Archivo por meses: septiembre 2007

Responsabilidad Social Universitaria y Voluntariado filantrópico

[Visto: 9148 veces]

Tengo una inquietud a propósito de la Responsabilidad Social Universitaria que yo mismo ayudo en promover: es que ciertas de las Universidades que se re-orientan hacia ella, dejando atrás el paradigma de la extensión y proyección social heredado de la Reforma de Córdoba, confundan “superación de una visión meramente filantrópica” con “supresión de la filantropía”, y empiecen a, como se dice en Francia, “botar al bebé junto con el agua sucia de su baño”.

Está bien claro que la mera “proyección social voluntaria” está muy lejos de constituir una auténtica responsabilidad social universitaria. Esto no quiere decir que debemos dejar de promover los proyectos sociales de voluntariado estudiantiles y docentes, sino al contrario empezar a vincularlos sistemáticamente con la academia y la investigación. Así (1) se mejora a dichos proyectos, que dejan de ser asistencialistas para complejizarse, servir fines de desarrollo genuino, ser más ciudadanos y menos paternalistas, más reflexivos y no sólo emocionales, articular la ayuda con producción y difusión de conocimientos, etc. Y (2) se mejora la academia, teniendo cursos más relacionados con la solución de problemas sociales y ambientales reales, métodos pedagógicos más solidarios y responsables, estudiantes mejor educados para ser agentes de desarrollo activos, ciencias más humanizantes y humanizadas, etc.

Temo que algunos no entienden bien esto. Y luego tenemos el riesgo de que la RSU sirva de (buen) pretexto para quitarles todo apoyo a los que quieren ayudar a los demás, permitiendo así un sospechoso “ahorro” de la Universidad, para con todos los miembros de su comunidad que entienden su papel en ella desde el espíritu filantrópico y solidario, acusados de ser unos cavernícolas de la benevolencia. En realidad, la filantropía es PARTE de la Responsabilidad Social, sin ser TODA la Responsabilidad Social que una organización debe de promover en su seno.

Espero que esté claro para mis lectores ¡que aquí de paso saludo! Para que quede más claro, invito a todos los jóvenes peruanos entre 18 y 30 años a participar de esta linda iniciativa de ESSALUD: el programa de voluntariado KURAME para ayudar en los Hospitales a todos los que lo necesitan. Me parece muy buena idea, y buena fórmula: “25 mg de voluntad, 25 mg de compromiso, 50 mg de conciencia social” (se puede escribir a voluntariado@essalud.gob.pe para tener más precisiones). ¡A ver si le damos este medicamento a nuestras universidades enfermas de sí mismas! Sigue leyendo