Se cortaron 911 mil móviles prepago

[Visto: 1192 veces]

La campaña de registro de celulares culminó el pasado lunes 28 de febrero con cifras considerables. Luego de ocho meses para identificar a los titulares de todos los celulares prepago, el Organismo Supervisor de la Inversión Privada en Telecomunicaciones (OSIPTEL) informó que se cortaron 911.286 líneas.

Guillermo Thornberry, presidente de la entidad reguladora, informó que en los meses que duró esta campaña se regularizó la situación de más de cinco millones de celulares.

Los números cortados fueron dados de baja definitivamente por las operadoras móviles, y no podrán ser utilizados nuevamente hasta dentro de seis meses. “Osiptel va a verificar que la no utilización de los números se cumpla”, explicó Thornberry.

LAS MALVINAS

Este proceso de actualización se inició por Decreto Supremo 024-2010-MTC (pág 26-27 aprobado por el Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC). Su objetivo fue reducir o eliminar la cantidad de celulares sin titular identificado. En su momento, se advirtió que estas líneas eran usadas para cometer delitos tales como secuestros y extorsiones.

Sin embargo, el riesgo de usar celulares prepago de terceros para delinquir no se ha eliminado. Se pudo comprobar que en el mercado negro, en concreto en el centro comercial Las Malvinas y en los negocios aledaños, todavía se puede conseguir este tipo de teléfonos.

PRECIOS

En un recorrido por los pasillos de dicho centro comercial, se comprobó que existe la oferta de chips (tarjetas SIM que corresponden a un número celular) de números usados a menor precio que el de sus similares nuevos, que también se venden en dicho lugar.

Según informaron los vendedores de Las Malvinas, la oferta formal de chips de Movistar y Claro cuesta S/.10 y S/.20, pero los usados se venden a S/.5 y S/.12, en promedio.

Además, señalaron que los chips de Nextel prepago se venden a S/.50 cuando el precio normal es de S/.90

Estas líneas se venden con una cantidad variable de minutos por hablar, mensajes de texto y tiempo de comunicación directa (en el caso de Nextel).

Algunos de los vendedores admitieron que estos chips provienen de celulares robados que, por alguna razón, no son cortados de manera inmediata por sus dueños. “No garantizamos que se puedan hacer llamadas más allá de dos días con esos números […] por eso los vendemos más baratos”, explicó una vendedora.

Cabe indicar que en muchos de estos puestos existe una oferta formal de líneas, en la que se requiere la identificación de quien compra.

ACCIONES

Thornberry de Osiptel explicó que dicha entidad, el Ministerio del Interior y la Policía Nacional están trabajando para controlar la venta ilegal.

“Las operadoras tenían la obligación de registrar a quien le estaban vendiendo celulares prepago y no lo hacían por el sistema de distribución que tenían. Se asignaban lotes a distribuidores a quienes solo les interesaba vender, pero eso ya no será posible porque ahora los responsables son ellos [las operadoras]”, explicó.

Consultado sobre las llamadas que también pueden hacerse desde cabinas públicas, Thornberry admitió que es materialmente imposible controlar todas.

“Habrá una actitud enérgica contra la venta ilegal, el acceso de celulares en las cárceles, y [se pedirá] la identificación de quien compra un celular prepago. Esto es un paso adelante en la estrategia de mejorar la seguridad pública”, estimó.

NÚMEROS CORTADOS POR OPERADORA

Osiptel informó que del total de líneas cortadas, 827.769 (90.84 %) correspondieron a Movistar. Además, se cortaron 83.332 (9.14 %) números de Claro, y 185 (0.02 %) de Nextel.

Estas líneas no podrán ser utilizadas. Osiptel se encargará de supervisar el cumplimiento de esta disposición.

“El registro de las líneas móviles ayudará a proteger a nuestra sociedad, en la medida que conoceremos la identidad de los titulares de cada teléfono celular. Incluso la Policía Nacional podrá solicitar a las empresas operadoras que le proporcionen la identidad de los abonados cuando se denuncie el mal uso de alguna línea”, sostuvo Guillermo Thornberry.

Esta campaña, aprobada por el MTC, se inició el 1 de julio del 2010. Desde dicha fecha hasta el 31 de agosto, las empresas operadoras informaron a sus clientes de líneas prepago sobre la obligación de registrar su titularidad. Ello se hizo a través de un mensaje grabado

Fuente: El Comercio – 2 de marzo

Puntuación: 0 / Votos: 0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *