Francisco a artistas itinerantes: “Fiesta y alegría son signos distintivos de su identidad”

11:00 p m| 21 jun 16 (NEWS.VA/BV).- “Ustedes son artesanos de la fiesta, de la maravilla, de lo bello: con estas cualidades enriquecen la sociedad de todo el mundo”, así definió el Papa a la gente que pertenece al mundo del espectáculo itinerante y que llegaron a Roma para participar en el Jubileo de la Misericordia. Fueron 7000 personas entre circenses, feriantes, lunaparkistas, integrantes de bandas musicales y artistas de la calle, a quienes Francisco recibió en audiencia. “Tienen una riqueza especial”, les dijo el Papa, “con sus continuos desplazamientos pueden llevar a todos el amor de Dios, su abrazo y su misericordia”.

—————————————————————————
La gente del espectáculo itinerante se hizo presente en Roma para participar en el Jubileo de la Misericordia. El miércoles 15 de junio, después de la misa celebrada por el cardenal Antonio María Veglió, Presidente del Pontificio Consejo de la Pastoral para los Migrantes e Itinerantes, actuaron en la plaza de Santa María en Trastevere y a la mañana siguiente hicieron lo mismo mientras esperaban al Santo Padre en el Aula Pablo VI que, en el breve discurso que les dirigió, reiteró que la fiesta y la alegría son  signos distintivos de su identidad, su profesión y su vida, “no podían faltar en el Jubileo de la Misericordia”.

“Ustedes –dijo- tienen un recurso especial: con vuestro constante viajar pueden llevar a todos el amor de Dios, su abrazo y su misericordia. Pueden ser comunidad cristiana itinerante, testigos de Cristo que siempre está en camino para encontrar hasta a los que están más lejos. También los felicito porque, en este Año Santo, han abierto sus programas a los más necesitados, a los pobres y los sin hogar, a los presos, a los niños más desfavorecidos. También esto es misericordia: sembrar belleza y alegría en un mundo a veces sombrío y triste”.

“El espectáculo itinerante y popular es la forma más antigua de entretenimiento -recordó Francisco-. Está al alcance de todos y es para todos, pequeños y grandes, especialmente para las familias; difunde la cultura del encuentro y la dimensión social de la diversión. Vuestros espacios de trabajo pueden convertirse en lugares de agregación y fraternidad. Por eso les pido que sean siempre acogedores con los más pequeños y necesitados, que den palabras y gestos de consuelo a los que están encerrados en sí mismos, recordando las palabras de San Pablo: El que haga obras de misericordia, que lo haga con alegría”.

Al final el Papa se refirió a la dificultad de los artistas itinerantes, dado sus ritmos de vida y de trabajo de formar parte establemente de una comunidad parroquial y por eso les invitó a cuidar de su fe aprovechando todas las oportunidades para acercarse a los sacramentos y a transmitir a sus hijos el amor a Dios y al prójimo.

“Y recomiendo a las Iglesias particulares y a las parroquias –añadió- que estén atentas a vuestras necesidades y a las de todas las personas en movimiento. Como saben, la Iglesia se preocupa por los problemas que acompañan vuestra vida itinerante y quiere contribuir a eliminar los prejuicios que a veces los colocan un poco al margen. ¡Lleven siempre a cabo vuestro trabajo con amor y atención, confiados en que Dios os acompaña con su providencia, sean generoso en las obras de caridad y esten dispuestos a ofrecer los recursos y el genio de vuestras artes y profesiones!”.

“Y no se pueden imaginar el bien que hacen, un bien que siembra. Cuando han tocado la música de la película ‘La strada’, me acordaba de aquella chica que con su humildad, con la belleza de su trabajo itinerante, consiguió ablandar el corazón duro de un hombre que había olvidado cómo se llora. Y ella no lo supo, pero sembró. Vosotros siembran esa semilla: semillas que hacen tanto bien a una gente que quizás no conocerán nunca. Pero esten seguro de que lo hacen”. exclamó el Obispo de Roma al final de su discurso.

Después de la audiencia los artistas fueron en procesión hasta la Puerta Santa y al final de su visita a la basílica de San Pedro ofrecieron un espectáculo en la Plaza, convertida en “plaza universal de las maravillas”, con actuaciones de bandas de música, equilibristas, titiriteros, malabaristas etc.


“El circense se siente Iglesia y está orgulloso de pertenecer a ella”

El ser itinerante es una señal de identidad del Pueblo de Dios. El mundo de los feriantes y circenses -que tiene como misión hacer de la vida una fiesta y hacer felices a los demás- es un lugar privilegiado de evangelización. Así lo explica José Aumente, de la pastoral de ferias, circos y carretera de la Conferencia Episcopal Española, presente en Roma por el Jubileo del mundo del espectáculo viajante y popular.

“El circense se siente Iglesia y está orgulloso de pertenecer a ella”, lo asegura el sacerdote español pocos minutos antes de escuchar las palabras que les dedicó el Papa Francisco por su jubileo, quien les recordó que ellos son “artesanos de la fiesta, de la maravilla y de lo bello”.

El sacerdote explica lo dura que es la vida de los itinerantes, “su casa es la rulot, tienen ruedas, no tiene un sitio fijo, el circense cuando nace no tiene absolutamente nada”. En los doce años en los que lleva trabajando en esta pastoral, José Aumente, ha visto situaciones muy difíciles, sobre todo en la crisis económica que ha sufrido España. “La gente si se queda sin dinero no va al circo, así que muchos han tenido que cerrar y los que más han sobrevivido han sido los circos familiares”.

En el aula Pablo VI del Vaticano también encontramos a Padre Marcelo Catril, capellán circense de Chile, quien muchas veces también actúa como payaso en los circos de su país.


Fuentes:

Oficina de Prensa del Vaticano / Radio Vaticano / AICA

Puntuación: 0 / Votos: 0

Comentarios

  1. carmen hormaechea goyoaga escribió:

    Me parece precioso las palabras del Papa a los itinerantes.
    les agradezco a ellos los ratos felices que hacen pasar a niños y adultos y les prometo mi oracion por ellos , sus niños de manera especial y por su trabajo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *