Archivos Mensuales: marzo 2021

CEREBRO Y ELECCIONES

Etiquetas :

Categoría : Neurociencia

[Visto: 140 veces]

¿Conoces el funcionamiento del cerebro en la época de elecciones?

A través de esta breve infografía te enterarás de seis curiosidades, las cuales deberías tener en cuenta en el contexto de las elecciones del 11 de abril.

Si te interesa conocer más sobre el desarrollo del cerebro humano, te invitamos a ingresar a www.neuroeducacion.pe.


LOS PRÓXIMOS 50 AÑOS DE NEUROCIENCIA

Etiquetas :

Categoría : Neurociencia

[Visto: 336 veces]

Este material es un resumen del artículo del mismo nombre publicado en el Journal of Neuroscience el 2 de enero de 2020, con motivo del 50° aniversario de la Society for Neuroscience (SfN). Sus autores integran el Comité Asesor de Trainee de la Sociedad de Neurociencia 2019.

Este material tiene un exclusivo propósito de divulgación por su trascendencia para entender los últimos avances neurocientíficos en los últimos 50 años y las predicciones de este grupo de futuros neurocientíficos para los siguientes 50 años.

Nuestra labor es la de presentar lo que a nuestro entender son las partes más relevantes a fin de que nuestros lectores en América Latina puedan tener una comprensión cabal del pasado y futuro reciente de las Neurociencias.

El link del material original es: https://www.jneurosci.org/content/40/1/101#DC1.

Resumen

En el 50 aniversario de la Society for Neuroscience, reflexionamos sobre el notable progreso que el campo ha logrado en la comprensión del sistema nervioso y avizoramos las contribuciones de los próximos 50 años. Predecimos una aceleración sustancial de nuestra comprensión del sistema nervioso que impulsará el desarrollo de nuevas estrategias terapéuticas para tratar enfermedades en el transcurso de las próximas cinco décadas. También vemos a la neurociencia en el nexo de muchos temas sociales más allá de la medicina, incluida la educación, el consumismo y el sistema judicial. En combinación, los avances realizados por la investigación en neurociencia básica, traslacional y clínica en los próximos 50 años tienen un gran potencial para mejoras duraderas en la salud humana, la economía y la sociedad.

Introducción

En 1969, el Comité de las Academias Nacionales de Ciencias del Cerebro de los Estados Unidos acordó que se necesitaba una organización central para “1) avanzar en la comprensión de los sistemas nerviosos y su papel en la conducta; 2) promover la educación en neurociencias; y 3) informar al público en general sobre los resultados y las implicaciones de la investigación actual ”.

Por lo tanto, la Society for Neuroscience (SfN) se fundó con el objetivo de servir como esa organización central al reunir a neurocientíficos de todas las disciplinas. En el transcurso de los últimos 50 años, los miembros de la Sociedad han sido fundamentales para impulsar el increíble crecimiento y los rápidos avances tecnológicos que han acelerado nuestra comprensión de la función del sistema nervioso tanto sano como patológico.

Como miembros del Comité Asesor de Aprendices de SfN, muchos de nosotros nos unimos al campo en la última década y reconocemos que es la visión y el impulso de nuestra cohorte lo que hará avanzar el campo durante los próximos 50 años. Nuestro Comité representa la vastedad de la investigación en neurociencia, con miembros que abarcan amplios intereses científicos, que van desde el desarrollo neurológico hasta los correlatos neuronales del comportamiento, y provienen de países de todo el mundo.

Como grupo diverso de líderes dentro de la Sociedad, pensamos profundamente en la próxima generación de neurocientíficos y en cómo será su mundo científico porque también es cómo será nuestro mundo. Esperamos que esta visión estimule el entusiasmo entre los profesionales y aumente la comprensión pública del notable potencial que tiene la investigación en neurociencia para mejorar la salud humana y la sociedad.

Neurociencia celular y molecular

Los últimos 50 años produjeron avances monumentales en nuestra comprensión de los procesos celulares y moleculares que dictan todos nuestros pensamientos, deseos y acciones.

Para cuando SfN celebre su centenario, anticipamos cambios aún mayores en la metodología y el consenso conceptual que impulsarán el campo hacia la respuesta a las siguientes preguntas: ¿Cómo funcionan juntos los miles de millones de componentes individuales del cerebro para generar comportamiento? ¿Cómo provocan enfermedades los cambios en el cerebro? ¿Qué hace que el cerebro humano sea único?

Dos logros notables para responder a estas preguntas serán la finalización del conectoma y un atlas celular completo del cerebro de los mamíferos.

La investigación durante los próximos 50 años mejorará nuestra comprensión de la maduración de la sinapsis y las formas en que esta estructura de importancia crítica está regulada por vías de señalización complejas, mecanismos de plasticidad y elementos no neuronales, como los astrocitos, la microglía y la estructura extracelular.

Desarrollo

Sobre la base de los avances en la neurociencia celular y molecular, el campo de la neurociencia del desarrollo podrá describir cómo los factores internos y externos cambian la trayectoria de las neuronas individuales, los circuitos y el cerebro para alterar el riesgo y el comportamiento de la enfermedad.

El neurodesarrollo abarca el estudio intracelular a través del análisis de todo el sistema para permitir una comprensión de cómo las neuronas individuales adquieren una función específica dentro del sistema nervioso, y cómo se desarrolla el cerebro durante décadas.

En particular, la caracterización transcripcional de las neuronas será fundamental para proporcionar una base mediante la cual los investigadores puedan estudiar cómo se determinan el destino celular, las rutas migratorias y la conectividad en tipos de células únicos.

Los últimos 50 años de investigación en neurociencia han sido sede de un debate de décadas sobre la existencia de la neurogénesis adulta. En el transcurso de las próximas cinco décadas, esperamos que las nuevas tecnologías logren avances en este campo.

Desde su introducción en 2013, los organoides cerebrales (tejidos sintéticos en miniatura) han presentado a los neurocientíficos un sistema modelo que puede usarse para estudiar una gran variedad de procesos, incluido el desarrollo y el envejecimiento del cerebro. En combinación con las imágenes de células vivas, los organoides cerebrales acelerarán enormemente el progreso en la comprensión de los patrones de señalización complejos que impulsan el destino celular, la migración neuronal y la extensión de neuritas.

Los experimentos con organoides cerebrales que utilizan estrategias virales para medir y manipular la actividad neuronal también serán fundamentales para dilucidar el papel que juega la plasticidad dependiente de la experiencia en la formación y mantenimiento de circuitos neuronales. Junto con el desarrollo de métodos más accesibles para manipular la estructura celular in vivo, estos avances permitirán a los neurocientíficos comprender mejor los mecanismos subyacentes a la formación de sinapsis y vincular la plasticidad estructural con la plasticidad y el comportamiento sinápticos.

En última instancia, los organoides cerebrales se convertirán en un modelo estándar para detectar productos farmacéuticos y probar la eficacia de las técnicas de edición de genes como terapias para enfermedades neurológicas. Además, esta tecnología puede que algún día proporcione los medios para corregir el daño resultante de una lesión o enfermedad utilizando tejido cerebral de reemplazo derivado de sí mismo.

De los sistemas a los comportamientos

Históricamente, los neurocientíficos han adoptado un enfoque reduccionista para comprender la función cerebral. Nuestra moderna comprensión del cerebro ha evolucionado durante el siglo pasado, desde las 47 regiones cerebrales limitadas conocidas en 1909, hasta nuestro mapa actual del cerebro humano con 98 regiones sólo en la corteza.

Dado que varios sistemas cerebrales se comprenden bien individualmente y se han desarrollado técnicas con mayor resolución temporal y espacial para monitorear y manipular la actividad neuronal, ahora estamos mejor posicionados para comenzar a descifrar cómo los grupos de neuronas y regiones distantes trabajan juntos para impulsar el comportamiento.

Durante los próximos 50 años, estas técnicas proporcionarán la base para avances monumentales en nuestra comprensión de cómo los conjuntos neuronales guían el comportamiento, y quizás incluso la conciencia. La conciencia, en particular, es un objetivo importante de la investigación en profundidad, ya que la experiencia misma de la conciencia en nosotros mismos y en el mundo que nos rodea probablemente impulsa el funcionamiento cognitivo (p. ej., planificación de acciones o toma de decisiones) y puede estar modulada por enfermedades y condiciones que afectan el cerebro.

Durante los próximos 50 años, los enfoques utilizados en la neurociencia del comportamiento se asemejarán más a los métodos sofisticados que se utilizan para diseccionar funcionalmente los circuitos neuronales.

Más aún, nuestra capacidad para rastrear el comportamiento de manera continua y confiable en entornos sociales abrirá la puerta al desarrollo de nuevos modelos animales de enfermedades neuropsiquiátricas, como la ansiedad y la depresión, para las cuales los modelos actuales son demasiado simplistas.

Finalmente, a través de la combinación de tecnologías para registrar e interactuar con circuitos neuronales en tiempo real, además de incorporar metodologías no sesgadas para caracterizar el comportamiento y la actividad neuronal, veremos una transformación en las tecnologías de interfaz neuronal que involucran directamente al sistema nervioso. Actualmente, esta tecnología está experimentando un rápido avance con interfaces cerebro-computadora que permiten con éxito (p.e) el control de las prótesis y la percepción de imágenes visuales rudimentarias en los ciegos.

A medida que avanzan estas tecnologías, existe la esperanza de que estas interfaces neuronales avancen para permitir una aplicación más amplia para las prótesis, la inclusión de retroalimentación sensorial y quizás la mejora de la memoria en personas que experimentan deterioro cognitivo.

Enfermedad

Durante los últimos 50 años, los descubrimientos científicos han mejorado nuestra comprensión de cómo determinadas enfermedades alteran el funcionamiento del sistema nervioso. Hoy en día, los legisladores y la sociedad dependen en gran medida de los neurocientíficos para que les informen sobre el papel del cerebro en estas afecciones y los avances en la detección, el pronóstico y el tratamiento de los pacientes afectados por trastornos neurológicos y neuropsiquiátricos.

Teniendo esto en cuenta, dentro de 50 años, predecimos que celebraremos una era de “neuroterapias”. El comienzo de esta era ya está sobre nosotros, ya que una cantidad impresionante de terapias basadas en neurología han obtenido recientemente la aprobación de la FDA: algunos ejemplos son la esketamina para el trastorno depresivo mayor, la brexanolona para la depresión posparto y el siponimod para la esclerosis múltiple.

Más allá del desarrollo terapéutico, también aplicaremos la comprensión biológica y mecanicista al diagnóstico de afecciones neurológicas y psiquiátricas. Específicamente, pasaremos de un enfoque basado en síntomas a uno que también considere los agentes etiológicos y las complejidades moleculares. Los avances tecnológicos, como los rastreadores de actividad y la inteligencia artificial, tendrán un impacto profundo en cómo entendemos la función normal y anormal y tratamos los trastornos neurológicos.

Junto a la inversión de tiempo, recursos y esfuerzo en la búsqueda de curas para las enfermedades cerebrales, será imperativo fomentar la investigación sobre los mecanismos preventivos. La alta prevalencia de enfermedades neurológicas en todo el mundo es socialmente exigente y económicamente costosa. Por lo tanto, definir los mecanismos esenciales mediante los cuales las intervenciones manejables en el estilo de vida (ejercicio físico, dieta, entrenamiento cognitivo y participación en actividades sociales, culturales y educativas), podrían modificar potencialmente el riesgo de enfermedad debería ser una prioridad de investigación duradera durante los próximos 50 años.

En total, vemos los avances en la neurociencia celular, del desarrollo y de los sistemas que culminan en mejoras dramáticas para las enfermedades del sistema nervioso a través de una mejor comprensión de sus mecanismos subyacentes, la identificación de nuevos puntos finales de diagnóstico para detectarlas antes de la aparición de los síntomas y, en última instancia, nuevos métodos para tratamiento y prevención.

Un futuro inclusivo

Está claro que los próximos 50 años estarán marcados no solo por una comprensión más integral del sistema que nos permite interactuar con el mundo que nos rodea, sino también por cambios fundamentales en la forma en que se realiza la investigación en neurociencias y los mismos temas que se estudian. . Entre estos cambios, los neurocientíficos deben reconocer la importancia de la diversidad. De cara al futuro, debemos priorizar una mayor diversidad tanto en nuestros investigadores como en nuestros sujetos de investigación.

Neurociencia en la sociedad

Los impactos de la investigación en neurociencia se extienden mucho más allá de la clínica hasta el aula, la sala de audiencias e incluso la tienda de comestibles. De hecho, las neurotecnologías ya se están trasladando a nuestros hogares y prometen impulsar las capacidades cognitivas.

La neuroeducación, un campo que combina los hallazgos de la investigación en neurociencia cognitiva y del desarrollo con estrategias educativas, ha contribuido en gran medida a nuestra comprensión de cómo aprenden los estudiantes con dislexia, trastorno por déficit de atención con hiperactividad y otros trastornos.

La evidencia reciente también muestra que entrelazar la educación en artes y ciencias permite a los estudiantes encontrar enfoques más creativos e innovadores para resolver problemas. A pesar de este progreso, la psicología cognitiva y la neurociencia no se implementan ampliamente en las prácticas educativas estándar de los docentes tanto en educación primaria como superior.

La aplicación adicional de la neurociencia y el desarrollo de la investigación en este espacio están comenzando a cambiar cuando se enseñan conceptos matemáticos y cambian fundamentalmente la forma en que programamos los días escolares para alinearlos con los ritmos circadianos. En el transcurso de los próximos 50 años, esperamos ver una aplicación más amplia de las estrategias neuroeducativas en todas las edades y entornos educativos.

La neurociencia se está volviendo cada vez más común en la sala de audiencias, ya que se utiliza para explicar el comportamiento delictivo. Su uso aumentará durante los próximos 50 años a medida que los investigadores conozcan mejor los mecanismos neurobiológicos que subyacen a la toma de decisiones. Además, a medida que las herramientas de diagnóstico, en particular los métodos de neuroimagen humana, se vuelvan más avanzados y brinden a los investigadores una mayor comprensión de la función cerebral, estas estrategias se utilizarán para determinar la culpabilidad de un individuo e incluso la probabilidad de reincidencia.

Aunque puede que no sea evidente en nuestra vida cotidiana, las empresas de todo el mundo están utilizando los resultados de la investigación en neurociencia para informar sus prácticas comerciales, desde la estructura de la oficina hasta la colocación de productos y las estrategias de marketing. Esto probablemente aumentará en el transcurso de las próximas cinco décadas a medida que madure nuestra comprensión de la neurobiología de la cognición y la atención.

En particular, la neurotecnología portátil tiene el potencial de desempeñar un papel destacado a la hora de proporcionar comentarios instantáneos al consumidor, lo que permite estrategias de marketing personalizadas que se actualizan en tiempo real. Sin embargo, las empresas deben tener precaución y seguir principios éticos al desarrollar nuevas estrategias para generar ganancias basadas en conocimientos y técnicas neurobiológicas.

En conclusión, la neurociencia es un campo muy amplio. Con aproximadamente 86 mil millones de neuronas en el cerebro humano adulto y aproximadamente la misma cantidad de células no neuronales, no es sorprendente que el estudio de este órgano sea complejo. Además, el sistema nervioso se extiende mucho más allá del cráneo con neuronas que se proyectan a los confines más lejanos del cuerpo recolectando información y respondiendo al medio ambiente. El progreso que sigue este campo refuerza su enorme potencial.

Los enfoques interdisciplinarios, con equipos de matemáticos, ingenieros, informáticos, biólogos y químicos, son clave para el avance continuo de la neurociencia. Actualmente, la neurociencia se financia en muchos países a través de numerosas agencias; sin embargo, están surgiendo iniciativas nacionales e internacionales recientes que facilitan la neurociencia interdisciplinaria a gran escala.

La vitalidad de SfN, cuya reunión anual ha crecido de 1395 a> 30.000 asistentes por año, destaca su inmenso valor como espacio central para el diálogo y la colaboración científica. La expansión de estos esfuerzos coordinados centralmente para acelerar la investigación del cerebro, así como una comunidad sólida de científicos, será fundamental para elevar la calidad y la capacidad de la investigación en neurociencia a medida que continúa explorando lo desconocido.

Autores: Cara M. Altimus , Bianca Jones Marlin , Naomi Ekavi Charalambakis , Alexandra Colón-Rodríguez , Elizabeth J. Glover , Patricia Izbicki , Anthony Johnson , Mychael V. Lourenco , Ryan A. Makinson , Joseph McQuail , Ignacio Obeso , Nancy Padilla-Coreano y Michael F. Wells.

Los proximos 50 años de neurociencia

 


CONSEJOS DE NEUROCIENCIA PARA MANTENERTE ENFOCADO EN TAREAS DIFÍCILES

Etiquetas :

Categoría : Neurociencia

[Visto: 154 veces]

Autor: David Badre

Publicado en www.nature.com (15/03/2021)

Link: https://www.nature.com/articles/d41586-021-00606-x.

Algunos de los momentos más gratificantes para los científicos se producen cuando nos enfrentamos a un problema difícil o una tarea difícil. Resolver un obstáculo metodológico importante, diseñar un experimento elegante, dar sentido a un resultado desconcertante, trabajar en un nuevo modelo o escribir un artículo o una propuesta de subvención son los desafíos intelectuales que hacen que una carrera científica sea tan emocionante. Pero hacer tareas difíciles es, de hecho, difícil. Puede frustrarnos y pesarnos, y causar ansiedad y estrés. Podemos luchar para mantenernos enfocados en nuestras tareas difíciles, incluidas las que disfrutamos y deseamos con ansias completar. A menudo posponemos el trabajo en tareas difíciles, como comenzar a escribir un artículo o hacer análisis de datos complejos, a favor de ganancias rápidas a partir de tareas más fáciles, como ajustar una figura, organizar nuestros calendarios o hacer mella en nuestra correspondencia por correo electrónico. .

A finales de 2020 publiqué un libro, On Task , sobre la neurociencia del control cognitivo: la función mental que nos permite conectar nuestros objetivos y planes con nuestras acciones. Se ocupa precisamente de este problema de cómo hacemos las cosas. Es irónico, por lo tanto, que escribir un libro sobre cómo nuestro cerebro realiza las tareas fuera en sí mismo una tarea difícil de hacer. Disfruté escribiendo el libro y valoré el objetivo. Pero hubo momentos en los que fue realmente difícil encontrar las palabras para transmitir una idea compleja. Y trabajar en el libro nunca fue la tarea más urgente en mi trabajo diario, por lo que fue un desafío encontrar el tiempo para escribirlo y pensé que era necesario.

Puede que no estés escribiendo un libro, pero todos experimentan las dificultades de las tareas difíciles. Han empeorado aún más con los encierros, la educación en el hogar y otros cambios de estilo de vida debido a la pandemia. Todo el mundo experimenta episodios de procrastinación o evitación del trabajo, y la culpa que los acompaña. No se pueden evitar estas experiencias por completo, pero existen algunas estrategias que pueden ayudarnos a mantener la concentración.

Haz espacio

Para resolver problemas difíciles, el cerebro necesita un fácil acceso a la información, los planes, los procedimientos y el conocimiento que utilizará. Los científicos cognitivos se refieren a este conocimiento de tareas colectivas como un conjunto de tareas. Sin embargo, el conjunto de tareas no siempre está disponible de inmediato: no podemos mantenerlo todo activo en nuestro limitado espacio de trabajo mental, o “memoria de trabajo”, todo el tiempo.

Por ejemplo, al escribir un artículo científico, debemos recordar mucha información relacionada con los antecedentes, la lógica, el diseño y los resultados de un estudio. Si acabamos de estar en una reunión sobre un tema diferente y luego nos sentamos a escribir el artículo, es posible que la información necesaria no esté en nuestras mentes. Debe recuperarse y organizarse mentalmente en nuestra memoria de trabajo antes de que podamos comenzar a escribir.

En la práctica, regresar a una tarea difícil de esta manera tiene un costo de ‘reinicio’: debemos dedicar tiempo y esfuerzo mental a regresar a nuestro conjunto de tareas, en lugar de progresar. Por esta razón, es importante crear tiempo y espacio para las tareas difíciles.

  • Reserve grandes bloques de tiempo. Es demasiado fácil para los científicos en activo llenar nuestros días con reuniones y otras pequeñas tareas que dejan solo pequeños huecos para el trabajo serio. Se necesitan largos intervalos no solo por el pensamiento intenso y el trabajo que requieren las tareas difíciles, sino también porque necesitamos algo de tiempo para restablecer nuestro conjunto de tareas. Cambiar con frecuencia entre tareas hace que producir un trabajo de calidad sea más difícil.
  • Se consistente. Debemos tratar de reservar un tiempo y un lugar constantes para nuestro arduo trabajo y protegerlo. Idealmente, deberíamos encontrar este momento y lugar todos los días. Incluso si no progresamos un día, ese tiempo debería dedicarse a nuestra ardua tarea en lugar de otras tareas, incluso si solo se trata de revisar nuestro trabajo. La consistencia puede ayudar a la memoria: la recuperación de la memoria depende del contexto, ya que ayuda a tener las mismas imágenes y sonidos disponibles cuando aprendemos algo que cuando intentamos recordarlo. Por lo tanto, trabajar en una tarea en el mismo contexto repetidamente podría ayudar a la recuperación y ayudarnos a restablecer nuestro conjunto de tareas cuando reiniciamos.

Minimice las distracciones y nunca realice múltiples tareas

Cuando hacemos dos o más tareas a la vez, ya sea al mismo tiempo o alternando entre ellas, la eficiencia y la calidad de nuestro rendimiento se verán afectadas. Esto sucede en parte porque las tareas utilizan recursos cognitivos compartidos, como la memoria de trabajo. Como resultado, competirán por ese recurso compartido e interferirán entre sí. Al realizar una tarea difícil, es importante minimizar esta interferencia de la multitarea.

  • Elimine las señales de otras tareas. Ayuda a guardar el correo electrónico y las redes sociales y sus señales asociadas. Las notificaciones telefónicas o una insignia que nos dice cuántos mensajes no leídos tenemos son distracciones que nos llevan a otras tareas. Estos resultan en costos de multitarea, ya sea que hagamos las otras tareas o no. Incluso las señales que simplemente asociamos con otras tareas, como ver nuestros teléfonos sobre la mesa, pueden distraernos. En la medida de lo posible, debemos mantener nuestro espacio y tiempo para el trabajo arduo libre de otras tareas que nos distraigan.
  • Tenga cuidado con el atractivo de las tareas fáciles. Cuando decidimos realizar una tarea, nuestro cerebro realiza un análisis de costo-beneficio sobre la marcha, sopesando el valor del resultado con la inversión mental proyectada necesaria para tener éxito. Como resultado, a menudo evitamos las tareas difíciles en favor de tareas más pequeñas y fáciles, especialmente si no estamos logrando un progreso inmediato. Eso afectará nuestra motivación. Enviar algunos correos electrónicos, hacer trabajo administrativo u ordenar el escritorio pueden ser tareas valiosas y ser productivas, pero nos impiden hacer la tarea que tenemos que hacer, al tiempo que agregan costos de multitarea.

Adopte buenos hábitos de resolución de problemas

Para encontrar una solución a un problema difícil o realizar una tarea difícil, debemos estructurar el problema o la tarea de una manera que nos permita tener éxito.

Por ejemplo, una tarea difícil, como hacer una prueba de geometría, puede implicar un proceso estructurado de recuperación, selección y verificación de un conjunto de hechos y teoremas de geometría. Cuanto mejor conozca el solucionador estos hechos y más eficazmente elabore un plan eficaz para evaluarlos, más fácilmente resolverá la prueba. A medida que resuelven más problemas, los hechos les vienen a la mente más fácilmente y siguen planes familiares para evaluar cada uno. En general, podemos mejorar en la estructuración de problemas difíciles con la experiencia. Esta es una de las razones por las que la práctica nos hace más eficientes y exitosos en tareas difíciles, y que los expertos superan a los principiantes. Encontrar hábitos laborales que fomenten este proceso nos ayuda a mantener la concentración.

  • Quédese con eso. Encontrar la estructura adecuada a menudo lleva tiempo. Puede que no avancemos en una tarea difícil todos los días, pero es importante seguir intentándolo. Y debemos ser amables con nosotros mismos cuando el progreso no es fácil.
  • Esté abierto a reconceptualizar la estructura del problema. A menudo, la estructura que inventamos no funciona para nuestro problema y conduce a callejones sin salida. Cuando estamos estancados, debemos estar dispuestos a reconceptualizar un problema y buscar nuevas formas de abordarlo.
  • Tomar descansos. No es útil insistir en tratar de hacer todo de una vez, si simplemente no funciona. Es importante tomar descansos del trabajo difícil. Esto no solo mantiene bajos los costos mentales, sino que podría permitir que se consideren nuevos conceptos y estructuras. Existe evidencia de que la incubación de este tipo ayuda a resolver problemas.
  • Interactuar con otros. Al igual que tomar un descanso, interactuar con otros puede ayudarnos a conceptualizar un problema de nuevas formas. Hablar con personas con diversos orígenes, perspectivas y puntos de vista que difieren de los nuestros puede ser una forma poderosa de salir de la rutina y progresar, así como de obtener cierta perspectiva. Además, trabajar con otras personas cuya compañía disfrutamos hace que el trabajo duro sea más divertido. Este aspecto social ha sido particularmente desafiante durante la pandemia de COVID-19: ha evitado las interacciones espontáneas que a menudo son útiles. Podría ser útil dedicar tiempo a la discusión informal sobre el trabajo, recuperar estas interacciones con los demás y evitar el aislamiento.

Las tareas difíciles son una parte esencial de nuestro trabajo como científicos. No existen trucos simples o esquemas de inteligencia rápida que puedan hacer que las tareas difíciles de repente sean fáciles. Pero, si somos capaces de hacer espacio para nuestro trabajo, evitar la multitarea y perseguir buenas estrategias de resolución de problemas, es posible que tengamos más éxito en las tareas difíciles que queremos lograr.


ELECCIONES DE CARICATURAS

Etiquetas :

Categoría : Política

[Visto: 188 veces]

La conclusión más llamativa de la encuesta de IPSOS publicada hoy es la consolidación de Yonhy Lescano en el primer lugar y de que le ganaría a todos en la segunda vuelta, con lo que prácticamente, -repito, según IPSOS- el Perú ya habría definido la sucesión presidencial para el quinquenio 2021-2026. Salvo algún escándalo personal de “Gargamel” (según los memes) o que Acción Popular se involucre en la nueva intentona golpista que se agita en estos días, el resultado estaría cuasi definido.

Pero lo llamativo no siempre es igual a significativo, y hay realidades más profundas que otros datos aportan. Por ejemplo, que el primer lugar lo sigan ocupando los blancos y viciados con 19.6%. Si sumamos a los que no irían a votar, ésta sería una de las elecciones con menor legitimidad de los últimos años.

Que solo dos candidatos raspen los dos dígitos y todos los demás uno, es el otro dato que evidencia el descrédito de los partidos. Con solo un dígito, varios obtendrán bancadas congresales. Con una fragmentación entre 7 u 8 bancadas así de famélicas, la gran interrogante será la venidera gobernabilidad. Si algún futuro congresista piensa que su escasa legitimidad de origen le servirá para los siguientes 5 años, creo que está profundamente equivocado. Los nuevos políticos necesitarán reconstruir su conexión con sus electores: ¿lo harán?

En tercer lugar, el otro dato que arroja la encuesta es el proceso de reacomodo en cada uno de los bloques ideológicos y programáticos en que se ha dividido el Perú en las últimas décadas: derecha, centro e izquierda.

En la derecha, Keiko Fujimori pierde el liderazgo absoluto que logró en las elecciones del 2016. Primero, al compartirlo con López, De Soto y Urresti, y luego al dejarse pasar por el autodenominado Porky. No ha dejado de llamar la atención el trato “cool” entre ellos (“abachos” entre dos de ellos y ausencia de “mano dura” de ella contra su competidor más peligroso). Si en los días que faltan, sus rivales del mismo espacio lo siguen tratando así, no debe sorprender que sea Porky quien pase a la segunda vuelta.

En la izquierda, prácticamente se va a repetir lo del 2016. El nuevo Gregorio Santos se llama Pedro Castillo, quien le arrebata por la izquierda los votos que Verónica Mendoza necesita para alcanzar la preciada segunda vuelta. Nuevamente la división de la izquierda les explota en la cara, pero cada uno de ellos parece tener la explicación más convincente de que la división -y no la unidad- es lo políticamente correcto. Aquí la novedad es que el candidato de un partido de centro derecha con un discurso de izquierda ha absorbido parte de ese electorado.

El centro por su parte, lo que ha hecho es implosionar. Sacudidos por sus propios traspiés, cada partido se ha sumergido en su propia incapacidad que los medios han hecho saber con desmesura que ya ni vale la pena comentar. Según IPSOS, Forsyth detiene su caída y preserva el segundo lugar. Pero si comparamos su tendencia a la baja con la tendencia al alza de López Aliaga, “Ken” tendrá que bregar muy duro estos días para que “Porky” no lo supere.

Epílogo. En realidad, falta todo un mes para las elecciones y nada está dicho. Aun así, con ellas, el Perú no parece despejar ni resolver nuestra ya larga crisis política. Sigue honda y oscura la distancia entre política y sociedad: hay crisis de representación, crisis de gobernabilidad y hasta crisis de confianza. Necesitamos más que nunca, nuevos caminos desde la sociedad para recuperar nuestro destino. También depende de cada uno de nosotros.


CEREBRO Y GÉNERO

Categoría : Neurociencia

[Visto: 137 veces]

Celebramos el Día Internacional de la Mujer con curiosidades sobre el cerebro y género:
¿Sabías que el cerebro de las mujeres es 10% más pequeño que el de los hombres?
A pesar de esta diferencia, ello no influye en su capacidad cognitiva, pues el tamaño del cerebro no es proporcional a la inteligencia.
Si quieres conocer más curiosidades sobre el cerebro y el género, te recomendamos la siguiente infografía.
Visita nuestro catálogo de infografías y cursos en www.neuroeducacion.pe

CONFERENCIA VIRTUAL “LAS MUJERES DEL BICENTENARIO”

Etiquetas :

Categoría : Neurociencia

[Visto: 204 veces]

¡No te pierdas este domingo 07 de marzo la conferencia gratuita ´Mujeres del Bicentenario´ por el Día Internacional de la Mujer!
La videoconferencia se realizará por Zoom y a través de Facebook Live.
Únete a un espacio de reflexión sobre la situación actual de la mujer peruana desde las experiencias de vida de las propias mujeres frente a las crisis que agobian al Perú y al mundo.
Conoce a las ponentes: Peruanas silenciosas pero guerreras. La semilla para sembrar un mejor Perú.
Elsa Collado de Valentín: Una lideresa de Barrios Altos, que mediante diferentes proyectos para su comunidad ha buscado la prosperidad de su zona.
Yesica Campos: autora del libro “Yazmín en mi memoria” del cual se realizó una película nominada a un Festival Internacional.
Graciela Lima: psicóloga que decidió convertirse en emprendedora, buscando un mejor futuro para ella y su familia.
ID de reunión: 812 0514 8087
Código de acceso: 544474

CUANDO LAS ÉLITES SE VACUNAN

Etiquetas :

Categoría : Política

[Visto: 134 veces]

SEGUNDA OLA CON CUARENTENA Y VACUNAS-VIP

El Perú sufría en febrero el golpe brutal de la segunda ola del Covid-19, más mortífera que la primera, con una cuarentena durante todo el mes que afectaba diversos sectores económicos, y con un escándalo que fue un mazazo a la moral de la Nación: las Vacunas-VIP, por el cual políticos, académicos, diplomáticos, altos funcionarios, empresarios y un alto cargo religioso (y parientes de ellos), se vacunaron en secreto a espaldas del país.

Mientras enero representó la incertidumbre del gabinete sobre priorizar la salud o la economía, febrero empezó y terminó con una cuarentena focalizada no tan contundente como la del año pasado, que fue sobre todo una reacción tardía a la vertical elevación de la cifra de contagiados y fallecidos a fines de enero.

Aun así, la demanda sobrepasó la capacidad del gobierno para proveer de oxígeno a la población, una de las medidas más requeridas, por lo que tuvo que importarlo de Chile.

El Presidente Francisco Sagasti logró que un primer lote llegara el 9 de febrero y uno segundo el día 13, y le permitía exhibir al gobierno algún logro concreto aunque su aprobación apenas roza el 22% (IEP). El ingreso de las vacunas Sinopharm daban una enorme esperanza a la población, pero detalles del escándalo de las vacunas saltaron el lunes 15 siendo el epicentro el programa de ensayos clínicos de la Universidad Cayetano Heredia.

En medio del colapso sanitario, una encuesta de Datum revela que un 56% de la población sí quiere vacunarse pero un 33% aún se niega, y un 54% de la población cumple la inmovilización social, un 41% en forma parcial y un 5% no la cumple.

Febrero ha sido el mes en que casi en todo el mundo los países ya iniciaron procesos de vacunación a su población, aunque claramente se observa la diferencia de acceso a las vacunas según la fuerza económica y política de cada país, pese a los intentos de la OMS por democratizar el acceso a ellas.

POLÍTICA Y ECONOMÍA: EN MODO INCIERTO

La propuesta de Vizcarra de postergar las elecciones no tuvo el respaldo ciudadano, pasando a la defensiva luego de saberse que se reunió (siendo Presidente) con las fiscales a cargo del caso “Los Cuellos Blancos”. El Congreso conformó una Comisión para investigar el hecho y ya se adelanta la posible inhabilitación de Vizcarra mientras que la Fiscal de la Nación separó de inmediato a las dos fiscales, con su propia cabeza pendiendo de un hilo.

Los casos Vacunas-VIP y la reunión con las fiscales dieron alas a los partidos que ungieron a Merino como Presidente para querer mover el piso a la actual Mesa Directiva del Congreso, pidiendo algunos abiertamente la renuncia de la Presidente y otros la recomposición de la Mesa. Para algunos analistas, ello sería el paso previo antes de hacer caer al Poder Ejecutivo.

Mientras el jueves 25 se cumplían los 100 primeros días del gobierno de Sagasti, la política seguía incierta, la economía se estancaba y la inseguridad campeaba en todo el país.

Según el INEI, cerca de 600 mil personas entre noviembre y enero que perdieron su trabajo seguían desocupados. El ligero e imprevisto crecimiento de diciembre (0.51%) tuvo su otro lado de la moneda: el relajo de las medidas de distanciamiento, las aglomeraciones navideñas y las fiestas de fin de año dieron el empuje a la segunda ola. Aunque menos rígida, la cuarentena vivida en febrero también afectará al PBI.

ELECCIONES: LESCANO ESCALA ALTO

En las encuestas del 11-febrero de Ipsos, George Forsyth (luego excluido por el JEE) perdía 6 puntos y quedaba en 11%, Lescano daba la sorpresa al llegar a 10% y relegar a Keiko al tercer lugar con 8%, empatando con Verónika Mendoza. Casi un empate técnico. Les seguían Urresti con 7%, y De Soto y Julio Guzmán, ambos con 4%. La tendencia apunta a que Forsyth sigue en caída. El día 28, IEP ya le daba a Yonhy Lescano el 1° lugar (11.3%).

La sorpresa (negativa) la proporciona la votación congresal: según Ipsos, AP sería el partido más votado con 9%, seguido de Fuerza Popular (8%), Somos Perú y Partido Morado (7%), Juntos por el Perú, APP y Frepap con 5%. Todos los demás no pasan la valla. Siempre según la encuesta, sólo 7 partidos pasan la valla con votaciones ínfimas nunca vistas en nuestra historia electoral.

TRUMP SALVA SU FUTURO POLÍTICO

Donald Trump fue absuelto por el Senado del segundo juicio político en su contra por incitación a la insurrección del 6-Ene. Los demócratas no lograron más votos republicanos. Presidente Joe Biden dijo: “Ello muestra que la democracia es frágil y que sólo la verdad será capaz de curar el alma de la nación”.

EPÍLOGO

Un Bicentenario marcado por el alargamiento de la pandemia, la incertidumbre política y económica, y el golpe artero a la moral nacional con las Vacunas-VIP, obligan a nuestras élites a verse en el espejo de su mayor desprestigio e indignidad. Mientras a la sociedad, desde la urgencia de nuestra supervivencia, nos toca resistir y superar tantas crisis juntas. Lo demás será para después.

Lima, 28 de Febrero de 2021.

Reporte Febrero 2021


Suscripción

Ingrese su correo electrónico para notificarlo de las actualizaciones de este blog:

22 subscribers

Categorías

Enlaces

Archivos