Inseguridad ciudadana: “Los comités distritales son una posible solución ante esta problemática”


La inseguridad ciudadana es un problema que relaciona los aspectos social, cultural, económico, educativo y político de un país. En los últimos años, la inseguridad ha ido creciendo y, con eso, el constante reclamo a las autoridades, por parte de la sociedad, para que trabajen contra la expansión de este problema. Pero no solo basta con reclamar, sino que debemos estar bien informados y tener conocimiento (causas, consecuencias y posibles soluciones) de esta problemática: el fenómeno de inseguridad ciudadana no diferencia estratos sociales. Por eso, en el siguiente artículo, para ampliar nuestros conocimientos, presentamos algunos puntos principales de una entrevista realizada a la señora Nancy Mejía, que es investigadora y especialista en el tema del Instituto de Defensa Legal del Perú.

La señora Nancy Mejía recalca que el problema de la inseguridad ciudadana tiene altos índices en Lima (Perú). En los análisis realizados, se halló que, por ejemplo, los chicos que consumen drogas son propensos a delinquir por su necesidad de tener dinero para mantenerse en el vicio. Así mismo, mencionó que era falso que solo los pobres roban, pues los ladrones existen, también, en los altos cargos (los corruptos). Mientras que los poderosos no dejen de ser corruptos, no todos lo son, el problema de la delincuencia no va a terminar.

La especialista señaló que existe un mecanismo para combatir la inseguridad ciudadana y se llama CONASEV (Comisión Nacional de Empresas de Servicio). Este mecanismo consiste en que se forme comités distritales que regulen y trabajen para evitar la delincuencia en cada distrito. Esto demuestra que la responsabilidad no solo recae en la policía, sino en toda la ciudadanía. Los comités distritales, en su totalidad, lamentablemente, no funcionan correctamente por su fuerza insuficiente. Pero hay ecepciones como los comités en el distrito de Surquillo que han logrado que ex delincuentes se inserten, nuevamente, a la sociedad y se reformen (prestan servicio a la comunidad). Otra forma de solucionar la delincuencia en la ciudad es que se imparte una correcta educación que inculque valores tanto en pequeños como en jóvenes. Nos preguntamos si es una opción tomar la justicia por nuestras propias manos. Ante esta interrogante, la señora Nancy Mejía declara que no es necesario llegar a esos niveles de violencia. Sin embargo, a veces, es inevitable ya que en provincias lejanas, donde es difícil acceder a la Policía, teniendo al delincuente en las manos de los pobladores enardecidos, optan por lincharlo y castigarlo.

Como grupo, estamos de acuerdo con el expuesto por la especialista Nancy Mejía. El conjunto de hechos y delitos que ocurren en las calles por donde transitamos tiene que disminuir. Tomemos en cuenta que la inseguridad ciudadana tiene secuelas graves como el desempleo y la falta de solidaridad social. No podemos permitir que Lima se convierta en una ciudad donde reine la delincuencia.

Para concluir, enfatizaremos ciertos puntos importantes ya abordados en este artículo. Debemos tener presente que la inseguridad ciudadana alcanza niveles altos en nuestro país. Además, la corrupción influye de manera determinante en la solución del problema. Ante esta ola de delincuencia, se ha creado los comités distritales para fomentar la seguridad y confianza (necesitan estar mejor organizados). La sociedad civil suele echar esta carga a la policía. Lo que se debe hacer es juntar estas fuerzas para combatir la delincuencia y, por último, no es bueno tomar la justicia por nuestras propias manos. Esto genera más delincuencia y retraso en el país.


Bibliografia

1. Landáez, Nelly
Inseguridad ciudadana. En :
http://www.servicio.cid.uc.edu.ve/derecho/revista/cuestloc3/3-9.pdf,
39/10/06, 10:30 a.m. horas.

2. “Inseguridad ciudadana”
2004 Instituto de Defensa Legal. En Ideele.
htt://idl.org.pe/idlrev/revistas/167/167%20cBi%20seguridad.pdf,
26/10/06, 20:31 horas.