Calibración de ventiladores mecánicos

[Visto: 151 veces]

Como se ha explicado para otros equipos, la calibración es una operación fundamental pues permite conocer el comportamiento de los equipos en términos de los errores encontrados para sus variables críticas. Así, podemos saber si, en este caso un ventilador mecánico, le está entregando los valores adecuados a un paciente potencial.

En los últimos dos años, los ventiladores mecánicos han estado en la mira de todo el mundo, pues estos dispositivos han permitido salvar las vidas de miles de pacientes con afecciones respiratorias por Covid-19. Es por ello, que garantizar que los valores entregados por estos en variables como volumen tidal y presión pico son fundamentales, pues permiten un adecuado soporte de ventilación al paciente y además, garantizan que no haya complicaciones debidas a que el equipo realmente está entregando valores mayores o menores.

Cuando el LABMET realiza la calibración de un ventilador mecánico sigue, a grandes rasgos, los siguientes pasos:

  1. Configuramos, con los parámetros adecuados, un analizador de flujo de gases que además, ha sido calibrado. También, nos hemos asegurado previamente que este equipo tiene las características adecuadas para la calibración.
  2. Adecuamos el ventilador mecánico para la calibración, es decir, nos aseguramos de que funciona de manera adecuada, de que está limpio y en buenas condiciones y que las indicaciones que proporciona se pueden leer sin ambigüedad. También, nos aseguramos que el equipo bajo prueba, en este caso el ventilador, cuenta con los accesorios necesarios para operar de manera adecuada.
  3. Conectamos el ventilador mecánico y el analizador de flujo de gases, usando para ello el circuito ventilatorio propio del ventilador y, si es necesario,  acoples plásticos. Además, para simular el paciente, conectamos un pulmón de prueba de resistencia fija.
  4. Configuramos parámetros en el ventilador, según los intervalos en los que se usa comúnmente el equipo e iniciamos el proceso de ciclado.
  5. Medimos en el analizador de flujo de gases los valores reales que está entregando el ventilador, según los parámetros configurados en este. Típicamente, se entrega error e incertidumbre para parámetros como frecuencia respiratoria, volumen tidal, volumen minuto, tiempo inspiratorio, tiempo espiratorio, relación Inspiración-Espiración (I:E), Presión Inspiratoria Pico (PIP), Presión Positiva al final de la Espiración (PEEP), Presión Media (MAP) y Fracción Inspirada de Oxígeno (FiO2). Sin embargo, estos parámetros pueden variar dependiendo del ventilador, sus características y el modo de operación. Para cada parámetro se realizan mediciones en varios puntos.
  6. Se consignan las mediciones en un informe de calibración que es entregado
Puntuación: 5 / Votos: 1

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *