Archivo de la etiqueta: impacto ambiental

QUINTA DIPLOMATURA SOBRE INDUSTRIAS EXTRACTIVAS EN LATINOAMÉRICA 2014

[Visto: 477 veces]

La PUCP y Revenue Watch Institute presentan la 5ta. versión de la Diplomatura semipresencial en Industrias Extractivas, Vigilancia y Desarrollo Sostenible 2014.

 

Documento completo Click aquí )

Dirigido a: 

Miembros de organizaciones de la sociedad civil, periodistas, parlamentarios, formuladores de políticas públicas, funcionarios del gobierno central, regional y local;  responsables de órganos de control y fiscalización, líderes y dirigentes comunales profesionales responsables de relaciones comunitarias,  desarrollo social, comunicación institucional, y profesionales vinculados con los temas sociales, ambientales, de responsabilidad social y proyectos de desarrollo sostenible.

Cronograma 

La diplomatura tiene dos etapas, una a distancia entre el 17 de febrero y el 30 de junio, y otra presencial en Lima del 7 al 19 de julio de 2014.

20131105-calendario.png Inversión 

El monto es de US$ 400 de matrícula y 1,400 dólares por el curso (no incluye costos de traslado y estadía de la etapa presencial en Lima). Las becas no excluyen el costo de la matrícula (US$400). Para postular a becas, por favor revisar anexo 1 en el documento adjunto (Click aquí)

Contactos:

Sigue leyendo

Para mejorar los Estudios de Impacto Ambiental

[Visto: 7441 veces]

Hoy en el Perú el tema de los Estudios de Impacto Ambiental esta en plena discusión. Hay problemas de credibilidad relacionados con la forma en la que se contrata, así como con los requisitos mínimos que se solicitan tanto a nivel técnico, como en los de participación ciudadana. Sobre estos últimos asuntos, y en la idea de contribuir a mejorarlos es que Kely Alfaro Montoya, del Instituto de Propuesta y Gestión para el Desarrollo Sostenible, nos presenta el siguiente documento: LOS ESTUDIOS DE IMPACTO AMBIENTAL OBSERVACIONES Y PROPUESTAS (Documento de discusión abierta).

Para bajar el documento completo haga click aquí

20111129-impacto_5.jpg

A continuación presentamos sus principales conclusiones:

Entre las principales conclusiones/sugerencias, queremos destacar las siguientes ideas-fuerza:

– Los EIA, actualmente, no son herramientas de decisión: son herramientas de comunicación a la autoridad competente (MINEM) respecto a las interpretaciones de los impactos ambientales, elaborados teniendo como precedente un trabajo de campo cubriendo ámbitos físicos, biológicos, socioeconómicos y arqueológicos (o de interés humano). Por tanto, cumplen con su propósito, pues el mismo no es servir para la toma de decisiones: he allí su principal problema, comunican las estimaciones de los impactos (magnitudes y extensiones) elaborados por dos actores principales: consultoras y clientes (interesados en que se elabore el proyecto).

– Los EIA son instrumentos muy poco rigurosos, desde el punto de vista científico. La línea de base física y biológica, por ejemplo, no parte de investigar todo un ciclo anual completo, lo que ocasiona importantes vacíos de información. La línea de base social, por su parte, muchas veces se hace sin un adecuado trabajo de campo o incluso sin trabajo de campo de ningún tipo, basándose en data previamente disponible o “cortando y copiando” estudios anteriores.

– Los EIA se están evaluando por separado, proyecto por proyecto, pero no hay ningún tipo de análisis de conjunto, y no se toma en cuenta la capacidad de carga de los ecosistemas ni los impactos acumulados de varios proyectos o de varias ampliaciones de un mismo proyecto.

– La clasificación de los impactos como “significativos”, “moderados” o “bajos” se hace utilizando metodologías subjetivas, que responden más a las necesidades del cliente que a la realidad. – El EIA se adapta al diseño de ingeniería definido por el cliente de acuerdo a sus cálculos de costo-beneficio, en vez de lo que, pensamos, debería ocurrir: que el proyecto y su ingeniería se adapten al ecosistema utilizando para ello la herramienta del EIA.

– La Valoración Económica de Impactos no debe ser tomada como un criterio para la “compensación” monetaria por los impactos causados, sino de una manera más amplia como parte del cálculo costo-beneficio del proyecto, es decir, como un criterio a la hora de decidir si el mismo es viable o no. Para ello, debe valorarse con metodologías más apropiadas, que consideren no sólo los valores de cambio de acorde a contextos ajenos, sino los valores de cambio con precios reales locales, y todos los valores de uso deben también contabilizarse.

– El proceso de participación ciudadana de los EIA no está cumpliendo con sus objetivos. Hay mucha manipulación, incluyendo el uso de “portátiles” y el impedimento de ingreso a ciudadanos considerados “incómodos”. Además, no hay una metodología pedagógica ni mucho menos indicadores para asegurarse de que la población haya entendido lo que se ha expuesto en el taller o audiencia. Demás está decir que dichos talleres o audiencias no constituyen un proceso de consulta.

– El Ministerio responsable de la aprobación de los EIA tiene una relación cercana y no-formal con las empresas consultoras y con las empresas interesadas, al punto de aprobar EIA con informes pendientes, y planteando observaciones que, lejos de buscar la mayor rigurosidad posible, buscan evitar obstáculos “peligrosos” para la actividad extractiva.

– Los EIA, actualmente, son instrumentos que responden a las necesidades de la empresa que busca explotar un recurso; la óptica debería cambiar y deberían convertirse en herramientas que respondan a las necesidades de la comunidad, en un marco de respeto y horizontalidad entre ambos actores, eliminando todo tipo de racismo implícito, discriminación o relaciones de poder. En ello, el Estado tiene un rol protagónico que cumplir.

Para contactarse directamente con la autora: kalfarom@uni.pe
Foto: Universidad de Cadiz

Sigue leyendo