¿Seguirá subiendo el oro?

[Visto: 645 veces]

¿Seguirá subiendo el oro? Los analistas, divididos, hablan ya de corrección

Madrid 10 de Junio 2010 (José Jiménez Álvarez) – El oro es el activo de moda y ha encontrado en las malas noticias macro a escala global la gasolina perfecta para liquidar sus máximos históricos por encima de los 1.250 dólares. Todo el mundo quiere tener en sus carteras el metal precioso. Por eso, los analistas se preguntan hasta qué punto pueden dar de sí las subidas. Y aunque se muestran divididos, algunos hablan ya de importante corrección.

Lo cierto es que el oro ha subido sin descanso desde principios de año y mantiene una tendencia alcista impecable. Apoyado en una creciente aversión al riesgo, cada mala noticia para la economía ha sido un fuerte espaldarazo para el metal. Así, en enero, se benefició cuando Obama propuso regular de manera más estrecha el sistema bancario y la actividad de los borkers, por ejemplo. Y por supuesto, ha sido el gran favorecido de todos los aspectos relacionados con la crisis de deuda soberana desatada por Grecia.
A medida que la tormenta perfecta se va gestando en el mundo macro, el oro brilla con más fuerza. Y es imposible descartar que esto deje de suceder en el futuro. Pero según apunta en un reciente informe el analista de Royal Bank of Scotland Nick Moore, la normalización en el entorno macro durante las próximas semanas podría conducir a una reducción global de los flujos monetarios que entran en oro.
Para apoyar su argumentación, el experto del banco escocés indica que la demanda de oro en el mercado físico ofrecerá poco apoyo a las cotizaciones en verano, un mes donde la debilidad en la demanda de joyería es muy típica. Por eso, cuando se desvanezca el impulso inversor provocado por la aversión al riesgo “el oro puede ser muy vulnerable a sufrir una fuerte corrección de precios”.

La opinión contraria sostiene Marion Mueller, directora de Oroyfinanzas.com. Y es que, a su modo de ver, el oro ha entrado en una dinámica distinta desde el momento mismo en que se demanda por motivos de inversión. Por eso, no considera probable que con la llegada del verano se rompa el ciclo alcista del oro como activo refugio.

Es más, advierte que el metal precioso no ha hecho más que empezar a jugar este papel de inversión segura. “De momento, han entrado inversores particulares y algunas instituciones, pero falta por llegar la masa del mercado” sentencia Mueller mientras apunta que los principales bancos de Alemania o Suiza tienen en sus despachos grandes cantidades de peticiones para invertir en oro.

Mueller no es la única que opina así. Según informaciones difundidas ayer por Reuters, la demanda de lingotes de oro se está disparando en Reino Unido, donde están reconocidos como moneda de curso legal. La razón es la creencia entre los inversores de que subirán los impuestos sobre plusvalías de capital a partir del próximo mes. Para los analistas de Barclays Capital tampoco hay muchas dudas de que mientras la demanda de oro como activo de inversión siga así de fuerte, es posible que las recientes ganancias se mantengan o incluso se extiendan.

Una opinión similar sostiene Luis Puertas, analista de ETF Securities, para quien el panorama a corto plazo no es para nada alentador debido a una creciente deuda gubernamental y a la imposición urgente de medidad extraordinarias en political fiscal y monetaria. Por eso, el oro es una alternativa válida al ser considerado activo seguro e instrumento de almacenamiento de valor, además de “divisa de inversión”.

Sin embargo, tal y como recuerda Francisco López, analista de X-Trade Brokers, no conviene olvidar que el oro está ya a precios muy elevados por motivos de aversión al riesgo fundamentalmente. Este hecho tiene una lectura negativa, y es que refleja la pérdida de poder adquisitivo de las principales monedas debido a las políticas basadas en el fuerte aumento de la oferta monetaria.

¿Y cómo lo ven los analistas técnicos?
Pues la mayoría coincide en que la tendencia es alcista a largo plazo, si bien a corto plazo puede haber caídas. Así, Andrew Kryuchenkow analista de VTB Capital en Londres. “La tendencia a largo plazo es todavía alcista, pero a corto plazo, todavía no se ha roto definitivamente hoy el 1.250 por lo que se puede ver un retroceso o ‘pull back’ hasta los 1.200 dólares”, según informa Bloomberg.

A juicio de Antonio Ros (LONE), analista de Finanzas.com, el sesgo es alcista y siempre que se mantenga sobre el soporte en los 1.230, es de esperar continuidad en las alzas con objetivos en 1.250, cuya superación dejaría ya al valor en subida libre, hacia los 1.265 dólares. Por el contrario precios por debajo de los 1.220, abrirían la puerta a una mayor consolidación, con primeros objetivos en 1.215-1.200 dólares. A no ser que ya se este dentro esperar largas a la finalización de la consolidación.

Desde luego, los técnicos siguen apostando por el buen momento del oro. Así, según ha indicado a Finanzas.com Ole. S. Hansen, analista de Saxo Bank, la tendencia apunta hacia mayores precios con primer objetivo en los 1.300 dólares y luego en los 1.375 dólares. En su opinión, se pueden tomar posiciones largas a partir de 1.200 dólares, pero cuidado si perdiera este nivel porque podría ahber una corrección. De momento, los futuros del oro cotizan hoy sobre los 1.230 dólares.

Quizás la opinión más apocalíptica la tiene Robert Pretcher, experto analista en el uso de las llamadas Ondas de Elliott. Y es que considera que el oro todavía puede caer un 40% desde sus máximos debido al deterioro técnico al que se enfrenta.

Fuente: Finanzas.com

Puntuación: 0 / Votos: 0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *