Del Daewoo Tico al Toyota Fortuner

[Visto: 169 veces]

Bruno Pacheco y Pedro Castillo

Como se recuerda, tras 12 horas de diligencia por parte de la Fiscalía Anticorrupción y la Policía Nacional, se encontró el pasado viernes 19 la suma de US$20 mil dólares americanos en el baño de Palacio de Gobierno, en los interiores de las oficinas de la Secretaría General de Palacio de Gobierno.
Este hallazgo y otros materiales incautados forman parte de las investigaciones que se vienen realizando en contra de Bruno Pacheco Castillo por presunto tráfico de influencias.
Del Daewoo Tico al Toyota Fortuner
Según informaciones difundidas por el portal Sudaca.pe, revelan que el exsecretario presidencial pasó de manejar un taxi en un Daewoo Tico, modelo 1994, a presumir una camioneta Toyota Fortuner 2019, valorizada en US$41,490.
En el 2004, Bruno Pacheco compró un Daewoo Tico a US$1,200, conforme a los documentos registrales. El pequeño auto se usaba para hacer taxi, según informes del Servicio de Administración Tributaria (SAT). El Tico hasta ahora está a su nombre, según Sudaca.pe

Deltron por dentro

El fiscal anticorrupción Marco Huamán Muñoz ha puesto el punto de mira, principalmente, en la relación entre Pacheco y el grupo informático Deltron, creado en 1992. Deltron es un importante proveedor del Ministerio de Educación, el sector en que Pacheco se mueve como pez en el agua. Ha ganado contratos por S/478’704,000, entre 1999 y 2021, según el portal de Transparencia Económica del MEF. El año pasado la compañía obtuvo el acuerdo más ventajoso en su historial con el Estado: la cartera de Educación le adjudicó una licitación de S/123’309,703 como proveedor de las tabletas para los escolares.
El grupo Deltron fue fundado por Néstor Quispez Asín Serna, un empresario vinculado a Perú Posible, el partido al que perteneció Silvia Barrera, considerada el enlace entre la empresa y Bruno Pacheco.
Quispez Asín se dejó ver en eventos relacionados con los peruposibilistas. En el 2015 participó en la presentación del libro “La sociedad compartida”, de Toledo, actualmente prófugo. También asistió a eventos coordinados por Gustavo Pacheco, exescudero de Toledo y actual parlamentario andino por Renovación Popular, sobre gobernabilidad y negocios.
2015. Néstor Quispez Asín Serna (con un teléfono en la mano), fundador del grupo Deltron, en la presentación del libro del expresidente y fundador de Perú Posible, Alejandro Toledo, “La sociedad compartida”.
No resulta extraño, por lo tanto, la conexión entre Quispez Asín y Silvia Barrera, exalcadesa de Villa María del Triunfo por Perú Posible e incondicional del expresidente Toledo.
Barrera fungió como intermediaria entre Pacheco y Deltron al enviarle al primero una resolución de la SUNAT, en el 2015, sobre la deuda tributaria de la compañía. El objetivo: que el exsecretario mueva sus influencias para dejar de cobrarle impuestos a la firma que vende productos informáticos. Pacheco aceptó el encargo y empezó a operar. Le envió un chat al jefe de la SUNAT para que perdone la deuda de sus amigos de Deltron porque “si no lo van a mandar a la bancarrota”.
De acuerdo a los estados financieros del 2018, Deltron arrastraba una deuda de S/2’067,000. El grupo empresarial, ante el escándalo suscitado por las presiones de Bruno Pacheco al jefe de la SUNAT, dijo no tener “deuda tributaria vencida” y agregó que “goza de una saludable posición económica y financiera”. Todo esto a través de un comunicado.
La trama también tiene ingredientes políticos. Silvia Barrera se afilió a Podemos Perú, el partido de José Luna, en septiembre último. Esta agrupación tiene una bancada próxima al oficialismo en el Congreso. Y, desde esa militancia, Barrera ha tenido acercamientos con el otrora hombre fuerte del gobierno, Bruno Pacheco. El exsecretario general de Palacio, incluso, participó en una actividad proselitista de Silvia Barrera, que aspira a volver al sillón municipal en Vila María del Triunfo. El hecho podría suponer un interés de Pacheco de que el gobierno tenga un pacto con el partido de Luna Gálvez, en medio de una feroz pugna con la oposición.

Barrera Luna Gálvez

Barrera se afilió a esa agrupación, aliada del gobierno, en septiembre último y llevó a una actividad, en Villa María del Triunfo, a Bruno Pacheco. Fuente: Facebook de Silvia Barrera.
En abril del 2021 Deltron, además, cambió a su directorio. Tomó las riendas de la empresa Alberto Oropeza Malpartida, exmilitante de Alianza Para el Progreso, de César Acuña.
Fuente: Sudaca.pe

Puntuación: 5 / Votos: 21

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *