Archivo por meses: octubre 2015

niño

Espero que todo esto valga la pena, y lo digo por todos aquellos que están sentados aquí, esperándo leer algo que al menos se les quede en la memoria, pues a ver vamos con esto, es una historia real ya que no tengo mucha imaginación, aquí les va. El día que viajé a tarma con mi padre en 1987 supe gracias al olor de la comida que yo era de ahí que ahí estaban mis raíces mis inicios lo supe desde un comienzo, desde que mi padre observaba lo que seguramente fueron lugares en los que desplegó toda su alegría y en los que seguro también se enamoró, yo sin embargo a pesar de la familiaridad pues no reconocía nada, hasta que pasó esa mujer , esa que mi padre esperaba, esa por la que habíamos venido, pasó y nos miró lo miró a mi padre pausadamente pero fue en mí en que recayó toda su atención , qué había sido de mí, qué había sido de mí y tantas noches solo parecía preguntarse, cómo había crecido, y con una mirada eterna que no me soltaba se acercó a mí, y me abrazó muy fuerte.

Ya no fumo marihuana

Acaba de terminar mi relación con los porros de marihuana, ya no fumo al despertar o despúes de comer ya fumo antes de dormir, ya nofumo antes de leer un libro ya no fumo antes de escribir un poema, ya no fumo cuando voy a ver algo en la TV o en youtube, ya no fumo para entrar al facebook, ya nofumo al subir algun escrito a mi blog, ya no fumo marihuana, y lo digo con algo de tristeza no con algo sino com mucha diría yo, he sido un activista canábico por muchos años, he salido a marchas y manifestaciones a favor de la despenalización y el autocultivo también como lamayoría alguna vez compré mucho y la vendí, me he sabido desenvolver en esta vida aburrida pasándola bastante bien y diría que eso se lo debo en mucho a la marihuana pero debo contarles ahora que no la fumo más, incluso ahora mientras preparo mi brownie de chocolate con los mejores moños de mi última cosecha puedo decir que puedo haber cambiado el hábito y también puedo y creo hasta debo decir con toda certeza que no hay nada como fumarte un buen porro de yerba pero lo repito una vez más ya no fumo marihuana he cambiado la manera de hacerle el amor a mi mejor compañera.

EL chicho

Tenía el don de caerle bien a grupo al que iba, grupo al que abordaba conociéndolos o no, pues así era él, les empezaba a contar historias algunas reales y otras inventadas ya que era un muy buen creador de historias de ahí su oficio de escritor.

Si se conversaba de algo pues él también era un entendido sea el tema que fuese, que si futbol que si politica que si literatura o historia le ponía los puntos y comas a la conversación, era muy conocido por la gente en la universidad, todos lo manyaban aunque él talvez no manye a todos.

Tenía muchas leyendas encima y algunos lo catalogaban de ser un personaje, su cualidad o defecto no lo sé era el de no poderle negar nunca un hit, un voce, una calada, siempre fumaba más que el resto y gratis, pero poco nos importaba pues era el chicho, el popular chicho, el que agarraba almuerzo especial primero que todos el que se traía helados de la tienda del gordo a hurtadillas el que atacaba las feria de libros con fiereza y contribuía com la cultura em tubos, el que almorzaba en el comedor sin carné ni código el que se subía a un micro y bajaba con la mano llena de monedas, era el chicho el que cuando le llegaba el bate a la boca no lo soltaba hasta atocharse muy bien, ya todos sabíamos que despues de esos buenos hits nos contaría una última buena historia y enrumbaría, hacia un nuevo grupo de muchahos que también lo conocían y agradecerían su presencia em donde hacía lo mismo hasta que llegaban sus amigos más antiguos y se ponía a hacer música y a fumar como chino quebrado.

Hoy se le extraña cuando tubos está solo y se prende el bate, y nos visitan silencios, como esperando una historia.

Que sea, lo que sea…

El chibolo se quitó caminando, al fin y al cabo no era de él laculpa a demás no vas a culpar a un chibolo pe chuchatumare tienes q pensar más allá de tus narices y darte cuenta de lo que haces que toda la vida no voy a estar yo para taparte todas las cojudeces a las que nos tienes acostumbrados, y essa cara de webón que pones cuando te dengueas siempre y tienes q terminar pidiendome casi llorando hasta cuándo, y encima te desquitas com el chibolo que culpa tenía para que le golpearas, qué culpa tenía para que lo asustaras así. Ahora lo único que vas a ganar es que vengan sus viejos a destruir nuestra covacha, esta la que llenas de humo, para eso tienes hijos dime só cagada, dime, dime hasta cuándo nos tendrás em este acantilado hasta las webas haciendonos la caca encima pedazo de pastelero de mierda.

Yo no la estaba esuchado supuse que era lo de siempre, cuando ella al fin se calló me dirijí a bajar mi tabaco y rellenarlo con este delicioso quesito.

Paranoide

La procesión había empezado por dentro como dicta el dicho, yo tenía que olvidar lo sucedido ya que al final de todo no tenemos por qué andar contando nuestras miserias a todos.

Prefiero relajarme un poco y escuchar este reggae que me pone, prender mi bate estar un momento tranquilo porque a la firme que esta vaina no paga y es que puta madre, siempre hay más posibilidades de estar triste y encima vienes tú a bajármela , a lo que voy es a que dejes que uno teclee como se le dé la gana no me estés seseando encima, no me estés susurrando todo el tiempo, deja de estar pesando em mi espalda.

Si pudiera arrancarte de mí si pudiera cogerte al fin tenerte y poderte apretar entre mis dedos si tan sólo pudiese estrangularte y dejarte al fin tirada como una cosa singular, no todo tiene que tener una forma a algunos nos encanta vomitar palabras lo que digo es que no todo tiene porque tener un final ya que todo loque termina termina siempre mal.

Grabadora

Este es un mensaje de claro, repetía la grabadora, tenía yo las manos temblorosas, me preguntaba si ya habría sucedido? El que no conteste su celular podría ser muestra de que ya no estaba? El sudor de la frente caía así como pasaban los segundos, no era hora de arrepentimientos, al parecer ya todo estaba concretado como se planeó días atrás en que yo les entregaba la foto de ella y dónde la podían encontrar.

Se acabó pensé, se acabó por fin con el sufrimiento, se acabo por fin el preocuparme por con quién está, a qué hora vuelve, o con quién está bailando, ahora no es de nadie como debía ser si no era mía, de nadie, me seco el sudor con mi pañuelo rápidamente al escuchar los pasos alegres de mi hija ,me acomodo el pelo la recibo con una sonrisa, la abrazo fuerte y ella como adivinando me pregunta,

-dónde está mamá?

La casa de la abuela

Tuvimos que romper la puerta para poder entrar, habían tapeado todo desde arriba, igual no demoramos mucho ya que éramos cuatro hombres, jóvenes e impetuosos, sobre todo por entrar a ese terreno que tantos recuerdos nos traía.

La gran casa de la abuela ese gran patio en el que se tejían interminables aventuras hasta que se ocultaba el sol y empezaba a correr un viento helado que nos hacía buscar mejor recaudo cerca de la abuela en la cocina.

Ahora eramos los cuatro ya todos unos hombres, al lograr entrar y recorrer por fin cuarto por cuarto, felices nos encontramos al fin los tres en el patio faltaba Matías el menor, al poco tiempo de darnos cuenta escuchamos su voz llamándonos desde el cuarto del fondo, se le veía atónito y consternado, y ya sólo atinaba a señalar a nuestra abuela que colgaba de una viga y hecha ya una osamenta.

Reencuentro

Lamento que sea tarde y no pueda quedarme es que he medio quedado en un rato,

sí claro que me parece super importante y especial que no estemos viendo yo también estoy muy emocionado, sí, sí, calculo que fue hace seis o siete meses que nos vimos por última vez

pero lo que pasa es que yo estoy con el tiempo justo, no pensaba venir, para serte sincero pero es que parecía algo realmente importante, bueno y vine apenas pude. Así que dime,

ya estamos aquí en el parque em el cual nos conocimos, ya cayó la tarde, ya estamos solos. Dime por favor qué es eso tan importante qué quieres mostrarme, le digo mirándo el reloj, pensando ya em mi próxima actividad, ella me mira como diciendome no te das cuenta tonto?

Y se descubre el vientre, blanco fuerte y redondo.

Esquizo

Olvidamos el recordar lo que en realidad no importa, pasamos ahora el tiempo, como debió ser siempre, pensando en nimiedades fuera del cosmos.
Siempre aparece una y otra vez la rivalidad nuestra por el poder, todos miran mal al que habla porque en el fondo siempre creen que lo harían mejor y que sus ideas son irrefutablemente las que nos llevarán al nirvana.

Nadie se dispone a escuchar un poco al otro, tratar de por lo menos respetar, así ahora ,cuando hablo yo aquí, delante de ustedes y entre tanta ceniza y cerveza porque ni en los vicios nos ponemos de acuerdo, les aseguro que a pesar de haber estado ya mucho tiempo juntos y hablado ya como hermanos, no terminamos por entender una buena mierda de nada.

Nada ha surgido en nosotros más allá de la algarabía absurda del alcohol y sus palabras entrecruzadas, siendo todos amables y concordando tanto para que siempre y en el momento en que todos nosotros debemos empezar a decidir, en el momento justo, cuando la cosa se pone seria, volvemos a ser los mismos, los que se miran desconfiados, tratemos todos de llegar a un acuerdo, considerando ya las reiteradas reuniones, tengamos claro que el kid está en el tropiezo, ya tan mencionado, y que ahora se plasma en el desgano que hace terminar un párrafo.
Qué será y sería al fin escribir una novela como quien graba una película en una sola toma, a la primera, ¿ podrìa ser eso posible? Toda una novela nacida de la mente y de un tirón, sin previa idea, sin personajes previos, sin nada más allá de lo que recoje la mente del digámosle viento, nada más allá que una determinada forma de escribir , nada que detenga nuestro reto hacia el contar lo innecesario, el leer por leer, por placer, el saber leernos la novela del incociente, para ser exactos.
Podrìa ocurrir entonces digamos árboles o no,  mejor avenidas llenas de autos, sí, llenas de autos amarillos, en una autopista mojada muy mojada por la lluvia.
Hace frìo aún dentro del taxi y yo tonto que no supe sacar una bufanda, ese valsesito añejo me alegra el alma pero un estúpido celular me devuelve al taxi y la veo ahí enferma algo pálida, con los labios moraditos como se le ponen, así fríos, ella más fría que nunca empieza a tiritar yo la abrazo, y siento pena porque sé que ella no está tranquila, no tiene la paz de quien deja las cosas resueltas, como quien se olvida de quién es, como quien se va sin irse, sin poder irse siquiera, llegamos le pago al chofer, muy respetuoso, y salgo del taxi, la ayudo a bajar, me alcanzan una silla de ruedas, la siento ahí la cubro con una frazada ya tiene mejor semblante, viene su hermano me la recibe dice gracias Ricardo y se la lleva  como entregada por un extraño que se compadece, yo voy trás él que la lleva hacia la sala del fondo, ella me mira hacia atrás y me dicta con la mirada que hable con su hermano; Simòn le digo, que frío de mierda y la lluvia, casi chocamos le cuento, él no me miraba, como si supiera ya bien que nada de lo que me diga podría hacerme meña, sabía ya quién era su hermanita, sabía muy bien que yo conversaba aquí con él un poco más, acompañaba a su mamá un momento, y al salir de esa clínica el viento en el rostro y aùn un poco de esta lluvia me devolverían al hecho de que mañana será para mí otro día, uno de esos días buenos que sospecho  que empezarán a abundar.
Retomando el tema, es entonces que cada vez que pienso en pensar, ya mi pensamiento ha sido advertido, algún sonido a sido ya decodificado como señal de desaprobaciòn.Serà que antes de cada pensamiento existe algùn ser , que aùn no empiezo a conocer y que se tropieza por alguna llamada mía al desequilibrio?,  sabemos bien y en realidad que a nosotros lo ùnico que verdaderamente nos importa es seguir así, sin que a nadie parezca importale seguir alguna meta, algo que nos llame a la uniòn en direcciòn de un futuro, sabemos que a estas horas y también en las tardes, no llegamos nunca a concretar una misma manera de pensar.

Quizà en el fondo, esto responde tambièn a que no soy el único, esto puede corresponder a una epidemia netamente nacional, algo muy de peruano, tenemos adentro tanta mierda vertida en forma de pantallas, tanta mierda en los ojos y los oídos que ya no sabemos bien qué  hacemos, cuánto cuesta alejarse de tanta luz vana ,cuánto cuesta alejarse de tanta bulla, cuánto cuesta guardarse a esos fáciles caminos.
Ya todo se rompe cuando se empieza a pensar, es como dejar de hacer lo que andabas haciendo. Esto pasa solo para retomar el tema, de este ser extraño que a veces se tropieza, basta entenderlo a él, ahí la clave y claro y qué pensamientos ajenos a nosotros nos impulsan empujarlo hacia el vacío, como si fuese nuestra eterna forma de coexistir. Leer más »