REMEMBRANZAS QUE NOS ENSEÑAN A SER MEJORES – JUNTOS POR EL PERÚ

      

Desde que fui muy pequeña probablemente representé para mi madre algo así como una sucesión intelectual, era algo increíble porque al parecer  su percepción no se alejaba de la realidad, mi IQ a mis 5 años cambió el esquema en mi familia nuclear era DIFERENTE por lo menos es así como me sentía, había algo que no encajaba, probablemente debí haberme sentido privilegiada pero la verdad nuca fue así, quizá eso me hizo sentir tristeza.

A mis 7 años de edad por motivos de trabajo de mi madre , mi familia y por supuesto yo fuimos a vivir a un pueblito llamado Ichocán , este lugar cambió y marcó por completo mi vida y la forma en cómo la percibía; estudiaba en una escuelita con características propias del lugar y con compañeritos y compañeritas que llegaban de todos los lugares aledaños, nuevamente me sentía diferente , había un tema complicado, llegaba de la costa y muy a menudo hacían comparaciones en las cuales salía privilegiada y tampoco me hacía feliz, me veían DIFERENTE, quería llegar algún día a ser normal, un día mi compañera Luz Marina de 7 años igual que yo , no asistió a clase, al día siguiente el profesor antes de iniciar la clase preguntó a todos los ausentes del día anterior los motivos ; cuando llegó a Luz Marina, ella se paró , pidió disculpas y dijo : “ Discúlpeme profesor y compañeros todos no pude asistir porque tuve que cocinar para 40 peones” y el profesor con la seriedad del caso le dijo está bien Luz Marina avísame cuando eso vaya a suceder para permitir que llegues minutos más tarde; ay escuché todo el rollo y me quedé súper sorprendida y con muchos conflictos e interrogantes en la cabeza , pues no me lo creía, me parecía todo tan extraño, así que tomé valor en el recreo y yo tan apersonada como era, me acerqué al profesor y le dije: “ Alamiro disculpe , puede resolver una gran duda que tengo? Y me respondió claro que sí y de repente me embargo interiormente el susto, tomé aire y le pregunté: Alamiro ¿ Por qué  fingiste que creíste la excusa de Luz Marina y encima le dijiste frente a todos que te avise para darle más espacio de llegar a clase? Y me respondió, Liliana, no fingí que le creí , realmente lo hice y si le repliqué que podía llegar tarde es que sé también que a pesar de que tuvo una jornada muy larga caminó cerca de una hora y media para llegar y llegó claro pero con 20 minutos tarde, solamente que no quiso ser irrespetuosa y prefirió quedarse afuera toda la tarde a esperar que salgan tus compañeros y ponerse al día para no retrasarse, mira y observa cómo es ella, es una niña bastante madura, te quiero mucho no se lo he dicho nunca a nadie para mí tú eres especial y por eso no quiero herirte con lo que te voy a decir pero lo voy hacer porque quiero lo mejor para ti, me quedé en suspenso – en la vida el estudio es importante y mucho, la inteligencia ni qué decir, pero lo que no debe faltar en la persona es el aprender a ser, ser valiosa por como se conduce, refleja, eres una niña linda , pero vez que ella no es igual a ti? Ella tiene su piel un poco más oscurita que la tuya y no tiene quizá esa actitud avasalladora como la tuya pero también es igual de hermosa porque sus acciones la hacen hermosa, y en mi interior dije pues sí, físicamente no la veo tan linda, pero como ella es, es cierto su seguridad, su madurez y su dulce sonrisa me hace disfrutar que ella me integre a su grupo vaya que sí, desde ese día comencé a observarla y se convirtió en mi ídolo, la verdad es que hasta esa fecha era la última de las hermanas , tenía algunos privilegios, tendía la cama como podía y alguien más la arreglaba, de hecho recién nos mudábamos y no había forma de haber calentadora en el día porque la luz llegaba por las tardes como a las 6;00pm y se iba 3.00am entonces me bañaba dejando un día algo así, el frío era de pelos, y noté que Luz Marina todos los días llegaba con el cabello húmedo bien bañada y ella sola se hacía las trenzas, pues dije ay y ahora? Bueno tomé la decisión de congelarme todos los días y bañarme a diario, bueno eso de peinarme sola no la hacía eso aún quedó en manos de mi hermana, empecé a perfeccionar al hacer mi cama, barría, ayudaba en los deberes y cuando mi mamá no  estaba mi hermana y yo ensayábamos a cocinar, en fin mi vida dio un giro total, y cuando partí aprendí mucho de ellos y ellos también de mi , lo supongo , ellos admiraban cosas en mi yo en ellos y aprendimos juntos, ay un tema un poco mesiánico o kármico como yo lo llamo, mucho tiempo vivimos en sierra y selva bueno, la etapa más larga de mi niñez y en cada sitio de mudanza cada vez que regresábamos a la costa, había pena y lágrimas y por algún motivo en la despedida siempre decían, Liliana nunca te olvides de nosotros si algún día llegas muy alto recuerda que desde lo más bajo estamos esperando por ti , te miraremos felices cuando vueles , pero no nos olvides y ese recuerdo implicaba ayúdanos a volar contigo , y creo que si siempre pasó, ese quizá sea mi propósito en la vida.

Crecí, fui a la universidad, fui inestable en cuanto a mi carrera, estudié todas las ramas, estudié arquitectura, pasé a Ingeniería Civil, pasé por Derecho, me formé en Trabajo Social, me especialicé en Psicología, Sociología y Ciencia Política e hice mi Maestría en Ingeniería Industrial y actualmente Maestría en Familia, una locura, pero algo me decía que todo lo que estudié era muy importante, me reivindiqué en la Universidad, llegué hasta el ciclo VII sin buscarlo realmente, ni esperarlo en el primer puesto de mi promoción y tampoco me hizo sentir feliz, interrumpí un año y viajé a Lima viví mis cursos con adrenalina, aprendí mucho pero mis notas no fueron tan gloriosas, pero lo espectacular no fue eso , fue que aprendí lo que quise con el corazón, pues realmente me valía un chelin estar en el primero que en el último calificativo, me divertí porque hice muchas relaciones sociales y no sé ni cómo logré lo que el común nadie consiguió, pertenecí a los grupos académicos más selectos.

Soy una profesional feliz y satisfecha por todo lo que aprendí, desde que me inserté en mi primer trabajó fui una trabajadora destacada pues sin duda en cada lugar que llegué dejé huella, marqué la diferencia, hice lo que nadie hizo hasta mi llegada, y eso me hace feliz, así descubrí que mi sentirme DIFERENTE me conducían hacer cosas DIFERENTES vaya qué compleja que me siento a veces, entonces entendí mi propósito en la vida, mi primer trabajo no lo elegí realmente, fue la opción única que ese momento me consiguió mi profesora, porque realmente me inserté como practicante pre-profesional, al inició no me convenció la idea pero creo hasta hoy que no fue casualidad, me tocó trabajar con personas del campo que de alguna forma me gustaba.

La primera vez que conocí me quedé sin palabras y al borde del colapso, así que cuando conocí el sitio en el que me quedaría el cuerpo se me escarapeló, %&/(#” sin palabras… llegué a algo que parecía de afuera como una gigantesca jaula de costales negros, se encontraba al costado de una acequia de aguas servidas, pensé que allí tenían el ganado por la cantidad de moscan que emanaba, pero JODER!!! Alguien levantó un costal que era especie de puerta entrada y allí estaban, gente sucia muy sucia salida del campo, con las manos y uñas súper sucias, las mesas eran tablones húmedos y llenos moho y hongos, la mesa llena de desperdicios, huesos y todo regado, pensé que llegué a la barbarie y casi me desmayo, no solo por eso sino que ni siquiera podía pronunciar palabra porque si abría la boca entrarían 100 moscas por aspiración, HORRIBLE, ESPANTOSO ¡!!! Habían no cientos sino millones de moscas, las personas iban comiendo y compartiendo su almuerzo con moscas, fui a los servicios y eran letrinas por gravedad y hasta para mixionar los genitales tenían que ser acariciados por centenares de moscas y me dijeron tranquila, el comedor de administrativos es en oficinas y el baño es un baño “normal” solo es para obreros lo que viste, a un par de semanas me dijeron es temporada alta prográmate para salir 4:00am de tu casa y esperar el bús en un ovalo, no me lo creía y me dijeron no es broma , a esa hora debes esperarlo , así que no me quedó otra fui nomás, me pareció fatal saber que un obrero para llegar a su destino viaja dos horas al día, el despelote fue que llegó el bús a punto de la Panamericana y era el punto de redistribución de buses y JODER otra vez , hacía ese traslado al borde de la carretera y sin luz , wooowww!!!, recordé ese día a Luz Marina, ella debía recorrer por estudios casi cuatro horas ida y vuelta solo por estudio y ahora estas personas por trabajo. No fue descabellado lo que pensé´, acaso era difícil, complicado y costoso atender a los trabajadores dignamente? Hice mi diagnóstico y emprendí un plan, me parece que no fui una genio solo fue sentido común y voluntad, acaso alguien sabe que donde hay una acequia de aguas servidas por lógica no habrían moscas? Así que dije ah no, yo no voy a ver esto y voy a quedarme con los brazos cruzados eso si que no, hice mi plan con ganas de ayudar y de JODER también , lo denominé PLAN DE MEJORA DE SALUD EN EL TRABAJO porque esa práctica quedó para la posteridad y me traje una copia con la evidencia completa, No paré hasta cambiar la ubicación del comedor, hice como buena ingeniera un diseño de lo que serían los pozos sépticos, se cambió todo  realmente, la práctica la compartía con otra practicante, recuerdo que andaba en nada y me pidió ayuda para copiarle mi plan , como quiera que haya sido o hecho, solo Dios sabe lo que se tenía que hacer, por un momento me sentí fastidiada, por otro admirada y me detuve a pensar pues sí como quiera que haya sucedido con copia o con méritos ajenos, realmente hizo el suyo, copiar un proyecto y perseverar hasta conseguir su ejecución finalmente eso es lo positivo de la competencia, en fin como haya sido pusimos un granito de arena y mejoramos su situación.

Este 7 de octubre MARCA ASÍ

 

 

Puntuación: 5 / Votos: 3