si no se logra una completa armonía, (partiendo del hecho que el vínculo de pareja es el encuentro entre dos personas de distintas familias), empezando por establecer un límite fuerte y claro ante sus respectivas familias de origen, cuestión que conlleva a fortalecer a la pareja. Es importante tener en cuenta lo inevitable que es la influencia que ella ejerce sobre la relación.

La delimitación entre familia de origen y familia creada, o nueva familia, incluye la separación individual de cada uno de los miembros de la pareja del seno materno y paterno. Una vez que el individuo sale de su seno familiar, desde edades tempranas comienza a establecer relaciones con personas ajenas a dicho vínculo. A lo largo del desarrollo de estas relaciones con los otros, éste individuo generalmente puede llegar a conocer a su “media naranja”, dónde puede ocurrir ese “flechazo” llamado enamoramiento, del cual se habla y estudia mucho, pero se entiende poco.

Enamoramiento vs. Amor/ Desamor

Al respecto Linares y Campo (2002) dicen que lo que se recibe del otro tiene mucho que ver con lo que se da. El ser amado excita, estimula, despierta interés por lo novedoso y, en tanto que tal, deslumbra. Como similar, satisface porque confirma y legitima lo que somos, aportando paz y serenidad a nuestro espíritu. El reconocimiento consiste en la percepción del otro como ser dotado de una identidad propia y de unas necesidades singulares. La confirmación de la existencia del ser amado no es un acto puramente sensorial, sino que supone aceptarlo como alguien diferente, cuya presencia está tan polarizada en el otro que su existencia se impone con gran intensidad: todos los caminos conducen a él o a ella.

Con el desamor puede llegar la desconfirmación: el antes amado desaparece del campo perceptivo, es ignorado y olvidado. De nuevo no se trata de un acto sensorial, sino de un fenómeno relacional complejo en el que la identidad del otro se desdibuja y pierde relevancia.

En un plano gestáltico, partiendo del principio de figura y fondo, nos encontramos con que el otro se manifiesta como el “suplidor” de las necesidades personales del enamorado en el aquí y ahora, convirtiéndose en la figura, disminuyendo “la importancia” de otros aspectos los cuales serán desplazados hacia el fondo.

Lo que no sabe el enamorado, es que después la ilusión desaparecerá encontrándose con la realidad, que no es más que ver al otro tal cual como es. Podría decirse entonces que cuando desaparece la ilusión, cuando termina la fase de enamoramiento, aparece la primera crisis dentro de la pareja. En un primer momento el encuentro entre dos personas es pasional, desbordante, incontenible, hasta el punto de llegar a ser irracional, las emociones invaden a los actores de la historia amorosa. Durante un tiempo casi no pueden ni pensar, eso es el enamoramiento.

Cuando una persona se enamora en realidad no ve al otro en su totalidad, sino que el otro funciona como una pantalla donde el enamorado proyecta sus aspectos idealizados. Por tanto es preferible construir la relación sobre la base de los sentimientos que sobre la base del enamoramiento, pues los sentimientos a diferencia de las pasiones son más duraderos y están anclados a la percepción de la realidad externa. La construcción del amor empieza cuando se puede ver a la persona que se tiene al frente, cuando se descubre al otro. Es allí cuando el amor reemplaza al enamoramiento. Enamorarse es amar las coincidencias, y amar, enamorarse de las diferencias (Bucay y Salinas, 2000). Generalmente al estar enamorados los miembros de la pareja, ambos desde sus distintos roles, comienzan a crearse expectativas con relación al vínculo.

Fuente: http://xhavier1810.wordpress.com/ Continúa leyendo “Discapacidades Intelectuales: inclusión de nuevos criterios diagnósticos para nuevas intervenciones.”

Griegas tienen menos sexo por la crisis

Un sondeo reveló que la difícil situación económica que atraviesa ese país disminuyó el deseo sexual de las mujeres.

Según especialistas, la abstinencia es una suerte de castigo para hombres y mujeres. (Difusión)

La grave crisis financiera que afecta especialmente a Grecia repercutió negativamente en el apetito sexual de las mujeres del país, según un estudio y una encuesta representativa de la Sociedad Griega del Estudio sobre la Sexualidad Humana (EMAS) y que hoy fue publicada por la prensa.

Un 72% de las mujeres consultadas afirma que la crisis financiera influyó negativamente en su vida sexual. Además, un 68% de las mujeres consultadas explicaron que por esa razón han mantenido menos contacto sexual con sus maridos o parejas que antes de la crisis.

La principal razón para esta situación es la “incertidumbre ante el futuro”, según indicaron. “La abstinencia es una especie de castigo tanto para ellas mismas como para los hombres, porque todos juntos hemos contribuido a la crisis”, explicó hoy el presidente de EMAS, Konstantinos Konstantinidis.

Debido al elevado endeudamiento público y la presión por las deudas, los griegos tienen que ahorrar 30.000 millones de euros antes de que acabe 2012. Se han recortado sueldos y salarios y el IVA subió del 19 al 23%. Tan sólo los impuestos al tabaco y a las bebidas alcohólicas han subido tres veces en poco tiempo.

Fuente: Perú21 Continúa leyendo “Griegas tienen menos sexo por la crisis”

‘EN EL PERU EL MACHISMO SE HA SOFISTICADO’

Pese a la imagen que nuestra sociedad busca proyectar, de inclusión e igualdad de géneros, la realidad dista mucho de esta idea. Las agresiones contra mujeres y las discriminaciones o abusos por esta misma condición son latentes. En la siguiente entrevista con la directora de Demus, Jannete Llaja, analizamos estos males.

– ¿Qué es lo que pasa en el país por los constantes casos de femicidios?

Hay que hacer un poco de historia. Lo que pasó con el femicidio es que en el 2003 fuimos la primera organización que habló de este tema como tal. Tomamos nota de lo que estaba pasando en ciudad Juárez, México, y sacamos la campaña regional “Ni una muerte más”. Luego el 2005 Flora Tristán y Amnistía Internacional empiezan a registrar los casos. Demus comienza contando los que salen en los periódicos y empieza a visibilizarse el tema. Luego Flora Tristán y Amnistía Internacional sacan un informe. Esto lleva a que el año pasado el ministerio Público y el de la Mujer empiecen a contar los casos, y esto es importante en términos de incidencia porque ya es el Estado el que asume, ahí vemos un cambio.

– ¿Cuán útil son entonces los datos del ministerio Público?

Ahí los datos son de las denuncias. Ellos informan la data oficial. Y devuelven datos que cruzan y que nosotros no podemos cruzar, por ejemplo, de que hay un porcentaje de los casos que las mujeres que murieron ya habían hecho denuncias de agresión familiar, es decir que son denuncias que fueron archivadas.

–¿Entonces las mujeres que denuncian la agresión no consiguen protección?

Hay un problema con la ley, pues dice que se dé una medida de protección, que consiste en sacar al agresor de la casa, prohibir las visitas. Que son las más fuertes. Pero lo que vienen dando los fiscales y los jueces son las medidas de protección de suspensión de la agresión, o sea decirle al hombre que ya no le pegue a su mujer. Así de absurdo. Se ha avanzado jurídicamente, pero es tan fuerte la resistencia en los tribunales que hasta el más convencido de los jueces da esa medida y ordena la terapia para los dos, como si la mujer fuera responsable de la agresión.

– ¿Teniendo el Estado la data del ministerio Público, no está haciendo nada más?

El tema del registro del ministerio Público es como un dato contundente para decir lo que pasa. Cómo casos tan graves terminan en muerte, teniendo medidas de protección o que se archivaron. Entonces es claro que el sistema no está funcionando. Se hace presión al Estado y cuando el Estado lo asume, es un paso importante. Yo creo que feminicidios siempre han existido, solo que no se decía nada hasta que se les llamó así.

Machismo del siglo XXI

– ¿Cree que hay machismo aún en el Perú, en el aparato estatal?

Lo que pasa es que el machismo en el Perú se ha sofisticado. Ya nadie va decir “está bien que le peguen a la esposa”. De cara a la relación del vínculo de pareja, se ha sofisticado, hay otro mecanismo. Por ejemplo, en los casos de violencia contra la mujer, los jueces ahora dan medidas de protección. Dicen ha habido violencia y dan la medida de protección. O los jueces de paz letrados, dicen “sí, es responsable de la violencia”. Sin embargo utilizaban la reserva del fallo condenatorio que es una potestad de los jueces. Entonces no hay sanción. Esta reserva se debe aplicar solo a los casos leves, a las faltas, y lo que pasa es que consideran a este tema solo una falta, no una agresión.

– ¿Es decir que la mujer nunca obtiene nada cuando denuncia la agresión?

Nosotros tuvimos un caso de una mujer a la cual la golpearon en la cara y quedó mal, y el monto de reparación civil que se ordenó fue de 50 soles. La Defensoría del Pueblo hizo un recuadro: señala que el 77% de las sentencias que declaran culpa del agresor tenía reserva del fallo condenatorio. De todos los expedientes que la Defensoría revisó a nivel nacional en el 60% de casos la reparación económica era menor a 29 dólares. O del 83% la suma era menor a 59 dólares, son montos que al final no alcanzan ni para cubrir los pasajes que te demanda mantener el juicio.

– ¿Ve aún machismo en la forma de recibir las denuncias?

En violencia sexual la cosa es muy complicada. Si escuchamos al presidente García decir que una chica murió por calenturienta (caso Joran van der Sloot), eso te devuelve a la realidad. Se le sigue acusando a la mujer de las agresiones de que es víctima. Decir que usa minifalda y por eso la violaron es más o menos lo mismo. Es responsabilizar a las mujeres de lo que les pasa. Si tú eres divorciada, saliste sola en la noche, son para la justicia agravantes en tu contra.

– ¿Se ven aún esos comentarios en las cortes?

Se ha ido refinando, se han sofisticado. Lo que pasa es que si Alan García dijo eso, se sienten respaldados. En el nivel judicial el tema es por la carga de la prueba. Hay una duda hacia lo que dice la víctima. Una violación sexual es complicada de probar si es que tú no crees en la víctima. La prueba del médico legista no es necesariamente la verdad de lo que pasó, el resultado dice el estado del himen. O sea sólo va a funcionar la prueba si es que eras virgen. Porque se rompe el himen, dicen desfloración reciente o antigua. La prueba del himen no dice nada. Entonces empiezas a pensar en laceraciones, y qué pasa si te inmovilizaste. Entonces para nosotras es importante el tema sicológico.

Consideramos la pericia sicológica y la declaración de la víctima, para que sean incluidas.

– ¿Y si la mujer acusa como venganza?

Ya se ha establecido que una declaración puede quebrar la presunción de inocencia. En el proceso, la declaración debe ser uniforme, que no haya un problema antes entre las personas. Muchos de los casos dicen ‘yo no tenía nada que ver con el agresor’. Y lo tercero tiene que ver con que haya algunos otros sucedáneos de pruebas. Acá entra la pericia sicológica, el sicólogo va a decir que tiene estrés postraumático compatible con víctima de violencia sexual. Y en el caso de las niñas y niños sí es posible identificar la agresión.

– ¿Y de qué forma persiste entonces el machismo?

Yo he ido a audiencias y he visto que a la mujer le preguntan cuántas veces la penetraron, ese tipo de preguntas son absurdas. Si una vez dijo tanto y otra diferente dicen que se ha contradicho y se descarta. Hay muchos problemas.

La mayoría de mujeres que denuncia una violación, estoy convencida que dicen la verdad, porque el costo social de admitir haber sido víctima es tan alto que a veces ellas mismas prefieren no decir nada. Es la violada, la estigmatizada. Además se cuestiona si lo buscó o no. Un claro ejemplo de esto es lo que le pasó a la actriz Leslie Stewart. ¿Fue el tema si ella quiso o no quiso? Lo que pasó es que le cuestionaron porqué si ella es madre estaba en la calle, sola, con un hombre en la noche.

– ¿Y se ha usado la violación como un método machista?

Nosotras, desde el 2003, empezamos a trabajar el tema de violencia sexual en el conflicto armado, fundamentalmente desde los militares. A partir del informe de la Comisión de la Verdad y Reconciliación empezamos a trabajar ese tema. Un aporte que dimos fue que la violencia sexual siempre se ha dado, solo que en épocas determinadas como un conflicto interno tiene características mucho más profundas pero que es la misma lógica.

Se trata del tema de control de la sexualidad de las mujeres, porque el violador no es que tenga placer sexual cuando viola, el placer está en imponer, en el abuso. Porque si no podría ir por otros medios. Es el daño que quieren hacer. Ya la CVR fue una de las primeras a nivel mundial que identifica cómo la violencia sexual es usada como un arma de guerra. Es una afrenta hacia el grupo ‘porque estoy violando a tus mujeres’. O inclusive violo hombres para feminizarlos, porque ser femeninos es lo peyorativo, para humillarlos. Esa es la lógica de este sistema.

– ¿Cuáles son los cambios a favor de las mujeres que han visto a los largo del trabajo de Demus?

Hasta el 84 las mujeres tenían que pedir permiso a sus parejas para poder trabajar. Estaban bajo el sistema de la potestad marital. Hasta 1991 podían ser violadas por sus esposos y esto no constituía un delito. Y eso debe ser hasta ahora porque no hay juicios ni denuncias. Pero la ENDES sí reporta casos de violencia sexual dentro de la pareja. Hasta 1996 había la figura de que si el violador ofrecía casarse, se eximía de la culpa. En ese lapso salió la novela ‘Leonela’ cuyo eje del drama es que la víctima se enamora del violador.

– ¿Y cuál es el sector donde el machismo está más arraigado en nuestra sociedad?

Hicimos investigación con juezas para ver porqué no ascendían. Esto tiene que ver con que las mujeres hemos ingresado al espacio laboral, pero no necesariamente se han modificado las relaciones dentro de la casa, por lo tanto las mujeres tienen doble o triple jornada, porque continúan haciéndose cargo del hogar.

Hay una pirámide. Hay más hombres que mujeres, hay más mujeres que antes y hay más mujeres en los juzgados de Paz Letrados, menos en los Juzgados Especializados y mucho menos en Corte Superior, y en la Corte Suprema son mucho menos aún.

– ¿Y esto es generalizado en el Poder judicial?

Mira, uno de los requisitos para ascender es ser una buena persona y un buen juez. Entonces cuando a una mujer le preguntan en la entrevista para promocionarla, le pueden decir ‘porqué no se ha casado’ o porqué no es docente en una Universidad’. Y esos no son aspectos de ser una buena persona o un buen juez. Lo que sucede es que la mujer no puede dedicarse a la carrera y ser docente universitario, porque a las seis de la tarde sale corriendo para ver el tema de su casa, de su familia y los hijos. En el tema de los hombres esto no es así, y eso es discriminante.

Cambios a favor de las mujeres

De acuerdo a información proporcionada por Demus, en las últimas dos décadas en el país se ha vivido cambios importantes a favor de los derechos de las mujeres, lo que si bien evidencia una progresión hacia la igualdad, no es suficiente para hablar de un país sin discriminación:

• Hasta 1984 las mujeres eran consideradas menores de edad, y debían pedirle permiso a sus esposos para poder trabajar, pues estaban bajo la figura de la potestad marital.

• Hasta 1991 las mujeres estaban obligadas legalmente a tener relaciones sexuales con sus esposos aunque no lo quisieran, luego se tipificó en el Código Penal el delito de violación dentro del matrimonio, sin embargo hasta la fecha no se tienen reportes de este tipo de denuncias.

• Hasta 1993 la violencia familiar era un asunto considerado privado y a resolverse entre las cuatro paredes del hogar, la ley que tipificaba ese delito se aprobó recién en ese año, y empezó a judicializarse las denuncias contra los agresores. Sin embargo las sanciones que se dan no corresponden a la magnitud de los daños.

• Hasta 1997 un violador sexual se eximía de la pena por el delito cometido si se casaba con su víctima, aún si esta se negara a ello.

FUENTE: DIARIO LA PRIMERA

(CODEHICA)- 20/07/2010 Continúa leyendo “‘EN EL PERU EL MACHISMO SE HA SOFISTICADO’”

El salvador: Se buscan: discípulos/as de Jesús en El Salvador

27.07.10 – EL SALVADOR

Rev. Héctor Fernández *

Adital –
Palabra de Dios escrita: Hechos 4,33; 5,12.27-33; 12,2

“En aquellos días, los apóstoles daban testimonio de la resurrección del Señor Jesús con mucho valor y hacían muchos signos y prodigios en medio del pueblo. Pedro y los apóstoles replicaron: “Hay que obedecer a Dios antes que a los hombres. El Dios de nuestros padres resucitó a Jesús, a quien ustedes mataron, colgándolo de un madero. La diestra de Dios lo exaltó, haciéndolo jefe y salvador, para otorgarle a Israel la conversión con el perdón de los pecados. Testigos de esto somos nosotros y el Espíritu Santo, que Dios da a los que le obedecen.” Esta respuesta los exasperó, y decidieron acabar con ellos. Más tarde, el rey Herodes hizo pasar a cuchillo a Santiago, hermano de Juan”.

Este resumen de lecturas que nos presenta el calendario litúrgico común para este domingo es una convocación de Dios para la Iglesia de Cristo en El Salvador. Nos recuerda la valentía al hablar y actuar de nuestros antecesores cristianos, el núcleo de sus palabras, discursos: Predicar a Jesús el Cristo liberador, resucitado, no predicarnos a nosotros mismos. El núcleo del evangelio es Jesús el Cristo.

Palabra y realidad

Jesús dio inicio a un proceso liberador integral, con Jesús las personas experimentaron que las situaciones injustas o contrarias a la vida podían cambiarse, a partir de cambios personales y poder colectivo con objetivo liberador. No esperaban decretos, ni buscaban el poder que les permitiese decretarlos.

Jesús, un ser humano de Buena Voluntad, libre de todo tipo de ataduras, incluidas las eclesiásticas, enseño en la práctica, que lo fundamental es abrir corazón y pensamiento a las otras personas. Jesús comió y bebió con los excluidos/as y marginados/as de su época, le interesaban las personas por el hecho de ser personas. Aquella modalidad en su práctica cuestionaba la religiosidad superficial de su época. Jesús aprendió que en un ambiente popular sano (no todo lo popular es sano) se come y se bebe sin intereses bajo la manga. Por sus enseñanza practicas los que comían y bebían con él, personas generalmente excluidas del sistema, le comenzaron a llamar Maestro, les impactaba que una persona se fijara, se preocupara por ellos/as, se sentara y dialogara con ellos/as. Lo que practicaba Jesús no fue algo común en su tiempo, desdichadamente tampoco lo es hoy en día.

La relación de amistad, compañerismo de Jesús con las personas excluidas de su tiempo fue el fermento novedoso, liberador, génesis de un movimiento popular de gran trascendencia. El poder no residía en Jesús, sino que él, fue incorporando y re incorporando personas, fortaleciéndoles la autoestima, construyendo poder diaconal colectivo. Con Jesús, amplios sectores comprendieron que el proceso liberador no “viene de arriba” sino que se construye con las personas que aman la vida y la justicia y se comprometen con ellas.

La práctica de Jesús cuestionaba, denunciaba las estructuras marginadoras y exclusivistas.

El movimiento popular iniciado, con Jesús, logro continuidad, se dio inicio a una nueva fase del proceso liberador, Jesús físicamente ya no estaba, pero el circulo más radical de discípulos y discípulas -personas desinstaladas, itinerantes, peregrinas- rescataron y realizaron una re lectura a la práctica de Jesús, pusieron la mano en el arado y ya no vieron hacia atrás. El horizonte estaba claro, definido. Con Jesús, entre otros aspectos, aprendieron evitar la búsqueda de protagonismos.

Al reiniciar el movimiento popular, se hace reivindicando a Jesús el nazareno como el Cristo enviado de Dios. El Mesías prometido. Las condiciones injustas continuaban y eran escandalosas, seguían existiendo personas tiradas a la orilla del camino, muchas personas víctimas de dolencias físicas y psíquicas, muchas personas sufriendo la ignominia de “autoridades” injustas tanto judías como imperiales romanas. La sociedad enfrentaba graves dificultades que no eran coincidentes con la Buena Voluntad de Dios, fue necesario y oportuno practicar y predicar al Cristo resucitado. Retomando el relacionamiento libre, entre seres humanos libres, que trabajen por la liberación.

Lamentablemente en nuestros días se ha pervertido, desvirtuado, la practica cristiana, se prioriza cualquier otra cosa o situación y se olvidan las personas. Aunque se dice -y quizá algunos hasta se lo creen ellos mismos- que lo que hacen es “por preocupación por las personas” en el fondo, y en ocasiones no muy en el fondo, lo que se hace es por aparecer en los medios de comunicación pues eso les da estatutos social “popular”; o por lograr un espacio remunerado en algún partido político o intentando ser “figura” para agencias cooperantes. En estos u otros casos se ha producido una especie competencia de pulso entre católicos romanos y los que no pertenecen a este espacio. En suma, el “cristianismo” hoy en nuestro país, en muchas ocasiones, es demasiado superficial, para decirlo diplomáticamente: amplios sectores vienen perdiendo su esencia de amor eficaz, fe eficaz (Míguez Bonino) se abandono en la práctica, la importancia que tiene la persona y el relacionamiento entre las personas libres y liberadoras, este aspecto fundamental del cristianismo, igual que en tiempos de Jesús, es hoy también un fenómeno extraño, escandaloso.

Los medios de comunicación masiva, en su mayoría, en manos del gran capital hacen los suyo y lo hacen bien, destruyen nuestro pensamiento propio y nos colocan la ideas que los poderosos económicamente quieren: entre otros daños, nos construyen ideas que nos hacen temernos entre nosotros mismos, y allí va avanzando el temor y la división, el encierro, el auto encarcelamiento, el individualismo, el “salvase quien pueda”.

En gran parte, por lo anterior, sumado a las irresponsables actitudes de algunos “lideres” “cristianos” hoy, en este pedacito de tierra, los marginados/as, excluidos/as, son vistos, por algunos sectores “cristianos”:

1.-“Entes” de los cuales hay que “salvar el alma”. Sin importar las condiciones injustas en que sobreviven hoy en esta sociedad tan marginadora y excluyente.
2.-Otros, aunque en teoría conocen la Buena Noticia, sectores de “avanzada” ante la realidad de hoy, se creen los “buenos” que van hacer algo por los marginados/as, por los “malos” por los que ya casi no son humanos. Los de este sector -aunque lo ocultan, no lo dicen abiertamente- se sienten, se consideran “arriba” de la persona excluida, marginada, creen que “van a bajar” “se animan a “visitar” el lugar donde sobrevive la persona excluida,… supuestamente, para ayudar, algunos lo hacen o piensan hacerlo mediante proyectos financieros y otros sin proyectos financieros. Lo más lamentable en este sector es que algunos ya ni a eso llegan, algunos ya ni quieren “bajar” el temor los está “congelando” inmovilizando.
3.- Otros, que se sienten también de “avanzada” ni siquiera piensan en los excluidos/as, aunque estos se mencionan furibundamente en los discursos, lo principal en este sector es confrontar “al mal gobierno” no pueden dejar de ser “oposición” pues de lo contrario ya no figuran, ya no dirigen, se acaban los protagonismos y los cultos a las personalidades.

Estos sectores, que no son todos, gracias a Dios, pero si, desafortunadamente gozan de alguna “representatividad” olvidaron las enseñanzas sencillas y poderosas de Jesús el galileo. Realidad que nos obliga preguntas: ¿Dónde está el Evangelio? ¿En donde perdieron, dejaron olvidada la Buena Noticia? ¿Dónde están los Pastores al estilo de Jesús y Mons. Romero? ¿Qué significa ser discípulo/a de Jesús en esta realidad salvadoreña? ¿Cómo actuaria Jesús en esta realidad actual? Preguntas a partir de la realidad de las víctimas de un sistema inhumano. El nuevo momento histórico nos coloca preguntas recurrentes en los momentos álgidos de la historia cristiana en El Salvador.

A pesar de todo, “trabajando contra viento y marea” en nuestros días, hay sectores cristianos, hay discípulos y discípulas, que son fieles a esa motivación de trasmitir el Evangelio, la Buena Noticia, más allá de decretos, leyes y protagonismos, desarrollando relaciones personales libres y liberadoras. El proyecto liberador de Jesús sigue andando, no en lo que está más visible, más probablemente en lo que menos imaginamos, en lo que menos visibilizan los medios en manos del gran capital y en ocasiones, también, los medios de comunicación “alternativos”, a pesar de todo, el árbol que salió de una semilla pequeña, sigue creciendo con la esperanza que un día, no muy lejano, las aves reposaran en ella. Mc. 4. 30 – 32.

En la memoria histórica de la Iglesia Cristiana Popular Salvadoreña:

Estudiantes de la UES masacrados el 30 de julio de 1975.
José Othomaro Cáceres. Seminarista, y sus trece compañeros. 25 de Julio de 1980, El Salvador
Pedro Ángel Santos. 23 de Julio de 1983, El Salvador. Catequista, mártir de la fe y de la solidaridad con su pueblo salvadoreño.
Martín Ayala. 8 de Julio de 1991, El Salvador. Militante, mártir de la solidaridad de los marginados de su pueblo salvadoreño.

* Teólogo. Instituto Ecuménico Diaconal ‘Esteban’ – Coordinador IED Esteban

Adital Continúa leyendo “El salvador: Se buscan: discípulos/as de Jesús en El Salvador”

Colombia: Campesinos colombianos rompen silencio y denuncian masacres

Martes, 27 de julio de 2010
27.07.10 – COLOMBIA

Adital –
Los campesinos colombianos de la norteña zona de San Onofre, departamento Sucre, rompieron el silencio y decidieron expresar sus denuncias ante los medios de comunicación en relación a las masacres cometidas por los paramilitares desde su incursión en ese territorio hace más de 10 años.

El Movimiento de Víctimas en Colombia, registró más de 75 masacres con más de 4 mil víctimas desde que llegaran los insurgentes al poblado donde gran cantidad de los fallecidos están enterrados en fosas comúnes, mientras varias personas desplazadas no han logrado regresar a sus hogares porque el Estado no les ofrece garantías suficientes.

Varios pobladores rindieron sus testimonios sobre el asesinato y mutilación de algunos de sus compañeros y posterior entierro en fosas comúnes, así como del incendio de fincas a manos de los paramilitares para desaparecer toda evidencia de los campos de concentración y entrenamiento que empleaban en esa zona.

“Aquí los enterraban, hacían un hueco pequeño, picoteaban a las personas y las enterraban por pedazos”, narró en exclusiva para teleSUR, Jairo Aranda, campesino de la zona.

“Aquí se sacaron unos y en el campamento de abajo se sacaron cuatro cuerpos, y suponemos que debe haber más por eso es mejor que se busquen los cuerpos desaparecidos”, agregó el lugareño.

La corresponsal de teleSUR en Colombia, Angie Camacho, dio cuenta del testimonio de la personas en San Onofre, donde varios campesinos exhortaron a los otros a expresar lo que saben sobre los asesinatos de sus compañeros pese a que están amenazados de muerte.

Eder Torres, trabajador de la zona, dijo a las personas que “si se quedan callados los van a matar más fácil y les van a quitar la hacienda” y agregó que “esto sigue, vamos a decirle a la comunidad internacional realmente la crisis humanitaria que se vive en esta región”.

En tanto, familiares de uno de los líderes del Movimiento de Víctimas en Colombia, quien se presume perdió la vida a causa de los paramilitares, denunciaron que en el pueblo persiste la presencia de esos grupos ilegales en ese territorio y suponen la existencia de complicidad por parte de las autoridades.

La noticia es de TeleSur.

Fuente: ADITAL Continúa leyendo “Colombia: Campesinos colombianos rompen silencio y denuncian masacres”

Perú: Peligra lucha contra el VIH

Falta de previsión del Ministerio de Salud expone a personas a contraer Sida y otras infecciones sexuales. Piden redoblar esfuerzos a favor de población vulnerable.

DETALLE

Según las organizaciones LTGB, el Perú requiere redoblar esfuerzos para enfrentar los retos planteados por el VIH, en particular en las poblaciones y comunidades más afectadas por la epidemia. El Minsa reconoce que el perfil de la epidemia en el Perú es de tipo concentrada, y que la prevalencia entre travestis, transgéneros, gays, hombres bisexuales y otros hombres que tienen sexo con hombres alcanza al 10.8% de estas comunidades, golpeando aún más a la población travesti y transgénero, donde la prevalencia alcanza al 32%

El desabastecimiento sistemático de condones desde hace dos meses y por el resto del año en el ministerio de salud, viene afectando la prevención del virus de Inmuno Deficiencia Humana (VIH) y Sida en las poblaciones más expuestas a la epidemia denunciaron 76 organizaciones de lesbianas, travestis, transgéneros, gays, bisexuales (LTGB) y trabajadoras sexuales (TS) de todo el país. Las organizaciones revelaron que, según estudios, esta epidemia estaría afectando al 29.6% de personas travestis y transgéneros, y al 10.8% de hombres que tienen sexo con hombres, mientras que los programas de prevención sólo alcanzarían al 11% de personas TGB y al 25% de TS. En un comunicado entregado ayer al ministerio de salud, las instituciones consideran que el desabastecimiento era previsible, ya que la compra de 20 millones de condones en 2009 se frustró y el ministerio de salud (Minsa) no programó la compra de condones correspondiente al 2010, por lo que exigen la renuncia del Coordinador y equipo de la Estrategia Sanitaria Nacional de VIH y una explicación del ministro de salud, Dr. Óscar Ugarte, de por qué no se cuenta con condones para la lucha contra el VIH en las poblaciones más expuestas a la epidemia.

Condón es lo principal
El acceso oportuno y uso adecuado del condón es la estrategia comprobada más pertinente para evitar la diseminación de la epidemia del VIH/sida, cuya principal vía de transmisión es la sexual. Los reportes epidemiológicos oficiales del ministerio de salud señalan que el 97% de los casos reportados se han transmitido vía sexual; seguidos por la vía de transmisión materno-infantil (perinatal o vertical), que representa el 2.1% de los casos; y finalmente, la vía de transmisión parenteral, que representa el 1.1% de los casos registrados en el país.

La Primera Continúa leyendo “Perú: Peligra lucha contra el VIH”