Archivo por meses: Enero 2013

21/01/13: No habrá desarrollo sin factor humano de mejor calidad

BECA 18 Y DESARROLLO
Efraín Gonzales de Olarte


Ningún país se ha desarrollado en base a la exportación de materias primas. Todos aquellos clasificados como tales han basado su desarrollo en gente mediana y altamente calificada.

El énfasis puesto por el gobierno en otorgar becas a los mejores alumnos de colegios públicos para estudiar carreras universitarias tanto en universidad nacionales como extranjeras es una gran noticia para el desarrollo. Por ello, el programa “Beca 18” debe ser apoyado y complementado por políticas de empleo.
El gobierno de Brasil ha decidido enviar cien mil estudiantes al exterior para emprender maestría y doctorados. Para ello ha de utilizar los recursos proporcionados por su reciente boom petrolero, para evitar una revaluación del Real. Ese gobierno piensa en grande, sabe que la sexta potencia mundial sólo se mantendrá en base a profesionales y técnicos con la mejor educación superior posible.
Este es un ejemplo a seguir, obviamente en la dimensión que nos corresponde. El Perú debería aspirar a enviar a veinte mil estudiantes universitarios, debidamente seleccionados, a hacer maestrías y doctorados al exterior con los recursos del canon, durante los próximos diez años, para que retornen con los conocimientos de frontera en ciencia, tecnología y humanidades.
Es imprescindible que haya un compromiso de retorno al término de los estudios, basado en un contrato de trabajo –o una promesa firme- en una empresa privada o pública, o en una institución de desarrollo (universidades, ONGs, agencias de cooperación internacional, gobiernos regionales y locales, centros de desarrollo). La idea es comprometer a los sectores económicos a emplear a los maestros y doctores al retorno, lo que obligaría a las empresas e instituciones a tener planes de desarrollo de largo plazo, en los que incorporen gente altamente calificada, como parte de su estrategia de competitividad o de desarrollo institucional.
El gobierno debe fijar una política de largo plazo concordada con empresas e instituciones, para que este esfuerzo no termine generando una fuga adicional de cerebros. Beca 18 es una inversión en capital humano que hace el país, que aumentará la oferta de gente calificada en el largo plazo, pero si no se crea demanda para esta oferta de nada servirá todo el esfuerzo. Por ello, es fundamental definir políticas sectoriales de empleo sobre la base de Beca 18 y modificar el uso del canon.

Publicado en el Suplemento D1 de El Comercio, 21 de ebnero 2013 Leer más »

21/01/13: Lo que falta para pasar del crecimiento al desarrollo

2013. ¿ADMINISTRAR EL CRECIMIENTO O DIRIGIR EL DESARROLLO?
Efraín Gonzales de Olarte

El 2013 es el año en el que el gobierno podría dejar su política de piloto automático, cuyo resultado es crecimiento con desigualdad y tensión social, y atreverse a retomar dos puntos de la hoja de ruta: el incremento de la producción no primaria y el fomento del empleo decente.
El 2013 no tendría por qué ser diferente al 2012 si el gobierno continúa con su política de “piloto automático”: mantener los equilibrios macroeconómicos y cuidar que la inflación sea baja. Es decir, administrar sin dirigir. En verdad el MEF no muestra ninguna creatividad frente a una coyuntura en la cual los precios relativos son favorables para pasar a otra fase de crecimiento, menos primario exportadora y más secundaria y terciario exportadora. Es el momento de promover la importación de bienes de capital, tecnología y capital humano altamente calificado, dada la fortaleza del sol y las bajas tasas de interés, y tratar de hacer parte de la tercera revolución industrial.
Es claro que e l panorama internacional ha de ser parecido, y quizás mejor que en el 2012, pues tanto Europa como los Estados Unidos están enfrentando sus crisis con políticas heterodoxas, que haciendo ajustes relanzarán la actividad económica. En verdad, no habrán grandes logros, pero se aquietarán las expectativas y darán calma a los mercados, con lo cual países chicos como el Perú seguirán creciendo dentro de los límites definidos por su dotación de factores: al Perú le sobra recursos naturales, pero le falta capital físico y sobre todo capital humano, sin los cuales no habrá desarrollo incluyente.
En esta coyuntura la mesa está servida para dar un golpe de timón y convertir al MEF en el ministerio del desarrollo económico incluyente, llevar a cabo la esperada reforma del estado y promover políticas sectoriales con las regiones, para promover la inversión capaz de conectar la productividad del trabajo con las remuneraciones.
¿El 2013 veremos una gran transformación?

Publicado en Enero del 2013 en el Suplemento D1 de El Comercio Leer más »

21/01/13: El problema de la desigualdad y la productividad

LA DESIGUALDAD REBELDE
Efraín Gonzales de Olarte

La desigualdad en la distribución del ingreso y de la riqueza en el Perú es un serio problema social que no parece tener solución, es una desigualdad rebelde ¿porqué?
Una de las características más importantes de la economía peruana es la escasa relación entre productividad y los ingresos de los trabajadores, de ahí que el PBI per cápita haya crecido en 64 % mientras que las remuneraciones sólo en 22 %, durante los últimos 10 años. Esta asimetría es una de las principales causas de la desigualdad.
Por un lado, tenemos varios sectores donde la productividad es muy baja, como la agricultura tradicional, servicios informales, el comercio ambulatorio, etc. y como consecuencia los ingresos laborales son muy bajos. Esta es la principal fuente de pobreza. Por otro, hay sectores cuyos ingresos no dependen de la productividad si no de las rentas diferenciales, la minería, el gas, el petróleo, en los cuales las ganancias y la renta por explotación de los recursos naturales constituyen más del ochenta por ciento del ingreso. Esta es una de las principales fuentes de concentración del ingreso, en consecuencia de desigualdad.

En el fondo, las fuentes de los ingresos (flujos) están en la propiedad, la riqueza y el capital humano (stocks). En el Perú la propiedad y la riqueza está concentrada, mientras que el capital humano es de bajo nivel, es decir, la fuerza laboral en promedio tiene bajas calificaciones educativas y laborales, de ahí que las remuneraciones tampoco sean altas. Obviamente, hay un segmento minoritario de la población que tiene educación técnica o universitaria y ganan bien, pero son los menos. En buena cuenta la desigualdad de riqueza material y humana (stocks) define la desigualdad de ingresos (flujos).
Frente a ello hay dos cosas que se puede hacer. Redistribuir stocks o redistribuir ingresos. La redistribución de stocks se debe concentrar en la mejora del capital humano y esto significa educación de calidad al alcance de, sobre todo, los pobres. Esta es casi la única solución para reducir la desigualdad en el largo plazo y, sobre todo, para conectar la productividad con los ingresos. La redistribución de flujos debe ayudar a reducir la pobreza, pero no va a resolver nunca el problema de la desigualdad.

Publicado en enero del 2013, El Comercio Suplemento D1 Leer más »