Mutila a su esposa y mata a su hija por un “crimen de honor”

20121028-a_pakistani.jpg

Un pakistaní celoso cortó las orejas, la nariz y los labios a su mujer de 25 años por haber sido supuestamente infiel. Posteriormente el hombre asesinó a la hija de la pareja, una bebita de 15 días. Los fanáticos islámicos califican el hecho de ‘crimen de honor’.

La bestialidad ocurrió en la ciudad pakistaní de Sanghar.

Al parecer, Maroo Bheel, que llevaba algún tiempo maltratando psicológicamente a su mujer Lali, enfureció y la llevó a las afueras de la ciudad para propinarle una brutal paliza y mutilarla.

La Policía ha iniciado la búsqueda del marido y -algo inédito- ha impulsado un proceso judicial en su contra, según ha informado la cadena pakistaní Geo News.

No es un caso único

Lo ocurrido en Sanghar, no es un caso único. Ni en Pakistán ni en la región, dominada por fanáticos islámicos.

Un suceso y un personaje célebre, porque le dio relevancia la prensa internacional es el de la joven afgana Bibi Aisha, que apareció en la portada de la revista Time con su rostro mutilado como consecuencia de las leyes talibanes y que hace unos meses dio a conocer su nueva imagen, gracias a una prótesis nasal que la prepara para la cirugía reconstructiva a la que será sometida.

20121028-a_pakistani1.jpg

Aisha -de 19 años- llegó a Los Angeles, Estados Unidos, para iniciar el proceso de reconstrucción de su rostro, que tardará al menos ocho meses.

Asimismo, la joven recibió un galardón de la organización encargada de la cirugía, “Grossman Burn Foundation”, de parte de María Shriver, esposa del gobernador de California, Arnold Schwarzenegger.

La joven explicó que cuando tenía 12 años fue entregada en matrimonio a un talibán que abusó de ella y que incluso llegó a forzarla a que durmiera en un establo junto con los animales.

La joven trató de escapar y entonces un líder talibán ordenó a su marido que la castigara, de forma que le cortó la nariz y las orejas antes de abandonarla.

A Aisha se le dio por muerta, pero logró llegar a casa de su abuelo y avisar a su padre. Más tarde, fue trasladada a un centro militar estadounidense, donde permaneció internada por dos meses.
(Fuente Europa Press)

Puntuación: 0 / Votos: 0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*