Sólo puedes pedir a alguien, lo que puede dar

[Visto: 198 veces]

Si por alguna razón decidiste alejarte y hoy, tiempo después piensas en regresar…

Ten en cuenta esas razones que, en su momento, te hicieron tomar la decisión de irte. Si la persona que eres hoy día te hace reconsiderarlo, recuerda que la persona que eras en el pasado (la que optó por estar mejor, muy a pesar de lo dolorosa de tu decisión) tenía razones muy importantes para optar por sí misma.

La persona de hoy es probable que, por sentirse mejor, haya olvidado un poco esas razones del pasado y… no recuerde lo mal que se sentía estar ahí.

Si bien el tiempo cambia, los aprendizajes quedan, por más que por momentos los olvidemos.

Que nuestra memoria episódica (la que recuerda momentos, lugares, emociones, etcétera) nos salve y no nos permita revivir esas experiencias que juramos, por lo más sagrado del mundo, jamás volver a vivirlas.

Si no dejas ir a lo que te causa dolor, cabe la posibilidad que te acostumbres a vivir con la tristeza siempre contigo, y eso… es mal vivir, desperdiciar la vida.

¡Goza y disfruta tu tranquilidad!

¡Que siempre busquemos estar bien!

Si necesitas ayuda, estamos para escucharte, para servirte.
¿Hablamos?

Psic. Katherinne Roncal Soto
C.Ps.P.: 15026
Cel.: +51 998 810 240

Licencia Creative Commons
Sólo puedes pedir a alguien, lo que puede dar por Ps. Katherinne Roncal S. C.Ps.P.: 15026 se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 4.0 Internacional.

Puntuación: 0 / Votos: 0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *