Archivo por meses: noviembre 2022

23/11/22: El RESENTIMENTO SOCIAL, SU CAPITALIZACION POLITICA Y LA INSANIA MENTAL

[Visto: 92 veces]

Dra.Gianna Tassara

 

 

Es lamentable despertar todos los días con la imagen de diferentes personajes de extremos y centro, azuzando el fuego y relamiéndose de placer al ver que incrementan la dosis de odio entre hermanos…

Lamentablemente me atrevería a decir que solo un 20% de los peruanos, nos hemos detenido a conocer la historia de nuestra evolución social.

Aprendí a leer a los 3 años, sola, quizá por aburrimiento pues mis hermanas eran mucho mayores.

Mi madre, católica confesa, me entrego un libro colorido sobre la Historia Sagrada. Mi padre, un libre pensador, hijo de anarquista, “

El Imperio Socialista de los Incas” de Louis Baudin.

Me queda claro que la organización, conducción y trabajo organizado engrandeció el Imperio, qué creció ampliamente y que desarrollo técnicas misteriosas, por las que logro convertir las montañas en alimentos para  el pueblo y no en asentamientos humanos que  fueron poblados por miles de  personas del interior que se aproximan a la luz cual mariposas y queman sus alas.

Es también claro que esa organización espectacular y ejemplar tenia entre sus características la omnipotencia del Inca y su familia, la utilización de la mujer para fines sexuales y de satisfacción, y la muerte de inocentes ofrendados a sus Deidades: Por lo que deduzco que la insatisfacción social existía ya, pero enmudecida por el terror

Decía Nietzsche que la salud del resentido es aceptar lo hecho como propio y aceptarlo como bueno. La salida del resentido es la responsabilidad en la proyección de su yo y la aceptación de aquello que le es dado como propio, salud para todas las pasiones, cierto es, pero en este caso está muy clara la apropiación del yo, la aceptación del mismo y el trabajo con el perdón.

Cabe entonces recordar que la situación actual no data de  X cantidad de años y de gobiernos, es únicamente el resultado del engrandecimiento del ego de quien ostenta el poder, sea cual fuera su color.

Es lamentable ver como con el único afán de capitalizar inconductas, la mayor parte de los personajes de la política nacional e internacional se cuelgan de las diferencias suscitadas por diferentes causas desde el inicio de los tiempos   y se enfrasquen con solapada actitud de defensa del oprimido, en echar leña al fuego-

Para lograr su objetivo y de manera irresponsable se encargan de remover y capitalizar de las diversas formas de resentimiento social, que enfrentamos los humanos.

El resentido vierte al exterior la sensación continua de pérdida, el juicio al mundo como dueño de su propia sensación de incapacidad y no puede perdonar y perdonarse el desvalimiento que le produce cualquier situación, ante la cual ya hemos visto su propia incapacidad de reacción.

Los resentimientos son posiblemente las peores situaciones inacabadas, pero la única forma de superarlos es cogiendo el toro por las astas. A partir del reconocimiento de nuestra debilidad frente a la sensación de competencia…

Ceder y reconocerse perdedor sin iniciar la lucha…

“Cuando los impulsos negativos de venganza y odio, no los podemos vencer mediante un perdón auténtico, y simultáneamente no les podemos dar rienda suelta, por debilidad personal o por posición social, el veneno del resentimiento aparece insensiblemente hasta producir sus más amargos frutos”.

El resentimiento es una autointoxicación psíquica permanente, que surge al reprimir sistemáticamente la descarga de ciertas emociones y afectos. Los que son en si normales, y pertenecen al fondo de la naturaleza humana, tiene que ver con juicios de valor y los correspondientes engaños valorativos. Las emociones y afectos que aquí consideramos son: el sentimiento y el “impulso de venganza”, el odio, la maldad, la envidia y el miedo.

Competencia social, celos y envidia, sentimientos de impotencia ante personas, empresas, instituciones, normas, leyes y sistemas, son posible punto de partida del resentimiento. La envidia, o aspiración hacia un bien, o un don de otro, por el hecho de que este lo posea.

la envidia resentida, “La envidia del Ser”. Este tipo de envidia murmura, es la envidia existencial que arremete al otro en su más puro existir” Puedo perdonártelo todo, menos que seas el que eres”

De otro lado La ira no desaparece con la salud psíquica, adopta más bien la forma de firmeza, autoafirmación, autoprotección, justa indignación, lucha contra el mal, etc. Tal persona está preparada para ser un luchador más eficaz, a favor de la justicia, por ejemplo, que las personas corrientes. En una palabra, la agresividad saludable adopta la forma de fortaleza personal y autoafirmación (Abraham Maslow) Citando a Fritz Perls, podemos decir” Los resentimientos son posiblemente las peores situaciones inacabadas, -Gestalt incompletas-Si se está resentido no se puede soltar ni seguir adelante. El resentimiento es una emoción de importancia central, es la expresión más importante de un impasse.

Un alto al fuego cruzado sería interesante, considerando que nuestra sociedad ha dado ya muestras de un problema creciente de salud mental.

 

 

PRECISIONES

 

Fritz Perls: La Terapia Gestalt está enfocada principalmente en lo que se está pensando y sintiendo ahora, no en lo que pudo ser o cómo debería haber sido. Consiste en hacer que el paciente viva y sienta la realidad, dando un mayor protagonismo a “cómo”, “porqué” y “para qué”.

Abraham Maslow: Su teoría formula en su teoría una jerarquía de necesidades humanas y defiende que conforme se satisfacen las necesidades más básicas (parte inferior de la pirámide), los seres humanos desarrollan necesidades y deseos más elevados (parte superior de la pirámide).