Motorola se divide en dos compañías

[Visto: 18832 veces]

En los momentos en que Motorola venía desarrollando con fuerza el negocio de WiMAX con Sprint-Nextel en Estados Unidos, anuncia su decisión de dividir la compañía en dos, una de las cuales se llamaría Motorola Mobile Devices que se dedicaría a los equipos móviles y la otra Motorola Enterprise Mobility para proveer soluciones de banda ancha y de movilidad.

Motorola RAZR

Los principales detonantes de la escisión de Motorola, que además determinó el despido de 7,500 empleados en el 2,007 son: la pérdida de US$ 1,200 millones de la unidad de terminales móviles (los ingresos de esta unidad representan el 50% del total de la compañía), la caída del valor de la acción en 45% en el último año, y su pérdida de participación en el mercado de los teléfonos móviles ante Nokia y Samsung cayendo del segundo al tercer lugar.Me puedo imaginar el clima laboral de gran incertidumbre que se estará viviendo en las oficinas de Motorola, y que por experiencia les puedo decir termina paralizando a mucha gente e impactando la performance de la compañía. Situaciones similares ya sean de escisión o fusión se han venido haciendo muy frecuentes en el sector de tecnología en estos últimos años. En el año 2,001, Lucent Technologies pasó de una planilla de 120,000 a 40,000 empleados en unos pocos meses, así que permítanme una recomendación a los muchachos que recién egresan y empiezan a laborar, que esto no cause sorpresa ni frustaciones, “lo único permanente es el cambio”.

Acá tienen un sumario de WILFREDO MENDOZA -alumno de Ing. de Telecomunicaciones PUCP- respecto a las pruebas de WiMAX que hizo Motorola en la ciudad de Chicago el año pasado –> hacer click

A continuación como informó el WSJ (Wall Street Jornal) respecto a la escisión de Motorola.

Motorola escinde su alicaído negocio de celulares
March 27, 2008 4:33 a.m.
Por Sara Silver

Motorola Inc. anunció que se dividirá en dos compañías que cotizarán en bolsa, separando así su negocio celular del resto de sus operaciones. Se trata de una medida que había exigido Carl Icahn, uno de sus accionistas más influyentes.

La escisión se produce dos meses después de que Motorola iniciara una revisión estratégica y en un momento en que las acciones de la compañía se encuentran en su nivel más bajo en cinco años. También es una reacción a la presión de Icahn, quien busca estar representado en la junta directiva y que, a principios de marzo, poseía un 6,3% de las acciones del fabricante estadounidense.

La creación de dos negocios independientes, prevista para 2009, resultará en que los accionistas de Motorola reciban acciones de ambas compañías. Una compañía diseñará y fabricará celulares, la otra, cajas decodificadoras para televisión por cable, equipo inalámbrico, radios de seguridad pública y lectores de códigos de barras de mano.

Esta semana, se rompieron las negociaciones con Icahn y el inversionista demandó a Motorola para conseguir acceso a los documentos de la junta directiva para determinar si los directores habían mantenido su responsabilidad fiduciaria con los accionistas. Greg Brown, presidente ejecutivo de Motorola, confirmó que la compañía había ofrecido a Icahn dos puestos en la junta directiva si abandonaba su lucha por el poder de voto.

Icahn respondió que seguiría su batalla por cuatro asientos en la junta directiva, en parte para asegurar que la compañía cumpla sus promesas. “Creo que la escisión debería hacerse de manera más rápida a lo que están diciendo”, dijo Icahn. “No queremos repetir lo que sucedió el año pasado, cuando hicieron muchas promesas que no cumplieron”.

Acción de Motorola

Brown no descartó más escisiones de los negocios de banda ancha y soluciones móviles, que incluye el grupo de red de telecomunicaciones inalámbricas, el cual fue objeto de negociaciones con Nortel Networks Corp. para formar una empresa conjunta. Dichas conversaciones quedaron en punto muerto luego que la acción del fabricante canadiense de equipos empezara a caer en picada, según una fuente cercana. Desde comienzos del año, acumula un declive de alrededor de 57%.

Brown dijo que la escisión de Motorola en dos compañías aumentaría su capacidad para concentrarse en sus otros negocios. “La propiedad intelectual y el liderazgo de categoría que aportan esos negocios son muy importantes y yo creo que eso apoyará y reforzará su capacidad para competir en el futuro”, dijo.

Dos meses después de que Brown sacara a subasta la filial de celulares y despidiera a su jefe, Stu Reed, para asumir el control directo, no hay un plan claro para reestructurar la filial, la cual representó la mitad de los US$37.000 millones de ventas de Motorola el año pasado.

Brown se ha puesto en contacto con varios directivos de telecomunicaciones para que acepten el mando de la filial de inalámbricos. Hasta ahora, sus esfuerzos han sido infructuosos.

Motorola recientemente contrató a la firma de cazatalentos Russell Reynolds Associates Inc. para que buscara a un presidente para su filial de dispositivos móviles tras la escisión. A los miembros del directorio “les gustaría conseguir a alguien tan cercano a la industria como sea posible”, según una fuente al tanto. Pero siendo el único fabricante de celulares en EE.UU., Motorola necesitaría contratar a alguien proveniente de un rival europeo o asiático. Por ejemplo, podría tener problemas para atraer a alguien de Nokia ya que los dos fabricantes compiten intensamente.

El equipo directivo de la filial de celulares atravesó una reestructuración prácticamente completa el año pasado, ya que la función de la alta gerencia ha pasado de ofrecer nuevos productos a hacer recortes profundos. En los meses recientes, las deserciones de la compañía han sido constantes.

El problema de su unidad de telefonía celular sigue siendo el mismo que hace un año, cuando la caída en la popularidad de su teléfono Razr dejó al desnudo la incapacidad de la empresa para elegir las plataformas para chips y software sobre las que estandarizan sus productos. Ese fracaso le ha salido muy caro a Motorola a medida que disminuyen sus envíos de teléfonos. El año pasado, la unidad perdió US$1.200 millones, arrastrando a toda la compañía a números rojos. “La reorganización de Motorola probablemente creará problemas internos que darán oportunidades a sus rivales en sus demás negocios”, anticipa Inder Singh, analista de equipos de telecomunicaciones de Lehman Brothers.

Puntuación: 5.00 / Votos: 3

4 pensamientos en “Motorola se divide en dos compañías

  1. Carlos

    Justo cuando MOTOROLA habia echo de una alianza con KODAK para adicionar su tecnologia en lo que a camara de fotos y video se refiere.

    es muy lamentable esto ala unica gran empresa americana que habia.

    sin duda nunca pudieron superar al RAZOR V3 ya que solo sacaron modelos repetidos lo que hizo cansar a aus usuarios y fugaran alas otras marcas

    Responder
  2. Renato Vasquez

    En mi experiencia personal, no hay nada mejor que un telefono Nokia (los vengo usando desde hace 10 anhos), luego los Sony-Ericsson y despues el resto. Y para la mayor parte del mercado es asi, si tienes un buen telefono, seguiras comprando la misma marca cuando sea tiempo de cambiarlo, o no?
    Lastima que solo en Asia se puedan ver muchas otras marcas innovadoras que nunca llegan a nuestros mercados… como los telefonos que usan algun tipo de Linux en vez de Simbian o MS.
    Gracias por leer.

    Responder
  3. victor vela

    De igual manera pienso que los teléfonos Nokia son los mejores, no sólo por las funciones que ofrecen, sino que ofrecen lo mismo que un producto de otra marca a menor precio y con la calidad de siempre (En especial la larga duración de la batería sin ningún cruce por recalentamiento como en los Motorola, bueno a excepción de un pequeño lote que se les pasó y que a nivel mundial reemplazaron). La marca Motorola es buena, pero tiene que corregir sus errores como los sobre calentamientos, poca duración de batería (máximo 4 días en espera y mínimo 1 día de acuerdo al uso de la cámara de 2MP que es lo que más rápido lo baja y las llamadas) y los cruces en el software (en algunas oportunidades se me colgaba y tenía que apagarlo hasta retirando la batería) que ocasionaron que vendiera mi Motorola K1 y comprar mi actual Nokia 5070b (el cual me dura hasta 5 días máximo y mínimo 3 días en espera, dependiendo de las llamadas y uso de la cámara y radio), no pudiendo comprar por el Nokia 3500 (El cual tiene especificaciones similares al Motorola K1), debido a la falta de stock; sin embargo Nokia 5070b posiblemente tendría problemas con el auricular y el altavoz como con el Nokia 6070 (de 13 meses) que le compré a mi mujer, pero desde que lo compré hasta la fecha(4 meses) no tengo problemas mas que a veces con los cruces de la red de Movistar en los que escucho que sigue timbrando a pesar de haber sido conectado y estar conversando lo cual es muy molesto, para lo cual tengo que cortar y volver a marcar para que se arregle.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *