Sínodo de la Iglesia de Inglaterra muy cerca de aprobar mujeres obispos

Obispos mujeres Iglesia de Inglaterra

10.00 p m| 28 nov 13 (RD/BV).- El Sínodo General de la Iglesia de Inglaterra abrió el miércoles la puerta a la ordenación de mujeres obispos al apoyar unas propuestas que podrían ser aprobadas definitivamente en el 2014. El proyecto, que había sido rechazado en noviembre del 2012, recibió 378 votos a favor, 8 en contra y 25 abstenciones.

Entre las propuestas aprobadas está la de nombrar un mediador para arreglar cualquier problema cuando la autoridad de las mujeres obispo sea cuestionada por el clero tradicionalista. Además, se tomarían medidas disciplinarias contra el clero que no cooperase con el mediador.

—————————————————————————
Este nuevo proyecto, presentado por el obispo de Rochester, James Langstaff, podría recibir su sanción definitiva en julio o noviembre del 2014, en un nuevo Sínodo general. Las propuestas fueron redactadas por un comité directivo conformado por 15 miembros, nombrados cuando el Sínodo se reunió en julio, y que incluyó miembros que votaron en contra de la legislación en su forma anterior.

Eran necesarios dos tercios de cada uno de los estamentos participantes en el sínodo -obispos, clero y laicos- para la aprobación. En noviembre del 2012, el proyecto fue avalado por obispos y clero pero topó con la resistencia de los laicos, desde entonces la Iglesia de Inglaterra se vio sometida a presiones desde la política y el público en general para revisar su postura.

Un puñado de conservadores se opuso a la moción, entre ellos David Banting, quien dijo que las nuevas propuestas no abordan adecuadamente la cuestión de los juramentos, la necesidad de obispos y de la cuestión de la mujer como relevo de un episcopado masculino. Pero reconoció y apreció la sensación de confianza que se vivió en este Sínodo, “Es un proceso que involucra drama, pero sin duda estamos avanzando”.

La Iglesia de Inglaterra es la única de las iglesias anglicanas británicas que aún no puede ordenar mujeres obispos. Sí pueden hacerlo las de Gales, Escocia e Irlanda del Norte.

De hecho, en el conjunto de la Iglesia anglicana, muy descentralizada, hay ya 27 mujeres obispos. La última en ser nombrada, en setiembre, fue Eggoni Pushpalalitha, obispo de Nandyal, una diócesis del sur de la India. Ese mismo mes, Pat Storey fue nombrada obispo de Meath and Kildare, en Irlanda.

Además hay cuatro en Australia y Nueva Zelanda, cinco en Canadá, una en Cuba, 13 en Estados Unidos, una en Suazilandia y otra en Sudáfrica.

El arzobispo de Gales, Barry Morgan, al respecto estimó que “no tenía ningún sentido desde el punto de vista teológico” no permitir la ordenación de mujeres obispo si ya podían ser sacerdotes y diáconos.

Uno de los partidarios más fervientes de la medida en el seno de la Iglesia inglesa, Langstaff, saludó la decisión de este miércoles pero alertó que no hay que caer en la “complacencia”.

“Aunque estamos muy animados, no es una razón para la complacencia, hay mucho trabajo que hacer” antes de los sínodos generales de 2014, dijo en conferencia de prensa.

Langstaff dijo que es posible que de la gente que este miércoles votó a favor haya una parte que lo hicieran sólo para dar continuidad al proceso pero que podrían oponerse en el momento definitivo.


Declaraciones y comentarios

“Todavía no debemos abrir botellas de champaña, o de la bebida con la que vayamos a celebrarlo, porque tenemos que trabajar juntos hasta el final”, dijo el arzobispo de York, John Sentamu.

El obispo de Southwark, Christopher Chessun, dijo que el progreso del Sínodo ha sido milagroso.

“Apoyo enérgicamente la ordenación de mujeres como obispos y espero que la Iglesia de Inglaterra dé este paso clave para garantizar su lugar como una Iglesia moderna en contacto con nuestra sociedad”, declaró el primer ministro británico David Cameron poco antes de la adopción del proyecto.

Durante el debate, Rosie Harper, una sacerdote de la diócesis de Oxford, pidió al sínodo que “dejen de ser una Iglesia que se define excluyendo”. “Si queremos cumplir con nuestra misión seriamente, tenemos que dejar de ser raros” a ojos de la sociedad, agregó. “Francisco es la inspiración, dejó de juzgar a la gente y empezó a amarlos, y ahora los números de la Iglesia católica están creciendo”.

Christina Rees, una activista en campaña a favor de la ordenación de mujeres, dijo que las nuevas propuestas, y un Sínodo revitalizado, estaban en mejores condiciones que el del año pasado.

“Si alguien me hubiera dicho que en un año estaríamos donde estamos, yo habría dicho que era imposible”, dijo. “Pero por la gracia de Dios que ha sido posible. Es hora de que nuestra Iglesia siga adelante”.

El P. David Houlding, un tradicionalista y miembro del “Catholic Group” en el Sínodo General, tuvo una opinión muy similar a la de Rees, aún cuando se opuso a la legislación en sus formas anteriores. “La batalla ha terminado, ahora vamos a prepararnos para la misión”, agregó.

Varios oradores señalaron al Papa como un ejemplo de liderazgo progresista.

Fuentes: Tablet / Religión Digital

Puntuación: 0 / Votos: 0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *