Post Cirugia de Nariz

[Visto: 473 veces]

Un adulto debe permanecer con usted durante al menos las primeras 24 horas después de la cirugía. El reposo es absolutamente necesario .

Debe descansar con la cabeza elevada en un sillón reclinable o con al menos 2 almohadas durante al menos la primera semana después de la cirugía.  Intente no dormir de lado, sino con la parte posterior de la cabeza sobre la almohada.  Algunos pacientes prefieren una almohada tipo avión para mayor comodidad.  También es popular la almohada común llamada “marido”.  Se trata de la almohada grande que tiene extensiones que pasan por debajo de los brazos y da soporte al paciente.

Tome los analgésicos prescritos antes de empezar a sentir molestias.  Es más fácil prevenir el dolor que controlarlo, según el dr.rinoplastia barcelona

Restrinja sus actividades el día de la cirugía y varios días después. No es raro que necesite de 10 a 14 días antes de volver a sentirse normal, y antes de poder reanudar la actividad física.

Precaución: Si se sienta o se levanta repentinamente desde una posición tumbada, puede marearse. Si está tumbado después de la operación, asegúrese de sentarse durante un minuto antes de ponerse de pie.  Levántese lentamente para tener tiempo de estabilizarse.  Si se siente mareado al sentarse o levantarse, debe volver a tumbarse inmediatamente para minimizar la posibilidad de desmayo.

Taponamiento: A veces se coloca un tapón nasal en las fosas nasales, sobre todo si la cirugía es también para aliviar una obstrucción de la respiración nasal. Este taponamiento se retira unos días después de la cirugía. El Dr. Barceló suele verle a los pocos días para ayudarle a retirar el tapón y revisar las instrucciones.

Se coloca un pequeño vendaje entre la parte inferior de la nariz y el labio superior. Esto se cambia tan a menudo como sea necesario durante el día. Es normal y esperable que se produzca una pequeña cantidad de secreción. No debe preocuparle. El vendaje puede cambiarse una o una docena de veces. La incisión, que está bien cerrada, permite que la sangre salga en lugar de fluir hacia el tejido nasal. La mayor parte de esta supuración se detiene al anochecer de la operación o a la mañana siguiente. La almohadilla de goteo, colocada debajo de la nariz, se puede dejar de usar normalmente a la mañana siguiente de la operación. Es de esperar que salga una pequeña cantidad de suero rojo-rosado. Basta con retirarlo con un paño.

Una pequeña férula de silicona se coloca encima de los dos tercios superiores de la nariz al finalizar la rinoplastia. Esta férula actúa como protector de la nariz recién operada y ayuda a mantener la posición de los huesos nasales recién esculpidos. La férula se retira en una semana. No permita que se moje o puede separarse prematuramente.

Después de la anestesia general o de la sedación intravenosa, se deben tomar inicialmente líquidos claros. Durante los siguientes días es muy importante una ingesta alta en calorías y proteínas. La alimentación debe realizarse con regularidad. Debe prevenir la deshidratación tomando líquidos regularmente. Mantenerse bien hidratado también evita las náuseas y los vómitos. Intente no saltarse ni una sola comida. Se sentirá mejor, tendrá más fuerza, menos molestias y se curará más rápido si sigue comiendo.  La disminución de la actividad puede favorecer el estreñimiento, por lo que puede añadir más fruta cruda a su dieta y asegurarse de aumentar la ingesta de líquidos.  Evite hacer esfuerzos al ir al baño. Tomar un laxante o un ablandador de heces puede ser beneficioso.

Puntuación: 0 / Votos: 0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *